Verso clásico Verso libre Prosa poética Relato
Perfil Mis poemas Mis comentarios Mis favoritos
Cerrar sesión

encontrados: 10, tiempo total: 0.003 segundos rss2

Soñando con flores

¡Cómo adelgazar con la dulzura de sus besos!
¡Cómo ejercitar los músculos tensos por su mirada!
¡Cómo acicalarme frente al espejo de su hermoso rostro!
¡Cómo quererme con mis manos sobre sus gloriosos pechos!

Persevero, paciente, para participar:
en la fiesta de su carne tierna,
y beber la esencia cristalina,
en el vaso transparente,
de su boca divina.

Y en su sexo maleable,
gran gineceo voluptuoso,
brisaran húmedos al viento
nuestros órganos lujuriosos.
Ya mis deseos colmados.

Y al despertar, sudoroso,
¡Ah, viejo Linneo!
nada de pistilo embriagante,
nada de estambre erecto
tan solo queda un testigo
del dolor de su desprecio.



@Inmalitia, Andrés García. © Agosto 2018
leer más   
20
19comentarios 119 lecturas versolibre karma: 125

"Ángel caído del cielo"

En mis sueños atiborrados
de exquisitas utopías
fui un ángel caído del cielo
que quiso ser mar, en el
árido desierto de tu corazón
mis alas se volvieron el
puente espiritual, donde tus
pecados fueron excomulgados
a vivir lejos de los placeres
terrenales, esos placeres mundanos
que todo ser inmaterial tiene
restringido, yo, no supe en mis
sueños reprimir los impulsos de mi
filántropo corazón, siendo
tentada innumerables veces
a caer en el eminente éxtasis
del pecado, mi eco celestial
interno, divagaba entre lo
correcto y lo incorrecto, entre
lo permitido y lo prohibido,
entre el cielo y el infierno,
yo, que fui llamada a encausar
la lujuria de tus pecados, me
sumergí en ellos, con una adicción
sin precedentes registrados
en el paraíso, mis alas fueron
condenadas a ser cortadas
por la insurrección que tu
pecado provocó en mí, pasando
solo a ser en la esfera terrenal, nada
más, que un ángel caído del cielo.
leer más   
15
8comentarios 77 lecturas versolibre karma: 121

Merced

Adiestrada a tu boca de papel,
mis melancólicas manos
son la carencia de la lujuria.

El mundo cae con tus pestañas
hechas cenizas
y tu cuerpo se postra
ante mis espinas quemadas.

Porque sos el fuego
que te extingue
y el miedo
que te exilia.

Sos la incertidumbre
del amante,
la ironía en seda blanca.

Soy los recuerdos
que quemé,
un amanecer
en manos de mi sicario.

Porque soy la noche
y sos el fuego,
quemándose en un cuerpo
que no es de ninguno.

Y vuelvo
para que tus labios
incineren el tiempo
en donde
me hice ácido
en tu piel de piedras calientes.
leer más   
17
8comentarios 107 lecturas versolibre karma: 115

Sobran las palabras

Me desnudas con la mirada. Aquí y ahora. Un bar, una botella de ron y tú y yo, dos desconocidos que no ven más allá.

Me coges del cuello y me besas. Tu lengua la siento dentro.
Me provocas tocando mi nuca, acariciando mi cintura.
Se me cae la copa encima de la falda. Voy al baño, te dejo en la barra. Me limpio como puedo y al salir te encuentro acechando. Me empujas hacia el interior del baño. Me aprietas contra ti y me besas de forma lasciva. Con deseo. Con atrevimiento. Me desnudas rápidamente. Estoy con medias y tacones desnudándote, besándote.

Sentimos que no hay tiempo para pararse. Me sientas y me abres de piernas. Empiezo a gozar. Mi bello se eriza. Me tapo la boca, no puedo más. Tus dedos comienzan ha hacer su función, tu lengua les acompaña con deseo absoluto. Paramos.

Te bajo el pantalón y toco la estaca que me va a atravesar con tanto deseo, con tanta emoción. Empieza a hacer mucho calor. Está dura, caliente.

