Verso clásico Verso libre Prosa poética Relato
Perfil Mis poemas Mis comentarios Mis favoritos
Cerrar sesión

encontrados: 3379, tiempo total: 0.050 segundos rss2

Ya no eres la joven ingenua...

Desperté y aun estabas en mis insomnios te soñé.
Saliste del verde bosque con alas doradas,
de esencia divina.

Contemplé la aurora. la habitación olía a ti
me atreví a tocar tu silencio
y alcancé tu inocencia…
le robé al arco iris sus colores
al mar sus sueños azules
a la luna sus destellos virginales
.
Aprendimos de la vida…
sus circunstancias las señales infalibles
a soñar primaveras proscritas
y pensar en otoños estériles.

Pero te marchaste cerraste la entrada
a mis pasos…Cansados pasos
no alcancé tus huellas en la arena.

Ya no estoy en tus días melancólicos
ni en la sencillez de un día cualquiera
ya no estoy en tu prefacio
ni en los diálogos.
Extraño tus jeans, blusas y tus labios.
La vida es una rueda
ya no eres la joven ingenua
leer más   
8
4comentarios 44 lecturas prosapoetica karma: 100

Mi sustento

Escucho tu voz, firme, experimentada, versando un discurso sobre todo tema, sobre toda argucia de la cruenta vida. Me suena, nos suena tan cerca, a mí, al deseo, compañero de todas las noches, buscándote de la mano de la impaciencia en medio de ellas.

Puedo oírte, complaciente como un río, fuerte como un torbellino, y dices tanto que intento capturar tu timbre pausado en el trayecto de mi vasta imaginación, asaltando una idea viajera que vuela tras tus letras cariñosas y las recrea a partir de ti.

Te percibo así, como eres, inquieto ante las malas circunstancias... ese quebranto oculto en las líneas obligadas por el reflejo de la injusticia.
Y es ella, tu misma voz, que cuenta historias lejanas para ver desde mi ventana... para caminar tus recorridos; la culpable de mi paz y mi cautividad, vestida algunas horas de las ansias que te implantan en mis sueños, límpidos, opulentos de esperanzas veleidosas con mi voluntad de hierro intentando capturarlos y aguardando el amanecer, encallada dulcemente en tu rostro.

Cantas tu canción y me cobijo en su calor, mientras mi tinta sigue tejiendo esa alfombra en la biografía de mi sendero, argumento receloso de algunos, a causa de ser formada contigo, de la que penden mis más ardientes anhelos.

La noche se apaga lenta, sí, pero tu luz la hace pasar inadvertida.
No permitiremos a la duda colarse bajo las puertas, no ahora, no hoy, no en ti, no en mí...

Sigue cantándome las notas de aquel amor que me enseñaste, mi ostia y mi sangre, mi aire y mi vino... por quien vivo y respiro...
Yo seguiré haciendo de tu voz, a diario, mi alimento, y en mi vida menesterosa, haciendo de ti, lo que tanto pedí al cielo:

ya no sólo, mi medio pan...
el todo, mi sustento y mi libro.



Yamel Murillo



Confesionario I©
Las Rocas del Castillo©
D.R. 2017
leer más   
5
sin comentarios 35 lecturas prosapoetica karma: 80

Balazos al alba

Aun me faltan golondrinas para escapar de ti

Me viene tu nombre con sabor a limón
A dulces frutas que cortaron el otoño
Por el suelo, de mil en mil
Cubren tu beso enterrado de raíz

Dulces parpados que enrojecidos me miran
Dulces miradas que al cielo aclaman
Dulces revoltijos de tu vientre en mí
Y dulces las manías que nos poseen.

Suaves noches de luna esparcida en las cenizas
Suave el fuego de la piel de nuestras manos
Suave el rocío con el que apagaste el fuego
Y suave las lágrimas que jamás se derramaron.
leer más   
6
2comentarios 41 lecturas versolibre karma: 81

cada noche al dormir

Te he soñado. De nuevo
Después de mucho tiempo.
Y he soñado tu silueta bailar
Por una alcoba lunar,

He soñado un “para siempre”
Suspirado y aspirado de
Tus encajes regados por el suelo.

