Verso clásico Verso libre Prosa poética Relato
Perfil Mis poemas Mis comentarios Mis favoritos
Cerrar sesión

encontrados: 18, tiempo total: 0.034 segundos rss2

Noviembre

Es noviembre y sigo aquí,
bajo la sombra de un árbol
que olvidó como entregarle sus hojas
al viento,
esperando una noche que ya no existe,
con tu nombre en la frente
como una oración convertida
en ceniza,
con una cicatriz
que no sabe que en otro tiempo

fue la mejor de las heridas
6
4comentarios 49 lecturas versolibre karma: 71

Haiku desde la nostalgia...

Entre mis manos
te susurra el viento,
diente de león.
5
sin comentarios 22 lecturas versoclasico karma: 69

Deberías estar aquí

La lluvia ha entrado a las habitaciones

y tú deberías estar aquí

no sólo entre las letras del silencio
ni entre los surcos de todo
aquello que callé.

Deberías estar, desnuda
del tiempo y la distancia,
no extendida y profunda,
como una herida que desangra
las arterias,

Deberías estar aquí, pero la lluvia
moja los retratos
como una revelación en una isla
donde ya no suenan

las canciones...
11
4comentarios 74 lecturas versolibre karma: 93

Huir de tu ausencia

Huir de tu ausencia es como huir del viento.

Y yo, en el fracaso anticipado,
me abandono entre los versos

a la inercia de su soplo.
15
2comentarios 70 lecturas versolibre karma: 75

De nuevo

De nuevo vuelvo a tus ojos,
y en ellos
el bosque y el desierto se funden
en un verso nunca escrito,
en un susurro que me llama
a dejar atrás

todo aquello

que precede

al precipicio
9
sin comentarios 59 lecturas versolibre karma: 69

Otoño

He esperado tu viento.
Llevo en la sangre tus días
como la humedad que recorre los muros
de una casa abandonada.

Algún día emprenderé el retorno
para ver mis huellas
mientras cambio de calzado

De algún modo desataré los nudos
para liberar tu nombre,
que aprendí como un canto de guerra

Y por fin

por fin romperé estas manos
para construir con los escombros
nuevos versos

Pero mientras todo sucede
dejare que las sombras bailen en silencio
en las paredes
de este otoño...
11
9comentarios 96 lecturas versolibre karma: 72

El espejo

Busco en el espejo las palabras,
algo no dicho entre nosotros,
algún idioma nuevo escondido
en la plata
que sirva para encender
las habitaciones
y volver a construir la ciudad
que sueña bajo los despojos.

Quisiera verme a través de tus ojos,
quisiera incendiarme en tus párpados
y hablar para arrancarte este
silencio de los labios

que es el eco de la ausencia.

Pero somos una puerta clausurada.
Somos el océano que brama
su grandeza en las alas de una mariposa.
Somos una línea que sostiene
nuestros días
con el mismo invierno
tejido en la garganta.

Somos el mismo verso
y la misma ceniza,
somos el reflejo de la misma historia.

Somos la luz, el disparo

y la fotografía...
11
8comentarios 86 lecturas versolibre karma: 82

Te nombro y te vuelves breve

Te descalzas con la delicadeza
de un silencio

y te conviertes en canción.

Te abrazo y te vuelves viento
en una ciudad escondida.

Te nombro
y te vuelves breve

tan breve como los sueños
que siempre recordamos.
11
1comentarios 59 lecturas versolibre karma: 89

Siempre hay un poema por nacer

En algún momento perderé la cuenta,
en algún punto este camino
se llevará mis pasos a ninguna parte,
allí donde arden los puentes
y la deriva es la única ruta
para aquellos que olvidamos los retornos

Cada día es un monumento
que hay que derribar,
y siempre lo derribo demasiado tarde.
Mis manos se vuelven raíces
que terminan por nutrirse
de este silencio que sabe a nada
y que rima con todo

En algún momento perderé la cuenta,
en alguna hora el reloj
continuará su marcha
y dejará atrás las noches contenidas

Sí, en algún momento perderé la cuenta,
O caeré en cuenta
que el ocaso descansa en puntos suspensivos,
que siempre habrá un poema por nacer
y que esa es la esperanza de los derrotados...
15
13comentarios 166 lecturas versolibre karma: 82

El funámbulo

Un paso es la medida
y la cuerda es la carretera
por la que transita

el abandono

Mis manos son alas atrofiadas,
el silencio una canción
que se anida
en las estaciones

anunciando el precipicio
leer más   
10
sin comentarios 52 lecturas versolibre karma: 74

Me cubrieron con un manto de piedras

Me cubrieron con un manto de piedras,
bajo un letrero monocromático

en una calle azul

Tal vez, si buscas bien
me puedas encontrar.

Búscame, antes de que este

incendio de hielo
se lleve mi nombre

antes de que mis huesos
vuelvan al silencio
que me regalaron estas continuas muertes

Búscame, para imaginar que despierto,
y hallarme en los millones de ojos

que todavía duermen

Búscame, que puedo ser un grito
en este desierto,
donde el miedo es una casa
que se traga los sueños,
donde un relámpago quema la piel
en forma de un cuchillo.

