Verso clásico Verso libre Prosa poética Relato
Perfil Mis poemas Mis comentarios Mis favoritos
Cerrar sesión

encontrados: 653, tiempo total: 0.026 segundos rss2

Postales

9 octubre 2007
Hola mamá,
aprovecho que ha salido el sol para escribíos una postal sentado en una terraza, preveo que será de las últimas veces que podré hacerlo en los próximos meses. Ya estoy instalado en mi nuevo apartamento, a las afueras de Uppsala, a una hora caminando más o menos, pero me gusta el sitio. Es tranquilo, no hay casas a la vista desde las ventanas y el silencio es magnífico. ¡Viviendo en Barcelona me había olvidado de lo que es el silencio! ¡Qué maravilla! Y el paseo hasta el centro otro regalo, bordeando el río, o cruzando por el bosque. A ver si cuando lleguen las primeras nevadas pienso igual. En fin, una postal no da para mucho. En la foto, la catedral. La majestuosa catedral de Uppsala. Para haceos una idea de la ciudad-pueblo, volved a ver "Fanny och Alexader" está toda filmada allí, y las calles y edificios siguen iguales. Si mal no recuerdo, M tiene mi copia de la cinta.
Besos y un abrazo muy fuerte a los dos!! Recuerdos al resto de la familia.

14 octubre 2007
Enric, nano, ¿cómo va la vida por allí abajo? ¿Sigues trabajando para los malos? Por aquí todavía ando un poco despistado, cuesta hacerse a cada nuevo país. Costumbres nuevas, funcionamiento de las cosas distinto, idioma nuevo… en fin que sigo dando vueltas en mi pequeña piscina un poco alieno todavía a la vida que transcurre a mi alrededor. Creo que en parte sigo junto al Mediterráneo, pero confío que el frío creciente ayude a distanciarme de esos recuerdos. Para sorpresa mía, hace unos días me descubrí maravillándome con las rubias. ¿Quién lo hubiese dicho, no? Es un enamoramiento escénico. Una luz oblicua, los árboles dorados, encendidos por el otoño, y ellas deslizándose sobre sus bicicletas levantando un mar de hojas secas. Sus cabelleras son como oro y vuelan junto a sus bufandas. No me he detenido en el rostro de ninguna de ellas, es la imagen del otoño, la bicicleta y la melena la que me cautiva. Aprovecho cuando sale el sol para tumbarme en alguno de los parques de la ciudad a leer y ver pasar chicas en bicicleta. Así pretendo olvidarla… la distancia geográfica ayuda. Saber que no existe la posibilidad del encuentro ayuda a ir despidiéndome de su dolor…
Espero recibir en breve noticias tuyas, y de cómo sigue todo por allí.
¡Cuídate mucho! Un abrazo


22 octubre 2007
Hola Maia,
Muchas gracias por la llamada del otro día, fue una grata sorpresa volver a oír tu voz después de tanto tiempo. Bien pensado, tampoco ha transcurrido tanto tiempo, no llevo un mes aquí todavía, pero tiempo y espacio actúan sinérgicamente incrementando la sensación de ambas. La mente trabaja de una manera curiosa, borra y reinventa recuerdos. El otro día me visitó una imagen de nosotros sentados en una cala de Colliure contemplando el mar, pero luego pensé que nunca estuve contigo en Colliure. Planeamos ir más de una vez, tenía que enseñarte la tumba de Machado y las colinas desde donde Matisse robaba la luz al Mediterráneo para sus lienzos, pero nunca llegamos a ir juntos. Si tienes oportunidad de ir algún día, ves. No te defraudará, es un pueblecito precioso. Todo y así aparecías en el sueño… que traidora que llega a ser la memoria. En fin, se acaba el espacio. Algún día viviré en una granja de madera roja, torcida y destartalada como la de la foto, ya sabes como me encantan estas cosas. Cuanto más viejas mejor, y por aquí en los alrededores hay muchas de éstas. Ya te contaré.
¡Cuida bien de mi pequeño! Ráscale bajo la barbilla, que ronronee, era lo que más le gustaba que le hiciese.
¡Un abrazo muy fuerte!