Charlas y risas, enojos y alegrías
he soñado
Entre los pliegues de un río

He soñado una vida,
Ya no esas noches de junio, ya no
Esas mañanas de Julio
Donde nos mirábamos sin saber
Qué

He soñado. Buena noche
Aquella, que hoy
me da Por alargar
Para sacarme esa aguja
enterrada,
Parar las nostálgicas lágrimas.

Ya es de mañana. Ausente
Estas en las mañanas, al despertar.
Pero he soñado una vez más y
Surgió lo que he acallado. Anhelo

Ausente en todas las mañanas
no estarás cuando este despierto.
Pero siempre llega la noche;
El sol
se va de la ausencia.

Y cuando se va, nacen
Ensueños y los
Ensueños pueden ser
mil vidas

y hay vidas en sueños,
cada noche es una vid
despertar es sólo una vida,
una sola muerte, un solo sol
y una sola luna

Y se va esa vida, mientras
Perduras en las vidas de la noche

Y no importa lo que haya
pasado mientras no dormía.

Qué más da
lo lejos que estés cuando despierto.
Inevitable es la noche:
el tiempo se alarga y estás cerca.

En la mañana, al despertar
Me puse a pensar, me
Pongo a recordar
lo que acabo de pasar,
Que es una de las cosas
Que quiero al despertar,

contigo estar. La vida
Pasar. Cerca de ti.

No se sorprenda, no se confunda.
Que esto rebasa
el-para-siempre romántico


Es estar cerca de ti
Sea como sea, es solo poder
despertar y saber que puedo salir
A las calles y poderte encontrar
de casualidad.

Es estar cerca de ti
Sea cada noche al dormir


Alejandro Guadarrama
leer más   
7
1comentarios 38 lecturas versolibre karma: 82

"Cometa"

Dedos del devaneo
batalla de piel
entre dos almas rotas
te resuelvo luna entreabierta
me vierto planeta dentro de ti
me amamanto de estrellas
galopa en temblor el deseo
en su corcel de néctar
en espasmo redentor
la culpa fermenta
un gemido después
otra vez ubicuo el vacío
otra vez soliloquio la derrota.

Tormenta de pétalos
en carne desierta
rezuman por los poros
pecios de alma
de isla sedienta
cuando me derrame del todo
cuando me desborde el ocaso
aguardaré el hachazo celeste
el cíclico adiós en abrazo
del cometa del dulce latido
de su eterno árido giro
en rechazo.
leer más   
5
2comentarios 56 lecturas versolibre karma: 85

Jesús yo en ti confío...

La blanca arena batalla con el viento meridional
Los ecos del mar no se cansan de zarandear
Y de batir mi alma vital; sin inmutarse duerme
Más allá del ser racional.


El imponderable rio desemboca tímido
Como esperando la llegada de la lluvia
En la pared lacustre las trompetas de algodones
Alivian mis sentidos.
Yo Estaré ansiando con vehemencia
Presentarme como bisoño marinero
Y con brújula y tintero
Viajar por todo el mediterráneo central.
E ir en busca del verde olivo ancestral
Oleo rico, aceite gratificante;
Untado en el tierno regazo del Mesías
Muerto y resucitado esencia pura.
En el vendaval que trajo la lluvia
La aurora vespertina inmortal
Entonó un canto celestial, aroma real…
Jesús, yo en ti confío, ten piedad.
leer más   
4
2comentarios 19 lecturas prosapoetica karma: 67

En un cielo anaranjado

Te soñé navegando en las aguas del olvido
¿Como son?, me preguntaste,
son inmensas
tan azules que se pierden en un efímero respiro.

Ojalá cuando llegue a viejo
me leas también como yo te leo a ti ahora,
sin la respiración agitada
y el dolor en el pecho cada vez que te respiro.

Sin esos pequeños espasmos de humor
que en vaivenes innegables
a veces son felices y a veces son amargos,
como esa abrupta acidez que te sube del cuello
Y te enseña lo abandonado que te sientes
después de una tormenta estruendosa,
vil y oscura negación absurda
de no poder comprender tanta sabiduría.

No fue un sueño, eras tú
y estaba yo flotando a la deriva
en la inmensidad de un reflejo anaranjado
de una puesta de sol que nunca termina.

