Verso clásico Verso libre Prosa poética Relato
Perfil Mis poemas Mis comentarios Mis favoritos
Cerrar sesión

encontrados: 197, tiempo total: 0.006 segundos rss2

La Venus arrepentida

Hermosa , radiante , bella
desfilaba por la calle,
como si cada detalle
estudiado fue por ella;
parecía ser la estrella
en la premier de la vida,
provocaba la estampida
de miradas lujuriosas,
que en caderas cadenciosas
le daban la bienvenida.

Su templo era su belleza,
todo el mundo era su altar,
la tenían que adorar
esa era su certeza.
Poseía la firmeza
de lozana juventud,
y con grácil actitud
despertaba las pasiones,
que olvidando las razones
obviaban la rectitud.

Era pues el sol naciente
que en su inmensa majestad,
prodiga solemnidad
a un deseo ya creciente.
mostrando ser indolente
ante nobles sentimientos,
carecían sus momentos
de alma y de corazón,
y fue en esta situación
que empezaron sus tormentos.

la idónea seguridad
que adornaba su existencia,
en mermada resistencia
sucumbió a la realidad.
la vacía vanidad
que regía su destino,
no parecía el camino
que sabiamente escogiera,
del mundo idea pareciera
y no un designio divino.

Libidinosas miradas
que alimentaban su ego,
y que encendían el fuego
de sus razones pasadas;
agredían despiadadas
un rubor recién nacido,
que solo buscaba un nido
para su amor aun no nato,
que su proceder ingrato
le negó haber existido.

Aquellos que la adoraron
frívola ,cruel e indolente,
por necio cambio vigente
unánime condenaron.
Hoy todos se preocuparon
por la falsa castidad,
cuando la única verdad
es que fueron descubiertos,
en sus instintos perversos
y en su irracionalidad.

La humanidad insolente
en su auto destrucción,
siempre busca la razón
de culpar al inocente.
La premura de la gente
por castigar la cordura,
a este mundo solo augura
una justicia a la inversa,
premia persona perversa
y castiga a la más pura.

Osvaldo B. Páez ©
4
4comentarios 49 lecturas versoclasico karma: 38

Mala decisión

Fuerte discusión
Arma en mi mano
Bala en tu corazón
El disparo fue rápido
Lo hice sin razón
Como en modo automático
Tu cuerpo desfallece
Te quedas sin aire
Mi cuerpo no reacciona
El sudor helado
Recorre mi cara
¿Qué acabo de hacer?
¿Por qué lo hice?
Después de unos
Efímeros segundos infinitos
Despierto del shock
Te ayudare
Mis manos tapan la herida
Tu aliento disminuye
Por favor, no me dejes
Me quito la blusa
Y tapo tu herida
Saco mi celular
Llamo a la ambulancia
Y a la policía
leer más   
4
1comentarios 26 lecturas versolibre karma: 77

de Venus aMarte

Yo es que soy de Marte
en busca de una vereda
de losas de luz lunar
o de una jungla
de lianas de polvo sideral
que me lleven hasta allá,
hasta ti.

Y galoparé por las avenidas plateadas
de las estelas de cometas
en lomos del centauro de Sagitario
hasta llegar allá, a Venus,
hasta llegar a ti, mi Venus.

Y eclipsaremos
todas las lunas satelitales
y todos los soles astrales
con el fulgor de nuestros besos
de millones de lúmenes de intensidad;
y nos bañaremos en la tina
de leche tibia de la Vía Láctea
con los pétalos de luciérnagas
que tintineen
desde la poética oscuridad
de la bóveda celeste.

Tú y yo.
Venus y Marte.
Sinfonía cósmica.



@AljndroPoetry
2018-Ene-10
leer más   
16
13comentarios 136 lecturas versolibre karma: 111

Noches

Noches quizá en una especie de lucro
de duelo y de soledad.
Vacías palabras escriben y regresan
solemnente sin tener siquiera prosperidad.
Noches oscuras, escasas, raudas y sin ánimo a brillar
Así son las mentes de muchos los cuales no se atreven a caminar.
leer más   
15
2comentarios 47 lecturas versolibre karma: 89

Venus

(Dueto Rubén Darío & Yaneth Hernández)

Rubén Darío
En la tranquila noche, mis nostalgias amargas sufrían.
En busca de quietud bajé al fresco y callado jardín.
En el obscuro cielo Venus bella temblando lucía,
como incrustado en ébano un dorado y divino jazmín.