14 noviembre 2007
¡Primeras nieves! ¿Os lo podéis creer? Mediados de noviembre y ya lleva tres días nevando a nivel de mar. Fue acostarme un día, y a la mañana siguiente levantarme y encontrarme todo el paisaje cubierto por un velo blanco. Se ve todo tan limpio y virgen que por las mañanas hasta me duele ser el primero en pisarla y abrir camino a través de ella. Ensuciarla y sobre todo quebrar el manto que extiende cada noche sobre todo. Esconde todos los defectos de las calles, la suciedad, diría que lo homogeneiza todo, sepultando toda la fealdad urbana. En cuanto pueda os mando unas fotos de la casa y alrededores para que veáis como ha cambiado la cosa desde que llegué hace un par de meses. Espero que por Pirineos todo vaya bien. Supongo que ya habréis encendido la chimenea estos días y gozaréis de vuestro retiro en compañía de la Cara y los nuevos perros de adopción de los vecinos… si los alimentáis y los dejáis tumbarse junto al fuego ¡no me extraña que todos acudan a vosotros! A este paso, pronto os van a echar las bestias de vuestro propio hogar.
Besos. Recuerdos a las abuelas. Que no se preocupen, que me abrigo y me alimento bien… que el clima no es tan malo. Como dicen aquí: no hay mal tiempo sino ropa inapropiada. Sabiduría nórdica.
¡Más besos! que estos ya no me caben…

26 noviembre 2007
Ay Maia, la nieve es preciosa, pero aquí la hay en exceso… es un no parar. Nada malo con la nieve, lo peor es el hielo, los bloques de hielo que se van compactando al paso de la gente y los vehículos, allí los zapatos no se agarran bien y no es difícil patinar. Nunca pensé que a mi edad tendría que volver a aprender a caminar, pero así es. He descubierto que el andar sobre el hielo requiere otro estilo… a base de tortazos pero he caído en la cuenta finalmente, eso sí, después de caer literalmente cuatro veces en tres días al suelo. Cuatro patinazos y mi rabadilla que ya no da más, está bien dolorida. Todo y así este fin de semana me he dejado convencer para que me lleven a patinar al lago. Ya ves, al final patinaré… te negué el privilegio de verme caer varias veces en nuestros viajes a Alemania. Recuerdo que cada vez que en un pueblo había una pista de patinaje para niños en la calle me animabas a probarlo. Me estirabas de la manga de la chaqueta entre risas imaginándome con los patines entre todos aquellos chiquillos acelerados. Entonces no hubo manera, conseguí escapar a la caída sobre el frío hielo, todo y que sabía que me ayudarías a levantarme una y otra vez, y sostendrías mi mano. Esta vez, voy solo, dispuesto a caer y levantarme por mi propio pie, pues no dudo ya que caeré. Ya te contaré la experiencia.
¡Un abrazo!
leer más   
10
11comentarios 114 lecturas prosapoetica karma: 94

Quise ser

Quise ser, arena movediza
entre tus manos
que deslizara y quede pegándose
a tu piel cual musgo,
y bebiera de manantiales
que de tus raíces surgen.
Quise ser, río crecido y
solo en ti encontrar calma,
que tú hubieras sido
el mar donde mi caudal,
desembocara lo bravío
de mi corriente.
Quise ser, nube cargada
de gélido granizo
y esa furia tú calmaras.
Que tus aguas termales
se encontraran con mi frío,
y se tornaran cálidas.
Quise ser, desierto
y vertieras en mí:
rocío, lluvia,
cada fluido que de tu ser surgiera,
hasta que en mi desierto
corran venas cristalinas
con tus aguas.
Quise ser,
luz que tu sendero alumbrara,
para guiarte a mí,
en cada oscuridad de tu alma;
en toda madrugada
ser ese rayo de luz
que tu rostro alumbrara.
Quise ser todo,
fui casi nada.
Solo un suspiro
en el viento,
solo un recuerdo olvidado.
leer más   
14
11comentarios 99 lecturas versolibre karma: 83

¿Que es un Amigo?

¿QUÉ ES UN AMIGO?

¿Qué es un amigo?
un amigo o amiga
es aquel que esta allí cuando lo necesitas
cuando buscas una palabra de aliento
un consejo
un abrazo.

Un amigo es a veces tan o más importante que un familiar
no es fácil encontrar a un buen amigo o amiga
en el peregrinar de la vida
la amistad es algo tan maravilloso
tan especial
que es difícil de describir con unos versos
con unas líneas.

Hay amigos que están allí siempre que los necesitas
y hay quienes están pero no lo parece
hay amigos que están físicamente presentes
y otros que a la distancia son una voz de aliento
hay amigos en la poesía
en la vida
en las etapas diversas de la vida.

¿Qué es un amigo?
lo es todo
y más todavía.

