Verso clásico Verso libre Prosa poética Relato
Perfil Mis poemas Mis comentarios Mis favoritos
Cerrar sesión

encontrados: 164, tiempo total: 0.022 segundos rss2

Las palabras de esa amiga

"Quien sabe si en su vida va a encontrar alguien como vos, quien sabe si cuando se de cuenta de que fue un cagón sentimental va a ser tarde."
Eso le dijo su amiga después de otra desilusión en eso que llaman amor.
La frase cagón sentimental le quedó resonando en su cabeza todo el día; al llegar la noche dedujo que su amiga tenía razón, él era un cagón sentimental y que cómo él existían muchísimos más.
Son esos que no se permiten amar, los que huyen antes de enamorarse, los que huyen cuando saben que te enamoraron, los que ponen excusas cuando se trata de hablar sobre los sentimientos, los que prefieren no sentir.
Tal vez es por miedosos, por miedo a sufrir, a que les rompan en corazón, por miedo a un amor no correspondido, por el miedo a permitirse amar.
Esa cobardía que lastima a sus víctimas como les llamó ella; nada peor que ser víctima de un cagon sentimental, ellos te atrapan, te endulzan y luego hullen, te dejan ahí, sola, sin palabras y llena de lágrimas.
Pensó que evitar encontrarnos y enamorarnos de estos tipos es inevitable pero deberíamos crear nuestra táctica para que no nos duela tanto su partida... Esa fue su conclusión antes de dejar a ese cagón sentimental atrás.

*Gracias a Guadi, mi amiga del alma que supo como inspirarme*
leer más   
7
2comentarios 131 lecturas relato karma: 78

Desde que te conocí

Desde que te conocí


Desde el momento en que te conocí
me cautivaste con tu ternura
pues en ese momento comprendí
que me estaba enamorando de ti.


Hay algo en mí que me incomoda
no me atrevo a decirte lo mucho que me gustas,
tengo miedo a un rechazo tuyo
me congoja este sufrimiento.


"... Es domingo y son las diez am
ya debí haber acabado mi tarea pero
mas me incumbe pensar verte sonreírme...
De lunes a Viernes el tedio se disipa
porque en los recreos puedo tomarte de la mano
y ser tu Romeo durante los 10 minutos...
Valeria seré breve desde que te conocí, conocí el amor..."


No es que muera por amor muero por ti.
Soy feliz solamente escuchando tu voz,
mi vida se llena de alegría cada vez que te veo...


Yo no entiendo porque el amor comienza soñando
y termina en un sueño.
El amor siempre dice lo mismo
pero nunca se repite.
Pero si entiendo... que mi amor por ti
nunca comenzó... y nunca terminará,
siempre existió.


Si algún día tu amor deja de ser mío
no me busques,
siempre estaré ahí,
a tu lado cuidándote.
No habrá dolor en mí,
nadie será culpable,
solo el amor nos junta y nos aleja.


Shane Spielrein
All Rights Reserved
8
7comentarios 94 lecturas versolibre karma: 107

Como pasa el tiempo

¿Os habéis fijado como crecen?,
parece que fue ayer cuando la vi nacer,
tan bonita cosa que creció entre las flores
e inundó nuestros corazones con caricias de amor.

Parece que fue ayer cuando los desvelos me invadían
y no me importaba porque sabía que era tan poca cosa
que entre mis brazos la tomaba y le cantaba
como cantan los corazones como si fuera una rosa.

¿Os habéis fijado como crecen?
Parece que fue ayer cuando enjugaba sus lágrimas
y saciaba su sed de amor abrazándola
como se abraza al querer, como se abraza al amor.

Hoy la he vuelto a mirara y me recordó que fue ayer
cuando le daba de comer y me miraba con esos ojos
negros azabaches, pidiendo con su mirada más de mi amor
sin importarme el tiempo, que no existía al mirarla.

¿Os habéis fijado como crecen?


Alfonso J Paredes
todos los derechos reservados
S.C./Copyright
14
7comentarios 79 lecturas versolibre karma: 110

La puta de julio

Julio;
La rueda de los animales una vez más nos da la bienvenida,
A los intuitivos, sentimentales
Sensibles, emocionales
Hogareños y familiares cangrejos.

