Verso clásico Verso libre Prosa poética Relato
Perfil Mis poemas Mis comentarios Mis favoritos
Cerrar sesión

Libre Poeta

Ya sabes que soy un libre poeta,
de los que escriben lo que piensa
aunque a veces imposibles me pide
la razón de la misma vida, obsoleta.
Ya conoces mi libre poesía,
¿que quieres que escriba un poema?
yo ya escribí el mejor que pude,
dos hijas de mi propia sangre
las más bellas del reino de la tierra
que me hicieron ser padre.
Sabes que soy libre poeta
pero exclavo de mi vergüenza,
pues no pongo límites ni temas
ni pongo manos, patas o pies a mis poemas,
porque la mejor poesía que escribí.
fueron mis dos princesas.
Si existe un día del padre
tambien es el mismo que el del poeta.

Fdo: Alfonso J Paredes Aly Parca
Será incluido en "Y EN EL FONDO TE DIGO"
TODOS LOS DERECHOS RESERVADOS
SafeCreative/Copyright
11
2comentarios 73 lecturas versolibre karma: 70

Quiero tenerte a mi lado

¿Podríamos hacer como que nada pasó?
Las aguas son violentas cada madrugada
Y tus pupilas se dilatan en el aire que cesó
Al final del horizonte donde duerme tu mirada.

Una curva figuraba en la razón de tu silueta,
Brillando veia dos lunas, en el cielo y en un lago
En el cielo el juramento de una pasión secreta
Espejismos como parte de algún truco de magos.

Una despedida quieta y compasiva me golpeaba
A la sombra de poemas que quedaron olvidados,
Ciertamente es tu tristeza una ilusión que anhelaba
Tu silencio es la desdicha, una fuente de enamorados.

Puede ser mañana siempre una decisión alterna
Mitómanos creyendo en un mundo desesperado
Que miente por opción para encontrar la vida eterna
Esperando tu regreso, quiero tenerte a mi lado...
leer más   
10
2comentarios 60 lecturas versoclasico karma: 73

Huele a naranja

Huele a naranja
y brilla el sol de agosto;
clarea el día.
leer más   
10
2comentarios 89 lecturas versolibre karma: 76

La Locura del Poeta

Las noches pasan,
Pero tu belleza, está intacta.
Te enamoro cada día,
Para que tus labios
me den su poesía.

Tu…
Mi musa inspiradora,
La que me susurra su melodía,
En mis momentos de agonía,
La que me quita el sueño,
Para dedicarle cada verso,
Que me deja en el cielo.

Aunque nadie
soporte mi delirio,
Aunque la ley
me declare su enemigo,
Aunque el mundo
no me deje estar contigo.

Tu amor me completa,
La sangre se oxigena,
La poesía se renueva,
Y no les daré tregua,
Aunque me corten la lengua.
13
sin comentarios 39 lecturas versolibre karma: 73

Tramontana

Sopla fuerte, seco y frío.
Es aliento celestial.
Vuelan agujas de pino
y aromas de tierra y sal.

Baja del norte con brío
arrastrando olas de añil.
Rompen contra piedra roja.
Nace espuma de marfil.
leer más   
9
1comentarios 53 lecturas versolibre karma: 76

Desesperación

No se trata de que no me mires, ciegos juntos sin tocarnos

Estar sentada al lado, mi mirada dibujaba en tu cara

Como siempre volando a tus delirios cabalgaba entre los horizontes perdidos del alma.

Agrupando mis pensamientos, dejé libre mis alas posándose acariciándote mis sentimientos en esta madrugada.

Me asesinaste sin razón aparente, hoy.
Con todos los trastos posibles, me distes muerte en esta hora helada

En que mataste el tiempo para siempre.
Encontrando consuelo en la nada.

Vacío precipicio donde un agujero negro traga.
Cuando te asesinan por entero el alma.

Mi cuerpo lo dejaste vivo
En esta madrugada helada.
leer más   
7
2comentarios 55 lecturas versolibre karma: 75

Notas

Sonreías,
hacías la lista de lo que no necesitabas;
no pasar hambre,
no ir al supermercado,
escribiste.

Más tarde noté tu tristeza,
habías puesto una nota en la ventana
deseando una tarde de lluvia
y la luz del sol se filtraba por la desilusión;
pasamos la tarde debajo de la ducha,
a veces nuestros dedos eran las gotas de agua,
éramos la piel debajo del tiempo.