Robert Allen Goodrich Valderrama
Panamá
Derechos Reservados
Junio 2018
leer más   
8
2comentarios 77 lecturas versolibre karma: 83

Ángel

Como la mañana seductora
la luz emerge en las montañas
sale el primer haz de luz
y se refleja en tus alas

A la distancia oigo
el hermoso cántico de tus labios
y a pesar de ser
solo un sueño
llena mi alma

Me levanto de prisa
me asomo a la ventana
grito al viento tan fuerte
que resuena en tus alas
¿A dónde vas ángel mio?
¿Acaso ya se acaba la mañana?

Respira hondo
levanta la mirada y dime
¿No soy acaso a quien buscabas?
¿Acaso no me has esperado en cada alba?
y así ¿Cada mañana?

Tu presencia me absorta
no es más que un sueño efímero
al despertar me encontraré con nada
y sabré que has desaparecido
leer más   
7
1comentarios 40 lecturas versolibre karma: 76

Soy (sin ti) yo

Ni en mil noches en vela habrías sido capaz de llegar al acertijo que guardo sin candados, pero con mucho esmero, en lo más cálido del alma.

Huracanes lo han dejado enmarañado. Entre escombros, tablas, rocas, restos de otoños, olores a la deriva y fotografías en la boca.

Se ha quedado tiritando. Herido. Oculto.

Mantas ásperas y pesadas lo han abrigado (y aplastado).

Pero aún tiene pulso. Como el corazoncito de una lagartija entre las rendijas, emite señales de su existencia. Perceptibles por los pájaros. Por las nubes. Por los astros.

No era para ti.

Merece unas manos firmes, pero suaves. Unas cejas relajadas. Una boca inofensiva. Energía positiva. Merece libertad sin rejas. Miradas cómplices.

Merece respeto al vuelo. Equilibrio en los días y magia en las noches.

Merece luz.

Porque es luz.

Ya no eres tú.

Soy yo.
leer más   
15
10comentarios 70 lecturas prosapoetica karma: 105

El jardín de la Nada ( @Pequenho_ze & @ Transmisor_d_Sinestesias)

Un nudo sostiene
al gastado recuerdo
atado en la garganta
Se marchita la flor del pecho
mientras llueve tu sequía
se cuartean mis tierras
surge el desierto
desde las sienes hasta el latido.
Uno se acostumbra al buen vino,
hoy mi vid se seca
en los terrenos de tu ausencia...

Es inextirpable
el sabor a tinieblas en mis labios.
Mi cuerpo es un erial,
sin pétalos ni aire
y sin embargo,
cómo pesa la piel hecha madera.
La memoria tiende sus cadenas
y en silencio
me encumbro en los brazos del ausente
hecha pedazos.

Recito el himno escrito
en las ojeras de un desvelo.
Se desgajan los sollozos
uno a uno suben y caen
en el baúl clamoroso de la noche
mientras las estrellas dibujan
el iris obscuro de aquella,
tu última mirada.

Yo cierro los ojos.
Recojo entre mis manos el recuerdo
que ya no reconozco
si no es con el llanto en la garganta
y asimilo la distancia
que mira mi ventana
sentada en tus labios.

Hilvano imágenes, momentos, aromas
se rasga la tela de juicio
esos fosos de tus cielos... caigo...
ahoga esa profundidad
se doblan mis banderas
quiebran las rodillas
apuntala la sien el ventanal
mientras la mirada sale a pasear
al jardín de la nada...

*******************************
El jardín de la Nada
Mesa Compartida
Pequenho Ze© & Transmisor d Sinestesias©
Fotografía: Fabrizio Troiani
leer más   
15
26comentarios 138 lecturas colaboracion karma: 94

¿Nos vemos...?

Camino sobre esta delgada línea:
Cordura o locura, el criterio no está escrito.
El final del camino habla por sí solo
Destellos alardearan de tu presencia,
Milagros aparecerán por el rose de tu piel.
La ausencia, llena el vacío de esta distancia.
Ángeles volarán, danzando por los aires
Al oír tus cánticos celestiales,
La luna se mirara en el espejo
De los ojos, enamorándose de
Su reflejo color verdoso.
Celoso se pondrá el tiempo
Renegado, por qué contigo
El ni siquiera existe.
Matemáticos dudarán del infinito
Por qué el valor de tu corazón
No cabe en este universo.
Dudas lloveran, y el sentir
No será respuesta a ella.
A veces es difícil diferenciar
Quien está pensando,
Tu mente o tu corazón.
leer más   
3
2comentarios 39 lecturas versolibre karma: 51

