Verso clásico Verso libre Prosa poética Relato
Perfil Mis poemas Mis comentarios Mis favoritos
Cerrar sesión

Maltratada y Ultrajada

Le conocí, me enamoró, me casé ¿Y para qué? Para vivir en absoluto silencio, para vivir con miedo, para estar en el anonimato sin que nadie sepa casi de mi.
Me equivoqué, pensé que iba a ser siempre igual, siempre el mismo chico dulce y amable, el mismo chico que con sus miradas, sus cartas y sus rosas conquistaron mi corazón.
Un día de repente empezó la desconfianza, la vigilancia, la prohibición, los celos, era una agonía, era tener miedo constantemente, era verdaderamente un infierno.
Cambió sus miradas enamoradas por miradas de obsesión, las cartas por insultos y encontré…
4
4comentarios 28 lecturas relato karma: 40

Semillas de amor y muerte

Llevaba tres días seguidos viéndola a través del cristal de mi despacho. Todo en ella era hermoso: Su brillante pelo castaño y suelto serpenteaba en el viento como en un hipnótico baile oriental; sus ojos verdes desprendían una luz mágica, su insinuante figura se vislumbraba a través de su siempre elegante vestimenta, sus andares deliciosamente femeninos, su respingona nariz, su carnosa boca.Todo este despliegue de belleza era observado siempre a la misma hora. El día en que nos conocimos, todo cambió, irremediablemente en nuestras mortales vidas.
Eran las nueve de la mañana y yo…
4
2comentarios 39 lecturas relato karma: 65

Tu Reflejo

El era un chico que siempre tuvo miedo de los espejos, no se quería a sí mismo, pensaba que no era una persona agradable de ver, ¿Por qué? No lo sé, solo puedo decir, que alguien llegó para quitarle su miedo, esta persona era una hermosa mujer, la que se enamoró de su persona, sus palabras, sus canciones y de su gran corazón, os preguntaréis si en realidad era guapo, y os lo puedo describir, era un chico moreno, alto, ojos color miel, mirada penetrante que te llega hasta fondo del alma, si era guapo, pero no se quería, esta mujer tan bella quería hacerle ver que las cosas no eran…
8
2comentarios 59 lecturas relato karma: 49

Champagne

Revestida de majestuosidad, posada elegante sobre montañas de acuarela, bebía champagne la luna, con ese aroma satinado, quizá de Chanel, ajena a las penas de este mundo, celebrando un vals eterno, serena y distante, ensimismada, ignorante de que es observada, sin ánimos de contagiarse de nuestro pesar.
Mientras tanto yo, sobrevivía devorando letras, usando lanzas contra demonios, bebiendo agua oxidada con sabor amargo, igual de sola pero no tan elevada como ella, sino más bien con las mejillas adheridas al inframundo, y el corazón con colmillos incrustados; tratando de no pensar, de…
10
1comentarios 49 lecturas relato karma: 76

Barca de humo

Sobrepuesta en el frío
de la ventana,
dibujando con un cigarrillo
las barcas fantasmales
del tango que resuena a lo lejos,
te ilustro bajo la luna,
donde brillas entre la niebla
y alzas tu copa
hacia mi invierno.

Te besaré en la mejilla?

Quizá en otro verano
o en otro universo.

Mientras tanto te inhalo
con ese sabor
marino del recuerdo.
leer más   
10
7comentarios 69 lecturas relato karma: 55

Hasta Que La Muerte Nos Separe

Ansiosamente espero tu llegada
A este lugar que Dios escogió para unirnos
Algo que la vida veia imposible que ocurriera
Y ahora está a mi lado dandome la victoria.

Vida que nos enseñó tantas cosas injustas
Para aprender a lidiar correctamente con ellas
Para que en ese momento no tomemos una absurda decisión
Y ser la diferencia dentro del monton

Desde que te conocí, sabia que tendrias un lugar especial en mi corazón
Pero jamas me imaginé que te adueñarias de el por completo
Y ahora me encuentro con el dador de la vida
Para entregartelo como ofrenda en tus hermosas manos.