Te note noche,
escribiendo que no querías sueños,
sólo días
y abrí la puerta de la casa;
siempre preferí una soledad libre
que una sonrisa esclava.
12
sin comentarios 67 lecturas versolibre karma: 79

El amor me defiende

Cuando se abre de golpe
el portal del corazón
al vuelo del viento,
me divido en dos, en tres,
en diez mil pedazos...
y me esparzo entre salitre y helechos,
mientras le grito al cielo
que nunca estuve tan viva.

Si me niego a defenderme,
y además, te señalo
dónde late mi vida más fuerte,
no preguntes la razón.
Será que no me siento acorralada,
que me creo volátil como un suspiro,
porque el amor me defiende,
está de mi lado.

Me vuelvo de carne y beso,
al derramarme en susurros
sobre el calor de tu pecho
y me detengo en un soplo,
en ese brillo de tus ojos
que pese a todo, siempre
me miran de la misma forma.

Vuelve mi corazón a tu boca
llena de ternura apasionada
y siento de nuevo un adagio
componiéndose aquí dentro,
dándome la vida y el verso
con cada vuelo del viento...
porque el amor me defiende,
está de mi lado.
leer más   
18
12comentarios 115 lecturas versolibre karma: 94

Solo Frío

S_ibilina
O_scuridad.
L_engua
O_scilante.

F_racaso
R_estante de
I_lusiones y
O_tras muertes.
10
sin comentarios 39 lecturas versolibre karma: 84

Me gusta

Me gusta la soledad.
Me gusta sentir oscura mi alma,
Silencio en mis sentidos,
Y que mis demonios susurren a mi oído sus pecados.

Me gusta el gris, entre el blanco y negro.
Me gusta la tranquilidad de mis desastres.
Quiero vivir en paz
Y morir en silencio.

Me gusta saborear el dolor,
Descubrirme vivo, devastado,
Y de vez en cuando sufrir con pasión:
Siempre hay cierto dolor en la calma,
Porque la alegría a veces es, un caos disperso,
Lisonjero y efímero.

Quiero sentirme vivo a mi manera:
La poesía tiene contradicciones que solo el poeta entiende.
El mejor de los poetas, está…
leer más   
12
1comentarios 73 lecturas versolibre karma: 79

Vaivén

Ayer hacía olvido,
vaivén de olas,
ayer tenías frío en todas las distancia.

Ayer no hubo noche,
vaivén del tiempo,
robamos los sueños a todos los días.

Ayer no nos amamos,
vaivén de miradas
y nuestra ausencia era una sonrisa.

Ayer hacía recuerdos,
vaivén de amores
y todo rozaba nuestra piel desnuda.
14
sin comentarios 149 lecturas versolibre karma: 79

Lágrimas sordas

Turbados violines
duermen tristes
cuando caen sus notas
por tus mejillas.

En la belleza
de lo amargo
rompió
tu gesto ardiente.

Nívea danza
camina en tu mente.
Glacial templanza
en tu dolor ausente.

Escondida en tu mirada
yacen mil versos de lluvia.
Yace el silencio tormentoso
en los ojos que diluvian.
11
1comentarios 43 lecturas versolibre karma: 79

Inventario

Un día decidí
Concederle una entrevista a mí me memoria
Para hablar de todas aquellas cosas
Que me recuerdan a ti

Los abrigos verdes
Los ojos rojos
Poner la tele
Y quedarme solo

Escuchar a Bob Dylan de fondo
Y pensar en pistas de baile
En las que no baila nadie
Si llueve, prácticamente todo

Encontrar cepillos de dientes
Sentados al lado del mío
Contestar postales sin remitente
Con solo tres puntos suspensivos

Tomar como ciertas contradicciones
Dar las buenas noches
Tragando pastillas de cafeína
Y dar por perdida
Cualquier llamada a partir de las doce


Finalmente, esperar a que se apague la luz
Maldecir el pronombre personal tú
Y Soñar despierto al acostarme
Con almohadas sin el olor de tu pelo
Con silencios sin mensaje
Para ver si así finalmente
La noche se calla
leer más   
14
3comentarios 54 lecturas versolibre karma: 87

Ella

Olas de sal me arrastraron
lejos de la costa fría.
Cuatro letras que bastaron
para romper mi harmonía.

Allí duermen mis recuerdos,
bajo quintales de arena.
Ríos nacieron eternos,
bajo el llover de mi pena.

Desenboqué en un desierto.
Cielo claro y suelo blando.
Nadie me espera en el puerto.
¿Por qué iba a seguir nadando?

