Verso clásico Verso libre Prosa poética Relato
Perfil Mis poemas Mis comentarios Mis favoritos
Cerrar sesión

encontrados: 570, tiempo total: 0.031 segundos rss2

Portugal la Bella

PORTUGAL LA BELLA
Aires del Atlántico ondean tu cabello
caminando siempre junto al mar,
de tus sierras aguas cristalinas
de sinuosos valles y costa salvaje de Alentejo, ( en portugués se pronuncia alentello)
los caminantes desde la bella Aljezur
recorriendo sus rutas Vicentinas.

Perderme en el Sendero de los pescadores
donde anduvieron los hijos con sus madres
buscando su pan de obradores
entre caminos de Odeceixe y Sagres.

Quisiera despertarme una mañana
respirando sus puros aires,
encontrar la libertad natural
caminando desde Via Algarviana
poco a poco sin prisas ni sobregires
hasta llegar a la Ecovía del Litoral.

Por las rutas del Guadiana,
o el majestuoso Tajo es,
un nombre que nos une:
Extremadura de España
y Extremadura Portugués.

Cántame un fado mi niña
que no he oído voz más melodiosa
que la de la portuguesa hermosa
que con dulzura te guiña.

Quedo en mi vida pendiente
recorrer esa ruta tan hermosa
que va desde la Ría Formosa
hasta Cavo de San Vicente.

Dedicado a Rosa Valente, poeta portuguesa que conocí en las redes sociales, la cual ha tenido la gentileza de traducirlo al melodioso idioma portugués.

Tradução do poema de Aly Parca por Rosa Valente.

AS BELEZAS DE PORTUGAL

A brisa do atlântico faz-te ondear o cabelo,
quando caminhas junto ao mar;
das tuas serras brotan águas cristalinas
que corren por sinuosos vales
e da costa selvagem alentejana
os caminhantes partem da bela Aljezur
e recorrem as rotas vicentinas.

Perder-me nos sendeiros dos pescadores
onde andam as mães com os filhos
buscando o seu pão,
ou entre os caminhos de Odeceixe e Sagres.

Gostava, uma manhã,
ao respirar o seu ar puro,
encontrar a liberdade,
ao caminhar pela via algarvia,
pouco a pouco, sem pressa nem ansiedade,
até chegar à ecovia do litoral,

Pelas margens do Guadiana
ou pelas margens do Tejo
onde há uma região que nos une:
A Extremadura espanhola
à Extremadura portuguesa.

Canta-me um fado minha menina.
Eu nunca ouvi uma voz mais melodiosa
que a tua bela voz de portuguesa
doce como nenhuma.

E fico agora a pensar
em percorrer essa bonita rota
que vai da ria Formosa
ao cabo de S. Vicente.

"TRILOGÍA AGUA, AIRE, VIDA Y OTROS RELATOS"

Poema de Alfonso J. Paredes
Traducido al Portugués por María Rosa De Henriques
TODOS LOS DERECHOS RESERVADOS
Obra protegida e inscrita en el Registro de la Propiedad Intelectual
Prohibida su reproducción total o parcial para uso comercial o uso público,
en cualquier formato, sin el consentimiento del autor
SafeCreative/Copyright
1
sin comentarios 30 lecturas versolibre karma: 17

Apuntes de una tarde

Ayer tarde, vi a un gordo
que no se avergonzaba.

Arrellanado en su sillón
como en un trono
lucía su volumen con prestancia.

Y en el atardecer de la ciudad
el reflejo de un sol
rojizo en las ventanas altas.

Pero abajo, por la calle,
camina la sombra triste
de un día de lluvias en abril.
leer más   
10
sin comentarios 51 lecturas versolibre karma: 73

Y es que hoy...

Y es que hoy ...
hoy no quiero escribir
hoy quiero
que mi página quede en blanco
que mi lápiz
se apoye sobre el papel
Y sueñe
sueñe
que es libre
que no tiene una mano inquieta
que le sujeta,
que le muerde
y balancea
que nadie le molesta,
le desgasta
y atormenta
qué no sienta !
que le cojen y le dejan...
la presión de la incoherencia
la de la falta de letras
la de irrealidades inciertas
o la de nostalgias de vuelta
qué no sienta!
la tristeza ;
de recuerdos olvidados
de perdones ya no dados
de dolores mal curados
o de esos momentos pasados
qué no sienta!
remordimientos ;
por sentimientos no dados
por besos no regalados
por destinos no encontrados
o muros no derribados...

Hoy simplemente
quiero que sea...
leer más   
13
10comentarios 69 lecturas versolibre karma: 86

Luna Señora de la Noche

Luna fina, nostálgica,
pálida, taciturna.

Siempre romántica,
envuelta en una belleza
única y misteriosa.

Seductora dama de la noche
vestida de plata refulgente
danzando por las noches
con pasos lentos y elegantes.

