Verso clásico Verso libre Prosa poética Relato
Perfil Mis poemas Mis comentarios Mis favoritos
Cerrar sesión

encontrados: 502, tiempo total: 0.080 segundos rss2

Perro viejo

Soy como un perro viejo
que ha aprendido a recelar de todo
y que a nadie fía su corazón.
En mi lomo doy fe de algunos palos
que hube de soportar y hoy son cicatrices.
Un viejo perro solo que vaga
por las calles vacías sin rumbo ni destino
a pique de toparme con alguien
todavía más asustado,
más viejo y perro que yo.
Me valen pocas cosas porque en el fondo
pocas son las que valen para sobrevivir,
y la entereza siempre
para aguantar el resto de los días
que faltan por venir.
Lo que queda son sobras de la comida
por las que no estoy dispuesto a ladrar más,
si acaso enseñaré los dientes
tan sólo como un gesto que intenta intimidar.
Un viejo perro flaco que a casi nada es fiel,
si acaso a esa mano que un día me ayudó
y a estos malos versos que andan conmigo
como si fueran pulgas que recorren mi piel.
leer más   
9
2comentarios 52 lecturas versolibre karma: 100

Poémame un concierto (a @Letizia)

Hoy desperté contento.
Tal vez sea porque de vos
a diario siento el aliento;
tal vez sea porque es hermoso
tu pelo al viento,
como en la foto,
esa en que lo llevas suelto.

Así da gusto vivir:
no perseguir la gloria
ni padecer un tormento;
soñar juntos por las noches,
siempre despiertos;
contarnos nuestras vidas,
como si se tratara
de las de Aquiles y Héctor.

Porque aprendí que no es fácil
vivir cuando todo es incierto,
cuando pareces sufrir
lo que es sempiterno,
cuando de mi corazón
el latir va disminuyendo.

Porque escuchar por
las noches tu voz
parece un concierto,
de esos que cuando
estemos juntos,
oiremos a cielo abierto,
en Yucatàn la península
o en Montevideo, el Cerro...

Tal vez en la vida,
tan solo me hacía falta
encontrar tu consuelo,
y que fueras la musa
que inspira mis versos,
porque amores como el tuyo
son los que no se lleva el viento.

Porque no es necesario
lanzar mil requiebros.
Solo hace falta a tus palabras
estar atento, y por qué no,
también a tus silencios...

Puedes dar por descontado
que pronto iré a México,
a consultar el Oráculo
si soñaremos juntos ,
o viviré entonces
como si ya estuviera muerto.

Porque cuando me toque morir
quiero sentir tus besos
y no como dice Ulises en la Ilíada,
"Que digan que viví
en la época de Héctor".

Y que nadie esté de luto,
sino que te busquen a ti, Leticia,
al igual que al resto del mundo,
que no parezca un desierto.

Y que en Poémame
no haya un requiem,
sino que todos juntos
procuren hacer de esto
un hermoso concierto...
leer más   
12
6comentarios 45 lecturas versolibre karma: 109

Esa mala mujer

Un amanecer junto a ella...
era el ansiado deseo
que nunca le concedió.
Así fue como la bella,
artista del escaqueo
cual cucaracha trató.

Ni como premio siquiera
por lealtad consintió.
Ni por la sortija cara,
que entre súplicas la artera,
con ingenio consiguió
que el incauto regalara.

Un tesoro envenenado
es esa mala mujer;
que al infeliz seducido,
ese títere apocado,
ha logrado retener
a su almohadón zurcido.

Que borracho de su piel
y su sábana hechizante;
por amar equivocado,
va a tragarse toda hiel
que derroche la tunante
hasta verle desplumado.

Después de sorbido el coco
sólo resta convencer,
que por ella… robe un poco.




Publicado en la Asociación solidaria cinco palabras:
cincopalabras.com/2018/08/12/escribe-tu-relato-de-agosto-iii-actriz-is
11
6comentarios 89 lecturas versoclasico karma: 95

Desahuciada

Desahuciada

Árido destierro... la triste nada,
susurros de silencios de nadie,
ecos de profundas soledades...
negra realidad sin verdades
de monte convertido en selva y
horizonte en abismo despeña,
las miradas me traen condenas.
Cruel látigo fragelando pieles,
filosa hacha que el verdugo empuña ,
Igual cuerda restando respiro...
consabido fenecer del alma.
Pidiendo clemencia a la eutanasia,
o misericordia a la amnistía...
cada tres pasos perdi el camino,
rodé entre filosos riscos y
equivoqué aquel rumbo elegido.
Y al entrar de lleno en la agonía,
casi por dar el último expiro ...
tu mano firme torció el destino.