Otra ciudad

Otra ciudad, otra ilusión,
en la distancia,
brillando como escamas
bajo el sol de primavera.
Imagino a alguien allí,
mirando hacia mi ciudad,
soñando con vivir mi vida,
como sueño yo, desde aquí,
poder ser otro en otro lugar.
leer más   
8
4comentarios 43 lecturas versolibre karma: 80

El síndrome del "quisiera ser"

Hace ya algunos años charlando con mi hijo Gabriel (en ese momento 17) salió a colación el tema del síndrome del “quisiera ser”, comentábamos que normalmente nos ocurre a todos, el hecho de siempre querer ser otra cosa (en este caso querer tener otra edad), entre los 5 y los 7 miramos con cierta envidia a los de 13/14 que pueden ir solos a andar en bicicleta o que pueden armar partidos de fútbol y alquilarse una cancha en un fútbol 5, etc...
A los 13 observamos con recelo a los de 18 que ya no tienen que “bancarse” la matiné y pueden ir a bailar donde quieran, entrar a un cine y ver una prohibida... fhaa!, fulano ya tiene registro... quien pudiera...!
A los 18 estamos superenamorados de nuestra novia y lo único que queremos es estar con ella... mañana, tarde, noche... (sobre todo noche!) no veo la hora de tener 25/30 así no me rompen los viejos con el horario, el estudio, responsabilidad... si tuviera 25/30 años podría laburar, alquilarnos algo con la flaca y estar juntos todo el día (y las noches).
Cruzamos la barrera de los 20 y todo se vuelve vértigo, días, semanas, meses... a los años los vemos pasar con la sensación de ser arbolitos que miramos desde un auto en una ruta...20, 21, 22, 23, 25, 28... nos encontramos ya con la flaca en una casa alquilada (en el mejor de los casos será nuestra luego de tan solo 127 cuotas más) las cuentas se nos acumulan...
- Como ya vence ? si lo pagamos hace 2 días !-, ya tenemos que ir comprando las cosas. el nene comienza el cole... y hablando de Roma allá está nuestro primogénito en el patio jugando con unos autitos, lo miramos con una mezcla de ternura y orgullo y allá vamos con la tiza a marcar las calles para jugar con el, sacamos la bolsa de soldaditos y la desparramamos (pensando si se los vamos a prestar) y nos ponemos a jugar con el queriendo ser por un instante aquél niño de 6/7 años y por un indescriptible momento desaparecen las cuotas, las cuentas, los problemas de “adultos”, pero es solo un instante, por que a los pocos días nos damos cuenta que nuestro vástago (que hasta ayer jugábamos juntos) hoy cuenta ya con 17 años !, ya no nos pasa tanta “bola” por que si hasta ayer nos miraba desde abajo y estábamos tan alto! nos miraban sorprendidos,¡ éramos gigantes! y encima estábamos en un pedestal... hoy ya nos miran casi desde arriba, pero si están más altos que nosotros !, a una distancia de algunas generaciones, imaginate ! hoy ya somos unos jovatos de 45 ! si hasta ayer eramos Superman sin miedo a nada, hoy somos unos viejos miedosos que no queremos que salgan tarde, que no anden solos de noche por la calle, cuidate del Sida, trata de no fumar... (sobre todo yerba), fijate en lo que te da la gente que no conoces cuando vas a bailar (y las que conoces fijate más), no los dejamos “ser”, no le damos “libertad”...y en el fondo tienen razón...
Somos unos viejos rompe cocos ! no solamente eso si no que muy dentro nuestro nos gustaría volver a tener 17 años, poder ir a bailar, salir de joda dos días seguidos sin que nos duelan hasta las pestañas, no tener los bolonquis de adultos, te acordás cuando nuestra mayor preocupación era como decirle al viejo que nos habíamos llevado alguna materia...?, y mas vale que se enterara por nosotros... volver a tener 17 años !...
Entonces seguíamos hablando sentados en la “pelopincho”, mientras a la sombra nos castañeteaban los dientes y al sol nos hervía hasta los huesos...
- así es Gaby... siempre “queremos ser”-, queremos tener otra edad, ser distinto a lo que somos...sin darnos cuenta que aquello que queremos ser, alguna vez lo “fuimos” y que lo que hoy somos... alguna vez “quisimos ser” por eso hijo tenes que disfrutar a full “todas” las edades en su momento ahora que tenes 17 disfruta todo lo que tu edad te indique, no “quieras ser” mas grande para tal o cual cosa...ya llegará su momento, todavía estas a tiempo de zafar del “síndrome del quisiera ser” simplemente “se”, se feliz, disfruta lo que tenes, disfruta de tu libertad de elegir, lucha por tus ideales sin perder de vista la belleza de las cosas simples, como el hecho de poder estar sentados acá charlando y disfrutando este momento...
Entonces me dí cuenta que me estaba hablando más a mi que a él, que eso era tan valido para él como para mí... para vos que lo estas leyendo, para todos !
Disfruta ahora, disfruta hoy... simplemente SE FELIZ...!
3
sin comentarios 51 lecturas relato karma: 68

Mis Días

Entre pensarte, extrañarte, idealizarte e imaginarte me transcurren los días; transitan las noches taciturnas y llegan a mí famélicas madrugadas.