Tu escenario nocturno
estrellas centelleantes
plafones de luceros rutilantes.

Te retiras suave y lentamente
en la mañana de sus albores
con los primeros rayos del alba
cerrando el telón triunfal
bajo los rayos crepusculares.

MMM
Malu Mora
leer más   
13
4comentarios 159 lecturas versolibre karma: 83

Pasajeros

Se extingue
poco a poco
desde que vemos
el cielo,
se va por su cauce,
llevándose la piel,
en su río lento
horadando gota a gota
los días, los besos,
los sueños inciertos,
las huellas marchitas,
las mentiras y los miedos,
se va curando herídas
la barca de la vida,
dejándonos sabios
en la tierra de la sabiduría.
leer más   
13
sin comentarios 32 lecturas versolibre karma: 85

Oraculum Tenebris

La vida es triste sueño
un pestañeo
un grano de arena en el desierto del olvido.

Todo pasa, lo mundano cesa.
Yo hablo del futuro
de la muerte
de oscuridad y quimeras
cosas inusuales
de las que nadie habla por temor a desatarlas.

Existencias nostálgicas,
dolorosas
opacos habitantes de la sombra.

¡Oh, frutos pensantes de la Tierra, tan pequeños e inseguros!

Atrapados en las oscuras manos del destino
parece como si vivieran
sin embargo, no son nada más que muertos,
cada uno un pedazo de sueño
resucitando de vez en cuando
en nuestro inmemorial recuerdo…


Heclist Blanco
16
3comentarios 51 lecturas versolibre karma: 73

Eter no

Hay días turbios
en que pierdo tu mirada,
cielos grises y humeantes
que cortan mi pecho
con su espada,
con su llovizna esplendorosa
humedeciendo almas.
Van y vienen los viajeros
sobre su rutinaria barca,
buscando un remolino
que se apiade de su sino,
que rompa la cáscara
de su burbuja de confort.
Anhelando nimiedades
baratijas sin tiempo,
soñando ser originales
de un falso cuadro
de vivir.
leer más   
11
2comentarios 71 lecturas versolibre karma: 77

Grité

Ahora me escuchan,
Ahora que ya no puedo hablar,
Grité por horas, por dias, por años,
Mi piel se hinchaba,
Se ponia morada, azul, verde.
Grité,
Grité con cada golpe,
Grité con el alma,
Pero nadie me escucho,
Solo se burlaron,
Me dijeron resentida.
Me dijeron despechada.
Me dijeron mentirosa.
¿Acaso no ven mi piel morada?
Grité,
Grité con cada golpe,
Grité con el alma,
Grité,
Una noche mi piel quemaba,
Ardia,
Ardia como un carbón en el fuego,
Entonces grité, tan solo grité, y todo se apago.
Y ahora, ahora todos me escuchan,
Ahora que ya no puedo hablar,
Ahora que ya no siento dolor,
Ahora que todo termino.
Ahora que ya no puedo gritar.
Ahora que ya es tarde.
13
6comentarios 91 lecturas versolibre karma: 79

Irse o quedarse

Una vez más todo apunta a que me marche
de este sitio sin esperanza,
pero no me quiero ir
(¿no quieres o no tienes la oportunidad o tienes miedo de dejarlo todo?)
Lo que uno quiere no siempre es lo que necesita.
Que complicada la vida.


Heclist Blanco
10
sin comentarios 52 lecturas versolibre karma: 85

Effort estérile!

La inspiración se ha ido,
mis palabras no conjugan versos,
un credo insípido inunda mi verbo,
repito frases sin sentido,
languidece el poeta.

Mi alma no comulga con un mundo así,
prefiero cerrar los ojos,
tal vez así, pueda al alba renacer.
10
2comentarios 61 lecturas prosapoetica karma: 97

Chronos

Soy el secreto de la vida
tránsito y lugar para todo:
lo que ha nacido lo haré morir
inicios transformaré en finales
me muevo en ciclos que cesarán
y el ser humano sabrá
que en la alegría advierto el próximo llanto
que todo encuentro encierra un adiós,
los sacrificios se vuelven triunfos
y el dolor que termina da paso al gozo.

Yo soy el secreto de la vida
envuelvo a todos los hombres en la existencia.
Aprovechar que están vivos
mientras habitan en mí
es su única y verdadera razón de vivir.