Ella fuma en la terraza de ese bar
Sonríe con ironía al recordar
Esa fecha maldita llega una vez más.

Lealtad y empatía
Que burla...
Familia y hogar.

Del cangrejo sólo tiene la coraza
Chica de faldas cortas y piernas largas,
Del cangrejo solo tiene el rojo de sus labios
Que deja como firma cada noche en algún auto;
Su hogar fueron las calles al cumplir 12 años.

Las esquinas y los bares le daban de comer
Envolvía sus piernas en todo aquel que la tratase medianamente bien.

Sentimental y hogareño Cáncer;
Nunca existió abrazo que la esperara
Nunca un hogar al cual volver.

Una burla, 20 de Julio, una burla;
Chica acorazada,
Leal solo a sí misma,
Sólo podría confiar en sí misma,
Las veces que se permitió confiar
Terminó tirada en algún bar,
Pero eso la hizo fuerte,
No es inocente.

Este relato sin embargo, no tiene un final feliz,
La chica canceriana nunca saldrá de ahí.
Le dicen barrios bajos
Trampa mortal para los desesperanzados.

Un cigarrillo seguirá siendo su único abrigo
Hasta que algún coche se detenga en esa esquina que tanto luchó,
Dejará sus manos marcadas en los cristales empañados
Y el rojo labial en alguna blanca camisa.

Provocará algún que otro divorcio,
Continuará siendo admirada y deseada por los hombres
Y tema de conversación de las señoras que se abanican en sus casas;
Será el ejemplo que dirán las madres a sus hijas no deben seguir,
Y los padres hipócritas les darán la razón,
Aunque al caer la noche
Vuelvan con el cierre bajo de su pantalón,
Y tal vez hayan perdido algún que otro botón.

Seguirán pasando los días
Y ella correrá la cortina para que no la moleste el sol;
Sus tacones de aguja reflejarán la luna
Y se alimentará de almas que buscan un cuerpo con dos agujeros, una cara bonita y un buen trasero;
Hace mucho tiempo que ella dejó de buscar amor.

Un trago en algún bar aún será su desayuno,
El único incentivo que tiene para continuar su labor;
Viaja con marihuana
O alguna que otra mierda inyectada,
Siempre esos ojos rojos y esa mirada perdida;
Nadie la espera en casa.

Y luego de unos años
Cuando llegue esta maldita fecha una vez más
Nadie volverá a saber de ella,
Nadie va en busca de arrugas a la casa de madame.
9
4comentarios 57 lecturas versolibre karma: 97

El sendero del desamor

Te abracé, aún cuando no tenía brazos
Sostuve nuestro amor, aún cuando no existía
Te amé, aún cuando tu amor escaseaba
Me perdí en tu mirada, aún cuando tus ojos escapaban de la mía.

Camine junto a ti, por el largo sendero de la discordia, y no solté tu mano cuando la tempestad nos azotó.

Cambie mis metas, creencias y temple
Para agradar a tu oscuro corazón
Me vi morir frente al espejo, para verme renacer junto a tí.

Te veía dormir por varias horas
Eras como un ángel que me hechizaba con su sola presencia.
Acaricie tu pelo, aunque este quemaba mis manos
Bese tu alma, y saboree la hiel disfrazada de miel de tus labios.

Y cuando me asomaba a tu pecho, no oía latir tu corazón
Pero juntos brillabamos como la luna llena, aunque tu luz era más brillante que la mía

Con mis propias manos, sobre la arena levanté nuestra casa, y con lágrimas regue las rosas marchitas de nuestro edén.