Floto sobre un mar de calma,
la luz del sol lo calienta.
No importará si me hundo,
su luz no llega a mi alma.
leer más   
14
3comentarios 63 lecturas versoclasico karma: 88

Inmortal

Al parecer te has vuelto inmortal aquí en mi pecho y pese a que me alejo de ti, han quedado huellas que el viento no borra.
Aún se cuelan tus palabras en mis grietas y hacen cosquillas.
Tus manos vuelan sobre mi cuerpo libres y me rozan.
¿Cómo dejar de amar a quien me descubre tanto y me desnuda completa?
¿Cómo escapar de un latido que se lleva en el alma?
Soy la página que se dilata
Ante los dedos de un poeta
Soy un beso tibio que se queda silenciosa en su boca.
leer más   
9
4comentarios 74 lecturas versolibre karma: 74

Corazón Mentiroso

Me dices que todo estará bien,
pero siempre que los miro,
me caigo y me quiebro a pedazos.
leer más   
9
2comentarios 48 lecturas versolibre karma: 74

Hijos de Odín

El viento afilado de las costas del norte, helaba la piel de Feidur mientras hacía danzar sus rubios cabellos por debajo del yelmo. El Sol, lanzaba finos haces de su divino resplandor que penetraban entre el esponjoso algodón que adornaba la bóveda celestial, siempre custodiada por los gigantes rocosos, cubiertos con su eterno manto blanco. El guerrero descubrió su cabeza del metal que la protegía mientras el movimiento ondulado de su larga cabellera se mezclaba con el perfume de las nubes. Tomó aire y pronunció una plegaria dedicada a Odín. Detrás de él, cientos de bravos guerreros hacían lo mismo. Segundos después, todos comenzaron a gritar y a lanzar improperios. Acto seguido, todos se engalanaron con sus mejores armas. Delante de ellos, las rocosas y salvajes costas de Inglaterra. Tierra a dentro, innumerables tesoros que saquear.
8
4comentarios 54 lecturas relato karma: 74

Marinero y Coronel

Es la sed que lleva dentro,
es la magia que puedes por instantes apreciar,
para no poseerla jamás.
Son las emociones que no quiere sentir, las que encuentra aquí,
el bello de punta, la boca seca, el nudo en la garganta, el corazón desbocado.
Vivo por unos segundos, para luego volver a morir.
Emocionarse, constante prohibición para sus oscuros ojos llenos de secretos,
pequeño barco a la deriva, velas enormes, que no penetre la luz,
la indiferencia como careta,
la espada oculta como método de defensa,
y alerta, ¡siempre alerta!.


Se mueve para no seguir buscando lo que ha encontrado…
9
1comentarios 61 lecturas prosapoetica karma: 80

Mi pequeña cortesana

En la cama te he encontrado,
mi pequeña cortesana,
en esta hora tan temprana.
El corsé bien apretado,
tus pechos de porcelana
rebosantes cual fontana.

Un rayo desdibujado,
filtrado por la persiana
de la cotilla ventana,
es el que te ha delatado.
Ay soberbia y soberana,
tan ardiente y tan lozana,
que me tiene trastornado.

Más tu lecho has reservado,
y has erigido la aduana
en esa piel de alazana,
de ébano fino y tostado,
en la bella filigrana,
que traza la curva insana,
de tu cuerpo apasionado.

Y quiero salvar el vado,
llevarte a la atarazana
de manera cotidiana.
Bajo el cielo despejado,
rendir la pasión mundana,
a la hermosa, a esa truhana
de la que me he enamorado.

Complacido y deleitado,
mi cuerpo llega al nirvana,
cuando de forma liviana,
se enaltece arrebatado
al sentirte tan cercana.
Y tu sales tan ufana
porque me tienes postrado.
10
sin comentarios 45 lecturas versoclasico karma: 86

Dedos de sal

Dichosa aquella noche de verano,
pasando por la vida de puntillas
haciendo de tus ojos mi octavilla
pintando nuevos sueños con las manos.

El cielo nos vigila, tan lejano,
me quedo con el mar de tus rodillas:
sus vistas; y mi sita, tus costillas
y ese rojo que desgarra, inhumano.

El miedo de mirarte desde abajo,
la envidia de no compartir camino
motivan a este corazón cobarde.

Tu risa, tu alegría: mi trabajo,
el deseo de escribir nuestro destino
en mil idiomas, juntos, nunca es tarde.
17
7comentarios 97 lecturas versoclasico karma: 93