Verso clásico Verso libre Prosa poética Relato
Perfil Mis poemas Mis comentarios Mis favoritos
Cerrar sesión

encontrados: 126, tiempo total: 0.023 segundos rss2

Palabras Para Ti

Hoy tengo palabras solo para ti,
palabras que se enrollan
como la lengua de mariposa,
y susurran en tonales ecos.

Tengo palabras para ti,
pero el viento las atraganta en mi garganta,
ahogándome en cada silaba liquida,
de la poción del hiato y la esdrújula.

La tipografía me apuñala el verbo,
para dejar huérfano el sujeto,
que aunque esté lleno de sentimiento el verso,
deja cobarde el predicado.

Y duele helado en el pecho,
como neumonía crónica;
asentándose de a poco en los pulmones,
despresurizando el diafragma e hígado.

Pero son palabras para ti,
palabras que no se rayan en la pared,
mas bien se cantan en secreto al oído,
como las que nacen después de un gemido.

Tengo palabras solo para ti,
y no me alcanza el punto para darles fin.

Niorv Ogrin
leer más   
13
6comentarios 67 lecturas versolibre karma: 103

Contraluz

Desangrando mi pluma vertical,
donde se enredan los vientos áridos del sur,
y se sumergen los huracanes del norte,
esta desdibujado mi horizonte.

A veces el sol se alza entre los árboles,
pero el lunar jamas se verá a contraluz;
ni el aroma del rocío contra el viento,
ni la sílaba que cae a contratiempo.

A veces se detiene justo en nuestras cabezas,
y ni la luz cenital muestra mi rareza,
de una naturaleza perseverante,
de una respiración ya muerta.

Caen las gotas en suelo mojado,
porque soy el que ríe de últimas,
el que apaga la luz y cierra las cortinas,
¿y creen conocerme porque me miran?

Si iluminan mi verdad con el sol a mis espaldas,
por mas respuestas que canten no entenderán;
si me determinan con la luna en mi norte,
las suposiciones serán estrellas fugaces.

Al hablar ni se molesten,
de eclipses están hechos los desastres.

Niorv Ogrin
leer más   
14
3comentarios 61 lecturas versolibre karma: 98

La librería mágica

LA LIBRERÍA MÁGICA


No sabía dónde estaba, pues aquel lugar parecía un almacén lleno de
libros. Todos hablaban -entre sí- un idioma parecido, aunque no lograba
entender nada. De pronto saltó uno y me dijo:
-¿Tú eres nuevo por aquí? -Le contesté que sí; y que si ocurría algo:
-¡No, no!, -me dijo-: -Solamente, te advierto de que tengas cuidado, ya que
estos libros son mágicos y no puedes despertarlos; como lo hagas, te darán
la lata y luego te volverán loco.

De pronto, veo volar a Don Quijote de la Mancha, en su bicicleta
cósmica, cabalgando entre el escaso espacio de pared en pared.
En las estanterías se oían voces lejanas; pertenecían a los personajes
de viejas y nuevas historias, como queriendo salir todos a la vez y contarme
sus batallitas, o sus cuentos.
Un caballero con barbas me chistó, diciendo:
-¡¿Qué haces por aquí?! ¿No sabes que esta prohibido merodear por
ciertos lugares de luces y sombras?
-No se nada -le dije-; tan sólo estaba mirando los libros...,
-Estos no son libros: son pensamientos enlatados en papel y prisioneros,
nos cortaron las alas; -además, me dijo-:
-Soy Séneca, el andaluz de Córdoba; enjaulado en mi libro de oro. Un
murmullo debajo de las estanterías me avisa del peligro que corro en ese
lugar, pero sigo rastreando, entre ellas, porque mi tiempo se detuvo, y quiero
saber el porqué de todo ésto; si, tan solamente, son libros escritos con letras
en un abecedario ordenado y libre.
Los pensamientos creados de muchas mentes prodigiosas, llenas de
sabiduría y talento:
Aquel de los molinos de vientos, Miguel, su nombre eterno, el
creador de D. Quijote señor, el de los sueños surrealistas y caballero,
merodeaba por este jardín, entre marañas de polvo, un ordenado
desorden de pensamientos.
En un recodo, en el ángulo metálico de las mágicas estanterías, vi al
mismísimo Federico, leyendo su cuaderno original, del “Romancero Gitano”,
como se limpiaba las lágrimas de bronce, revoloteando golondrinas alrededor
de su cuerpo, ahuyentaba, en su cabeza, a los pájaros.

