Del infinitivo al gerundio

El verbo amar se conjuga en tus labios
cuando sonríes, amor.

Y yo me abrazo a tus conjugaciones
de pasados, de presentes, de futuros,
me pierdo en cada palabra que sale de tu boca
para encontrarme
después
en tus labios
y buscar en ellos la paz que necesita, este mundo idiota.

Porque las mañanas no saben despertarse
si no las miras,
aunque yo haya aprendido a dormir
si no me tocas.

Y es que cruzar la calle y verte allí,
de frente,
mirándome,
se asemeja a correr hacia un sueño que te abraza
o hacia una nube de tormenta,
que es algo así,
como tu y yo después de sumar ganas
y diluviar.

Así que creo que entiendo que los verbos elijan tu voz
para rogarme,
y hacerme
posiblemente dudar,
aunque sea un instante,
de que quizá,
esta noche,
me quede
para siempre.

etiquetas: silvia cresle, poema de amor
3
sin comentarios 7 lecturas versolibre karma: 28

Am(arte)

Soy toda restos de goma usada
y cansada de borrar versos a tu nombre.

Soples cuanto soples,
princesa,
me hice del ladrillo
una fachada permanente.
Pero no conté contigo,
ni con tu desgaste
que es quien se ha colado
entre mis rendijas.

Y ahora, el daño ya está hecho.

Y no tienes ni puta idea
del enorme peligro
que supone mirarte.

Puedes causar un accidente
al arquear esa ceja
con tan buena puntería.
Sin embargo,
continuas caminando,
con tu guitarra a la espalda
como si fueses la chica más normal.
Como si fueses una más
entre muchas.

Dejame decirte:
Disimulas terriblemente mal.…

etiquetas: poema, amor, arte, romantico
2
sin comentarios 9 lecturas versolibre karma: 16

La Verdad.....

Dime si tu, ¡oh bella sirena!, eres sincera:
De tus labios humedecidos resalten deseos marinos,
Vestidos celestiales
Serena melena azulada
Poses cariñosas
espiren en mis ojos como la VERDAD.

Es poesía mi memoria
acabada y ensombrecida

Vivo Hoy
de vivir Mañana
y siempre pasa lo mismo......vivo sin ser nada......
leer más   

etiquetas: oscuras poesias, silencio
3
sin comentarios 7 lecturas versolibre karma: 36

El cercado electrizado

Mi ser anclado y varado
en un cercado electrizado.
Donde el sonido es aullido
y el oxígeno ha huido.
Donde el sol está proscrito
y el olvido circunscrito.
Donde la daga esclava vaga
y mi esperanza tiene amurallada.
Donde el silencio avanza y no se apiada,
y sólo encuentro cenizas heladas.
Donde mis manos sin unión
golpean el poste de la desazón.
Ésta es la vida en el cercado,
adusto paraje, sórdido e inanimado.

Marisa Béjar.

La foto la hice yo.
leer más   

etiquetas: poesía lírica, miedo
2
1comentarios 9 lecturas versolibre karma: 15

Ansiedad

Inhalo tan profundamente que hasta el aire llena a mis pulmones.
Quisiera poder salir corriendo de mi cuerpo.
Y así dejar de sentir que mi fuerza se derrite conforme va avanzando la noche.
Pero no puedo olvidar que pertenezco a las historias que siempre luchan.

Vuelvo a estar en calma por un momento.
Solo para detenerme en el silencio de mis pensamientos.
No es más que un montón de causas que me alejan de la vida.
Son solo como un caudal de inquietantes momentos que me llenan de una ansiedad que me trastorna.

Trato de respirar profundamente.
Olvidando a los años que se acumulan…
1
sin comentarios 33 lecturas versolibre karma: 20

La Noche

La oscuridad que abraza todas las formas
las envuelve en un manto frío
las enmudece
las descoloca

Esa oscuridad me envuelve también
en el murmullo de una ciudad insomne
en el frío de una ventana que siempre es testigo
en el tacto que quizás hoy sueñe

La noche que se adueña de todo
de una imagen que siempre vuelve
de las puertas cerradas
de las esquinas como puertos
de avisos en neón que ya no encienden
leer más   
2
sin comentarios 8 lecturas versolibre karma: 28

Blanda

Blanda salió corriendo tras un mercancías,
en bolsas la familia,
una vieja foto del abuelo
y como pasaporte la traición.

Blanda pionera en besos rápidos
y huidas de abrir y cerrar,
tiene un corazón salvaje enjaulado
entre algodones de pulcra miseria.