Yaneth Hernández
Su mirar embriagante, fulgurante de luz me envolvía,
mi delirio y mis ansias fueron notas de absorto clarín,
ella erguida y desnuda, jubilosa y solemne sentía
mi pasión en la dulce ambrosía de un cielo sin fin.

Rubén Darío
A mi alma enamorada, una reina oriental parecía,
que esperaba a su amante bajo el techo de su camarín,
o que, llevada en hombros, la profunda extensión recorría,
triunfante y luminosa, recostada sobre un palanquín.


Yaneth Hernández
Sobrehumana y hermosa en la bóveda triste dormía,
con dulcísono encanto oscilaba como un volantín
y en fiero desaliento procurando alcanzarle quería,
¡qué infame desengaño no probar de su piel el jazmín!

Rubén Darío
¡Oh, reina rubia! — díjele —, mi alma quiere dejar su crisálida
y volar hacia ti, y tus labios de fuego besar;
y flotar en el nimbo que derrama en tu frente luz pálida,
y en siderales éxtasis no dejarte un momento de amar».


Yaneth Hernández
Cuando el cielo del alba se entronice en ardiente diamante
y en el haz de una nube se refleje tu empíreo vergel,
zurciré con mil cirros el ardor de tu fuego constante
y en mi cántaro eterno beberás llanto, amores y miel.

Rubén Darío. Nicaragua.
Yaneth Hernández. Venezuela.
leer más   
7
6comentarios 163 lecturas versoclasico karma: 48

Finding Venus

Entró a una librería
- se desnudó por entero -
preguntó por mitología
- un pañuelo primero -

Buscó en las estanterías
- revolvió en los libreros -
de la blusa se desprendía
- después del liguero -

Luego quedó sorprendida
- dejó la falda en un esquinero -
cayó entre libros rendida
- halló la imagen de sus sueños -

La Venus estática sonreía
- sus senos igual de bellos -
la curva de sus caderas era alegría
- el encuentro fue eterno -
9
2comentarios 103 lecturas versolibre karma: 73

El arrepentido

Estaba en la cama y no podía dormir
me salieron estos versos amigo para ti.
Sentado en el salón, empezó tu rebelión
seguías en la tele, una guerra de alcanfor.

El desierto Sirio encendió tu sed
tu la apagaste con sangre y balas
y tu hambre, con carne humana.
Final del día, el kalashnikov descansa.

Levantas la mirada, perpleja te mira luna,
tu con añoranza le preguntas en tu mente,
¿en qué me convertí Luna indulgente?
en un asesino sanguinario e indolente.
Si, responde la luna
iluminándote de frente.

En televisión las cosas son diferentes
aquí las balas silban, aquí muere la gente
niños y madres, son bombas inteligentes
un boom y las entrañas de tu compañero
saltando alegremente,
sangre, sudor, lágrimas y muerte.

Quiero volver a dormir, luna mía,
quiero volver a soñar, con los verdes campos
y el azul del mar.
Miña Terra gallega, miña terra ¿dónde estás?
leer más   
8
2comentarios 58 lecturas versolibre karma: 93

La piedra de Venus (con @Sarrd8r)

La neblina me cubre,
la arrastra
una bandada de lubinas
ladrando a un vacío
perseguido por un gato
que hace sonar la flauta
del mundo silencioso.

Suena el coro
de coral gris de voces
cuál manto de hojas cenizas,
saltamontes de Hamelin
que bailan al son de la flauta,
violines y demás música
tarareada por el sombrero
huérfano de conejo.

Se abre la madriguera
perforando el cielo,
la cavan setenta y tres mariposas
que me aspiran
con sus espirotrompas desplegadas
como matasuegras de feria.