Siempre con este fiel apego e infinita esperanza, persistentemente surcando los cielos del edén, cancerbero de la entrada a esa utopía que construí en mi mente, para acortar de ti tanta distancia.

Sosegado, aguardando como centinela pasan mis días mientras termina esta espera, expectante al instante en que las aguas en las que navegas tomen su cauce y a mí te traigan.

Permaneciendo en este invierno con su gélido abrazo, sabiendo que la primavera me acariciará con su tórrido roce y vendrás entre flores y mariposas que despiertan de su letargo a la espera de lo que ha de ser; añorando que coincidas con mi anhelo y total querer, y que los astros se enfilen a mi favor, y dejen de ser mis días tan colmados de tu ausencia, tan rebosados de esta necesidad de ti.

Y así van mis días.

David Felipe Morales
28 de Octubre de 2015
5
6comentarios 46 lecturas versolibre karma: 76

Latidos roncos

El pasado es prematuro
o el futuro nace viejo.
El astro rey abdica en mis días oscuros,
por eso se apaga la sonrisa del espejo.

El futuro camina altivo
por mis huellas gelatinosas.
Soy funambulista en imposibles
y soy el que mejor cae tras intentarlo.

Retrocedo por las arcadas de la distancia.
Fluyo en la sonrisa rezagada.
Está vacío el presente y la coraza se inflama.
Tengo rencor añejo y nostalgia de vanguardia.

Mi sombra anochece sin coartadas.
Tengo un otoño en el corazón
que bombea mariposas.
Desenredo el rencor
en el frío precintado.

Los taxis regresan del zulo de las musas.
Éramos pocos y se desvió la soledad.
La paciencia en carne viva,
en la distancia,la piel muerta.
leer más   
10
7comentarios 68 lecturas versolibre karma: 83

debo confesarte...

debo confesarte que aunque el tiempo ha sido corto, la cercanía ha sido grande...
que entre mensajes y llamadas poco a poco en tu ausencia he comenzado a extrañarte...
debo confesarte que la distancia sólo es un número cuando algo te importa...
pero también debo confesarte que me asusta...
me asusta comenzar a quererte y que de la nada desaparezcas.
han sido algunos sin sabores con los que me he topado en la vida que han dejado sabor amargo...
he pasado tiempo con la soledad y aunque no le gusta la compañía siempre pregunta por alguien más...
debo confesarte que aunque no sé cuanto tiempo durará no lo dejo de intentar.
sé que no estarás cerca mucho tiempo y esa es la parte que más me asusta y me llena de melancolía...
pero sea cuanto sea, dure lo que dure, aquí estaré para mirarte una vez mas.
leer más   
12
8comentarios 96 lecturas versolibre karma: 101

Viaje astral

Mi alma vuela libre entre astros y cometas,
Visita cada rincón del vasto universo.
Piensa volver a este diminuto planeta,
Donde la poesía solo existe aquí, entre amor y verso,
Digo afortunado soy, por más engaños y tormentas.
Tengo donde refugiarme, amar, crear rodeado de una naturaleza perfecta.

De camino veo un planeta lleno de nada,
Paro y encuentro ancianos eruditos.
Me preguntan de donde soy, cual alma distanciada,
Hablaban lenguas muertas y rellenaban manuscritos.
Yo –“De un planeta azul llamado tierra, rico en vida de la más variada.”

sí, si lo conocemos. Donde solo existe crueldad y vida.
Se refugian en algo a lo que llaman de sobrevivencia, para cometer atrocidades.
Yo –“No, no. Nuestra especie se llama humanos, bípedes y racionales”.
No, los humanos son la vida, los que pertenecen a la tierra, son pura alma insípida.
Que avanza con el reloj de su madre tierra, seres buenos y sentimentales.

Yo –“sí, tenéis razón. Pero existen humanos que aún son vida,
Se preocupan, aman, protegen, comparten, aman y sufren.
Exponen sus más profundos sentimientos, intentan ser felices, aunque mal estén”
Lo cierto es que, si tu alma está aquí, con tal distancia recorrida,
Eres vida, y además se nota en la luz tuya emitida.