A.B.A. 2017©
Amalia Beatriz Arzac
Buenos Aires - Argentina
leer más   
12
12comentarios 117 lecturas versolibre karma: 98

Caldo de hierbabuena y romero

Amarga la bruma
que sale de tus ojos
y envuelve mis pasos.
Con pies de hiel
el camino no se puede andar.


Entorpeces mis días
cuando me restas segundo
y me regalas migajas de horas.
El tiempo no tiene la culpa
de que tú no sepas vivir.


Ya no tengo más sabores dulces
para los sinsabores regalados.
Ahora me miro y me veo.

Camisa de flores y luz en las manos,
los momentos ya son hierbabuena
y romero para este caldo que me bebo
cada mañana al despertar.



Hortensia Márquez
16
17comentarios 159 lecturas versolibre karma: 107

Mojada soledad

El resto
tanto fue,
tan rápido
se perdió
que sólo
quedan
razones para
olvidarte.

Yo
debería
ya saber
lo poco
que importan
las jodidas
razones
cuando
no dejas
de irrumpir
en mis sueños
para luego
huir disuelto
por
cada
uno
de mis poros.

Y te evaporas dejando en mi piel
el sabor salado de un frío estupor.
leer más   
11
6comentarios 82 lecturas versolibre karma: 96

En el filo de una aguja

Tamarindos retorcidos entre piedras y arena. El escultor del viento acaricia las palabras depositadas en los entresijos del subsuelo.

Raíces indómitas agarran los "te echo de menos" a punto de germinar, pero que permanecen en la penumbra.

Cubiertos de hojas secas, de restos de una vida en el filo de una aguja, guardan sus brillos modestamente.

El tiempo es un sastre que cose sin patrones, zurce bofetadas y remienda almas tristes, hasta lanzarlas al vuelo como cometas que rastrean las rachas de viento aventureras.

Las que las arrastran a playas en calma. A tierras húmedas. Al trasiego de aquellos que renacen abrazados a las horas vespertinas, llenas de calor.

A los días luminosos. A los poemas que se recitan con los ojos cerrados y sin papel.

A las ganas de sentir.

Invencibles.

Porque de eso se trata: hacer del corazón un ariete contra viento y marea.

Soy.

Siento.

Y sigo
.


...
leer más   
9
7comentarios 85 lecturas versolibre karma: 103

Lecturas

Hay poemas que son sólo una impresión somera,
se te vienen encima como llega el invierno.
Ni sabemos por qué ni de qué estaban hechos.
No recuerdas sus nombres ni sus rimas señeras.

Después había otros algo más atinados
pero vagos, ligeros. Y la insistencia en ellos
su acierto nos probaban en trabajados versos.
También el tiempo a estos los pasaría por alto.

Restaban esos otros que descubrimos velados
por alguna emoción infiltrada en las venas.
Esos fueron creciendo sin darnos cuenta
anclados a nuestro corazón. Enamorados.

Pasa en la vida así con todo cuanto amamos.
Pronto nos engatusan las caricias y los gestos
triunfantes. Más tarde alguien llega, tremendo
amor definitivo, al que nos entregamos.
leer más   
9
1comentarios 57 lecturas versoclasico karma: 96

La noche con su cara cuadrada

La noche con su cara cuadrada,
dibuja en mis pupilas,
algoritmos y escala de números.

Sus ojos numéricos me miran fijos,
escrutan cada uno de mis movimientos.
La noche hoy se hizo cuadrada,
todo es número en sus espacios...

La noche cuadrada tienes sed
de mis versos,
quiere descansasr de sus operaciones matemáticas,
dejar sus ángulos y rectas
sus parábolas y sus hipotenusas.

Esta noche de verano
tan extravagante
y peculiar;
ella, mi noche, camina a pasos gigantes
para alcanzarme.
Me quiere tocar con sus manos gigantes.