En ese…
leer más   
3
1comentarios 21 lecturas relato karma: 51

La niña del espejo

Sentada jugando en mi habitación, escuche ruidos que llamaron mi atención, le quede en silencio para escuchar la procedencia y me di cuenta que algo está presente.

De repente sentí que algo rascaba, un vidrio me asomé a la ventana y no logré observar nada raro,
y el ruido seguía, al voltear a un viejo espejo que mi mamá había colocado en el cuarto vi mi reflejo distorsionado, me acerque un poco más y vi un rostro sobre mi propio rostro, era una niña de mi misma edad y al mover los labios escuche decir.
-Soy un alma atrapada en el espejo, acércate a mi y te llevare a descubrir…
10
7comentarios 113 lecturas relato karma: 57

Así está bien (Serie erótica)

Tenía las caderas más perfectas y las manos más suaves que jamás había sentido mi miembro. Su sexo era siempre mi refugio, pues no existía lugar más hermoso ni placentero. Sus pechos, firmes y excitantes eran la salvación a mis pecados. Siempre que coincidíamos acabábamos haciendo el amor, pero nunca nos dijimos nada.
4
sin comentarios 64 lecturas relato karma: 58

Los ojos de Erick (Serie erótica)

Erick corrió hacia la ventana, pues era la hora del baño de su vecina, aunque esta vez no se la encontró sola. El adolescente no pudo creer lo que veía, y no tardó en comenzar a masturbarse. Allí delante, dos bellas mujeres, a la vista del chico, estaban besándose por todo el cuerpo y usando sus suaves manos para explorar cada rincón de sus desnudas figuras. El chico, agazapado y mirando entre las cortinas, se tocaba y sonreía al ver el gran espectáculo que estaba presenciando.
3
sin comentarios 53 lecturas relato karma: 44

Ya no estás

Habíamos planeado ese viaje juntos pero cuando llegué, tú ya te habías ido, que injusto.

Corrí detrás de tí gritando tu nombre pero tú ya no podías oírme ni aunque quisieras.

Al llegar a casa los recuerdos me dicen que no estás y mis lágrimas empiezan a estar descontroladas.

Estoy tumbada en la cama respirando tu ausencia que, por cierto, huele igual que tú.

Mientras recorro el pasillo veo nuestras fotos y definitivamente lo tengo decidido:
esta noche dormiré junto a esa piedra donde pone tu nombre y así podré sentirte más cerca mío.
leer más   
11
2comentarios 57 lecturas relato karma: 63

Secretos

La observaba absorto mientras dormía plácidamente. Las sombras oscuras bailaban, sobre su cuerpo desnudo, con la escasa luz de Luna que entraba por la ventana. Irrumpió súbito el amanecer. La angustia se apoderó de él. Ella lo descubriría. Debía huir antes de ser condenado al olvido o devorado por un rayo de Sol. Inesperadamente ella lo abrazó por la espalda y sus cuerpos se enredaron con vehemencia. En el espejo, solo el reflejo de una cama vacía.

Alicia Fdez.
leer más   
13
3comentarios 76 lecturas relato karma: 51

El árbol de la vida

Cuenta una leyenda, que el árbol de la vida fue plantado en la Tierra por los dioses antiguos, y que de él nacieron todos los seres vivos del planeta. La humanidad apareció más tarde venerando a estos dioses en todo el globo. Cada civilización les puso un nombre, pero su naturaleza era la misma. Ahora, en nuestro tiempo, la salvia del divino árbol circula por las venas que recorren el cuerpo del hijo, herencia de sus padres, de sus abuelos y de sus antepasados, los cuales una vez regaron el árbol sagrado con su propia sangre.
9
2comentarios 77 lecturas relato karma: 54

La mujer que se hizo libro

Leí su primer página, un rayo que iluminó mi mente
pálida y suave hoja sin un murmullo de imperfección,
me mostro sus perlas, sus símbolos, se ofreció sin secretos,
cambié para siempre, la tendría infinitamente en mis anaqueles,
cada capítulo suyo era toda mi vida. Inescrutables misterios
se abrían a mis ojos, ¿cuantas palabras cabrían en su cuerpo?
amaba su estructura, ¿cómo hacer para mantenerla alejada de otros ojos?
Siempre supe que dejaría de ser mía, el día que dejara de leer su alma
y otra mirada, ávida de su cuerpo, volviera a recorrer cada linea de su vida.
leer más   
15
9comentarios 154 lecturas relato karma: 65

