Verso clásico Verso libre Prosa poética Relato
Perfil Mis poemas Mis comentarios Mis favoritos
Cerrar sesión

encontrados: 36, tiempo total: 0.013 segundos rss2

El eco de tu nombre

Mil caracolas repiten
constantemente tu nombre,
y yo en silencio, desierta,
sintiendo su eco en mi pecho,
muriendo en cada segundo.

Hueca y vacía por dentro,
extirpada la alegría
cual espiga de maíz
vencida y seca, rendida
frente al impetuoso viento,
así muero en cada ausencia.

Igual que la duda abrasa
y al incrédulo envenena,
así me voy consumiendo.

Que si no puedo tenerte
moriré viviendo sola,
arrastrada bajo un cielo
que desapacible llora.

En ese eco que repite
constantemente tu nombre,
y ausente de ti… me mata.




Publicado en la Asociación solidaria cinco palabras:
cincopalabras.com/2018/04/15/escribe-tu-relato-de-abril-iii-el-equipo-
23
24comentarios 116 lecturas versoclasico karma: 104

De vuelta al hogar

Blanca Luna soñadora,
ocasional faro de la mar,
guíanos ahora
que volvemos al hogar.

Navegamos por semanas,
buscando la buena pesca,
faenando por las mañanas,
desde antes que amanezca.

El hogar quedó lejos,
y lejos las esperanzas
de ver crecer a los hijos
y orientar sus andanzas

Pero ese dolor se diluía
cuando las redes se inflaban,
y luego de un provechoso día
muchas sonrisas se dibujaban.

De a pocos íbamos echando
por la borda las desventuras,
y de a pocos nos fueron abandonando
con las bodegas llenas, las premuras.

Nuestros rostros endurecidos
por el sol y por la sal,
al fin brillaron rejuvenecidos
por la alegría de la pesca final.

Cuando enrumbamos
de regreso a casa,
en el aire dejamos
nuestra desesperanza.

Una blanca Luna soñadora,
es nuestro faro en la mar,
justamente ahora
que volvemos al hogar.
leer más   
13
8comentarios 101 lecturas versoclasico karma: 100

Me gustaría

Me gustaría...
Me gustaría ser tan claro como el agua,
tan perfecto como las matemáticas,
tan bello como el universo,
tan sabio como el tiempo,
tan vivo como el sol, allá a lo lejos.
Pero soy humano
y con eso
me basto.
12
6comentarios 94 lecturas versolibre karma: 102

Murmullos de amor y de dolor

Viento ven y llévate el desaliento
que debo continuar viviendo,
la alegría no fue mas que una careta,
no fue mas que un antifaz

Las sonrisas enmascaran las penas
ya que no tiene cabida el sufrimiento
en este grotesco carnaval que a veces es la vida
donde fingen ser felices,
aunque traigan el dolor a cuestas .

Alma y el corazón juntos
la misma vida me atravesó
y el amor en su esencia fue herido,
con un arma punzo cortante de traición.

¡Tú abril me lo arrebataste !
¡tú ! de mis propios brazos
apenas había nacido
¡yo simple mortal!
no pude defender lo más querido.

¡ Ay abril te lo llevaste!
dejando los murmullos
de nanas en el aire sin notas musicales
y mis brazos sin arrullos

Ven y abate con fuerza viento
y del pasado arranca las hojas muertas
angustias, pesares, sufrimiento
llévatelas contigo al confín del tiempo.

Llévate de mi cielo gris los nubarrones
y las gotas de lluvia que inundan mi ser
cuando veo mis brazos vacíos,
en miradas húmedas que van por la vida
desbordando sólo desolación

Mira que traigo siempre como estación,
al borde de mis ojos, lluvia abundante
y un corazón continuamente sangrante
que en cada latido bombea torrentes de dolor.

Llévatelas viento de abril llévatelas por piedad,
donde explotas en diminutas partículas
desintegrando las penas que lanzamos
en tu recorrido que se van adhiriendo a ti

Llévatelas viento, llévatelas
donde termina tu tiempo
allí donde mueres y renaces como aire nuevo

Luego, céfiro de abril, silba suave
entona alegres notas, trae murmullos
de nuevas esperanzas, de colores y fiesta

Y sube, sube al cielo llévale mi amor
y murmúrale a sus tiernos oídos cuanto lo amo
llévale la fragancia de las flores con mi amor
en suaves melodías de dulces colores.