Quiere volar sin fingir identidad
quiere gritar que rabia por amor no comprado,
chica sin armas tomar
chica bien soñando naufragios.

De Papá; sólo órdenes sin consejos
De Mamá; ¡haz esto que yo no pude!
y después de nadar en la bañera
toca recuento en la habitación.

Blanda contando pastillas anónimas
que por suerte se…
leer más   
2
sin comentarios 10 lecturas versolibre karma: 39

Que vengan

Que vengan las que escriben
cartas de amor y de odio.

Que vengan las lobas
que se subieron a todas las lunas
y rompieron sus colmillos por todas
las que no tienen derecho de ser.

Que vengan las poetas,
las locas,
y me llenen las venas de tinta,
y me vistan los sueños con su magia,
esas que me desnudan sin tocarme,
que vengan y me hagan llegar
al orgasmo infinito viajando agarrada
al punto final de un verso.

Que el universo entero despierte en tus manos
y la catarsis te eleve por encima
de cualquier vuelo que no sea capaz
de acariciarte el alma.

Que vengan las que no se…
leer más   
4
sin comentarios 13 lecturas versolibre karma: 30

Su espalda

Su espalda fue mi lugar favorito para vivir.

Allí vertí mis lágrimas sin que nadie voltee a juzgarme.

Mordí, lamí y latí cada espasmo suyo,
cada idea sugerida,
soñé lo que quise hasta sentirme despierto.

Mis dedos recorrían sus poros hasta secar su sudor.

Su espalda más que mía era suya,
yo sólo vivía allí.
leer más   
2
sin comentarios 10 lecturas prosapoetica karma: 15

Espérame siempre

Mientras le daba el "sí quiero" a ella a quién habla elegido como compañera de vida, no dejó de buscar mi mirada, una mirada que le dijera, "no lo hagas, huye, huye conmigo."

Pero seguí siendo la cobarde que había sido siempre, esquivé aquella mirada, para no encontrarme con sus ojos y con una verdad, que sólo nosotros dos conocíamos.

Le dio el "sí quiero" a ella a quién fue mi mejor amiga, a la que tantas veces le conté y lloré lo que había sentido y sentía por aquel hombre.

Le dio el "sí quiero" a ella a quién le ofreció un amor…
leer más   
2
sin comentarios 28 lecturas relato karma: 19

La invitación más rechazada de la historia

(te invito a que seamos un poema tan íntimo que se tenga que escribir entre paréntesis y leer susurrando)
2
sin comentarios 16 lecturas versolibre karma: 13

Amar de nuevo

No solo es el cansancio el que quita las fuerzas de un renacer glorioso.
También es el miedo a la incertidumbre de vivir en un desierto seco y árido que consume de un sorbo todo lo que estorba.
No solo es la vaga imagen de un futuro que lucha por darse a conocer en la derrota.
También es el huir en el intento por las palabras de aliento que no vieron la luz por la oscuridad.

Hoy aprendí que un corazón se agota cuando el amor deja de fluir en sus adentros.
Y el abrazo solidario y libre deja de ser más que cálido con una mirada.
Hoy aprendí que no basta con los buenos deseos y los…
2
sin comentarios 87 lecturas versolibre karma: 24

Miedo

“Asusta querer mucho y que te quieran mucho.”
Gloria Fuertes


Me da miedo imaginar que alguien me quiera,
que alguien me sepa.
Me aterra esa idea.
Me da miedo hacer daño a quien me quiere,
que alguien se muera.
Me apena esa idea.

Me da miedo imaginar quererla a ella,
que alguien lo sepa.
Me aterra esa idea.
Me da miedo que me haga daño quien me quiera,
que yo me muera,
Que no sea sólo esto una idea.
leer más   
1
sin comentarios 8 lecturas versolibre karma: 6

El sacristán

La noche comienza su naufragio
y el sacristán apaga la lámpara
que consume el oxigeno
de sus pulmones, no parece
entender los desafíos de la luz,
la sincronía de los acontecimientos
en torno a una simple lámpara,
necesita la penumbra,
el encuentro cíclico de sentirse
fuera de la órbita permisible.

El sacristán masculla una oración,
no por convicción,
tal vez tampoco por la maltrecha fe,
si no por la génesis de su creencia
apostólica, teológica y si Freud
lo permite, iría más allá de una simple
acción religiosa, para redundar
en la búsqueda paterna de un Dios
que pervive en…
leer más   
3
sin comentarios 8 lecturas versolibre karma: 42

Ausentes

A solas con tu destino,
encarnado en caricias ocultas
bajo un manto de sublime deseo;
fusiono tu yo en el mío.