Noche cuadrada, espigada
Llévate en tus tablas de resta mis penas.
Yo apaciguaré el desborde
de tus números y problemas,
en mis serenos versos.

Autora: Edith Elvira Colqui Rojas-Perú-Derechos reservados/copyright
leer más   
11
sin comentarios 35 lecturas versolibre karma: 113

Jazmín

Rosas rojas,
Nunca quise que me dieses una;
Nunca ansié, aquellas cenas lujosas;
No anhelé las pulseras de preciosos metales
Ni los finos colgantes que ataviaban mi cuello.
Jamás miré con codicia
Las copas de vino que palidecen ,
en finas manos enfundadas de tantos engaños.

Platos exquisitos, siempre dejando más que desear;
Nunca dejándome satisfecha,
Jamás estuve satisfecha.

Y aún al caer la noche persistía la careta,
Siempre fuiste todo galante caballero
Incluso en el frío de la intimidad.

Me liberé,
Me libré de las cadenas
que por tanto tiempo me pesaron y me impidieron volar;
Me deshice del espejo que no me reflejaba,
Que no me veía.

Justo a tiempo,
Fue justo a tiempo.

La vida me susurró al oído
Que había llegado la hora de ser feliz cuando lo conocí.
Fue obra del destino, el coincidir ahí,
De esa forma, y, en esas circunstancias de mi vida,
Apareció,justo cuando estaba renaciendo de las cenizas.

Fue su mirada, sus ojos bramaban que los viese,
Fue un grito mudo, cargado de súplicas y esperanza,
Me imploraban que lo viese, de verdad,
Más allá del traje
Y de su sonrisa tan falsamente hermosa;
Y lo hice,
Al instante vi derretida su careta,
Y presencié sus miedos y sus alegrías.

Encontré a un caballero durante el día
Y a un loco poeta por las noches,
Que me tendió su mano
Y me invitó a presenciar la vida pasar frente a mis ojos
A toda velocidad por una desolada carretera a las 3am.

Hallé un demente que le brindó su abrazo a una desconocida,
Sentí como el peso sobre sus hombros se aligeraba,
Sentí como piezas de mi se volvían a unir;
Y lo supe,
Supe que había encontrado un refugio al cual volver por el resto de mis días.

Era él,
Y el destino movió todas las piezas a su favor;
Era él,
Quien se desvelaría conmigo y me escribiría cartas,
Con quien compartiría un spaghetti desnudos en la cama,
Era él,
El que no necesitaba de adornos ni envoltorios,
Él era él, y siendo él
Me hacía inexplicable y absurdamente feliz.

Fue él quien me hizo amar mi cuerpo
Y descubrir lugares que ni siquiera sabía tenía;
Experimentar placeres
Que jamás pensé experimentaría;

Él, loco poeta enamorado,
Que besaba y se aferraba a mi cuerpo cual náufrago a la orilla,
Apartando mi ropa, como si estorbara,
Sintiendo su risa traspasar mis defensas,
Y su respiración entre cortada
Apoderarse de mi cuerpo,
Lo sentía en cada rincón de mi ser
Apoderándose de mis sentidos,
Y no supe más;
Nunca pensé que podría tener tanto
Y a la vez tan poco de alguien;
Y ahí,
En esa arena helada, escuchando las olas prominentes romper contra la orilla;
El fuego nos consumió.

Fue él;
Era él;
Eran sus brazos, su pecho, su abdomen;
Eran sus ojos, su pelo, sus manos;
Eran sus labios, sus exquisitos besos;
Era todo él
Que era todo mío;
Eran sus miedos, sus pecados y su pasado;
Era piezas rotas que yo reconstruiría;
Nos levantaríamos juntos
Más fuertes e imponentes que nunca,
Y juntos alzaríamos el vuelo
Hacia un futuro sin trajes ni caretas
Donde caminar descalzos por las madrugadas
En tus brazos,
Amor mío,
Donde ser feliz.

Yo nunca quise rosas rojas,
Siempre quise un jazmín,

Y al fin te encontré a ti.
13
1comentarios 67 lecturas versolibre karma: 91

Ausencias

Déjame que sueñe,
no me bajes del sueño;
nada pasa, nada pasa, nada pasa...