Búscame,
que el que busca corre el riesgo

de encontrarse a sí mismo




--

** Pensando en las víctimas que cargan con un manto de piedras **
leer más   
12
4comentarios 71 lecturas versolibre karma: 77

Ella duerme

Ella duerme.
Su sueño es el latido
de otros días.
Su rostro es la luna
que acaricia el río
como una canción triste

Y yo soy un río

La noche es la pregunta
que incendia todas
las respuestas,
la memoria es lluvia
y nuestros nombres un desierto
que cargamos en la espalda
leer más   
17
5comentarios 81 lecturas versolibre karma: 88

Donde duermen las luciérnagas

Tal vez escribir este poema
sea una forma de traicionarme

Terminé siendo el náufrago
que quemó su nave
para alumbrar la noche

Terminé siendo el viento

que te busca en ese bosque

donde duermen
las luciérnagas
5
2comentarios 30 lecturas versolibre karma: 64

A mis dos princesas

Dos estrellas tengo
y de ninguna de ellas
me desprendo.
La una como espiga,
joven, de grano tierno
flexa su cuerpo al viento,
dura como el acero.
Dios le puso en la cara
a los ángeles del Cielo.

La otra como una perla,
negro zaino el pelo,
ojos negros misterio,
cara de blanca luna,
cuerpo de porte esbelto,
por tenerle, le tienen envidia,
estrellas y luceros.
Laura, espiga al viento,
Carolina la perla de los sueños
son mis dos amores,
dos amores tengo,
dos bonitas flores,
dos bonitos lienzos.

Camaleóntoledo*
leer más   
16
10comentarios 112 lecturas versoclasico karma: 83

Pesadilla, sueño y Gran Final

Mil pájaros y tostadas quemadas.
Para eso es mejor no soñar nada.
O beber mucha agua y cenar ligero.
O quedarse en vela y no tener sueño.
Dejando atrás pesadillas y sueños,
Se muestra una segunda etapa de arte.
Y al instante, al instante, alguien se marche
Para nunca volver, volver a vernos.
Algunas montañas nos han dejado
En mitad del camino.
Algunas cigarras hanse quedado
Sin ser cúyo el destino.
El núcleo que en el barro se quedó
Se moldeará y transformará sin límite.
El alma que en un tiempo aquí moró
Va en busca de su amada ninfa Eurídice.
Y las grandes maestras que aquí habitan,
Por completo habitarán cada día
Para moldear y transformar arte
En un Arte mayor: Artes del arte.
Cerraremos ya con una canción.
Cada cual que elija la que prefiera.
Yo elijo la que eligió una maestra
El primer día de etapa anterior.

youtu.be/rY0WxgSXdEE
leer más   
6
sin comentarios 31 lecturas versoclasico karma: 75

La luna en Granada

Ayer volvieron las manos al libro
dormido en otro de la estantería.
Tu letra a bolígrafo en la última hoja
era un ciclón de tinta.

Con un optimismo de azul caduco
que, a lo mejor, no lo sé, no quería
pincharme con la ilusión de sus tildes,
esperanza sucinta.

Dijiste entonces, en aquel diciembre
mágico, que siempre recordarías
nuestro viaje de cultura y leyenda.
Rebobina la cinta.

Granada era joven y tú tan linda.
Yo... qué sé; sabía que volverías
a la tierra nazarí, no conmigo.
Me hiciste algunas fintas.

No dibujamos ni una sola luna
más con el humo blanco que salía
plantándole un beso a aquella cachimba.
La esperanza despinta.

¿Cuándo más tardes en el Albaicín?
Regresar al Generalife un día.
No lo olvides, yo nunca olvidaré
esa promesa extinta.
18
6comentarios 59 lecturas versoclasico karma: 79

Como tarde de domingo

Granada es un vaso vacío
que rebosa a cada sorbo,
y como gusano
tocado por un palo,
me enrosco tembloroso
en la forma infinita,
con bizarras visiones
de plástico deforme.

Me pregunto todo el rato,
y la respuesta es vaho,
el invierno amenaza
como tarde de domingo.

Congelada perla de lágrima
surca mejilla de Virgen,
y en la pared de un bar cutre,
grumo de tersa piel.

Cardiólogos natos,
diletantes hambrientos,
comer a todas horas
sin tragarse nada,
hambre durante el día,
toda la noche sed.

Cosmos que sustenta el polvo,
el haz de luz manifiesta;
el horizonte bulle,
el instante al punto,
hierven los deseos,
en el sueño del fogón.

Mi alma es siembra,
de semilla que danza.

Invierno,
yo te abandono,

cuando avances avaro
por lisiadas cañerías
yo,

seré un brote.

_
N.S.
4
sin comentarios 66 lecturas versolibre karma: 35

Lugares

Viste Venecia en mis ojos
al notar que lejos te irías.

En ti,yo vi Roma.
Me hiciste saber,que
desde hace mucho tiempo,
lo nuestro estaba en ruinas.

Despertarte en mí a Irak.
Guerras entre mente y corazón.
No pude protegerme y opté por odiar.


Te convertiste en París.
Conseguiste olvidar.
Te fuiste con ella a
la ciudad de amor
mientras os uníais en
el lecho conyugal.

Pasé a ser Granada.
Me alejé de todo(s)
para evitar explotar.

Fuiste Rusia.
Distinto idioma.
Diferentes lenguas
quisiste probar.

Tantos lugares.
Un final inevitable.

Tú eras la llave.
Lo demás ya no se abre.
leer más   
6
sin comentarios 55 lecturas versolibre karma: 56