Una noche oscura, una tormenta muy fuerte, arrasó con nuestra casa, y las rosas de nuestro edén yacían despedazadas sobre un suave susurro de dolor

Ahí estabas, pero no encontraba tu mirada
Ahí estabas, pero ya no sentía tu calor
Ahí estabas, desgarrada en medio de una encrucijada, en la que nuestros caminos se bifurcaban

¿Donde estas ahora?, dulce dueña de mis pensamientos
¿Donde estás, ahora que nuestro brillo menguó ?
Las cenizas de mi corazón vuelan con el viento , donde antes nuestro amor ardió

Todo fue una mentira, que un diciembre nació
Una dulce mentira, que mi corazón creyó
Ahora mi alma se condena en el averno
que el dolor creó
Me condeno silencio, y me amarga la existencia, que tampoco está noche escucharé tu voz.
leer más   
7
2comentarios 55 lecturas prosapoetica karma: 73

EL DESPERTAR ( el expositor de teorías)

Hubo civilizaciones anteriores,
fueron seres humildes y con habilidades,
no nos creamos los mejores,
pues estamos a años luz de sus invenciones.

Creo que en realidad hubo dioses,
que protegían el mundo de los hombres,
no se con certeza si hubo una guerra,
que dio inicio a nuestra nueva era.

Mi más respeto para los sumerios,
quizá no fueron guerreros,
pero si mucho más sabios,
y nunca seremos como ellos.

Mención especial a Atlántida,
esa ciudad que ahora está sumergida,
llegó el diluvio universal,
y acabó con su prosperidad.

Está escrito en las tablillas de arcilla,
que los egipcios inventaron la bombilla,
quiero creer que existieron los alquimistas,
los constructores de las pirámides de Gizah.

La biblia hace saber los diez mandamientos,
pero fueron extraídos del libro egipcio de los muertos,
algunos me llaman ateo, cuando yo si creo,
la diferencia es que lo hago en la verdad y no en cuentos.

No sé si son mitos o leyendas,
siempre habrá una pizca de verdad,
por eso me deshice de las vendas,
y comenzó mi gran despertar.

Un libro prohibido, los arcanos de Thoth,
El ser uno, mucho más fiable que el tarot,
seguiré dejando huella y despertando conciencias,
ya que la ciencia no tiene aún todas las respuestas.

Soy un embajador en la escuela de misterios,
sabemos que el mundo moderno no tiene remedio,
tal vez todo haya sido planeado,
solo de pensarlo me quedo paralizado.

Por los motores y el rugido de las llamas,
dicen que conocimos el infierno por los mayas,
eran hábiles en sus predicciones,
y temidos por la humanidad por sus actuaciones.

Dice la leyenda que existió Enki,
protector de la tierra y del débil,
pero dejó su legado y nos dijo adiós,
y eso le convirtió en mi dios.

No estoy cuerdo pero tampoco loco,
como yo algunos se sentirán solos,
el despertar es lo que tiene,
que siga durmiendo aquel que no me entiende.

Hay teorías inexplicables,
que dicen que venimos de las estrellas,
es bonito e inimaginable,
que vengamos de un hogar de tanta belleza.

En resumen, hay que buscar una interpretación,
en las antiguas religiones se halla la respuesta,
tu sigue los pasos de la razón,
y comprenderás los misterios que te presta el planeta.

Algunos lo llamarán mitología,
otros historia a este escrito de poesía,
pero no soy ni excéntrico ni esotérico,
hacerte pensar en todo es mi propósito.
leer más   
11
5comentarios 120 lecturas versoclasico karma: 103

El Reflejo en el Espejo

EL REFLEJO EN EL ESPEJO

Miro en el espejo
el reflejo de los años
un rostro diferente
al que alguna vez conocí.

Recuerdo tristemente
cuando a la muerte me enfrenté
cuando me encontré en ese camino
entre la vida y la muerte.

Me miro al espejo
y veo mi rostro ya cansado
agotado por los años
por los golpes de la vida.

Sufro en silencio
cargando una cruz
que me agobia lentamente
que me atormenta por las noches.

Vivo sin ganas de vivir
caminando entre las sombras y el rocío
siguiendo el camino de la luz
que brilla a lo lejos.

Recuerdo tristemente
cuando hace unos años
me encontré frente a frente
con esa sombra que viene y que va siempre
para recordarme que aún estoy aquí
sufriendo en silencio
en medio de la soledad absoluta
frente a aquel espejo
que sólo refleja un espejismo
de aquel hombre que alguna vez existió.