Huracanes aleteados
en el pecho de los buenos días,
margaritas con olor a camelias
dibujando sonrisas en las nubes
que balan lluvia entre los rincones
de éste prado donde tumbado
sobre tu sombra,
mis ojos dibujan tu recuerdo
entre ranas cantarinas y lagos de alegría verde.

Me fundo con tu sombra
a la luz de las luciérnagas,
somos oscuridad brillante,
manchas negras
en la piel de una salamandra,
seres anfibios,
puntos de fuego bajo aguas
que respiran a través de lirios.

Purpurina de sentidos en peregrinación,
cual procesionaria funambulista,
tu rostro envuelto en mantilla
tejida por las libélulas de mis silencios,
manto tupido en planetas fugaces
donde los dos fundiremos nuestros futuros
amalgamando el acero de la memoria
con la esmeralda de nuestro deseo.


Be3Al2(SiO3)6

.*.*.*.*.*.*.*:*.*.*.*.*.*.*.*,*.*,*,*,*.*.*.*.*.*.*.*.*.*,*.*.*.*.*.*.*.*.*.*,*.*.*.*.*.*.*.*.*.
***********************************************


En colaboración con Santiago (@sarrd8r) para quien en el mundo sobra mundo y falta cielo, y con lo que no puedo estar más de acuerdo. Gracias por permitirme cavar este cielo sobre el mundo con tus letras.

.
leer más   
19
27comentarios 160 lecturas colaboracion karma: 106

La misma mujer

Esta mañana te amé diferente.
Fui serena
a nuestros demonios asustados
a nuestros ángeles insolentes
los escudriñé en cosquillas reencarnadas.
Te amé diferente
en trance de libélula
con ojos vidriosos
de pucheros y muecas.
Te amé con nostalgias
de vidas pasadas
momificadas
asfixiadas……….
Hasta que llegó el crepúsculo
trayéndome
en una palabra tuya
un puente de guirnaldas
sobre Venus.
leer más   
9
4comentarios 121 lecturas versolibre karma: 47

Máscara

Cayó el acero de mi cara,
como sobre la noche, cae la madrugada,
como hombre ya no llevo máscara,
lo que soy y lo que he sido, si fui cruel,
si bebí, si maltraté, si vejé, si me drogué,
todo ha quedado a flor de piel.

He desnudado mi cuerpo y mi ser,
he desnudado mi alma,
llevo limpia la mirada,
ojos llenos de esperanza
porto estigmas en la cara.

Voy con mochila de recuerdos,
a manos llenas, llevo los silencios,
con la lista de errores y de arrepentimientos,
voy cabalgando, cabalgando los sueños
muerto de miedo, ante ti, me presento.
Ayer yo vivía, pero hoy, ya fui muerto.
leer más   
15
7comentarios 62 lecturas versolibre karma: 67

NADA ES MENTIRA... (Experimental posmoderno)

NADA ES MENTIRA

En tanto las velas se agiten con el vacío
rocío preocupado por el trigo alado y
las agujas se claven en un ropero rosa
en la calle de la vitrina víctima inerme.

Con el humo anaranjado durmiéndose
una hormiga está con su casco de corcho
y dócil el rencor flota de bajo de un árbol
con el ritmo iluminando los lagartos.

¡ No, adelante !... Imaginalos de nieve
con los pies trepando al escritorio sucio,
lleno de soles muertos con gasolina dulces,
en las alfombras despojadas, y eliminados.

Míralos recortar el agua con las tijeras
y lavar los jabones con vino blanco
y correr los caminos con alas grises
en el mar, temeroso de las mismas nubes.
Cuéntales del añejo amor con fiebre
con la voz de las orugas arrepentido
de la esperanza al colgar sus calcetines
en la pared con los coágulos al fondo.

¡ Ven !__ Te mostraré el perfume inaudito
del guardián de las noches un instante
de los últimos años sembrados en tumbas
donde el nácar aplaude y asciende al pantano.

No dejes que asesinen la memoria indefensa
de los cisnes aterrados por las balas ordenadas
que sumergen a las hienas amigas con el dedo
igualmente levantado ante múltiples borregos.

Sigue a las ballenas ahogando el agua cobardes
horribles mariposas goteando sangre ajena
en el cementerio atroz arrodillado y salado
por un llorar seco de escombros inconscientes.