Después de tanto navegar sin rumbo fijo,
en tantos sueños,
nos dimos cuenta de lo apartados que estamos
del amor verdadero.

Regresemos a la mar a luchar
con la furia incontrolable que ya no tenemos,
tal vez después de la tormenta
podamos encontrar un poco de paz verdadera.

El mute
22/07/2018.
16
9comentarios 239 lecturas versolibre karma: 105

Una Fantasía

UNA FANTASÍA

Caminando por los senderos de la vida
te conocí
algo en ti me impactó
algo en ti me atrapó.

Desde que te vi por primera vez
supe que había encontrado a el amor.

Lamentablemente todo fue un sueño
una fantasía producto de mi imaginación.

Autor: Robert Allen Goodrich Valderrama
Panamá
Derechos Reservados
Julio 2018
leer más   
9
2comentarios 42 lecturas versolibre karma: 90

Oda al mar

Porque me desvistes entre amaneceres y ocasos vacíos... En ti se sumerge la llama, de lo fingido... Mi geometría se expande, cuando te respiro... Mar que entre luces y sombras me descalzas. Tú reflejas que quietud no significa inercia. Extraño tu aroma sondeando mi alma sedienta...
leer más   
6
sin comentarios 49 lecturas versolibre karma: 82

Soneto al libro

El libro es compañero de mis penas
y alegrías sinceras, ¡es mi amigo!
Troto mil aventuras, ¡Ay, contigo!
Enriqueces mi espíritu, me llenas.

Dejo por ti, posturas tan terrenas
y me abalanzo al cielo, lo persigo.
Tus vastas enseñanzas yo bendigo:
fuentes incalculables tan amenas.

Surcaremos los mares con tus remos,
viajaremos contigo a los espacios,
por ti recibiré conocimientos.

Cultura para el mundo pariremos
y también instruiremos a reacios;
juntos transformaremos pensamientos


Autora: Edith Elvira Colqui Rojas-Perú-Derechos reservados/ copyright ©
leer más   
11
8comentarios 91 lecturas versoclasico karma: 105

Nostalgias

Hoy otra vez
Me entró nostalgia
Al recordar
Cuando subí
En aquel tren
Hacía la gran ciudad

Seguirte hasta aquél vagón
Fue mi intención
Di gracias
Pues cerca a ti
Pude quedar

Ya frente a ti
No fue difícil
Charlar
Y las tres horas
Volando vi pasar

Oyendo con atención
Tu dulce voz
Buscando tu mirada
Yo encontrar

Así llegamos
De tarde a Madrid
Después de un rato
Nos tuvimos que despedir

Sabía que no iba a ser
Ese el final
Sentía que a tu lado
Volvería a estar

Así te pude
Encontrar dos
Veces más
Hasta que tuve
Que seguir
En mi vagar

Ahora me encuentro aquí
Pensando en ti
Soñando volver a verme
Junto a ti

Ahora me encuentro aquí
Pensando en ti….
9
sin comentarios 54 lecturas versolibre karma: 101

Senryu. (Abrir)

Abrirme a ti...
como el día que nace
cierra a la noche.
leer más   
11
8comentarios 62 lecturas japonesa karma: 106

mi vida sin ti

tengo mucho amor para entregar, mi corazón te sigue esperando a cada momento del día, te busque, por mucho tiempo y al fin te encontré, eres mi amor, mi ángel guardián, soy feliz a tu lado, pero un día tú me dijiste adiós, me voy derrumbándome poco a poco, tú me dejaste, mis ojos no paran de llorar ya me canse que buscar el verdadero amor, cada instante voy cayendo en un pozo intento salir y doy mi mejor esfuerzo, pero en realidad no quiero salir. Tengo el corazón partido y la tristeza regresa y tú te vas, era fácil vivir sin amor, soy un vagabundo sin ti. Desde que te fuiste yo no creo en el amor, Pero si no es amor lo que tú necesitas, voy a intentar vivir sin amor, voy caminando como un vagabundo, pienso si soy feliz sin amor, tú te vas y mis ojos no dejan de llorar, empieza la tristeza, la desolación, tú vas y llega la tristeza, mi corazón está destrozando, no creo en el amor.
Lo que siento nadie lo comprende mi corazón no quiere latir más, no importa nada, no creo en el amor, voy cayendo en un pozo muy profundo, mi mente sigue pensando en ti, tú te vas y viene aquella nostalgia que había perdido, ahora me pregunto es fácil vivir sin amor, veo el mundo diferente. Desde que te fuiste yo no creo en el amor, Pero si no es amor lo que tú necesitas, voy a intentar vivir sin amor, voy caminando como un vagabundo, pienso si soy feliz sin amor, tú te vas y mis ojos no dejan de llorar, empieza la tristeza, la desolación, tú vas y llega la tristeza, mi corazón está destrozando, no creo en el amor.
leer más   
11
sin comentarios 106 lecturas versoclasico karma: 80