Me miro al espejo
soñando con el amor
con acabar con estas penas
que agobian mi alma
mi corazón
mi mente
con dejar atrás la cruz del dolor
que cargó día a día
y noche a noche.

Miro ese reflejo
soñando que soy otro.

Autor: Robert Allen Goodrich Valderrama
Panamá
Derechos Reservados
Julio 2018
leer más   
11
10comentarios 90 lecturas versolibre karma: 102

Ayer te conocí.

Ayer me hablaron de ti
Yo les tomé a locos
Y de ellos me reí.
Ayer me dijeron que me amabas
Como puede alguien como tú
Poner sus ojos
Sobre alguien como yo.
Ayer me dijeron que existías
Y que eres real.
Ayer me postre ante ti,
Mis ojos cerré
Y mis mejillas
De lagrimas moje.
Ayer hablé contigo,
Y tú ante mi suplica respondiste
Es como si algo en mi
Hubiera retumbado,
Aleluya, es mi Señor
Que a este vil pecador ha salvado.
Hoy me arrepiento de lo que ayer fui
El pasado quedó atrás
Las cosas viejas
Hoy no miro más.
Hoy soy hecho hijo del rey
Y ungido con su sangre
Ayer fui pobre y mendigo
Hoy soy feliz y muy bendecido.
Bendito seas Señor Jesús
Que haces amanecer durante la noche
Limpias el lodo
y lo pules en barro.
Lo que ayer fui, hoy ya no soy.
Hoy te alabo y con gratitud te adoro
Hoy con mucho agradecimiento
A ti te exalto.
Ahora sé que tú tienes tus planes
No importa la dureza del corazón
Porque tú llegas a tiempo
Y nos brindas tu gran amor.
Hoy vivo de tu gracia
Y confieso que no merecía este favor
Que tú conmigo fuiste bueno.
Hoy me sigue puliendo
Como una vasija
Sabiendo que no lo merezco.
Hoy doblo mis rodillas
Y sonrió con mucha felicidad.
Mi corazón ya no me duele
Ayer me lo suturaste
Con un buen hilo,
Que es tu palabra viva.
Ya no me duele la cabeza
Porque ya no me preocupo
Hoy dejo todo en tus manos
Y comparto tu palabra
con mis hermanos.
Hoy mi alma se regocija
Al saber que del pecado
Me redimiste.
leer más   
5
2comentarios 51 lecturas versolibre karma: 74

Olvidemos

Olvidemos si existió algo entre nosotros
Arráncalo de tu memoria como hicieron otros
Haz como si no me conoces
Olvida como se escuchaba juntas nuestras voces

Olvidemos como se sentía el corazón
Ahora no hagas caso al corazón y usa la razón
Yo sé que para ti será fácil hacerlo
Pues a mi tan solo pensarlo, no puedo hacer más que quererlo

Olvidemos las palabras tan dulces que dijimos
Y los momentos únicos y especiales que vivimos
Olvidar lo que hacía que perdiera el sueño
Que dolor me da que su corazón tenga dueño

Olvidemos si alguna vez nos conocimos
Y todo lo que hicimos
Quitame la venda que no me deja seguir
Para de una vez poderme ir
14
6comentarios 76 lecturas versolibre karma: 105

Renacer

Aprendí a admirar.
Desde el más sentido vacío, aprendí a admirar.
Admirar todas aquellas cosas que
tan ciega estaba y no me permitía ver.

Ya casi que no busco refugio desde lo antes necesitado.
Ya casi que no tengo ese menester por reemplazar o revivir lo ya marchado...,
{¿A una persona o a los momentos?...}
Ya casi que.
Me siento muy bien en soledad.

Desde la ida
supe apreciar y observar lo que existía a mi alrededor.
Y de alguna que otra manera
echaría todo aquello que me cohibía.
Todo aquello malo que me distraía de este momento.

A veces las idas no hay por qué sufrirlas.
Hay que agradecerlas.
De algún modo.
leer más   
11
2comentarios 84 lecturas versoclasico karma: 103

El club de las almas vacías

Éramos dos almas rotas,
masacradas por el mundo
y nuestros miedos.

Solíamos vivir bajo
la sombra de lo ínfimo.
Cazando lascas de felicidad.

