Verso clásico Verso libre Prosa poética Relato
Perfil Mis poemas Mis comentarios Mis favoritos
Cerrar sesión

encontrados: 366, tiempo total: 0.020 segundos rss2

Haiku de la frontera X

Amanece ya,
más muros y fronteras.
Pasa el tiempo.
7
sin comentarios 108 lecturas japonesa karma: 91

Descenso

Miras al cielo rojo y ves las nubes que pasan fugaces.
Miras al horizonte y ves las fieras con hambre en sus fauces.

Miras bajo tus pies y cucarachas suben por tu huesos
y te da igual pues ya tu cuerpo esta podrido por dentro.

Miras a tu alrededor y solo vez la basta soledad.
Miras tu corazón, solo es un iceberg flotando en el mar.

Antañas mariposas que sentías ahora son gusanos
buscando renacer y no morir viviendo en el pasado
mientras la muerte acaricia tus ideas con su fría mano
y con la otra te muestra el cadáver de lo que has amado.

Para no ver, la oscuridad se ha vuelto tu refugio
y la felicidad se ha marchado junto al demiurgo
dejando al caos, pero sirenas seguirán cantando,
mientras me atraen al otro lado adormecen mi llanto.
9
2comentarios 61 lecturas versoclasico karma: 94

Agosto

Me alejo consecuentemente de lo que está vivo
y me refugio en el sin fin de párrafos que escribo.
Una marea de letras, el final como punto suspensivo,
un anagrama disléxico en el fondo del laberinto

Blanco y negro, los colores que necesito
porque más allá de eso todo me resulta patético,
decepción y un coma en estado crítico,
sueño eterno hasta que el cáncer me lo quitó.

La caída una madrugada de agosto
recorriendo nuestro hogar hosco
con el siniestro fluir de todo
agotado sin más por los pasillos.
6
2comentarios 38 lecturas versoclasico karma: 87

Tan solo todo (22 de abril, Día de la Tierra)

Tierra tan sólo. Tierra.

Redondo refugio entre astros
evocando la eterna pregunta
que acaricia el alma del cura,
las sienes del sólido ateo.

Tierra tan sólo. Tierra.

Sustento es tu vientre solar
laborado con santa paciencia
cual si fuesen abejas por manos,
las manos del sabio labriego.

Tierra tan sólo. Tierra.

El néctar celeste fluyó
en tus venas terrestres y hondas
concibiendo la luz del aliento,
regalo vital para ser.

Tierra tan sólo. Tierra.

Herida te muestras ahora
por tus hijos de ojos cegados
que olvidamos que eres carne y savia,
y madre y hogar... tan sólo todo.
leer más   
12
4comentarios 84 lecturas versoclasico karma: 94

Haiku de la frontera V

Mi cuerpo junto
al recuerdo de casa,
se estremece.
11
4comentarios 150 lecturas japonesa karma: 88

Polvo

EL polvo recorre
todos los cuartos
de la casa;

todo hueco,
toda hendidura
hasta la más mínima
diminuta

Toda vez que
intentamos despojarlo
la brizna le sirve de refugio;
fugazmente y poco a poco
va retomando lo que
le fue arrebatado
lo que es suyo;
su casa.

empezando por la uñas,
y terminando
por nuestros pulmones
porque polvo somos
y en polvo
nos convertiremos.

Alejandro Guadarrama
leer más   
10
2comentarios 39 lecturas versolibre karma: 91

Una señal ¡

Mis lágrimas están contenidas en un odre.
Cada paso que doy, no lo siento, huyen de mi propia sombra.
He perdido la orientación.

Mi sol se ha quedado inmóvil como en la tierra de Jericó. Pero no siento calor.
He perdido el horizonte dibujado con sueños que prometían ser realidad.
No los puedo alcanzar.

El cielo me ha lanzado una escalera, me pregunto si yo debo subir o esperar a alguien bajar.