Escucho en silencio
cuál es el siguiente latido;
abandonado...
en las tersas llanuras de tu cuerpo,
soy esclavo de mi mismo.

Descubre tu alma mi oscuro secreto,
de ser quien no soy
cuando las lágrimas brotan
agrietando el camino
que formamos entre beso y beso...
3
1comentarios 10 lecturas versolibre karma: 44

Paradoja de certezas inciertas

Escribo desde la paradoja de las certezas inciertas,
desde el pasado irreflexivo, desde el futuro reactivo,
desde las vidas imaginarias que no me atreví a vivir.

Escribo para ti niña bella de mi cuarto grado,
que me escribiste esa nota diciendo que no te
parecía tan apuesto, y yo me atreví a encararte
y pedirte que me lo dijeras viéndome a los ojos,
y entonces vi en tus ojos que mentías, que la
verdad es que yo te inquietaba un poco.

¡Ah, pero no me atreví a encararte!

Y luego de encararte empezamos a hacernos notitas
declarando nuestro inocente amor de niños inquietos,
y en el…
leer más   
4
sin comentarios 32 lecturas prosapoetica karma: 28

En busca de la concha

Me tiré días y días
paseando descalza
por la arena de la playa,
buscando la concha
más perfecta de la orilla.

Grande, blanca y sin ningún rasguño.

La brisa acompañaba mis pasos
y el olor a sal endulzaba mi camino.

Encontré todo tipo de conchas,
piedras con dibujos imposibles
y caracolas que guardaban
el brillante sonido de las olas.

Cuál fue mi sorpresa cuando
el último día de mi búsqueda
el mar arrastró hacia mis pies
una extraña concha negra.

Tan imperfecta e hipnotizante
que fue alimento para mi mirada,
todas mis expectativas
fueron olvidadas,
y mis estereotipos
echados por tierra.

Acabé quedándome con ella.
3
sin comentarios 14 lecturas versolibre karma: 40

Hibernando Puzzles

Duerme y no despiertes
hiberna detro de mi si quieres,
duerme y no pienses
que una vez pasé por aquí.

Dejo la madriguera,
los recuerdos estatua
y los escalones con moldes
de palacios rotos.

Duerme y no despiertes,
no queda contexto, ni virtud
ni experiencias espirales que compartir.

Duerme y no pienses
que una vez pasé por aquí,
y si quieres hacerlo
recuérdame como una pesadilla sin rostro,
insípida y olvidable.

Muerdo mi lengua
me anticipo a los azotes venideros,
salgo por la puerta de atrás
a una nueva naturaleza.

Abro mi anecdotario
y anoto este tiempo como algo bello
aunque todas las piezas
provengan de distintos puzzles.

He hablado con el cuerpo sentado
y los pies sin poner,
la descosida aventura
de guardar amor
en corazones ajenos
y quedarse con el primer boceto.
leer más   
3
sin comentarios 13 lecturas versolibre karma: 45

Permutable

Desde que soy permutable
palabras me han brotado como cuerpos dormidos,
como animales agazapados,
como ojos sin rostro.
Aparento ser un cuadro de Picasso,
una farola con papelera,
y a una deidad hindú.

Con cada una de las voces te reclamo
y con todas las palabras.
Con todos los cuerpos podría enlazarme a ti,
pues desde niño llevo leyendo que en cualquier ciudad la lluvia es glauca
y negros los sueños que no se presentan.

Mi espacio es el espacio en que puedes observarme,
porque no resido en un mundo que no esté unido a este maldito cordón umbilical
que unas veces es de asfalto y…
leer más   
3
sin comentarios 22 lecturas versolibre karma: 43

¡Nieva!

¡Nieva!
A través de la ventana,
de forma grácil, serena,
miro la nieve cuajada,
desquiciada primavera.

¡Nieva!
Va cayendo, tan callada,
copos de nieve ligera,
la ventisca susurrada
que da paso a la tristeza.

¡Nieva!
Y se extingue nuestra llama,
tu mirada se congela,
y ya no nos queda nada,
y en las venas…,
mi sangre también se hiela.

¡Nieva!
El cielo en copos se desgrana
y se funde con la tierra,
nuestras vidas se separan
al terminar la tormenta.