Aun así, entre tanta duda
incitada por la noche,
coincidimos.

Y juntos fundamos
el club de las almas vacías.
Y lo llenamos de ti y de mí.

Éramos todo y éramos nada.
Éramos tristeza y alegría,
dolor y sanación.

Y como nada, la noche despojó
de su disfraz de ansiedad para
convertirse en inspiración.

Nos volvimos héroes.
Esos que de niños siempre
anhelamos ser.

Pero el tiempo pasa,
y llegó el día en que ya no
necesitamos salvarnos.

Y al ver que nada era igual,
y que ya no éramos los mismos,
cerramos las puertas del club.

Así, con la paz que nos brindaba
el solo saber que existíamos,
salimos a buscar otras almas que llenar.
leer más   
17
3comentarios 93 lecturas versolibre karma: 98

Una casa de paredes amarillas

Yo nací en una casa de paredes amarillas
y pisos de madera fría.
Edificio de piedras blancas,
rejas negras,
y vista hacia la serranía.

Yo crecí en una casa de paredes amarillas,
donde despertaba con las canciones de las guacharacas
que, aunque aves de plumas opacas,
sus sonatas matutinas,
no fallaban en llenarme de alegría.

Yo viví en una casa de paredes amarillas,
donde, con mi padre, le cantaba a la luna,
le aullaba a los gatos,
y, con el zumbido de los sapos,
me dormía.

Yo conviví en una casa de paredes amarillas,
donde el aroma de las arepas,
llenaba la cocina.
Simplicidad culinaria que, sin mucho esfuerzo,
me estremecía.

Yo residí en una casa de paredes amarillas,
donde vi el amanecer por primera vez;
donde comprendí lo bonita que es la vida,
al ver los colores del cielo,
mientras el sol se ponía.

Yo existí en una casa de paredes amarillas,
donde la voz de mi madre cantando,
llenaba todas las esquinas;
La risa de mis hermanas, juré,
Toda la urbanización, oír podía.

Yo me establecí en una casa de paredes amarillas,
oasis en el medio del caos,
núcleo de amor y seguridad,
en medio de un país
al cual la tragedia abatía.

Yo sobreviví en una casa de paredes amarillas,
rodeada de felicidad,
mientras un pueblo rogaba por comida.
Tierra de corrupción andante,
impotencia desgarradora se sentía.

Pero un día, después de 18 años de vida…

Yo me fui de esa casa de paredes amarillas,
dejando atrás las guacharacas, los sapos y mi familia,
partiendo de los atardeceres y la serranía.
Y con la vida cargada en dos maletas,
de mi amado país me despedía.
leer más   
21
7comentarios 318 lecturas versolibre karma: 101

Perdóname (ilusión de existir)

Te encontré con tus alas húmedas y rotas
sin piedad la lluvia sobre ti caía
de dolor y cansancio gemías
y alma sangrando gota a gota.

No supe ver si eran lágrimas
la lluvia a tu rostro las confundía
no pude ver el sufrimiento en tus ojos
ni el dolor en el que te hundías

Quizá fue más fácil ignorar que existías
renacer nunca ha sido nada fácil
hay que desprenderse de todo con agonía
aprender a confiar a pesar de las heridas
cuando todavía se tienen ilusiones de existir.

Perdóname, la culpa fue mía,
nunca en tu mirada comprendí
que tu vida necesitaba protegerte
de la crueldad de este mundo
que sin piedad tu existencia hería
y que tú sólo buscabas refugio.

MMM
Malu Mora

imagen tomada de internet
leer más   
16
20comentarios 129 lecturas versolibre karma: 87

Indecisos

¿Cómo tocarte sin pensarlo
por las veces que intento callar
los ojos voraces desorbitados
sin pensar en amar vocablos?

¿Dónde existió el fuego frío
que helado por la falta de calor
no obliga a mi pecho latir
vahídos de pleno estío?

Si las flamas habitan mi ser
y el volcán solo escupe lava,
el río que mudo ha de correr
¿Quemará el sendero que amabas?