El amor se extingue en vuestro planeta, ¿Cómo lo dejáis suceder?
¿Como hacéis para los pocos como tú, continúen bueno y puros?
Yo –“Hay un remedio que se llama poesía, con poderes asombrosos,
es maravilloso para el que la consiga absorber”.



¡Poesía!!! ¿algún tipo de magia, algún tipo de enseñanzas, de vuestros ancestrales?
Yo –“sí, antiguamente la poesía se hablaba en las calles,
Se vivía, respiraba la poesía desde cortes y casa reales.
Pero viene desapareciendo desde siglos, sucumbiendo a todos tipos de males.”

Como brillas, cada vez que hablas de poesía, somos milenarios en existencia.
Y es la primera ves que, sentimos y vemos algo así
Enséñanoslo, ¿cómo se hace poesía? Dame ese remedio a mí.
yo -"Primero es algo que se tiene que gustar, sentir y saldrá sola en cadencia.

Pero yo les invito a venirse conmigo a mí planeta".
Aceptaron entusiasmados, iniciamos el camino de vuelta,
Al llegar, me despierto y al final hablaba con los libros de la biblioteca.





DEDICADO A ESA ALMA SOÑADORA.
BY: yo_ése_él.
leer más   
12
3comentarios 88 lecturas versoclasico karma: 84

6.6 grados de separación

Tres segundos para que culmine este minuto,
57, 58, 59…
30 billones mensajes,
en afanosa estampida surcan el mundo,
entre enjambre de cobre, fibra y silicón,
procurando conectar 240 millones de almas.

Algún Shaman, con la varita mágica de la razón,
y la esfera de cristas del álgebra, topología multidimensional,
estimo que la distancia virtual entre dos individuos es 6.6
“6.6 grados de separación”!.

Hace 25 años, solo me tomaba caminar a tu casa,
y acercar mis labios a tu oído,
0.5 grados de separación!

Coloco mis poemas en este oscuro portar,
procurando que te reconozcas en ellos.
y solo veo el reflejo de mis silencios.
Microscópica gota de roció,
en el océano imperfecto,
de la distancia y el tiempo.
Infinitos grados de separación.
leer más   
10
12comentarios 98 lecturas versolibre karma: 98

Amistad

Quiero ser el delincuente disfrazado de payaso
que se robe de tus dientes una sonrisa sincera
quiero ser con quien tu cuentes para desahogar tus penas
y si te faltan más dedos yo te tenderé mi mano

Haré que te rías tanto que se te correrá el rímel
y te haré romper en llanto con lágrimas de alegría.
Cuando veas que el encanto se ha marchado de tus días,
pintaremos con las manos todo lo que te imagines.

Aunque a veces te moleste, aunque a veces no me hables
yo siempre velo por ti, intentando resguardarte.
Aunque no siempre te encuentre y la distancia nos separe
siempre encontraras en mi a quien no puede olvidarte.

Quien te envidia te fabrica cuatro vidas paralelas
sin saber que sus mentiras te resbalan por la suela.
No te importa lo que digan, que ellos piensen lo que quieran
lo importante es que tu vida la vives a tu manera.

Yo quiero ser el refugio cuando pases tus tormentas,
quiero ser el buen augurio, presagio de buena nueva.
yo quiero a ser el arrullo que duerma tus pesadillas
yo quiero ser el murmullo que en ti cause maravillas.

Y podrás contar conmigo para todas tus locuras
estaré siempre contigo en las veredas más oscuras,
para que son los amigos, sino están en la amargura,
en las penas de la vida, cuando pierde la dulzura.
Pero yo sé que tú nunca vas a abandonar tu lucha.
porque sé que bien disfrutas de un café con poca azúcar.
leer más   
8
3comentarios 69 lecturas versoclasico karma: 91

De amarte a muerte

De amarte a muerte y pagarte de mi vida
Como un crimen de amor imperdonable
-De este amar sin medida-
¡Soy culpable!

Con mi todo en tu barca fui el viajero
Antes que en cruel distancia no zozobre
Mi amor en cautivo pasajero:
¡Soy tan pobre!

Soy tan pobre, mas… ¡Qué noble pobreza!
Que reviste mi amor, cuando sin precio
A entregado dichoso su riqueza…
¡Soy tan necio!

