Verso clásico Verso libre Prosa poética Relato
Perfil Mis poemas Mis comentarios Mis favoritos
Cerrar sesión

Vacía

Profanaste mi esencia y te comiste mi presencia, me llevaste a vivir la pasión carnal de tu cuerpo, me hiciste tuya, devoraste despacio cada línea de mi cuerpo, te empapaste los labios con mi vital existencia. Sí… te comiste mi templo a zarpasos algunas veces con furia tenaz y otras fuiste un sumiso tentador de mis deseos, me envolviste en caricias, liberando mis temores, me diste a probar el manjar de nuestros sabores, quedando sin tapujos, te fundiste conmigo, y logramos extasiar varias veces nuestras ganas, liberando los demonios que traíamos arrastrando, me deseaste lo sentí, te entregaste a mi, y enmudecido y acobardado te alejaste de mi, fuiste mío y yo tuya, en un encuentro donde rebasó el amorío, donde el amor falto pero las ganas sobraron, donde vaciamos los cuerpos y nos prendimos en llamas, pero donde ese choque provocó, un trastorno en mi alma, que ahora siento vacía, como ha quedado mi cama.

Las letras de mi alma

etiquetas: prosa
10
7comentarios 81 lecturas relato karma: 49
#1   Poderosos versos.xx
votos: 1    karma: 31
#3   #1 un honor que me leas
votos: 1    karma: 23
#2   magníficos versos dolientes sin tapujos
votos: 0    karma: 20
#4   #2 mil gracias por tan hermoso comentario a mis letras
votos: 0    karma: 10
#5   fuegooooooo!
votos: 0    karma: 18
#6   #5 gracias
votos: 0    karma: 11
#7   a ti...
votos: 0    karma: 19