Dicen haber lavado el olor con calentura dulce
en el asombro morado de los tigres profundos
en la tarde que suda satisfecha sus amarillos
acribillados sobre una escoba agitado perfume.

A lo lejos un reloj comía su tiempo en fuga
retratando los motivos de la espuma dura
tan lenta en las sillas de jumento inverosímil
que se arrastra podrido en cada hueso.

¡ Siguen siendo las mismas selvas del pantano
con la ternura dulcificada basura magra hostil
de la enmohecida sonrisa bajo la mano infame
en el rincón violento de la espalda espinosa !.

____ Porque nada es más seguro que morir
si no comulgas, con el sabor, inclinado y agrio
afilado por los roedores en el asfalto sonrientes
al apropiarse del poder de hacer daño a su gusto.

Autor : Joel Fortunato Reyes Pérez.
(Tanto del texto como de la imagen)
leer más   
9
4comentarios 33 lecturas versolibre karma: 144

El amor es para siempre

Es fácil llorar,
arrancarse la melancolía
es cosa de mortales
lo esencial no está en lo oscuro y el olvido.

El temor es como un gusano sepulcral
frío y que congela con una luz sin sombras,
como un temor sin amor
sin una rosa roja que regalar al otro día.

Difícil es amar para siempre
es de valientes
sin las pesadillas de la muerte
donde el solitario no es fuerte.

Las más loables maravillas del mundo
se disfrutan con el olor a café,
donde soy mi huésped sin ser un doliente,
sin ser derribado o clamar lentamente.

Lo mejor de la vida es ser como un ave,
un árbol sin tiempo que vaga con el viento
un ruiseñor de colores
sin lápida y letanía mortal de la agonía de los dolores.

Es mejor ser miel y con dulzura
sonreír a la vida sin alturas,
es mejor ser fugaz y una tenue brisa
que un eterno fuego sin amigos y alegrías.

Es mejor ser un río cristalino que corre
una estrofa rosa de rubíes que ríen,
una fiesta compartida con la música encendida
que un dolor que envidia a la vida.

Es mejor ser dádiva y un amor compartido
que una noche fría sin abrazos y cosquillas,
es mejor ser feliz y que a nadie le importe
que alimentar a un mundo triste que devora sin salida.

Es mejor ser duda de un amor que dure para siempre
que un arrepentimiento genuino
de un cáncer malviviente,
el amor eterno es del creador infinito en las alturas.

Miguel Adame
13/09/2018.
20
16comentarios 148 lecturas versolibre karma: 115

Musa

El cielo se secó,
en la oquedad de mi vientre.
Llovieron mis ojos,
Pétalos de jardines celestes...

Un poco soy nostalgia
Un poco soy olvido....

Artilugio del mago,
al finalizar la función,para enfrentar
realidad y frío.

Soy Copa de vino,
a la vera del río,
donde corren miserias humanas.

Certeza en la canción del silencio.
Silvido del insomne transeunte
hambriento...

Aunque de la torre de parís,
también tenga reflejo,
por mis ancestros.

Soy un poco lágrima impensada,
del infierno arrepentido.

Soy musa. Escala,de aquel,que calla y se levanta,aunque herido.

Silencio lleno de ruido....

Un poco soy nostalgia.
Otro poco soy olvido......

Aveces soy hoja en blanco.
Aveces otoño deteñido.
Escalofrío del árbol,
Al sentir caer al suelo parte parte de su piel.

Un poco soy nostalgia.
Otro poco soy olvido....

Mitad realidad,mitad fantasía,
esta noche visto.

Un poco soy nostalgia,
Otro poco....
existo.
leer más   
13
7comentarios 98 lecturas versolibre karma: 124

Había una vez… “2” Cuentitos de horror y humor, sin pudor…

Había una vez… “2” Cuentitos de horror y humor, sin pudor…
Viviendo en los sueños…


Que sean felices y amados, nunca robados, nunca con finales de olvido, siempre aunque aburran repetidos hasta que los acabe un beso en la frente al final.