¡Nieva!
Como si una manta blanca
esté borrando tus huellas,
y se me derrite el alma
al marcharte de mi vera.

¡Nieva!
Solo una fugaz nevada
que se ha quedado deshecha
entre el barro de una lágrima.
Y en el invierno
del corazón… ¡también nieva!
5
sin comentarios 12 lecturas versoclasico karma: 42

Promesas incumplidas

"Y en aquella soledad absoluta, llena de paz y a la vez de melancolía, me encontré de nuevo incumpliendo promesas.
Me vi de nuevo mendigando besos, abrazos y miradas.

Aquello que prometí nunca más pedir, una vez más caía rendida esperando a que me mirara, me besara y me abrazara."
leer más   
1
sin comentarios 28 lecturas prosapoetica karma: 15

Mi credo

Creo en usted que lee lo que hoy escribo,
y en el poeta que cree en su patria
como en el vértice de un juramento.

Creo en el hombre que pidió perdón a la mujer y la convirtió en un monumento,
y en el que escribe con nostalgia
sus memorias en el viento.

Creo en la soledad y en el que le hace compañía,
y en la aurora al bendecirnos con la luz de un nuevo día.

Creo en el mar que nace en mi alma para morir en mis ojos convertido en lágrimas.

Creo en la cuma, el machete y la matata,
que dejé en mi tierra por un sueño,
y ahora en nostalgias me mata.
Creo en el sol que nace y muere…
3
1comentarios 21 lecturas versolibre karma: 23

Síndrome "sinestésico".

"(Ha pasado mucho tiempo desde que cerré los ojos)

Ahora ya lo veo, y siento como agonizan cientos de miocitos, de impotencia, alrededor del haz de His y muriendo en la red de Purkinje, en cada uno de mis corazones.

Ahora me doy cuenta de que en cada sístole, siempre pude decirte, confesarte, gritarte y callarte con todos y cada uno de tantos miedos escamados y temores despojados de raciocinio alguno que corrían, sin permiso, a través de cada una de mis vertebras, llegando incluso a hasta mi Atlas, cada vez que mirabas de esa forma.

No habría tenido sentido de no haber sido…
leer más   
2
sin comentarios 6 lecturas versolibre karma: 26

Tú como la tierra

Hoy me llego a ti,
y por algunos momentos
quedaré recogido en tu esencia,
en tu calor y sabor.

¡Latiré contigo abandonado
a la frecuencia de las ondas!
¡Hoy sentiré, otra vez,
antes de ser dispersado de nuevo
por toda la tierra,
con los nervios de Gaia,
sufriendo los espasmos de Circe!,
Lamiendo humedades,
robando colores de luces y sombras.

¿Mas dónde?
¿Dónde fué que se paró el latido?
¿dónde quedó perdida la conciencia de mi vínculo,
al percibir el sabor, el calor de tu esencia,
sin admitir el frío de la nada?
¿Recuerdas acaso si hablaba un silencio,
la algarabía de la dispersión?,
¿o el sonido de agonía de molécula a molécula,
de ese universo que ya estaba moribundo?

Hoy quiero cesar en ti.
Depurarme de nadas…
de sonidos…
de silencios.

¡Tú!
Como la tierra que me acoge toda.


Todos los Derechos Reservados
leer más   
4
sin comentarios 9 lecturas versolibre karma: 45

Poema 24

El fuego es el combustible,
que prende mi nube verde,
para poder viajar.
2
sin comentarios 11 lecturas versolibre karma: 28

Imaginación de sirena

En la imaginación de la joven sirena
camina una joven humana con dos
bellos pies descalzos por un valle
de hermosos tulipanes.

Y la joven humana al caminar,
imagina como sería en lugar de
tener dos pies, tener una hermosa
y ágil cola de sirena con la cual
nadar por un hermoso valle
de coral subacuático.
leer más   
2
sin comentarios 17 lecturas prosapoetica karma: 12

El principe imaginario

El principe imaginario
cabalga en su corcel imaginario
llega hasta la torre imaginaria
y con su espada imaginaria
mata al dragón imaginario
y rescata a la princesa imaginaria.

Alucinante imaginación
de un sapito que imaginaba que algún
día sería ese principe imaginario.

(En homenaje a Nicanor Parra y su poema "El hombre imaginario")
leer más   
4
sin comentarios 14 lecturas prosapoetica karma: 37

Imposiciones

Hablemos sobre lo que nos unió,
antes de la derrota, de los besos
que parpadeaban en la boca
y fingían regresarnos a la pasión,
que en otrora, nos hizo vulnerables.