Soy tan necio, que al punto de perderme
No renuncio a apartarme del abismo
Y hasta llego a olvidarme
De mi mismo

De atarme tanto a tu abrazo ya no puedo
No jugarme la vida por tu beso
Y mi dicha y mi miedo…
¡Te confieso!

Mas te he esperado tanto que si muero
Del amor incurable que padezco
De tu piedad no quiero:
¡Lo merezco!

Que el corazón no tienes que ganarme
Ni nada que arriesgar por lo que arriesgo
-No hay nada que probarme-
¡Te lo ofrezco!
leer más   
11
5comentarios 88 lecturas versoclasico karma: 101

Los Amantes del Plenilunio (Jotabeí - Con @rebktd @horten67 @AljndroPoetry & @raulrib2 )

El último gemido de la tarde
se aleja de las nubes con alarde

Un cárdeno reflejo se dibuja
y el índigo villano que lo empuja
observa con su luna de burbuja
al par de enamorados al que embruja

La noche y su secreto de alma clara
oculta un resplandor que se declara

detrás de una cortina que resguarde
el beso en un silencio que no cruja
tentando al vendaval que los separa


Cauce eterno del inmenso horizonte,
que acuna al tenue sol en su desmonte,

divisa a los amantes a lo lejos,
matizando su nimbo de bermejos,
coloridos rubores y reflejos,
que hacen a los ojos brillar perplejos.

El astro ardiente yace en el ocaso,
sueña con las musas en el parnaso,
allá donde residen, en su monte,
y del amor empiezan los cortejos,
desnudo cada amante al cielo raso.


Dulzura en la mirada del amante
dulzura de caricia desbordante.

Ternura en los dos cuerpos enlazados,
pasión en los besos siempre soñados,
furtivos en una noche encontrados,
momento de pasión, seres amados.

Testigo mudo del trance la luna
que con su brillo les arropa y acuna.

Contado el escaso tiempo restante
para seguir con cariños buscados,
gozar de lo que tienen por fortuna.


Es la luna un lunar en las estrellas
y su doncella es la más bella entre ellas

va besándola con sus tiernos besos
contemplándola en dulces embelesos
y le planta dos o tres besos de esos
la recorre con sus dedos traviesos

la abraza y sostiene en sus fuertes brazos
noche clara, se enredan en sus lazos

los luceros alumbrando sus huellas
se acarician los amantes confesos
la hierba es lienzo; sus cuerpos, sus trazos.


En el jardín de ensueño se han amado
De rosales su encuentro perfumado

Enlazando su piel en el latido
Y la luna en hechizo ya cumplido
Se retira del acto que es prohibido
con el sol, la razón ha amanecido

La promesa en la piel es impregnada
Y en jardín ya su miel es derramada

Se despiden en beso apasionado
Suplicando universo compartido
Implorando a su luna enamorada…


La aurora ha transmutado con fulgores
la faz en que conciben sus amores.

Producto de un siniestro encantamiento
su amado es desterrado al firmamento
lo mira en las estrellas con tormento
exilio que sin ella es sufrimiento

Y sólo el plenilunio lo regresa
Se aferra el corazón a la promesa.

-Te ruego, mi adorada, ¡No me llores!-
-¿Y cómo enmudecer al sentimiento?-
Pronuncia en sus sollozos, y lo besa.


Distancia que a sus fuerzas las agota
espacio que a sus deseos derrota.

Amarse con los ojos sin mirarse
soñarse en las estrellas sin tocarse
sentirse con la piel sin abrazarse,
besar en pensamiento sin rozarse.

Buscando sobre las nubes su faz,
sintiendo su presencia tan tenaz.

El dolor en sus rostros se denota,
el sabor en sus labios sin besarse,
no se olvidan del amor contumaz.


Mefistófeles calma a la doncella,
susurrando mentira blanca y bella,

a tu amado te puedo devolver,
a sus brazos, sus besos y querer,
con un pacto sellado con poder,
con tus ojos tan dulces lo has de ver.

La doncella con gusto su alma entrega,
un cometa nocturno se asosiega,

y en la noche, destella aquella estrella,
un cometa la besa por doquier,
y la dicha le llena, le sosiega.


El conjuro es el fin de aquel tormento,
la pasión el principio al sentimiento,

esas lágrimas plenas de pureza,
las de aquellos que anhelan la belleza
de su amante, patrón de sutileza,
el feliz colofón de la tristeza.

Él, gozoso regresa, espera ufana
ella, cual luz solar a la mañana.

Y es la brisa de un suspiro el aliento,
que mantiene el amor con más firmeza,
acercándolo presto hacia el nirvana.