Y más personas que sin mundo se tomen las manos, se amen humanos, se acepten defectos, se amen sin promesas, desde celdas lejanas, entre condenas y presos, esperando otros tiempos mejores que estos, para amarse tras la misma reja, felices en un cuento sin perdices, ni finales y siempre puntos suspensivos…

Te Amo tanto que mi alma tiene cadena perpetua por culpa de la sangre de tus venas, que cuando no cantas me desvela porque arde y arde sin acabarse la vela…

Y sabes, que No hay borrón y cuenta nueva que te esconda, porque siempre te encuentro dando vueltas, sin decir nuestros nombres, y ahora dejas el silencio y hablas dormido, mientras yo sin cuento hago que te olvido pero no, no puedo, lo tengo por mi misma prohibido…


Vamos por las noches con cosquillas para que no falten las risas y con los ojos cerrados por los sueños, aunque acabemos en el suelo por no ver desnudos a donde vamos…


Había una vez un pequeño inquieto que visitaba a sus sueños siempre despierto, les cantaba en vivo hasta morir en su pecho, de nube en nube, de cuento en cuento, y sin cansarse, porque estaba casado volvía temprano a cambiar pañales, con la cola de diablo entre las piernas y las piernas cansadas, con el corazón lleno de amor para su enamorada, con la corona de Ángel un poco sucia y desgastada de tantos

saltos en la vía pública, culpa del smog de los humos, de las venus desnudas que calentaban motores en primavera y no dejaban diablos callados sin hacerlos goce…Había una vez, si, pero me salte las partes donde yo me crucé en su nube, y me caí… Por eso le empecé a escribir…

Una noche hicimos castillos de arena, armados de correrla mientras nos amamos, y con suspiros les hacemos las ventanas las torres y las puertas, para luego meternos, y quedarnos escondidos del mundo, Bien adentro…


Te beso las entrañas, porque ellas, en su espacio interior me extrañan horrores, desde que no las destripo para sacarle cada suspiro y hasta el hipo, donde repito de comerte y tragarte apurada, para devolverte a tu vida envuelto en un orgasmo de ensueños sólo, sólo, y sin rimas nuestro.

Te espero en el ascensor de los sueños, sin vecinos curiosos, entre medio de cualquier piso, con los espejos empañados y los otros mirándonos. Sin poder taparse los ojos, para que nos podamos ver mientras amamos al sueño, mientras subes y bajas indeciso y yo mordiendo en tu lengua un grito, en el entrepiso del descanso.


Noche de te llevo y me llevas y nos vamos de las manos y sin querer corriendo

Yo te dejo ungüento para que pases en tu pecho para mi resfrío cuando apoye el mio y la polla quiera poner huevos mientras cacareo un cuento desde el gallinero donde estamos presos y no hay gallina que no deje de envidiar mi polla, ni gallo que no quiera la doble pechuga mientras desplumamos nuestros sentimientos y luego me quedo ampollando los te quiero desde lejos viendo como vuelas con tus sueños a tu puerto, a tu granero…

Hay cuentos que se ahogan en sus bosques de hadas, cuando buscan duende de orejas largas, hay otros que se leen en la arena de los desiertos, hay microcuentos que atraviesan mares para besar los sueños, aunque sea en silencio, y aunque son puro cuento siempre a alguien, le hace ilusiones, que los soñemos…


Se duerme el Príncipe sapo y la princesa en la torre llora, porque no pudo besarlo… Porque lo vio desde arriba tan guapo de verde limón en la fuente y no pudo tirarle monedas para cambiar su suerte, para que no se duerma lejos de su torre, que no puede bajar, que no tiene escaleras y le da pena anudar sus sábanas vírgenes de seda…

Ella le dijo no te quiero y clavo un alfiler en su pecho para no sentir el dolor de estar mintiendo, para que el corazón sólo notara el alfiler y no se enojara, por mentirosa… ella le mintió y ahora la luna no la mira y el mar ni un hola y la arena se esconde en relojes de tiempo perdido para que no lo encuentre, cuando sueñe, ni lo llegue a abrazar cuando esté dormido…

Buenas Noches… (Lola)

soundcloud.com/lola-bracco/habia-una-vez-2-cuentos-para
16
14comentarios 137 lecturas relato karma: 120

El aprendiz

He visto el aire triste,
aunque dicen que es invisible
suelo tocarlo muy temprano
y sentir su lluvia que llora con una tenue gota de dolor.