Entras dentro de mi sin complicación y empezamos a empujar, a rompernos. Tocan a la puerta y me tapas la boca. Seguimos como si nada. Así hasta estallar los dos de pasión.
leer más   
8
2comentarios 130 lecturas prosapoetica karma: 41

Pasión apagada

Juegos sexuales de un tiempo olvidado,
ansias carnales acarician tu piel,
tentando, palpando, el sexo mojado,
besando y lamiendo…sabiendo a miel.
Vicio y lujuria que se han apagado,
extinguida ofrenda de la amante fiel.
Pensé: -de entre ellas, una especie rara…
Me desengañó que no fuiste clara.
10
sin comentarios 74 lecturas versoclasico karma: 53

Te necesito

Contorneando tu silueta
cual pincel, con mi mirada,
como planta deshojada
o convertida en libreta,
que te observa resignada
escribiendo tu receta
de belleza confitada,
que seguro, es secreta.

Me sentí conmocionado
al llegar a tu coleta,
reposada con cuidado
en la curva que más tienta,
que vista así de lado
mis deseos incrementa,
me hace sentir abrumado
y mi mente desorienta.

Esos trazos que te han dado
los dioses más entendidos,
el sentido me han dañado.
Me han dejado recluido
en un jardín desflorado,
como joya entre bandidos.
La cordura me han robado.

No pretendo ser tontito
con versitos ni rollitos,
aunque debe ser delito
si tus calles no transito.
Y es que con tu piel me incito,
te adoro, sí, lo admito,
con ardor, te necesito.
leer más   
13
6comentarios 157 lecturas versoclasico karma: 88

Ni te imaginas

Ni te imaginas cómo me tiemblan las piernas,
imaginando tu aliento creando un camino entre ellas.
Ni te imaginas cómo respiro,
imaginando tu pelo entre mis manos, sudado, rizado.
Ni te imaginas cómo jadea mi mente,
imaginando que tocas todo lo que no me han sabido tocar.
Ni te imaginas mi curiosidad,
imaginando todo lo que creía que no me llegaría a gustar.
Ni te imaginas mis ojos,
imaginando los tuyos, buscándome, con lujuria.
Ni te imaginas mi boca,
imaginando la tuya, sobre cualquier recoveco que exista.
Ni te imaginas mis ganas,
imaginándote a ti,
conmigo,
en mi cama.
leer más   
12
2comentarios 145 lecturas versolibre karma: 74

Escapada

He abandonado nuestro nido de amor.
Clausuré mi refugio sin previo aviso
y llevé al desguace dos bicicletas.
Jubilé a los abrigos más viejos.

He desocupado de botellas mi despensa
y desconecté la nevera para siempre.
He donado las vituallas,
de mi eterno racionamiento y tiré
los ceniceros, el incienso,
las velas perfumadas.

Desalojé con dolor mi cuartito
y nuestra cama quedó tan fría,
cómo aquellas noches de verano,
en que prendíamos fuego al edredón.

Ya entregé las llaves al herrumbre.
He comprado un boleto a lo desconocido
y olvidado una calle, un edificio, un barrio.
Todo para desconectar
de tu vida, mi vida.

Nuestro olor se ha quedado impregnado
en el buzón, el pomo y el telefonillo,
en el quicio y los goznes de las puertas,
en todo lo metálico.
Siguen allí, las huellas de nuestra lujuria.

e indelebles, fosilizadas, eternas,
las magnitudes de nuestros secretos,
...y todo lo sudado.
leer más   
4
2comentarios 37 lecturas versolibre karma: 51

Brasas

Somos amantes cubiertos en deseo,
en pasión,
que por acción se convierte en adicción.

En la ansiedad de la lujuria hay angustia,
y en el calor de la pasión una perdida de razón.

Nuestros cuerpos se inmolan,
y pasadas las horas brotan en cenizas de llamas.

Nuestros cuerpos se consumieron,
somos dos amantes que se disolvieron.
leer más   
3
sin comentarios 33 lecturas versolibre karma: 46

Danza Celestial

Danza Celestial



Busco en tu interior,

Liberar esa batalla impura y ondulante,

Lucrar de ti..esas almendras que fecundan en tu llanura

Y poner sobre tu dorso,

Una espada de pasiones…..

Fundirme contigo



Fundir tu aliento,

Fundir mi acera en tus esencias

Porque no hay goce más celestial

Que el fruto que de tu boca lame….repasa

Y esparce semillas luminosas…

Esparce silbidos en mis entrañas

Derrama fluidos en mi vientre

Parpadea olas en mis pechos.

Que en tus caminos de inviernos.



Tus pupilas inertes……

Danzaran sobre mis arropas

Y en el límite del viento..

Meceremos las ardientes trincheras

Es ahí donde mi sombra insaciable

Caerá sobre tus remos..

Reposada….

Abierta…

Alzada….

Silbando entre tus notas musicales….

Como ave en celo.
leer más   
4
2comentarios 58 lecturas versolibre karma: 36