Su vecina Carolina, las de los bellos ojos; la de pómulos sonrosados,
coronados de poemas, de versos de amor; toda su sonrisa iluminaba el
espacio: poeta de Almendralejos, luz de Extremadura (Espronceda, sufría en
silencio por su amor).

Todos son voces: del ocaso al abismo y del abismo al ocaso. Muchos
libros hablando y yo sólo escuchando sus letras: El punto, la coma, el
paréntesis, la interrogación y la exclamación, riéndose del punto y coma, sin
poder estar separados...

Las flexibles historias del mundo, danzando al unísono; sobre un
camino de aire y de polvo, en este desorden de paz; en un silencioso pasado
de ausencias, con palabras que gritan.

En el suelo, un libro se queja: ha sido pisado y le hicieron daño en sus
cubiertas: El maravilloso(tan antiguo, como moderno) Kybalión, llora de dolor
y soledad; quiere la libertad que anuncia en sus páginas; ser rescatado de
su estantería para poder descansar en los pensamientos más espirituales y
profundos.

Un aroma aterciopelado, desde un rincón, nos comunica olores de
siempre: Almizclen, Hierba buena, Tomillo y Romero...

Miguel Hernández me habla de sus horas en la cárcel, poeta del
hambre, del sacrificio,de la pena y el dolor; durmiendo en una jaula sin
libertad (pero con alas para volar).

Remolinos de aires nos envuelve en la lectura, Schespeare y
Lord Byron, Borges, Salinas, Cernudas, Pacheco, Valhondo, Lencero, León
Felipe, Kavafis, Pasolini, Bod Dylan. Merodean entre las páginas, ordenándo
las palabras, jugando con las sílabas, los espacios, Gala, pasea su bastón.

Dentro de este templo, de la palabra escrita, nos encontramos a
Rosalía de Castro, Carmen Pardo Bazán, Dulce Chacón, Almudena Grande,
Mª José Fernández... Todas, expresándose, con versos encadenados:
caminos creativos, en el Universo escrito.

Se mezclan las ideas, los pensamientos, alrededor de un oasis lleno de
estrellas. Una fuerza invisible de sentimientos merodea a las estanterías, en
un mágico pensar. Los hilos del saber florecen en el techo del olvido; y las
palabras piden libertad, como queriendo escapar de un laberinto de
intolerancia y despecho.


II

Los libros almacenados, desean ser adoptados por manos limpias,
sedosas, delicadas, sin mancha. Manos purificadas con el único elemento
posible: la Cultura (El poderoso Saber del Hombre y nunca la ignorancia de
la bestia o la oscuridad).

Desde el abismo más luminoso donde todo ciego ve, hay hadas con
sonrisas fotográficas, con luces de plata. Aquí, Piter-pan, juega con
Campanilla; juntos navegan en mares imaginarios con radiantes sonrisas.

En la bóveda, rosada, de pájaros es donde -el hombre- anida en sus
ilusiones. El tiempo está detenido en este templo de cultura solitaria.

Láminas, fotos del pasado... y un futuro lineal rodeado de mesas de
tertulias; donde se contemplan y se aman, con miradas furtivas:La novela, el
ensayo, el teatro, la poesía, la narración, la biografía, se casan con la luz y
las sombras, iniciando un camino con un futuro de resplandor, sin límite.
Los ecos, lejanos, me avisan de posibles tormentas literarias: Un
intruso dando voces, sorprende a la mágica librería. Es un libro nuevo que
viene empujando, como un torbellino, con aires caracoleados, entre los
entrantes y salientes de cada libro; éste molestando a los otros. Sus hojas se
les encresparon; hasta se cristalizaron las letras: Quiere un hueco social,
entre las mágicas estanterías (la oportunidad de ser seleccionado y leído, en
su “Horizontalidad Sentida”, permanente.