Mi corazón tiembla y me pide piedad, un momento de relax.
He dejado de hablar, mi garganta tiene vidrios rotos y mi alma en trizas está.
En la noche me refugio y duermo en posición fetal, abrazada a mi almohada,
escuchando las voces del infinito y recordando el lugar en el que nunca sola me sentí,
pero mi madre dijo que no me podía quedar allí, porque la vida es sagrada y hermosa,
pero con sabiduría del cielo hay que saberla guiar.

Señor Mío¡ Magnifico tu nombre porque en el dolor también hay que saber alabar.
Que tú no eres más que sabiduría, poder, justicia y eres Amor,,,
oh mi Dios, derrama sobre las almas abatidas y corazones quebrados un
hálito de tu magnifica bondad.
Porque la vida aquí en la tierra es maravillosa,
pero con dolor es complicado encontrar la verdad.

Dime señor si yo debo subir o esperar a alguien bajar... Dame bondadoso señor una señal ¡


Letizia Salceda,,,
leer más   
12
16comentarios 122 lecturas versolibre karma: 106

Haiku de la frontera III

Piso la arena,
olas contra las rocas.
Ruido de silencio.
15
sin comentarios 181 lecturas japonesa karma: 96

Cielos Rotos

Vasto silencio.

Ya no hay cristal,
sus alas punzantes
desgarran mi mente
con risas que no entiendo, lejanas
que no existen en realidad.

Y hay tambores
que parpadean
al contacto con mis dedos.
Áspero escenario
y recuerdo entonces
por qué he despertado aquí.

Me has lanzado a la tierra
y ya ves, sobrevivo.
Hay un ave carbonizada
que sobrevuela las ruinas
y se alimenta del dolor descompuesto.
Me cubro.

Decido que puedo volar
y sé que hay lagos de luna
donde puedo danzar.
He aprendido a refugiarme
pero ya es hora de partir,
y empezar, y vivir.

Levito...
lentamente me elevo
para salir sigilosa
de esta coraza rudimentaria
que me he construido con cielos rotos.




Dee Dee Acosta
May.11/2018
leer más   
17
10comentarios 71 lecturas versolibre karma: 97

Haiku de la frontera I

El paso lento.
Nieve cae sin cesar,
sigue calando.
15
4comentarios 212 lecturas japonesa karma: 91

explorador

Explorar por el mapa de tu cuerpo
recorrer con mi boca sus senderos,
refugiarme en tus brazos y en tu pelo
esconderme en tu cueva, lo que quiero
leer más   
11
2comentarios 73 lecturas versoclasico karma: 92

No hi ha límits

No hi ha límits,
no hi ha fons,
ens degluteix
aquest món.

Paradís poètic,
tot enyor,
com un milfulles
sense racons,
com una era
sense pols,
com un refugi
curull de raons.

Paradís poètic,
cau de crits,
gresol sublim
de tots els àmbits,
arbreda amb vent,
flors i mallarengues,
seu de tots els verds.

Paradís de llunes,
nits d’estels,
solcant les vides
i els anhels.

Paradís de pàmpols,
ceps i circells
a la vinya mare
dels vins més vells...
leer más   
12
4comentarios 69 lecturas catala karma: 100

El Tabo y tú

Es El Tabo
refugio, paz, esperanza.
El amor ha hablado
mencionando tu nombre.
La gaviota que vuela
me recuerda tu paso callado
casi imperceptible.
Las nubes han teñido
esta tarde blanquecina y gris,
pero el calor está presente
presagiando que,
aún en la tristeza o soledad,
siempre está tu boca o tu mano.
Apoyada sobre la roca,
reposo,
respiro hondo, cierro los ojos.
Luego, casi dormida y
profundamente serena
en este paraíso,
subo a una nube blanca
y estallo de deseo.
No es desesperado ni
Intranquilo,
sino alegre de saber
de tu cuerpo.
Y te acaricio con la imaginación.
Te alcanzo con mis dedos
y flotamos entre
la inmensidad del océano.
Caemos al agua y nos amamos,
tocamos la arena y nos amamos.
Abro los ojos y,
entonces,
me perdono:
por todo lo que siento,
que no sientes.
Por todo lo que amo,
que no amas.
Por todo lo que tengo y soy.
Por todo lo que tienes y eres.
leer más   
12
15comentarios 79 lecturas versolibre karma: 100