A todas horas sueño contigo

Sueño, sueño contigo a todas horas
más me desvelo cuando me veo a solas,
sin tu presencia ya no tengo testigo
y tu olor se fue con el viento que dejaste
al abandonar el lugar, de los hechos furtivos.

¿Quien ocupa ahora el lugar que dejaste
vacío? Sueño, sueño contigo a todas horas,
en mis sueños te sigo queriendo, libando
de la flor el néctar y de tu esencia el olor,
solo me falta cuando me desvelo y no estás.

Sueño, sueño contigo a todas horas
Y en todo momento cerca de ti, te sigo
Y te persigo a todos lados, como perrito faldero.
Pero tu no estás, desapareciste cuando desperté
Y comprobé en una ensoñación que te alejaste,
me dejaste inerte en ese sitio vacío.

Sueño, sueño contigo a todas horas
Y sigo soñando, ahora despierto te veo,
te veo conmigo, acariciando mi pelo
mi cara mi espalda. Y sigo soñando contigo
ya no te oculto con los ojos cerrados, me doy cuenta,
que solo sueño contigo, desesperado por tu ausencia
ya no tengo refrendo, solo estoy conmigo.

Sueño, sueño contigo a todas horas,
pero ya me he acostumbrado a estar solo
y ya no te persigo, solo sueño y, a veces,
desapareces de mis sueños y sigo dormido.

Alfonso J Paredes
SafeCreative/Copyright
12
6comentarios 65 lecturas versolibre karma: 102

En Su Jardín

Hablame bajo esta luna,
que solo me lleva a ti;
corona nuestros recuerdos,
con la lluvia y pequeños destellos.

El marcapasos no traicionará esta vez,
ni el vibrato inesperado del móvil,
ni la distancia absurda,
que suele envolverse en nuestros pies.

Hablame que aquí me tienes,
y enciende esta tibia noche;
como lo hacen las luciérnagas,
que danzan bajo las estrellas.

Acampemos aquí y ahora este presente,
encendiendo una fogata con recuerdos ingratos,
llenemos nuestros labios con más promesas,
dejemos caer al suelo nuestros engaños.

Hablame en susurro al oído,
para tallar este momento en mi memoria;
porque el color que emana de tu boca,
son tresillos de dulce sonido.

Hablame fluido y concreto,
para quedarme en algún recuerdo.

Niorv Ogrin
8
8comentarios 84 lecturas versolibre karma: 89

Premonición

Si decidieras irte a otro planeta, la distancia que me tocara recorrer hasta encontrarte tendría una mínima parte del tamaño del amor que por ti yo siento.

Si te fueras, y entonces me tocara guardar estos besos que de mi ser brotan abundantes, ni las estrellas alcanzarían para contarlos.

Si te alejaras de repente, la arena del desierto no sería suficiente para llenar relojes en la impaciente espera que me agobia mientras a mí tu vuelves.

¡Oh, si te fueras!

Y si decidieras sacarme de tu vida, ni el agua que a raudales corre por las Cataratas del Niágara, podría borrar de este planeta las lágrimas que mis ojos derramaran.

Pero si me faltaras, si supiera que tus sentimientos no son míos, quedarían como la sal de un mar olvidado, depositados en mi alma, y mi corazón los desgajara y trozo a trozo los vertería en ríos que jamás se encontrarán, y en ese entonces haría que mi espíritu emigrara a otro planeta.