La tertulia del sitio hospital
convalecientes miramos al sur
la cruz insoportable nos tachó
cansada de nuestra indecisión.
leer más   
15
6comentarios 118 lecturas versoclasico karma: 92

La Muerte a un mortal

Porque quieres que yo muera
ser que quiere el infinito
si el instante más bonito
trae sonrisas pasajeras.

Porque quieres ser eterno
perpetuando tu condena
Luego de sufrir tu pena
hay nirvana mas no averno.

No me oculto en el otoño.
Yo te espero aquí en la orilla
de mi isla de reposo
donde el viento trae mejillas
y el ocaso ojos llorosos
del tormento de la vida.

Si me llamas "cruel verdugo"
mi oz es llave de tu celda
liberándote del yugo
del que tu alma es prisionera.

Somos las hojas del árbol
que caerán en el otoño.

Al igual que este papel
Fue una vez parte de un tronco

Somos las olas del mar
que romperán en la orilla.

Al igual en la Pangea
Muchos de ellos no existían

Somos las nubes del cielo
que desvanecerá el viento.

Al igual que el firmamento,
será pasto de lo yermo.

Somos los rayos del sol
que oscurecerá el ocaso.

Ni siquiera su candor
vence al tiempo y a su paso.
leer más   
12
8comentarios 61 lecturas versoclasico karma: 86

El cuento

He pasado las tormentas
Y he brincado abismos
Tropezado de mil formas
Casi sin sentido
El corazón con mil heridas
Se mantiene vivo
Como esperando a que se extinga
Este verdadero amor
He besado diez mil ranas
Y ninguna se ha convertido
En la Reyna de este mendigo amor
Para darle de mi vida una vida entera
Que ha guardado tanto amor
Desde que existió
Se ha pulido con el tiempo
De lo bueno bueno y malo
Se ha cansado de mirar
Que esta vez será ideal
Una rana más que causa estragos
Perdón por no darte gusto
Mi amor no se puede terminar
Aún que la pasada trate de desilusionarme
Desilusionada así te quedaras
Este amor eterno aprendió a ser latente
Y dejar huella hasta la eternidad
Déjame decirte que un día lo valorarás
Este amor tan ciego que tuviste en tus manos
Que ahora difícil no lo encontrarás
Y por el momento sigo besando ranas
Por si acaso un día encuentro a mi Reyna
leer más   
5
sin comentarios 37 lecturas prosapoetica karma: 58

Así la conocí

En buena compañía se encontraba!
Disfrutando de manjares y Ambrosía!
Usé la psiquis mientras la miraba!
Y le elaboraba esta Poesía!

Era paradisiaco el lugar de su estadía!
Las flores y el cielo la mimaban!
Yo impregnado solo la veía!
Mientras los recuerdos en bus llegabán!

Un tímido hola en la soledad manifesté!
Mientras su boca ninguna palabra emitía!
Pero fue más grande mi amurallada Fé!
Que con sus brillantes ojos respondería!

Al mirarla le ofrecí un café!
Mientras su foto en mi iris guardaba!
Como se llama usted?
Sorprendido le preguntaba!

Gritar nuestros nombres queríamos!
Por las circunstancias del momento!
Sin pedir permiso nos adelantamos!
No existía para nosotros ningun impedimento!

Alcé mi mano, me llamo Valentía!
Vibraron las palmas de nuestras manos!
Ella con voz tenue, yo compañía!
Así fue como los dos nos Enamoramos!
leer más   
3
sin comentarios 51 lecturas versolibre karma: 30