Transparente y volando ya el latido
Penetrante e incesante ya ha vencido

Es su unión plenilunio reflejado
en destino de cielo plateado
El sentir de sus almas ha cruzado
dimensión de un destello inexplorado

Es la paz y la calma del amor
Susurrando gemidos y clamor

Es vibrar en un mundo inadvertido
que en dorado los hilos ha enhebrado
deshaciendo prejuicios y pavor


Y si un día divisas en el cielo
resplandor de deseo y terciopelo

Ya sabrás que avistaste a los amantes
que recorren con besos desbordantes
universos, planetas tan distantes,
sus fulgores palpitan deslumbrantes.

Los luceros amándose en lo eterno
y su luna rebosa por lo tierno

y lo grácil del trazo de su vuelo.
Les regala sus visos tan brillantes,
a su amor, plenilunio sempiterno.





@rebktd
@horten67
@AljndroPoetry
@raulrib2
& @DeeDee

Jotabeí
leer más   
25
65comentarios 310 lecturas versoclasico karma: 116

Lo que añoro

Añoro el sabor de tu cuerpo,
Acortar la distancia mirándonos mientras me acerco.
Rozar mis labios en los tuyos y mordértelos,
La sensación producida al desnudarte por completo.
Soplar muy leve en tu pecho.
Hacer que tus suspiros lleguen al techo.

Enredar mis manos en tu cabeza.
Pasar mi lengua humedecida en tu vientre,
En el momento que suspiras morderte de sorpresa.
Inmovilizarte entre mis brazos en “ese momento” para siempre.

Sentir como me aprietas queriendo resistir,
Dejarte sin aliento, haciendo la durona, finges sonreír.
Pidiéndome que pare solo con la mirada, sin que puedas ni hablar.
De tu tirar de las sabanas de ojos cerrados para no gritar,
Es algo imposible de olvidar.

De como me cierras entre tus piernas para que no huya,
De morderte el pezón, haciendo que me tires del pelo.
De bruscamente darte la media vuelta e inmovilizarte por el cuello,
Apoyar mi pecho sudado en tu espalda y que la velocidad sea tuya.

Mientras te muerdo la oreja, marcar tu nalga con mi mano
El rozar de tus uñas en mi pierna rogando por lo profundo,
Del morder el cojín para insonorizar los gritos capaces de despertar al mundo.
De como me muerdes el pecho para despertar mi lado humano.


Quedarnos abrazado, durante el momento,
lo siento me he quedado sin tinta el en biligrafo…
leer más   
13
sin comentarios 54 lecturas versoclasico karma: 89

Mi dilema

Lucho, lucho por mi deseo,
Mi deseo de tenerte, poseerte.
Pero algo en mí me lo impide,
Te tengo irreal, pero tan presente.
No te escucho, pero me gritas de deseo.
Te poseo, pero te desvaneces en mi mente,
Te llamo, pero te distancias,
Deseo que pares de distanciarte,
Te desvaneces.
Mi deseo,
Mi locura,
Mi demencia,
Mi cura,
¿Qué me está sucediendo?
Si cuanto más te deseo menos te tengo,
Intento olvidarte y más te tengo.
Olvido tus gritos de deseo,
Te veo venir a sí a mí.
Intento olvidar tu rostro,
Tus gritos de deseo se apoderan de mi mente.
No te quiero tener,
Y siento como me tocas.
No te quiero tocar,
Y te tengo.
No te deseo,
Y me amas.
No quiero luchar por desearte,
Y ya nada me impide de tenerte.
leer más   
6
3comentarios 30 lecturas versolibre karma: 71

Canto a una ausencia ( A Rocío )

R
Ruedan mis letras al vacío… y cantan
Que sin colores se han dormido un tanto
Y en tu silencio algunas notas faltan
¿Sientes al aire reclamar tu canto?

O
Ocupo el alma en levantar clamores
Desde páginas vacías sin tu vuelo
Que a donde estés, arrastre soñadores
De mi esperanza brisas a tu cielo.

C
Cuando al final regreses al espacio
Donde tus versos lúcidos se ofrezcan
De amada lluvia en gotas de topacio
Al renacer: ¡Mis flores te agradezcan!

I
Invocando a la suerte, he bendecido
A poetas presentes y pasados
Por la gracia de haberte conocido
Entre ocasos y albores vislumbrados.

O
Olvidando distancias y reveses
Va mi canción alada a tu presencia
Y por lograr que acaso te regreses
¡Ando escribiendo versos a tu ausencia!
leer más   
6
7comentarios 104 lecturas versoclasico karma: 77
« anterior1234533