En la Librería Mágica, es donde está representada la historia y el
pensamiento de cada escritor(y es un mundo que simboliza la Cultura): ¡Ah,
mi querida Librería!¡No despiertes nunca!, porque en tus sueños está la vida.
leer más   
7
2comentarios 79 lecturas relato karma: 80

*"A mi madre"*

~Madre, simplemente madre.~

Amor, Dulzura, Cariño, Ternura; Poesía en tus labios, Sabiduría en tus senos, Intensidad de afecto, la mejor rosa del jardín del Eden, Donde Diosito sembró y rego.

Eres vida, Esfuerzo y Paciencia. Donde muchos se regocijaron incluyendome, sin importar nada, ni nadie; el futuro mismo pasando en tus manos, noción en el Silencio y Lloros de madrugadas, a ti preciosa Perla, dedico estas palabras, estos versos y este fragmento, que he escrito este día.

A mi madre que amo noche y día, aquel único ser que Dios nos dio de su esencia misma.

Madre mía, Madre adorada;
Madre, Simplemente Madre.

Daniel Zambrana. León, Nicaragua, 5/5/18.Poeta-Escritor.
leer más   
2
sin comentarios 21 lecturas versolibre karma: 22

Bohemio de Bohemios

BOHEMIO DE BOHEMIOS

A fountain’s pulsing sobs—like this my blood
Measures its flowing, so it sometimes seems.
Charles Baudelaire

Un bohemio de bohemios

considerado por muchos

el Dante de una época decadente

el padre del simbolismo francés

el poeta maldito

el hombre, la leyenda

el creador de las flores del mal

Charles Baudelaire

bohemio de bohemios

la vida para ti fue una locura total

nada te importaba

tu vivías la vida loca

como un bohemio sin freno

que escribió los versos más oscuros

amargos, tristes y dolorosos

pocos saben que dejaste una novela

algunos esbozos de obras teatrales

admirador de Poe

seguidor de la locura

bebedor inaudito

maestro de los versos

traductor y bohemio

poeta maldito

sabes poeta

un día soñé

que comías junto a un cadaver

como si nada estuviera pasando

a un lado tuyo estaba sentado el gran Roberto Bolaño

y al otro extremo de la mesa el gran Edgar Allan Poe

los tres conversaban y tomaban como locos

botella tras otra

cigarro tras cigarro

conversando tres maestros

sentados en la misma mesa

todos allá en el infierno

bebiendo la sangre de todos

en medio de la oscuridad absoluta

mientras florecen las flores del mal

tres locos conversando

tres escritores y poetas

a quienes este servidor

admira con gallardía

bohemio de bohemios

a ti te dejo estos versos

Hagamos todos juntos

un viaje al infierno

donde la música ligera

donde el humo vuele por todos lados

donde el licor vaya de esquina en esquina

como si nada

como si todos

estuvieran celebrando

al estilo de bohemios

de poetas y locos.

Autor: Robert Allen Goodrich Valderrama
Panamá
Derechos Reservados
Junio 2016.
leer más   
14
7comentarios 94 lecturas versolibre karma: 93

Caperucita va armada

En su mano la plata fulgurante
de una bala que espera amenazante.

En la cesta está el arma requerida
y un licor, elixir que cedió el druida.
Que si el lobo aparece, prevenida,
le hablará con su voz desinhibida.

No es la historia del libro la que cuento,
pues la niña le dio con mucho tiento

una vuelta valiente y trepidante,
que en justicia también es merecida.
Ese lobo, por fin, tendrá escarmiento.





Publicado en la Asociación solidaria cinco palabras:
cincopalabras.com/2018/05/13/escribe-tu-relato-de-mayo-iii-la-escritor
18
23comentarios 110 lecturas versoclasico karma: 107

Utópico

Las noches nubladas yacen en mi alfombra,
anhelando verte regresar por la puerta que dejaste abierta,
a través de ella se observan las huellas de tus pasos que pisaron uno a uno los pulsos de mi corazón,
te fuiste sin escribir ni decir nada. En todos estos meses fui yo,
el único que dejo huella en este utópico amor,
cuando ya dormías con otro en la misma habitación.