Perdón

perdón
por enamorarme de ti
sin que lo supieras
por sentir estas ganas de verte
por hacerte parte de mi
sin previa autorización de ti
perdón
por mover la noche al día
para leerte decir
buenos días
aun no preparo el café vida mía
perdón
perdón por llamarte amor
por que se que no sientes lo mismo
aun cuando yo lo sabia
perdón por querer entregarte mi vida
así de repente así sin medida
por confundir tu miedo
a lo que te hago sentir
como si fuera la historia de tu vida
y al mismo tiempo las heridas
que el tiempo causo
supiste que no existía
pero aquí estoy
tan terrenal y al mismo tiempo
tan diferente a lo que antes sentías
perdón
por tanto amor amor que emano
pero no es tu culpa es culpa mía
por guardarlo tanto tiempo
y dártelo sin medida
perdón
por parecer una fantasía
un sueño imposible
que causa miedo incluso sentirlo
y despierta al mismo tiempo duda alguna
pero te repito es culpa mía
por que te acostumbraste
a dosis pequeñas cada día
y yo que te entrego el corazón
a cada amanecer
incluso empalagandote al anochecer
pero soy real tan lleno de amor para dar
y tal vez ese sea mi error por confundirte
y no saber si lo mereces por convicción
y al mismo tiempo alejarte sin un adiós
perdón por amarte cada día
perdón por hacerte el amor de mi vida
autor oliver ap
leer más   
11
8comentarios 90 lecturas prosapoetica karma: 102

Ahí también están los amigos

Quiero ir a donde la muerte no existe
a donde las flores cantan y no se marchitan
en donde el jade y la pluma del quetzal
viven con sabor a la madre tierra.

Tuvimos que desaparecer a donde no queda nada
en donde los tigres y las águilas
son solo un recuerdo de oro,
una pintura rupestre que se borra con los días mortales.

El corazón me atormenta sintiendo
el dolor aflige, me enferma
es un fastidio que causa la muerte,
como la lluvia del tiempo que embriaga con su misterio.

Los días fueron maravillosos, no teníamos nada
no existía el ruido, era como el silencio que daba miedo
cada vez que nos tocaba escuchar el rugir de un puma
a lo lejos de una oscura mañana.

Ahora vivimos llorando ante la pérdida
ya no existimos, solo somos la nada,
hemos desaparecido en la indigencia
de un corazón vacío.

Solo vinimos a soñar
y aunque estábamos desnudos
solo nos bastaba ver el sol y sentir su calor,
los ríos de lluvia escandalosa brotaban.

Se secaron como los sueños
somos vestigios viejos
en las ruinas de un pasado
de una primavera que se olvidó de ti.

Antes el poeta cantaba,
con su canto de capullos que florecen,
llovían sus palabras entre la vida y un momento breve, lo usábamos para contemplar a un cielo estrellado.

En vano mi corazón ha brotado
entre la nostalgia de una vida sencilla
entre la tristeza de un poeta
que le han robado a su cielo.

Como un pájaro rojo de fuego el tiempo ha pasado,
como las mariposas en un invierno crudo
por todas partes se ha esparcido,
como un colibrí en el dulce sabor de los labios.

Nos humillamos amando
ahí te esperan los enemigos,
con sus espinosas fachadas
con la cara asediada por la ignorancia
de no saber nunca nada.

Quiero ser como una ave que resuena con su voz
a todo pulmón
así voy rompiendo el dolor de un crisol
que se empeña en recordar el afán de una tierra perdida.

Ahí también están los amigos
con sus cuatrocientas voces
venciendo a las montañas
recibiendo de la tierra negra a un corazón
que ya no llora.

Mi corazón anhela una guirnalda de colores celestes
para no perderme en el abandono
de una vida que es preciosa
por su canto mudo de no tenerte,
ahí están los amigos, junto a ti.

Miguel Adame.
03/06/2018.
13
12comentarios 173 lecturas versolibre karma: 91

Volver

Aquella intensa luz que borró hasta su propia sombra, le hacía sentir liviana, sin una historia detrás que pudiera recordar; sin pasado y en un presente ambiguo, casi intangible. Quizá el tiempo había dejado de existir; ¿o tal vez nunca existió?
A pesar de la confusión que experimentaba, no tenía miedo; se sabía segura y protegida. Pero algo cambió; sintió un súbito calor y, recordó lo que era el fuego. Un flash cruzó su mente y también supo, que antes había vivido y conocido el miedo; el pecado y la muerte. Entonces, alguien golpeó sus nalgas; lloró… y de nuevo olvidó.
Debería volver a aprender a vivir.





Publicado en la Asociación solidaria cinco palabras:
cincopalabras.com/2018/05/27/escribe-tu-relato-de-mayo-v-con-las-palab
11
8comentarios 109 lecturas relato karma: 83
« anterior123459