Haiku de la frontera IX

Días de infancia
entre muros, fronteras,
dudas y penas.
16
2comentarios 114 lecturas japonesa karma: 97

¿Cómo no voy a quedarme?

Hay lugares
que son hogar y refugio,
que son un techo para los días de lluvia
y un mirador perfecto para amaneceres.
Hay lugares
que son una fuente de recuerdos,
que su brisa te empaña los ojos de lágrimas
y son eternos en tu cabeza,
que ocupan un lugar
que no ocupa ningún otro.
Hay lugares
que los mirarías toda la vida,
que alegran el alma
y huelen a primavera
todas las estaciones del año,
que son bonitos
incluso en medio de un incendio.
Hay lugares
donde te perderías toda la vida,
donde no sabes dónde está el sur
y el norte lo pierdes siempre,
donde quemarías los relojes
y no te importaría quedarte
cinco minutos más.
Hay lugares
que son paz y jarabe para el alma,
que adormilan tus monstruos
y te hacen soñar con imposibles,
que son mágicos
y no necesitan trucos
para hacerte sentir que flotas.
Hay lugares
que son puro misterio,
que te invitan a invadirlos
pero no sabes resolverlos,
que nunca llegas a conocer sus rincones
y se ríen de tu inocéncia cada vez que los cuestionas.
Hay lugares
que son vacíos y oscuros,
que te dan miedo y te atrapan cuando lloras,
que te arropan y te invaden,
y te hacen sentir pobre cuando los respiras
y no huelen a nada.
Hay lugares
donde eras, eres y siempre serás,
donde desnudas tu alma
y dejas ver tus cicatrices,
donde saltas y ruges,
y nada te da miedo,
donde eres tu mismo
y nada es importante.
Hay lugares
que son únicos,
que saben cómo hacer que te quedes,
que no te temen pero temes,
que te hacen sentir especial
y te invitan a cerrar los ojos
cuando no quieres abrirlos.
Hay lugares
que no pisarías nunca,
que no quieres
pero te llaman,
que dan miedo y no tienen color,
que te abrazan friamente
y al sentirte vacía
te llenan de dudas.
Hay lugares
a los que siempre perteneces,
que por mucho que no estés
siempre estarás,
que pintan el suelo que tu pisas
y a veces hacen el camino difícil,
como otras
son senderos y atajos,
que te encuentras en sus raíces
y son vida,
que nunca consigues dejar atrás
porque son infinitos.
Y estás tú,
que tienes todos esos lugares
bordados
en el filo de las pestañas.
¿Cómo no voy a querer quedarme?
leer más   
8
6comentarios 67 lecturas prosapoetica karma: 94

Miradas rotas en el último suspiro

Miradas rotas en el último suspiro
solo la noche te cobija en un instante
sin pedirte nada
en un parpadeo te regala sus sombras.

El mundo es largo y sediento
se cansa de morir todos los días
y tú nos mientes
no hacia falta, solo tenías que ser ausente.

Tanto amor
y el tiempo te lleva la cuenta del daño
desperdiciando en sueños
castillos despoblados.

Todos somos iguales
las mismas manos
los mismos ojos
los mismos labios hablando.

Vocablos en un silencio apagado,
es tu verdad infinita
es solo tuya
no hace falta tan siquiera dudarlo.

Evocamos a una memoria hermosa
yo lo recuerdo todo
tus amarguras vacías
tu capacidad de seguir construyendo a cada rato.

Mírate
no tienes nada
solo fragmentos
más sin encambio yo lo tengo todo a mi lado.