Viento de abril haz lo que te pido,
tú que has hecho que en esta vida
conociera junto con la alegría
el máximo dolor.

MMM
Malu Mora
leer más   
13
21comentarios 76 lecturas versolibre karma: 116

Versos de pájaroserpiente

Llueve Cortázar
azucenas de nostalgia
en colores cúbicos incoloros.
La realidad de Pizarnik
se hace jaula
de versos enjaulados
sin alas, sin pájaroserpiente;
en la herida de la noche,
en su llaga melancólica.
Octavio se hace árbol de Paz
y su tronco y sus ramas
se despeñan en desfiladeros
de contradictorias paradojas.
En las ficciones de Borges
no hay contradicciones
ni ilusiones,
y se apagan imperios
mientras mengua
el destello
del abdomen de la luciérnaga.

Y de repente,
en medio de la insana cordura,
un mundo invisible,
toma forma, se busca un nombre,
pide una luz prestada,
y aparece un universo lila
de pétalos de jacaranda
desprendiéndose desde
los cielos y fundiéndose
en un abrazo
con las ramas
de los árboles
esclavos de la tierra,
firmemente anclados
al subsuelo
por grilletes en forma de raíces;
al compás del griterío
de centenares de voces
que rompen el silencio
de la bóveda celeste
viajando a velocidad luz
desde la garganta del sol
y caen a la Tierra
en forma de pomposos
rayos de luz.

Y se enciende una llama
una antorcha,
la fogata;
en el alma.
Y hay tibieza,
y esperanza,
aunque no estés,
hay calidez,
alborada;
plumas,
aves,
pájaros,
cielo,
sol
y jacaranda.




@AljndroPoetry
2018-mar-2
leer más   
27
26comentarios 129 lecturas versolibre karma: 107

Othar

El caballo ha aprendido,
A cabalgar sin temor.
Si esto es una carrera,
No seré el ganador,
Pero el darme por vencido
Tampoco es una opción.

Todo el pasto que alimenta
A aquellos que buscan mi mal,
Ahora esta empezando a arder
Como una hoguera de San Juan.
Se pudre bajo mis pies,
La hierba que se pudo salvar.

Sin ningún Atila que me monte,
Igualmente me siento Othar.
Mis cascos rompen el suelo,
Hacen al cielo temblar.
Desbocado, poseído ya sin freno
No me dejaré domar.
leer más   
6
1comentarios 37 lecturas versolibre karma: 84

Siempre Juntas Caminan

La alegría está triste
la ha nublado un recuerdo
aunque caminan juntas
siempre tomadas de la mano,
hoy una a la otra ,
sin querer ha lastimado.

MMM
Malu Mora.
leer más   
13
4comentarios 86 lecturas versolibre karma: 95

Gracias

La sencillez de tu mirada,
tu sonrisa cautivadora,
vienen a mi como si nada,
durante horas y horas.

Paz, tranquilidad, armonía,
paciencia, belleza, alegría
es lo que tu ser me transmite
cuando estoy en tu compañía.

Tu me enseñas perspectivas,
distintas maneras de pensar
para que todo pueda lograr.

Gracias por todo y por tanto,
que tu partida no sea llanto
porque no será la última.


[Para una gran maestra de la vida, gracias]
leer más   
17
4comentarios 68 lecturas versoclasico karma: 104

Mutante

Mutante

No soy la que fui ayer,
Muto mi piel, mi sonrisa, ahora es más abierta y contagiante.

muto mi mirada, se lleno de un brillo sin igual.
Mute de la tristeza a la euforia, de la sombra a luz…

No soy la que fui ayer,
Muto mi corazón, ahora late perfectamente y con armonía

No soy la que fui ayer,
Mute de amor, de caricias, de cuerpo, de pasión.