-Axel Marcos. ©
leer más   
7
1comentarios 38 lecturas versolibre karma: 85

Imparcial

Tu mirada falaz, besaba cada una de mis mejillas,
mientras yo ingenuo, me abrazaba a tu ser.
Tú, tan tierna y pérfida, apuñalabas mi espalda
con tus manos imparciales, y yo sustentado a ti
aniquilaba uno por uno mis temores en tu hombro.

-Axel Marcos. ©
leer más   
8
2comentarios 69 lecturas versolibre karma: 85

Transporte

Esto del silencio en el transporte,
perturba mi mente sólida, veloz;
busco inquieto mi soporte,
una palabra con ojos de algodón.

Cajetillas de gomas en vez de cigarrillos,
la mano titila en la barra del destino,
cuatro paradas de flagelo y hastío
cuatro paradas para llenar el vacío.

La ciudad incrementa los asaltos,
yo simulo caminar con los pies descalzos;
se reproducen como conejos los huecos,
si alguien cae, aumentará el desespero.

Este silencio de penumbra,
que a medio día resuena en eco:
"¿Que pasó?" "Por que no movió?"
todos sin duda llegaremos tarde.

Esto de morir en el transporte,
no se asimila aunque lo narre.

Niorv Ogrin
leer más   
12
2comentarios 58 lecturas versolibre karma: 95

Bolaño

BOLAÑO POEMA EN HONOR A ROBERTO BOLAÑO ESCRITOR Y POETA CHILENO
En Honor a Roberto Bolaño 1953-2003

Entra Roberto con un cigarrillo en los labios
a aquel bar perdido en lo más oscuro del planeta
sentados en una mesa alejados de todos
están los perros románticos conversando.
Los detectives perdidos estabán también en aquel bar
en otra mesa alejada de los perros románticos
Roberto entró como uno de los grandes entre los grandes
así delgado como lo ve y moribudo
este señor es sin duda alguna uno de los grandes poetas,
dijo su amigo de muchos años Mario Santiago Papasquiaro.
Roberto con un humor un poco torcido
le dió un fuerte abrazo a su amigo
y a todos los allí presentes invito a beber un trago en su honor.
Yo soy un chileno maldito
un hombre de carne y hueso con defectos y virtudes
un moribundo sin tiempo
un fantasmas, un poeta, un escritor sin recuerdos
que hoy esta aquí presente entre ustedes
para tomar, fumar y pasarla bien
en los últimos momentos que me queda en esta tierra maldita.
¿Pero que dicés poeta?
Sí tú ya estás muerto al igual que todos los que aquí estamos contigo
esto que hoy tienes frente a ti no es más que un sueño
o ¿quizás? una pesadilla surrealista o infrarrealista depende como lo quieras ver.
¡Qué ostia!
puta, no puedo creerlo
que mala suerte me he muerto dejando incluso mi legado.
Lo importante es que mis hijos
mis adorados hijos
tuvieron la dicha de recibir como testamento
mi poesía, narrativa y sobre todo lo más importante: Mi amor y mis libros.
Los detectives salvajes se rién en silencio
el gaucho insufrible está más insufrible que nunca
los perros románticos observan a su amigo
con tristeza y melancolía.
Año 2666
el mundo esta al revés
nada es como solía ser
ya no existe mundo solo tinieblas y dolor
oscuridad y tristeza
unos cuantos libros que sobrevivieron al tiempo
pero ya nadie los lee, ni parece importarle su presencia.
Bolaño despierta asustado
sudoroso y cansado
sabe que ha llegado el fin
esta listo para viajar a la Universidad Desconocida
esa que se encuentra en un lugar mágico
en un lugar irreal
en un lugar fuera de este mundo.
Roberto amigo
de tu muerte ya han pasado muchos años
ahora todos te idolatrán
pero antés nadie te conocía.
¡Qué ironías da la vida!

Autor: Robert Allen Goodrich Valderrama
Panamá
Derechos Reservados
5
sin comentarios 43 lecturas versolibre karma: 75

Soneto Oneguiana I

Me habla de naturaleza muerta,
cuando sus ojos solo gritan vida;
me deja afuera sin cerrar puertas,
para no perdernos en nuestra huida.

Ahí con el antifaz y kimonos,
con la melodía en semitonos;
apaga la luz, desciende el telón,
un beso es mi flecha en el talón.