He visto a la vida repercutiendo por los años
atenida a su misma naturaleza
que la vio nacer en algún segundo
de un cosmos infinito.

Soy un aprendiz de todo eso que observo, lo reconozco,
pero nunca seré un artista fracasado
que se fuga en cada hoja
de un verso perdido por ello.

Nunca navegaré errante
entre el horror de una noche que parece infinita
y que solo es un poema que intenta salvarse
de un muro lleno de lamentos sin salvación.

Sí soy un aprendiz sin retorno,
sin silencio,
sin arrepentimientos,
con misterios en vez de palabras huecas.

Soy un aprendiz,
testigo fiel del frío, de los temblores
de los presentimientos sabios,
de los delirios con sus propios desencuentros.

Aprendiz de la verdad,
de mi verdad,
de mi versión,
de mis propias dichas con sus íntimos deseos.

Aprendiz de la inercia de la muerte
que solo quiere vivir,
aprendiz de poeta
que solo quiere sentir el aire triste y escribir.

Que también ama a la vida,
a los suyos, a los nuestros
a cada mañana que te regala su amora taciturno
a los versos que sueñan con salir y ver la luz de tus ojos.

De eso también soy un aprendiz.

El mute
05/09/2018
22
15comentarios 151 lecturas versolibre karma: 131

Su boca

( corregido)

De una nube me he colgado
con las ganas de mecerme
pero dormido me he quedado.
Soñé que venía mi amor a verme
en una concha como Venus,
de contento al verla he saltado.

Los dos hemos corrido a jugar
Como chiquillos traviesos
la blancura en bolas a lanzar.
Y cuando estaba distraido
me recordó el primer beso
ese que nunca se nos olvida
con un gran besazo tremendo

Aunque yo ya estaba preso
Cuando la quise abrazar
ella se me escapó riendo,
jugando a que la apresara.
Cuando al fin la pude alcanzar
por poco me la como a besos
sin dejarla para nada respirar.

Se me removió en los brazos,
tanto que me consiguió despertar
y vi curioso, que allí estaba
besándome y besándome sin parar.
leer más   
10
sin comentarios 48 lecturas versolibre karma: 113

Original Sin

Traigo todos mis pecados
Desde el calvario que es la vida misma
Hasta la resurrección que no es la muerte
Sino en el perdón
Los traigo a golpe de esperanza y sacrificio
Sin arrepentimiento alguno
Porque no despojo de ellos
Sino que los acumulo como la experiencia
Para hacerme una coraza más fuerte.
He puesto a la merced de la bondad
La gota de amor que me quedaba
Para si acaso queda tiempo
Se convierta en algo más grande
Y duradero.
Traigo de todos mis caminos
Aquellas huellas que el viento
No borro, aquel pétalo que el
Sol no marchitó.
Aquel espacio de tiempo donde
La vida alcanzo a regalarme un beso.
Traigo los molinos que quedaron
Despúes que pasaron los Quijotes.
leer más   
16
8comentarios 67 lecturas versolibre karma: 126

Criminal arrepentido

Que lejano el futuro
Que cercano el pasado
Te corroe tu maldad
Por tus venas cianuro
Aún no te has acostumbrado
A aguantar tu pesar
Sufrimiento seguro
Por tu eternidad
Al haber traicionado
Tu dulce humanidad
¡Qué largos tus lloros!
¡Qué intensa tu pena!
En tu camastro acogeros
En la oscuridad de tu celda
leer más   
12
2comentarios 87 lecturas versolibre karma: 108

Bulímica de palabras

Bulímica de palabras no dichas
vomitando lágrimas,
y el eco que queda dentro
apuñalando con acero fundido en tu fragua
pero sin llamarte Vulcano
martilleas mis recuerdos
volviéndose palabras que me trago,
me trago y no vomito,
sólo lágrimas…

Marisa Sánchez
11
2comentarios 158 lecturas versolibre karma: 62
« anterior1234510