No me atrevería, a hacer un balance
de lo que dejamos sembrado
en la cama, ni los secretos bajo
la ducha, ni de las miradas
que traficaban deseos y exploraban
tentaciones, tal vez nos faltó
racionalidad, pluralidad,
nos dejamos abordar por la costumbre
de amarnos sin dejar espacio, a la distancia.

La rutina de encontrarnos girando
en el mismo caos,
fue realmente devastador, poco congruente
con ser libres y diferentes aun estando
comprometidos con una vida en común.

Creo que nada hubiese podido salvar
del hundimiento, lo que comenzó
por aprisionarnos, asfixiarnos, sin permitir
respirar con la autonomía que concede
el amor sin las imposiciones propias del ego.

Yaneth Hernández
Venezuela.
leer más   
4
sin comentarios 47 lecturas versolibre karma: 51

Si me preguntan

No sabría que decir, así como a veces no puedo ni pronunciar tu nombre.
Que fue de nosotros en esas noches, breves, escasas de sueños. Pero nos teníamos, y nos abrazamos con sabor a eterno, aunque el amanecer nos despidiera más pronto cada vez. Ibas y venías, me besabas, desaparecias.
Y yo te esperaba siempre, paciente o resignada no estoy del todo segura, para que vinieras con tu sonrisa enamorada a decirme dos o tres palabras -con suerte- que me extrañabas.

Que importa si nos ven a veces, si me tomas de la mano a oscuras, así no se note que te gusto, que me quieres, que hacemos…
leer más   
3
1comentarios 16 lecturas prosapoetica karma: 35

Me fui

Me fui.
Pensaba que, de lejos,
curaría esta miopía
que me pesa en la nariz,
y me haría menos daño
tu recuerdo.
Comprobé
que no era cierto y, además,
aprendí que no hay azul
como el de aquí.
Tal vez,
las nubes le tienen
miedo.

A veces, regreso,
y lo hago a estas calles
que se saben de memoria
mis paseos.
Recupero en un trago
los recuerdos
y la locura que quedó
no sé ni dónde.

Vuelvo,
por si acaso te acuerdas
de mi nombre
y decides ver la historia
de otro modo.
Me conformo con el verde
que hay en el parque
desde que no están
tus ojos.

Yo, si quieres, cruzo
el puente
que lleva hasta mi barrio,
me siento a esperarte
y enciendo las farolas,
y veo pasar la gente,
me voy quedando sola,
despierto al vecindario
gritando como loca
que, si quieres,
destapo la poesía,
las letras boca arriba,
la vida boca abajo,
los versos en tus labios,
la risa bienvenida
pero... aparece.
4
sin comentarios 16 lecturas versolibre karma: 29

Tengo un corazón henchido

Tengo un corazón henchido
de ausencias desvanecidas
de vacíos enloquecidos
de ecos de cordura perdida.

Un corazón que sangra
versos melancólicos
triste poesía
rimas sin color ni sonido.

Estrofas que no hacen homenaje
ni al amor ni a la vida
sino al dolor mundial del que ha
perdido el gran amor de su vida.
leer más   
2
2comentarios 10 lecturas prosapoetica karma: 15

Sera Ud...

Extraño tus manos
sobre mi piel,
llegar al cielo
en tus labios,
arder en deseo,
Extraño tu querer

Extraño sentir tu silencio
buscando paz en mi pecho
Soñando en mis brazos
Extraño tu querer

Extraño
recorrer tu cuerpo
llevarte
donde ardes
en pasión
extraño tu querer

Vuelve pronto
que en tu ausencia
pereceré,
volveré a ser ermitaño
y será Ud.
quien extrañe mi
querer...
leer más   
2
sin comentarios 22 lecturas versolibre karma: 16

Sobre nosotros

Sí, escribo sobre ti, sobre mi, sobre nosotros...
Sí escribo de tu amor, de mi amor, pero sobre todo de nuestro amor...
Sí escribo de tus sueños, de mis sueños y de nuestros sueños...
Hablo de ti en voz baja, como sí fuera pecado quererte...
Hablo y escribo de ti, de mi, de nosotros...
Hablo y escribo de ti para mantenerte vivo a pesar de la distancia infinita...
Hablo y escribo de ti para mantenerte y hacerte inmortal...
Hablo y escribo de ti, de mi, de nosotros para mantenernos juntos...
leer más   
2
sin comentarios 24 lecturas prosapoetica karma: 23

Extractos

Tú tan intelectual
Yo tan básica

Tú tan políticamente correcto
Yo a la política le saco el dedo

Tú ves las noticias, lees el periódico
Yo vuelo

Tú eres músico, tus dedos bailan, tus oídos componen
Yo vuelo

Tú eres centrado, descomplicado, responsable, etc.
Yo soy un desastre, un diccionario con faltas de ortografía.
5
1comentarios 17 lecturas prosapoetica karma: 48

Mala mujer

Tienes fuego en la mirada,
ojitos de niña apasionada.
Aunque muchos son los años
que acumulas en tu cara,
la primavera no deja de llenarla.