Seguiré mutando hasta que mi piel, mi corazón y mi alma encuentren el equilibrio perfecto.
leer más   
4
2comentarios 50 lecturas prosapoetica karma: 49

Primavera citadina

Santiago,
de septiembre a noviembre,
los colores surgen,
trayendo alegrías y alergias,
que, aunque suenan igual
 no son lo mismo.

Augurio de ciclistas desenfrenados,
picnics bajo el sol,
lentes oscuros
y sombreros estrafalarios.

Los montes como lienzos verdes,
se manchan de pinceladas
 amarillas, violetas, rojas, naranjas.
Cautivando los ojos de muchos
y perturbando las narices de otros.

Primavera citadina,
tan hermosa como calurosa.
Productora de cletas abundantes
y muchas alergias caminantes.
Solo me queda decirte que
 extraño bastante el invierno.
leer más   
5
3comentarios 46 lecturas versolibre karma: 75

De alegrías compartidas y no bien recibidas

En dulce no amargo, la que vives por vivida
de color no negro, te paseas por delante
de tantos que no dejan celebrar con talante
los días que son felices, bilis retenida.

Que teniendo amargura, alegría no sabida
se complacen en mofarse, detrás y delante
que tu vida es absurda, gusto poco galante.
Vive alegre compañero, esta que es tuya vida.

Pero teniendo ocasión, si puedes tu ayudarles
a tener una visión, abierta por sensata
mirarse para bien, y nunca para ladrarles

los que nos reímos, alegría no novata
regalamos chaparrones, así hasta calarles.
¡Vengan nubes grises, que les daremos cantata!


Hortensia Márquez
14
2comentarios 71 lecturas versoclasico karma: 111

mirada limpia

Esta mañana he lavado mis ventanas a conciencia y ahora la luz pasa a través de ellas. En el espejo se mezclan fealdades y hermosura a partes iguales; las observo detenidamente antes de salir, sonrío mientras contemplo esta amalgama.
No sé con quien me encontraré durante el camino de hoy. Dejo sorprenderme por cada encuentro sabiendo que todos compartimos muchas cosas que están escondidas a simple vista. No vale la pena que me quede en la superficie aunque la tentación cuesta vencerla.

Mi aspecto es impecable y no lo voy a manchar con cualquier cosa, que costó mucho volver a estar así, por tanto Le buscaré en cada encuentro sabiendo mi condición y todo lo que ello conlleva. ¿Para qué desear ponerme en su trono? Siguiendo su ejemplo, así serán hoy mis actuaciones. Aún recuerdo algunas de las muchas veces en las que estuve en el estrado y fui absuelto siendo culpable.
¡Qué vengan a mi memoria estas situaciones cuando quiera cambiar mi mirada hacia el otro!

Es un gran desafío el que me espera, pero con su gracia todo es posible. Hoy conseguiré estar en el valle de las flores, mostrando con mis gestos faciales lo que brota de mi interior, buceando en cada interacción y dejándome llevar por la brisa suave.
11
2comentarios 63 lecturas relato karma: 90

Lóbregos hechos

A través del latir
de lóbregos hechos,
lamentos siembro,
para en una pronta
alborada
cosechar gritos de
alegría.
Y rogar
que dicha dicha
no sea efímera
como el bostezo
del tedio.
A través del latir
de lóbregos hechos,
solo quiero hundirme
en un profundo
silencio.
leer más   
6
sin comentarios 29 lecturas versolibre karma: 78

Curiosidad

Tu seriedad me apacigua,

tu alegría me transporta,

más tu mirada me intriga...

y me alecciona.
leer más   
4
sin comentarios 36 lecturas versolibre karma: 28

Querida Alegría II

Querida alegría desquiciada, toma asiento
entre mis rojizas bisagras de calma.

Deja de golpear los cristales...
demasiado frío ahí afuera.

Tres montes me ofrecieron ser feliz,
sus lomos serían ángeles
dibujando vegas con cálida escarcha;
me hablaron de sed, de cuarentena,
de estepas preñadas de envidias,
de barrancos de lentísima caída,
si rompía su círculo previsto.

Así que te envié mil cartas
suplicando una visita improbable
a mi terco retiro.