La noche de los muertos

Esa noche el cementerio aparecía envuelto en una densa niebla. De la trampilla de entrada a una de las tumbas, asomaron unas manos cetrinas y enjutas, que con un cierto tembleque, se aferraron a los barrotes. Un movimiento brusco, rompió el candado dejándola abierta sobre el cemento. Lentamente fue asomando un cuerpo, envuelto en los harapos de un vestido de bailarina. La falda de un tul sucio y hecho jirones, dejaba ver en sus secos pies, unas zapatillas de media punta. El pelo enmarañado caía a ambos lados de un rostro horrible, donde faltaban trozos de carne y sus ojos eran dos…
8
2comentarios 87 lecturas relato karma: 58

Lux Fergus

Yo soy el ángel negro.
Yo soy el que no soy.
Yo soy el opuesto.
El adversario es mi nombre.
Sufro el tormento más cruel para los de mi clase
porque quisiera ser amable y compasivo como un buen padre de familia,
pero no puedo, esos sentimientos no están en mi naturaleza.
Quisiera ayudar a los que nada tienen y sufren el castigo de la miseria,
pero no puedo, porque no tengo humanidad.
Quisiera tratar a las personas como mis iguales
pero no puedo, porque no tengo humildad.
Quisiera amar a una mujer, cuidarla, protejerla y hacerla parir muchos hijos,
pero no puedo, porque no tengo amor.
Sufro la más impiadosa de todas las desdichas.
Soy un diablo que quiere ser bueno.
leer más   
6
sin comentarios 69 lecturas relato karma: 47

Enamorado Estoy De Ti

Mis ojos dicen te amo mis labios una explicación las palabras se las lleva el viento pero tu amor lo guardo en mi corazón.

Quiero ser la llama que encienda tu pasión quiero devorarte a besos amarte por las noches quererte por las mañanas y hacerte feliz para toda la vida.

Cuando estoy contigo me siento completo y olvidó todo lo que me causó tanto dolor con tus brazos.

Nuestro amor romperá aquellas barreras que se interponen entre nosotros. Con mis manos levantaré la esperanza y con tus besos reviviré como un fénix de la ceniza.
leer más   
4
sin comentarios 35 lecturas relato karma: 38

No lo recuerdo

No, no necesito mirarme
En un espejo
Para conocerme;
Normalmente
El reflejo nunca
Será el mismo...

Si creías conocerme
Te equivocas Cariño
Mi cambio es constante
Y no suelo mirar hacia atrás
Simplemente avanzo
Y tomo de la vida lo mejor;
Las experiencias,
Los sin sabores,
Las desilusiones,
Los desencuentros
Sirven para hacerme crecer,
Para hacerme fuerte,
Para saber que no voy
En un ritmo equivocado.

Sí, hubo alguien al que amé
Con toda mi alma
Y cuando Él partió
También partió mi corazón,
Dejo un gran vacío,
Una gran herida
Y de igual forma lo Amé,
Y dirás que a todos
Les…
leer más   
13
1comentarios 98 lecturas relato karma: 67

Los ojos de la guerrra

El sonido de la batalla tronaba en el cielo con la furia de los rayos del mismísimo Júpiter. Las armas chocaban entre sí, contra los escudos de los guerreros y contra la carne del adversario, tiñendo de rojo ese idílico paraje, antes, hermoso campo reluciente de fresca hierba. Aecio, combatía con el coraje que le permitía el presente temor de la guerra, pues él, era un tranquilo y sencillo campesino, incansable en sus tareas, rudo en sus formas, a veces, pero de noble y pacífico corazón. El Estado le había obligado a alistarse ante la inminente guerra contra los bárbaros del…
3
sin comentarios 27 lecturas relato karma: 45