Verso clásico Verso libre Prosa poética Relato
Perfil Mis poemas Mis comentarios Mis favoritos
Cerrar sesión

encontrados: 4, tiempo total: 0.013 segundos rss2

Andares burlones de lo fatídico

Vida, ¡cuán rápido haz cambiado y que tanto me haz enseñado!
Sobre Marilyn todos los días me reflejo y me observo,
Villanueva me hizo caminar más de la cuenta para maravillarme con su obra,
Simón Bolívar colaboró en ello al ceder sus bellas tierras y espelucar mi cuerpo al sentir ese escalofrío,
A Benito Peréz Galdós le dí los buenos días por siete meses durante aquella experiencia,
A Channel, Roy Raymond y Mouawad todos los días me encomiendo,
La voz de María Callas con su canto de Casta Diva aún suena en mi cabeza,
Algún día Oscar Wilde me cautivó con su "De profundis",
Algún otro día una bella hermana llamada Nora me dijo que sonriera porque ¡la vida es bella!.

Algún tiempo estuve ocupado y hasta estresado, ahora estoy holgazaneando,
Gracias a tí emigre y dejé casa, adquirí experiencias, piernas adoloridas, malos tratos y hasta indecentes propuestas,
Durante una época estuve fuera asilado, en olor a tierra y pisares que se deslizaban sobre el polvo
Cuando identificaba mis vivencias con las que leía en el diario de Ana Frank
Un tiempo que volverá estuve aprendiendo teóricos formularios para hacerlos prácticos,
Ahora aprendo tangibles métodos, autodidactas a veces, útiles en lo cotidiano,
Mi padre quizás no supo enseñarme cómo martillar pero ahora yo aprendo como es mejor errar.

A San Lázaro y a Convit les pedí curarán mi acné, no lo cumplieron pero me dieron la paciencia para entender que tus tiempos deben ser respetados,
El Cristo Esperanzador me desvelaba contemplandome hasta que me llevó a garabatear borradores y luego a teclearlos para hacerlos públicos,
Vivien Leigh siendo una Katie Scarlett O'Hara me enseñó como ser calculador y manipulador cuando me convenga aunque no quiera, inconforme, caprichoso y malcriado por lo que ambiciono,
Ya no importa que al escribir no me entiendan, alguna lengua buscaré para que me comprendan, Miranda en ello me ayudará,
Diana me ayudó a entenderla con el inglés, Juana de Arco y María Antonieta me motivaron en el Francés, Gianni me consoló con el café italiano y Anastasia desde que la conocí me conmovió con su ruso en el imperial San Petersburgo.

En los días de inseguridad y frustración Freddie Mercury me recordaba a mamá con Bohemian Rhapsody y evitó que cometiera una locura,
Ha habido muchos que no lo merecieron, Gaye, Jobs, Jackson, Lennon, Serra, Spear o Warhol.
Ya no importan muchas cosas, la desnudez, los pies descalzos, el color púrpura, el cabello rizado; no hay identidad más certera y verdadera que esa,
La escasez, las ausencias y muchas otras cosas han pasado a otro plano,
Cosas que tendré tiempo de sobra para explicarle a Grace Gisele
Cuando le diga como Antonio José de Sucre me dió otra oportunidad.
Ahora mismo sigo exiliado voluntariamente y me pregunto -¿que importancia tiene eso?-.
Tú eres tan sabia que sabes cuando lo relevante debe hacerse relevante.

Esto no es una versión moderna, actual o literaria de VOGUE; esto es puro amor.
4
3comentarios 50 lecturas versolibre karma: 67

Música para tus oídos

Por un beso de la flaca yo daría lo que fuera,
por que sus puñales en la espalda sí me clavara.
Por un pacto entre caballeros viviría en las afueras
del pueblo donde el canto del gallo el borracho imitara.

Lloraría de alegría si de pronto descubriera
mujer contra mujer y sin piedras me quedara.
No sé qué no daría, si en mi garganta renaciera
el infame Billie Jean y despacito se presentara.

Quisiera ser un pez para topar mi nariz en tu pecera,
una frase tan bien hecha, no mereciera que yo la cambiara,
pero sí que me quedara con la esencia, me abasteciera
de la salsa de la vida, de one love yo me impregnara.

Sí que siempre he pensado, que a quién lo importa lo que yo haga.
Que me cuesta tanto olvidarte, de olvidar tu linda cara,
que estaré agradecido que un año de amor me devolvieras
y que por el boulevard de los sueños rotos te pasearas.
leer más   
4
sin comentarios 35 lecturas versoclasico karma: 59

Renazco en tí

Renazco de entre las cenizas,
de entre despojos y jirones,
de entre todo aquello que encontraste
y que con amor reconstruiste..

Renazco para tí,
para entregarte eso que mereces
para amarte sin medida,
para cuidarte e idolatrarte,
renazco cada vez que tus labios tocan los míos
renazco para ti, porque me diste todo
cuando no te podía ofrecer nada...

Por Marcos
TW: @mvillafuertec
leer más   
10
sin comentarios 82 lecturas versolibre karma: 65

Vivir sin un beso

¿Cuántas emociones se frustrarían?
Buscarían el falso desahogo
y vacilarían en los oscuros senderos.
¿Cuántos perderían sus sentimientos?
y vagarían por el valle de la vida
Sin ninguna grata compañía.
¿Cuántos "te quiero" no se dirían?
Un grito totalmente ahogado
El cual nadie oiría.

¿Cuántos amores no se demostrarían?
Una terrible derrota constante
Por el fracaso más inquietante.
¿Cuántos músculos no se ejercitarían?
Ellos decaerían bruscamente.
¿Cuántas cosas no se aclararían?
Si la posibilidad de hacerlo
No existiría.

¿Cuánta confianza no se sentiría?
Las duras barreras no ceden
y la extensa distancia crece.
¿Cuántas caricias no se disfrutarían?
La espontaneidad se aparta
Cuando el corazón clama.
¿Cuántas manos no se tomarían?
Sucede que las mentes fallan
y los cuerpos se desfavorecen.

¿Cuántos segundos no se detendrían?
Un largo minuto del mundo
Donde ningún suceso acontecería.
¿Cuántas hormonas no se derrocharían?
Un espectacular caos jamás vivido.
¿Cuántas culpas no se desvanecerían?
¿Cuántos perdones no se otorgarían?
Una ansiada paz no conseguida.
¿Cuántas almas no se entrelazarían?
Las depresiones son sufridas
y una prematura muerte es obtenida.

¿Cuántas dudas al fin caerían?
La tranquilidad seguiría ausente.
¿Cuándo los celos se apartarían?
Un gran desespero no saciado.
¿Cuántas discusiones se olvidarían?
Oh por Dios ¿cuándo?

¿Cuántos labios no se tocarían?
Un sabor no conquistado
Unos labios nunca amados.
¿Cuántos ojos no se cerrarían?
El delirio no conocido.
¿Cuántas personas no se acercarían?
Una larga vida no compartida.

¿Cuántos acordes no sonarían?
Aquella soledad perpetua
Agobiante en toda su naturaleza
¿Cuántos prejuicios se ignorarían?
Unas almas partidas en dos
Que ningún consuelo encontrarían.

¿Cuántos besos no sucederían?
3
2comentarios 24 lecturas versolibre karma: 35