Acudiste seguramente
para burlarte de tanto yermo tallo.

Pero acabose mi paciencia
y cuando atravesaste el recibidor,
y te reíste de mis sobras afectivas,
soldé cada palmo de la puerta.

Así quedamos encerrados
cada cual a su manera,
a su modo,
a su forma,
a su estilo.

Y ahora que estás aquí, te jodes.

Me conocerás
cuando sangres tu deuda en mi frente.

Me conocerás
cuando hagas falta ultrapuertos.

Me conocerás
cuando yo lo diga.
leer más   
9
sin comentarios 99 lecturas versolibre karma: 38

Resolvía

Si la vida fuese poesía,
en 12 versos resolvía yo la mía.
Salud, alegría y felicidad
no me han de faltar.
Penas, llantos y tristezas
unas pocas nada más,
el sol, las estrellas,
y una luna para mirar.
Una niña guapa
de la que yo
me pueda enamorar.

¡¡¡Resolvía!!!
leer más   
8
1comentarios 57 lecturas versolibre karma: 8

Amor, insisto

Del amor,
la astucia por servir y renunciar al dolor,
la frecuencia cardiaca del querer
se desliza al cielo profundo del ser.
Insisto,
te has vuelto tan ilusorio,
mi ideal,
se fragmenta entre seres nocturnos,
ansiosas franjas que dividen,
cuerpos frágiles que entre la sal reviven.
Insisto.
En ese beso recuperador,
momento oculto,
espectador amargo,
capturador sin filtro,
del instinto.
leer más   
9
1comentarios 108 lecturas versolibre karma: 50

Sombras del después

Después,
el futuro a nuestros pies,
armadura de besarnos al revés.

Me pides la hora,
regreso,
te alumbro el ahora.

Olvidamos nuestro futuro,
nos exiliamos,
pedimos un trago,
nos a-m-a-m-o-s.

Tiempo extinto,
poesía repleta de vacíos,
en versos de instintos.

¿Casualidad?

Nuestras pupilas en la oscuridad.
leer más   
13
2comentarios 183 lecturas versolibre karma: 50

La última retaguardia del sol

Como el último consuelo de mis más temidos miedos.
Van paralelos en un universo que cubre a todas aquellas grandes alegrías que he vivido.

Así son ellos, espejos gigantes de mis pensamientos.
Hermanos de carne con quienes comparto más que solo nuestro primer gran amor de la vida.

Cuando la lucha se torna constante.
Y la oscuridad aplasta a la luz en un solo paso.
Son ellos guardianes del tiempo.
Soldados de fe ante la oportunidad ineludible de poder lograrlo.

Comparto con ellos historias, llantos y gritos.
También los escudos, logros y fuerza.
Sé que nunca estaré solo.
Para ellos siempre seré el más pequeño.

Son mis hermanos y yo seré para ellos la última retaguardia del sol.

Poesía.
Miguel Adame Vázquez.
13/02/2017.

poesiasmigueladame.blogspot.com/2017/02/la-ultima-retaguardia-del-sol.

"La última retaguardia del sol", un poema de MiguelAdame via poemame.com/story/ultima-retaguardia-sol
17
3comentarios 378 lecturas versolibre karma: 60

Iluminame

Abrázame
Tengo miedo y tengo frío
Abrázame, cobija mis sueños
Abrázame que estoy perdido y necesito luz

Abrázame...
Hace tanto
que vago solo por esta vida
que he olvidado sonreír....

Devuélveme los sueños
Sácame de este paisaje gris
Abrázame.... Que necesito tenerte aquí.
Iluminame

No digas nada, sólo bésame…
Dame tus labios.
Entrégame tu alma.

Comparte tus sueños, que los haré míos.
Dame tus deseos, con ellos calmaré tu sed.
Dame tus miedos, con ellos construiré tu fe.
Dame tu alegría, que de ella llenaré con colores tu día.
Dame tu sonrisa, que ella llena mis días.
Dame
Dame tu alma que ya...
Que ya eres mía.
leer más   
10
1comentarios 125 lecturas versoclasico karma: 47
« anterior12