A pesar de tu ausencia,
de tu perfume marino,
nada pasa, nada pasa, nada pasa...

Si regresas y te encuentras
los restos del naufragio,
recógelos despacio,
nada pasa, nada pasa, nada pasa...

Déjame que sueñe,
no me bajes del sueño,
nada pasa, nada pasa, nada pasa...
leer más   
14
7comentarios 99 lecturas versolibre karma: 110

En primera persona

- Vamos a aprender el significado de las palabras: Tolerancia, respeto e inclusión. Hablaremos de derechos humanos y de códigos que debemos respetar para facilitarnos la convivencia entre todos. Sacad vuestros ordenadores y buscad toda la información que encontréis sobre estas palabras.
Un niño sentado en la última fila de clase levantó la mano.
- En mi familia sabemos qué es intolerancia, descortesía y exclusión. Hemos sufrido violación de derechos y nunca nos respetaron ningún código de convivencia.
La profesora le pidió que se levantara y al resto de alumnos que guardasen sus ordenadores. Sería Ibrahim, quien daría la clase.
10
10comentarios 142 lecturas relato karma: 99

El poeta

Los poetas, amor mío,
Somos seres despreciables,
No te enamores de mi,
Hoy te llamo amor,
Mañana será otro nombre el que cubra mis páginas.

Los poetas
Amor mío;
Somos nómadas, seres errantes que van de boca en boca
En busca de alguna emoción.

Creemos buscar amor,
En realidad solo queremos historias;
No te enamores de mi
Serás inmortal en mi libreto, mas no en mi vida.

El poeta, amor mío,
Sólo tiene un gran amor;
Ese que le hizo coger por vez primera una pluma
El primer nombre que escribió;
El resto sólo serán cuerpos
De donde intentará arrancar algún sentimiento
Que le ayude a sentir lo que él piensa
Que aquella vez primera
Sintió.
16
3comentarios 67 lecturas versolibre karma: 96

El mar de las brumas celestiales...

Por lejanos mundos navegaba un flamante bajel Ingles
que había conquistado el mar y sus territorios adyacentes
ganándose el atributo de ser un buen hijo de la pérfida Albión.
Aconteció que atravesando el triángulo de las efemérides
u oquedades infinitas; el barco escarlata naufraga
tras un torrencial aguacero que diezmó las fuerzas
de los tripulantes, excepto el marinero Irlandés .
Que mantuvo en sus manos la medalla del santo sepulcro;
fue el único que pudo salvar su vida. Los restos de la nave
y tripulantes quedaron esparcidos en las márgenes cubiertas
por arrecifes y corales.

El valiente marino sin saber estaba frente al mar de las
brumas celestiales donde las circunstancias abandonaron
la certidumbre y la fe de los actos humanos.


El marinero fue rescatado por una hermosa Nereida
en una isla ultrajada por los vientos alisios del este.
Aislado y confinado al olvido, la sensatez brotó en llanto
cuando el marinero fue tocado por los primeros rayos del sol.
En su letargo de ensueño pudo observar como la ninfa de cabellera larga
y amarilla ensortijada había sanado su maltrecho cuerpo
con su aliento de espíritu divino.

La lluvia helada y los nubarrones que amenazaban con
extinguir la paradoja existencial fue liberada

y a partir de ese momento espera el barco de bandera Griega
que la ninfa le prometió lo iba a socorrer. En un día de sonámbulo atardecer
por calles partidas, y derruidas por el calimoso bermejo.
leer más   
8
2comentarios 68 lecturas prosapoetica karma: 89

Unos metros de alquiler

Vengo en fuga,
huyendo del resto de mi vida.

Lo miro y no hay nadie,
nadie en el espejo que responda,
sólo una luz sucia.
El morro de un perro me huele,
como a una presa descompuesta
al margen del sendero;
un cuerpo arrojado,
un cuerpo arruinado por las caricias,
uno que habla de la belleza
sin capacidad para sostenerla.

Vengo en fuga,
huyendo del resto de mi vida.