Pero, !ay!, mi buena dama,
tu falsa sonrisa te delata,
tienes frío el corazón
y negra tienes el alma.
Por ti perdí el corazón , la cabeza,
la razón y casi me pierdo yo.

Yo deseo mujer
que la soledad y la tristeza
aniden en tu corazón,
que sientas en ru pecho dolor,
pero que al final tu alma, la recoja Dios.
leer más   
4
1comentarios 10 lecturas versolibre karma: 38

Proposiciones

Ante el ojo de la noche
soy un alma desvelada
por sus encantos
de sirena imaginaria.
Ante el espejo
soy ese reflejo
que le quita nitidez
a lo quiere expresar.
Ante tu sonrisa
soy la dicha sonrosada.
Bajo la mirada del sol
soy esa piel que se expone
a sus candentes placeres paganos.
Bajo la borrasca
soy esa sensación infinita
de embestida sutil y caricia.
Bajo tu cuerpo soy
arena sabiendo a mar.
Sobre el espacio
soy esa brisa
que llega hasta el rincón
dónde estás pasando.
Sobre tus muslos
soy el más etéreo
de los infiernos creados
por un verso.
Sobre tu noche
soy reflejo del sol
embestida por tu cuerpo
en un rincón del infierno.

Ante.
Bajo.
Sobre.
Vos.
leer más   
2
sin comentarios 17 lecturas versolibre karma: 16

La nada para una estaca

Fue una tontería, una discusión nacida de la nada y seguramente por la nada misma. Ni siquiera recuerdo las palabras que usó, pero eso era lo que estaba pensando, peor a aún, sintiendo y justamente eso fue lo que se me clavó en el alma. Sé que lo voy a esconder en algún lugar de mi mente, que voy a convencerme que nunca sucedió. Pero, también sé, que en algún momento se lo voy a clavar como una estaca en el centro del corazón y eso es lo que no quiero.

Para salir lastimados basta solamente uno y los demás sobran.
leer más   
1
sin comentarios 33 lecturas relato karma: 8

Mi isla desierta

Abundan esos lugares hacia donde uno escapa a descansar; el mío es una isla desierta donde la paz del alma es parte del paisaje. Donde todo pensamiento se hamaca y duerme a la sombra de una palmera que dibujo en tonos lilas.
En la isla, mis no, no están permitidos porque carecen de eco y aroma a sal. Las reglas no existen, porque no podría cumplirlas mi lado más rebelde, el mismo que allí escapa.
Las dudas y los miedos ni siquiera son palabras, son nada, la nada misma, sus sonidos. Por eso estás ahí con esa parte mía. Caminamos toda la orilla de la sonrisa, los pies se mojan con olas…
leer más   
1
sin comentarios 16 lecturas prosapoetica karma: 8

Del viento, hablabas del viento

Del viento, hablabas del viento,
recuerdo la habitación casi en penumbra
tus canciones como fondo de nosotros
y que hablabas del viento.

Reposaba en tu cintura
y pensaba en no pensar, en acariciar los espacios
que hacen gritar tantos silencios
y encendías un cigarro y hablabas del viento.

La piel reconoce el eco de los tiempos,
es de hierro su alma y te besaba
o me besabas, como un imán de historias
y callabas y hablabas del viento.

A solas, sentado un parque,
hago como si leo un libro,
pero sólo espero a que llegue el viento

y me hable de ti.
3
sin comentarios 80 lecturas versolibre karma: 30

El diálogo

– ¿El amor duele? – le preguntó la chica que lo quería.

– Cuando te des cuenta de que te has enamorado de alguien que ya no puede amar, tú misma hallarás la respuesta – le dijo él, con todo su pesar, mostrándole su pecho vacío, sin corazón.
5
sin comentarios 28 lecturas prosapoetica karma: 41
« anterior1234532