No necesito tus aplausos en mi refugio
descubrí el secreto de la felicidad
el propósito de seguir respirando
el poema Perfecto para seguir amando.

Miradas rotas en el último suspiro.

Miguel Adame Vázquez.
El Mute.
02/05/2018.
20
17comentarios 193 lecturas versolibre karma: 108

Habitat

Vive mi espíritu en un cuarto sin ventanas,
donde escribo las palabras que añado
a las palabras que soy yo en materia.

Desde este cuarto veo madurar los libros
y veo morir de sabiduría a las polillas;
tengo una lámpara y un aire de mármol
y tengo cuatro rincones que nada esperan

Todos los días subo a verme en ese cuarto
desde una casa hecha al azar debajo suyo.
Es cuando su espíritu me traga y puedo ser
un hombre rodeado de cuatro paredes mías.

El mío es un cuarto que adormecido espera,
siempre con una hoja en blanco que incita
a volcar palabras que en el silencio asoman,
hasta volverse un desenfrenado torrente de vida.

Su soledad es el refugio de mis sueños,
las hojas que extiende son palabras en espera,
y la vida en los libros que alberga, es llegar a ser uno,
que llene los silencios con mis ruidosas presencias.

Las palabras abren ventanas a mi espíritu,
que cada noche alza vuelo, desesperado,
buscando un dios que no haya sido malo,
para que tome mi mano y viva en mi hombro
el tiempo que tome forjar toda mi poesía.
leer más   
13
8comentarios 133 lecturas versolibre karma: 114

La Niña (El ángel triste del jardín. De Dreamerpoetry)

La Niña de ojos grandes y cabellos castaños
ha vuelto al parque de la ciudad,,, después
de algunas lunas, su encanto vestido de
inocencia e ingenuidad, no habían cambiado.
El ángel al verla, el deseo por su pie despegar,
se apoderó de él,,, pero ella al ver su intento, dijo:
"No Angelito mío, no lo hagas, yo me acercaré"
El ángel más mudo se quedó y sus piernas con
forma de algodón de azúcar casi se derriten...
Ella se metió a la fuente, sus pies mojó, pero poco
le importó. Se acercó a su oído y le susurró:
"Perdóname Angelito mío, no pienses que te
olvidé; los ruiseñores me cantaron una melodía
sobre tu dolor,,, más triste me sentí yo, al no poder
venir tanto tiempo a verte. Mi madre cayó enferma
y siendo yo su única hija, la cuidé hasta su último
suspiro, y hoy más que nunca sola estoy. Me refugio
en los poemas que le escribí al amor, inspirándome
en ti y en el dibujo que hice de ti... Y hoy, este día que
el sol se asomó a mi corazón, de un salto me levanté
de mi cama, cogiendo mis poemas y el dibujo, y hacia
ti quise correr, antes de mi cabello peinar..."

El ángel por fin sobre su mejilla una lágrima real
rodó,,, aún estando de una pieza, la niña con voz
suave de arrullo, nuevamente le habló: "Mágico
ángel que del cielo has descendido, tu belleza y
ternura sin igual, es de nuevo mi inspiración y aquí
de nuevo me tendrás hasta que las pompas cristalinas
dejen de borbotear y la melodía deje de escucharse
en el sonido de esta fuente manuelina"

La niña un beso le dio y al instante un encantó
sucedió,,, ella en bronce se convirtió y así su amor
mágico subsiste hasta el día de hoy...

Letizia Salceda,,,
leer más   
11
7comentarios 107 lecturas versolibre karma: 96

Haiku de la frontera VIII

La luna piensa
cómo te ayudará
en la frontera.
6
sin comentarios 102 lecturas japonesa karma: 75

Haiku de la frontera VII

En la patera,
en las vallas cortantes,
cruzan las sombras.
19
4comentarios 138 lecturas japonesa karma: 104
« anterior1234519