Aquí, en estos metros de alquiler,
sin flores y sin ventanas,
un espacio-museo desamueblado,
agotado el dolor descanso.
Me sostiene la humilde carencia del lugar.
Quise hacer de éste su hogar,
pero no tiene casa el adiós,
aunque me esfuerce,
cómo abrirle una puerta al amor
que sigue allí de donde nunca quiso irse.

º
leer más   
13
15comentarios 89 lecturas versolibre karma: 105

Las paredes hablan

En la pared hay restos de carmín,
huele a tu melena,
a tu espalda;

es cierto eso de que las paredes hablan.
14
2comentarios 77 lecturas versolibre karma: 95

Mar de pájaros

Yo sé de otoños
Sé de hojas tristes
que anhelan su árbol cálido.

Como las golondrinas
al partir a destino extranjero
llora mi alma tu éxodo.

Se viste mi alma de plumas,
de hojas de colores.
Es un ganso volando
a tierras menos frías.

Se eleva en círculos altos,
llegado a este punto,
la vida parece diminuta
y vasta al mismo tiempo.

La vida se vuelve horizonte
curvo, arco tensado,
donde chillan los gansos.

Vuelan en fuga,
huyendo del resto de su vida,
de esos trozos de invierno
de hierba oxidada
y piedras del último fuego.

Los miro,
atraviesan los párpados,
miro al pájaro que vuela solo
desde la ventana
¿me ve?
¿Llegó alguien?
Silencio
Nubes
El camino
Presiento en mis tobillos que será largo.

.
leer más   
16
15comentarios 76 lecturas versolibre karma: 93

feo

feo por hacer de mi menos capaz y mas restos
y como el resto

feo por tratar de borrar mis feos ante un espejo
y no quedarme con mis defectos
estando siempre en situacion complejo.

feo por estar en modo imatacion
de la forma del otro
por quejarme de mis viejos y pantalones rotos
mas feo por querer ser como otros.

feo por no gustarme tal y como soy
por estar mendigando del ayer y no tratar de sonreir hoy.
feo por maldecir mi aspecto
y buscar cada dia mas like en las publicaciones de mi facebook
leer más   
2
sin comentarios 28 lecturas versolibre karma: 12

Hoy te vi en mis sueños

Hoy te vi en mis sueños.
Me hablaste al oído sin parar.
Hiciste música con tu boca
Y me tocaste la creatividad...

De verte nomás, me invadió la alegría.
Y cuando veo que ahí estás,
aclarando mis "quizás”,
me hiciste desearte para el resto de la vida.

Llegaste temprano y te fuiste tarde.
Te gusto jugar conmigo,
, con mi caprichoso corazón de padre.

Date cuenta que te cuido
de cualquier adversidad.
Mas me gusta tu complejidad,
que funciona acorde contigo.

Haz tus dibujos en la pared
con tus crayones favoritos.
Pinta cada rincón de rito
con tus manos de mujer.

Dejaste tu pelo como estaba,
pues así te veías preciosa.
Y yo no buscaba otra cosa
que seguirte a donde me llevabas.

Este escrito te lo enseño
con lenguaje de hogareño.
Quería contarte que hoy estuviste,
que hoy te vi en mis sueños.

De cabello azul, de ideas blancas.
Con piel de flores, color ámbar.
De labios perfectos, con sabia lunar.
Y ojos brillantes, ojos del mar.



Dedicado a una rosa azul.


J.D.D
leer más   
11
1comentarios 72 lecturas versolibre karma: 93

Te Quiero

Te quiero como no sé si tú puedes
como atemporal en lo eterno del no puedo
como a un cuento preferido y que nadie te lo ha leído
como a la cicatriz que no se va porque te siente herido
y te quiere sentir…

Te quiero, como a la guerra del puedo olvidarte
y aferrarme al mismo tiempo…

Te quiero como a la sonrisa
que destierra la tristeza de la sombra
siguiendo a los cuerpos sin alma
para aferrarse a los restos de esperanza…

Yo te quiero, aquí donde nada y todo
y no me ahogo porque estás en mis suspiros
y no me sobro, y nunca basta…

Yo te quiero pero a veces no alcanza
para otro cuento que sólo cuenta
que esta noche también te espera
y si quieres, que yo quiero
mi amor llega a tus sueños
y te abraza… (Lola)
16
4comentarios 122 lecturas versolibre karma: 102
« anterior1234526