Retrata en su iris mi problema,
en estos labios la sed de mi lengua,
y esta tentación es como agua.

Recito su libertad en poema,
juramos en el silencio lealtad,
yace en la mierda nuestra amistad.

Niorv Ogrin
leer más   
4
sin comentarios 36 lecturas versoclasico karma: 51

Distantes

Mis flores aun germinan en su suelo,
como sus dulces provocan mi pecho;
nuestras miradas se encadenan distantes,
nuestras palabras son un segundo, un instante.

La ausencia no cobró el peaje,
y se quedó con los demonios ilegales,
por una muralla de almohadas,
en la frontera llena de cráteres.

Una valija aun sin equipaje,
en un vuelo aun imaginable;
allanar no es capturar,
un amor perceptiblemente volátil.

Este suelo gris,
que se expande por mis sesos,
y decolora mis deseos,
no se asemeja a su jardín.

En un rascacielos no silba el viento,
como lo es al enredarse en sus montañas;
este universo austero,
nos puso distantes bajo un mismo cielo.

Yo deseando estar allá,
ella añorando lo que está acá.

Niorv Ogrin
leer más   
10
6comentarios 83 lecturas versolibre karma: 106

Ve hasta el final

Frente al espejo,
atrás quedaron las drogas,
las notas de rechazo a tus poemas,
los filos de navaja al doblar
las esquinas de la boca del lobo,
los 12 años de auto-desprecio.
Mira a donde has llegado:
eres ese ejemplar firmado de tu libro
que Iribarren le dio a Diego Vasallo
en la barra del bar
donde actuaba Rafael Berrio;
y también los adjetivos de fuerza
y de profesionalidad
que te dio en privado
uno de los mejores escritores
de novela negra
tras una lectura de tus versos.
Y aunque podría decirme a mí mismo:
"Ya puedes morirte tranquilo",
todo poeta sabe que para morir en paz
tiene que ir hasta el final.

(Abel Santos.
de LAS LÁGRIMAS DE CHET BAKER
CAEN A PISCINAS DORADAS,
Chamán Ediciones, 1era edición 2016,
2da edición 2017)
leer más   
10
10comentarios 152 lecturas versolibre karma: 115

El Galán Protector

Mis plumas al atardecer,
deslumbran a las estrellas,
son hermosas con ese ultimo rayo,
pero no más hermosas que ella.

Los sonidos del bosque,
sana del corazón las grietas,
y quiebran las sombras,
pero no más que ella.

El viento le susurra a cualquiera,
todos con una causa,
como si fuéramos piedras en un río,
como si la vida tuviese un sentido.

Yo tan solo abrí mis plumas,
dejandome arrastrar sin brújula,
cerré el pico y me encontré con ella.

Las vayas son deliciosas,
pero no más que ella.

Niorv Ogrin
leer más   
6
sin comentarios 41 lecturas versolibre karma: 72

Encontremonos

Encontremonos en un sueño,
donde se ahoguen los sentimientos recurrentes
que nublan aun más la oscuridad,
enfriando la luz de nuestro pecho.

Encontremonos y perdamonos,
entre lluvia de pétalos de cerezos,
con las quiméricas sombras a kilómetros,
y los fantasmas del pasado en el techo.

Miremos juntos la luna,
porque este sueño es solo nuestro,
aquí existimos sin funeral ni cementerio,
aquí existimos tú y yo.

La orilla y el cielo,
nos han llevado a este momento,
donde nuestros ojos se miran,
donde las ondas titilan.

Y naveguemos más adentro,
para no despertar de este sueño,
de la realidad escapemonos,
escapemonos, vivamos y encontremonos.

Te estaré esperando,
encontremonos en un sueño.