Goce de la primavera y premonición de un final e invierno inevitables.

David Felipe Morales
29 de noviembre de 2015
4
sin comentarios 29 lecturas versolibre karma: 44

Recordando penas dulces ® ©

Estoy aquí
a las puertas
de tu vida
recordando penas dulces
tras el combate atroz
de nuestros hechos
durante nuestros días
ante ti un hombre herido
y ante mí una mujer
rota y casi disuelta
y con nuestros estandartes
por testigos
te pido que te rindas
y terminemos con esta crueldad
te ofrezco respetar tu partida
desaloja ya
la fortaleza en llamas
de mi recuerdo
ya no es este tu sitio
ríndete y sal en paz
y llévate contigo
los días y noches
en que nos fingimos amor
vete ya en paz
mira que ya antes
he blandido la espada del olvido
y estoy dispuesto a usarla
ríndete, sal y vete
o recibirás mi olvido
y tú y yo nos perderemos
entre versos y besos mal escritos.

Carlos Luis Molina Lara


Pintura La muerte de Hervör de: Peter Nicolai Arbo
10
4comentarios 84 lecturas versolibre karma: 101

El sendero del desamor

Te abracé, aún cuando no tenía brazos
Sostuve nuestro amor, aún cuando no existía
Te amé, aún cuando tu amor escaseaba
Me perdí en tu mirada, aún cuando tus ojos escapaban de la mía.

Camine junto a ti, por el largo sendero de la discordia, y no solté tu mano cuando la tempestad nos azotó.

Cambie mis metas, creencias y temple
Para agradar a tu oscuro corazón
Me vi morir frente al espejo, para verme renacer junto a tí.

Te veía dormir por varias horas
Eras como un ángel que me hechizaba con su sola presencia.
Acaricie tu pelo, aunque este quemaba mis manos
Bese tu alma, y saboree la hiel disfrazada de miel de tus labios.

Y cuando me asomaba a tu pecho, no oía latir tu corazón
Pero juntos brillabamos como la luna llena, aunque tu luz era más brillante que la mía

Con mis propias manos, sobre la arena levanté nuestra casa, y con lágrimas regue las rosas marchitas de nuestro edén.

Una noche oscura, una tormenta muy fuerte, arrasó con nuestra casa, y las rosas de nuestro edén yacían despedazadas sobre un suave susurro de dolor

Ahí estabas, pero no encontraba tu mirada
Ahí estabas, pero ya no sentía tu calor
Ahí estabas, desgarrada en frente de una encrucijada, en la que nuestros caminos se bifurcaban

¿Donde estas ahora?, dulce dueña de mis pensamientos
¿Donde estás, ahora que nuestro brillo menguó ?
Las cenizas de mi corazón vuelan con el viento , donde antes nuestro amor ardió

Todo fue una mentira, que un diciembre nació
Una dulce mentira, que mi corazón creyó
Ahora mi alma se condena en el averno
que el dolor creó
Me condeno silencio, y me amarga la existencia, que tampoco está noche escucharé tu voz.
leer más   
4
sin comentarios 21 lecturas prosapoetica karma: 39

Si fuese

Si fuese luz de mañana
te alumbraría camino
si fuese del ave, el trino,
cantaría en tu ventana.
Si fuese lluvia liviana
rociaría tus jardines,
si fuese yo los jazmines
tus noches perfumaría
y quizá te besaría
tu boca aunque me calcines...

Si fuese trova nocturna
susurraría en tu oído,
si fuese tu amor prohibido
sería tu inquietud diurna.
De esa tu alma taciturna
sería el bello consuelo,
sería alas de tu cielo,
sería aguas de tu mar,
manjar de tu paladar,
mas no soy, de ti ese anhelo...

*******************************
Si fuese
2018
Transmisor d Sinestesias©
leer más   
17
9comentarios 81 lecturas versoclasico karma: 107

En honor

En honor a la verdad
mi única verdad eres tú.
No la hay mayor para mí
que la de tu presencia.

La mía, la de ese tahur,
que con verdades o mentiras
a ti siempre te encuentra
leer más   
11
2comentarios 49 lecturas versolibre karma: 98
« anterior1234550