Niorv Ogrin
leer más   
4
sin comentarios 24 lecturas versolibre karma: 42

El tesoro de la tortuga

Nada parecía querer despertar esa mañana, nada, a excepción de esa espesa e inusual niebla que se había formado a unos pocos cientos de metros en dirección nordeste. La espesura se iría difuminando con las primeras luces del día, dejando al descubierto la inmensa silueta que dibujaba una exuberante y verde isla. El Tritón había llegado a su destino: La isla Tortuga. Su capitán, el aventurero Robert Alcott, junto a su fiel tripulación, se disponía a encontrar el enorme tesoro pirata que durante más de quinientos años había permanecido escondido, y que ni españoles, franceses o ingleses habían conseguido encontrar durante todo este tiempo. Durante el convulso siglo XX, el mundo entero permaneció sumergido en dos guerrras mundiales y un sinfín de conflictos posteriores que borrarían toda pista del legendario tesoro, perviviendo en esencia tan solo en algunas historias que darían pie a escritores para escribir sus novelas de aventuras.
Pero todo esto cambió el día en que Robert Alcott encontró en el desván de casa de sus padres un viejo mapa y un bloc de notas con dibujos, coordenadas y anotaciones sobre la isla que su padre le había descrito cientos de veces en las historías que durante su niñez le contaba cada noche antes de irse a la cama. Robert, había heredado una gran fortuna al morir sus padres, una gran fortuna que ni tan siquiera él sabía que existía. Quizá, las historias que le contaban sobre esa isla no eran solo un cuento, y ese mapa junto al bloc de notas escondían algo más que la imaginación de su padre. Robert Alcott decidió poner a prueba sus sospechas y descubrir con sus propios ojos el lugar al que tanta veces había viajado en sueños cuando era un niño.
5
2comentarios 51 lecturas relato karma: 43

Letras y frases XV ® ©

Con letras y frases
se llena a diario mi vida
y la de tantas otras almas
letras y frases de magnánimos poetas
y de insignes escritores
que con cada letra y cada frase
hacen del mundo un mejor lugar
porque las letras nos unen
nos hermanan hermosamente
y nos endulzan y confortan
quiera Dios que siempre exista
la casa de letras y frases
ese cálido rincón literario
donde desde la lejana distancia
bellas damas y nobles caballeros
todos miembros de la orden
de letras y frases XV
nos unimos por amor a la escritura
la poesía, la literatura, el respeto
la paz y la vida.

Carlos Luis Molina Lara
13
7comentarios 86 lecturas versolibre karma: 107

La Propuesta

A la mierda tantos intentos,
de encajar en uno de tantos gremios;
tantos difuntos venerados por sangre joven,
¿no habrá nadie que remplace su cemento?

Este nombre de nacimiento no es mío,
el principio está en los dedos y no lo ven;
renovar las estructuras hasta lograr un cambio,
el don de crear es tan solo un premio.

Lo explicaré antes de que lo encorven,
cinco estrofas que la rima bebió;
"Poema Escalonado" son sus cimientos,
está a merced para que le archiven.

Es en mis manos y en mis labios,
es mío, por el momento,
resuelto en mi amplio manicomio,
y de conocerce en mi patria otro prohibió.

¿Y que decir de este pareado?
Mi propuesta les he dejado.

Niorv Ogrin
leer más   
4
sin comentarios 29 lecturas versolibre karma: 53

Observarte

Cuando nos miramos, observamos los ojos del uno y del otro besándose sin parar,
nuestras sonrisas se unifican abrazado el viento que atraviesa nuestros labios
mientras los latidos se comunican a través del choque de cada dedo anular.

Te vuelves poesía dentro de mi pecho y te describo en cada verso al respirar.

-Axel Marcos. ©
leer más   
2
sin comentarios 23 lecturas versolibre karma: 13

Un nuevo encuentro en tu voz (Mi poesía 2)

La poesía es tan huidiza y de nadie que ¿Quién con su áspera y torpe mano la pude dignamente acariciar?

No consiste todo en adquirir técnica, trazar rima, respetar la métrica para obtener nota; A veces hay que desdibujar el orden de las palabras para no expresar lo que el alma siente y así nacen espontáneamente en un papel cosas baladís o presuntuosas frases, como decir que un poeta sincero no miente; la verdad es que todo poeta siente suyo todo lo que pone en la hoja, sin explicar que muchas veces la pluma, en lágrimas de su propia infelicidad moja.

Tampoco hay pintor de lirica en lienzo que consiga hilar fino en los versos. Poco a poco el genio de autor va viniendo a un papel blanco que de rima inocente preña. Y con bouquet etiquetado, sella, como un mimado vino de crianza, hecho a propio modo; romántico gerundio que define su aroma y olor, para que vaya cubriendo todo de alegría o de dolor.

Eso sí, que la parsimonia del tiempo abandone el blog, en tanto avanza la noche y se detiene el reloj

Y finalmente, si una noche las musas no te escogen, ni te dan a probar elixir, tu estilo será volver a empezar, repetir y repetir. Y para apoyar con tesis acertada esto, y habiendo sido un tanto travieso, yo desde niño acostumbraba, pergeñar un verso, siempre inescrutable y enrevesado.

A veces buscando libertad de acción y expresión matemática selecta, se ha detenido a mi lado el universo, sol y luna en una actitud adversa.
Han pasado noches y días en un desfile de no rimas y palabras sin acierto, y yo de director de escena, sin orquesta, sin violines ni concierto.

Otras veces, han apagado las estrellas, y los sueños se han ido diluyendo en tu ayer, se puede decir que vas viendo, que de angustia, alcanzas la inanición, y un nuevo principio en blanco, deja en suspenso tu valor, o mejor dicho, para que rime mejor con ayer, tu valer.

Ir entonces por tabaco al estanco, no parece en demasía error, ya que parece probado, que todo brebaje embrujado, incitara a sacar a flote, desde el fondo de una marmita, la dignidad del autor.

Mas si no hallan satisfacción, la estilográfica y su dueño, se van a la cama, vacía de tinta la una, y el otro cargado de sueño. Y no sintiendo el fracaso en extremo, pues pueden pretender despertar, y la obra maestra de su vida, de madrugada, ya escrita encontrar.

Ahora, ya de mayor, mi prolífico cerebro escritor, apenas se acerca a ese sin vivir frenético anterior, pues si tengo en cuenta el amor, que con parquedad frugal la ingrata pretensión de ser poeta me dio; ni soy de la poesía, ni ser suyo es mi fin, y ya para despedirme me atrevería a decir.

La poesía, persistentemente a mi alcoba, invitada, allá en mi primera boda, ni estuvo, ni estaba. Y ¿en mi cama? … si alguien cree ver un bulto, imagine un hada. Quién sabe si como en el cuento de la bella durmiente, mi cuerpo sigue frio, nada caliente, pero no esperando un beso, sino el aplauso de un gentío que me despierte.

Desconozco, hasta este momento, cual es su treta. No es la poesía en el presente mi meta; tras un divorcio de ella, que me dejó tirado, ya en el papel servilleta de un primer esbozo, o en el adolescente corazón de tiza aquel, pintado para siempre en la pared, y dentro dos iniciales; ahora me encuentro solo, subido en el foque de la vela mayor de un velero; eso sí, corsario bajel con vela de papel, estucado u offset que la tinta emborrona, no de cualquier cosa, en mi caso, si acaso, de prosa...

Sí, sigo escribiendo, pero sin pretensión de ser poeta. Como huérfanas de padre, navegan mis letras por el mar de la nada. Donde yo, como viejo piloto de ruda maña, guio siempre el barco hacia el recreo, aunque debo confesar que sin una voz de sirena, a babor o estribor, sufro, peno, lloro, muero. Por eso para ahuyentar la soledad, y evitar el naufragio, lanzo bengalas al cielo para atraer como público a los cometas, recitarles soliloquios, cantarles canciones, convencerles de que si ven a mi musa, la digan que vuelva, o que intenten hacer llegar al edén mis oraciones.

Sí, ese amor primero con las letras, fue para tanto, fue alianza de por vida, fue flechazo sin edad, promesa de eterna fidelidad, mil y un intentos de enlace nupcial, aun sin consumar. Y por eso, hacia aquella luz de aurora, siempre emergente, voy dirigiendo el timón. Escucho a veces canticos que me llaman desde una isla envuelta en niebla y me quieren de esta ruta desviar. Pero mi estrella ha vuelto a ser ese sol brillante que al amanecer a todo navegante desorientado guía.

De vez en cuando, la poesía, empecinada conmigo, aunque sea tenue, tímida, aparece subida a una ola, firme, irreal, gaviota sola; difuso espejismo que engatusa a este idiota. ...
leer más   
8
3comentarios 62 lecturas versolibre karma: 93
« anterior123457