Heclist Blanco
10
2comentarios 40 lecturas versolibre karma: 76

Aquello que se nos olvidó sembrar

Aunque se halla de volver a dormir para rellenar lagunas vacías que el sueño, al menos, pueda volver a cubrir. Se nos olvidó sembrar aquellos momentos sobre tierra fértil, pensando que sobre el agua se podrían dibujar los deseos. El agua se llevó las intenciones, y nunca más se supo, tan solo la mirada acompañaba un adiós sin retorno.
En la mente revoloteando el tiempo que pudo ser y no fue . Desde la montaña que forman los años, todo se observa de diferente manera, rocas duras en la cima golpean con arrepentimiento el tiempo no aprovechado.
Un pedazo del ayer despejado, un trozo sin más, nada que no se pueda conseguir, rodear e inundar, una espiga, un momento... Procurar aprender de los errores que no sumaron vida, que malgastaron minutos como gusanos recubiertos de la seda de los prejuicios, que aprisionaron la mariposa que revoloteaba dentro, y no pudo salir porque los colores la deslumbraban. Colores que debieran de deslumbrar la esencia de cada uno, flores que murieron sin polinizar, besos y abrazos que se quedaron sin dar por brazos y labios de aires suspirados.
El presente quizá nos pueda regalar un nuevo sembrado, verde y fuerte para tapar los huecos del pasado, pero quizá efímero si no lo atravesamos antes de que el futuro lo halla secado...
leer más   
4
2comentarios 30 lecturas prosapoetica karma: 49

Y mientras tanto

Querubines con trenzas
danzad conmigo,
vuestra madre me cuenta
como os ha ido.

Y mientras tanto
por el camino
vamos andando.

Despertáis muy temprano
¡qué mala suerte!
choquemos las manos
¡que suenen fuerte!

Mira qué bien
el quiosco ya tiene
cosas que ver.

Si os duele la tripa
sale una cana
¡doblad las rodillas,
cantad con ganas!

Y mientras tanto
por el camino
vamos andando.

Ya llevo la cuenta
del diez y el cuatro
¡date media vuelta,
cámbiate el paso!

Qué suerte loca
la quiniela del jueves
nunca nos toca.

Por la tarde ya voy
a clases de inglés,
de puntillas estoy
vosotras también.

Y mientras tanto
por el camino
vamos andando.

Mamá yo no como,
no tengo ganas,
ahora de este modo
batimos las palmas.

Y en la ventana
sopla ya Cristóbal
la leche manchada.

El peine que usas
me da tirones,
¡levantaos la blusa,
girad los talones!.

Y mientras tanto
por el camino
vamos andando.

Mi maestra me dice
que yo mucho hablo,
pues ve, corre y dile
que hemos terminado.

En la revuelta
de aquella esquina
echamos la cuenta.

Y mientras tanto
por el camino
vamos andando.
9
sin comentarios 46 lecturas versolibre karma: 103

Déjame

Déjame leer
en tu mirada
déjame escribir
todo lo que callas.
Déjame hacerlo,
que yo le pondré amor,
mi amor,
a cada una de mis palabras.

MMM
Malu Mora
leer más   
10
5comentarios 73 lecturas versolibre karma: 87

Sí que llegas

Sí que llegas, amiga. Sí que llegas...
Llegas al corazón con tu presencia.
Que no te enreden ni el tiempo ni la mente,
secuestrándote en el mundo de sus prisas,
ni te conviertan, simplemente, en gente.

Sí que llegas, compañera de fatigas,
luchadora contra el tiempo de esta vida,
madre, esposa, abuela, hermana e hija...

Me felicitas por ser mi cumpleaños,
un poco antes de finalizar el día...
Y yo te felicito por tu audacia,
por tu tesón, empeño y valentía,
y por cuidar de las personas que te importan
aunque te falten horas en el día.

Sí que llegas, amiga, sí que llegas...
Llegas con tu ilusión y tu alegría.
4
3comentarios 25 lecturas versoclasico karma: 51

Hay poemas que no puedo leer

Siento punzadas en el pecho
que suben la presión
hacia mis lagrimales
y solo puedo cerrar los ojos
soltando suspiros entrecortados.

Eres la bota que presiona
mis pulmones
y haces que me duela el corazón.
Y la única manera de volver a respirar
es mirándote a los ojos
y no me atrevo ni a pensarte.
Porque produces la ansiedad
que no conocía.

Esa que tanto jode,
esa que aprieta mi estómago
y hace que recuerde
que me prometí a mi misma
no volver a caer en tu trampa.
Y no sirvió de nada.

Las lagrimas que vestían de tu nombre
se gastaron.
Y ahora solo me queda ese suspiro
que empuja todo lo que hay dentro de mi
aunque solo quede ceniza y sangre.

Me siento tonta por pensar
por un solo segundo
que me querías como te quise,
y no me olvidaste
como yo fui incapaz de hacer.

Y me quiebra la voz,
y mi boca se amarga,
al imaginarte mirándole a él,
sentado detrás de mi,
y al imaginarme nerviosa
intentando devolverte la mirada.

A veces no distingo entre el espejo
y la ventana.
Parece que en aquella noche,
yo fui ventana,
y dormí sonriente pensando
que era el espejo más feliz de Barcelona.

Estoy desangrándome a cada letra,
a las 4 de la mañana.
De nuevo, por ti.
Y me parece increíble
que después de todos los golpes
que he aprendido a esquivar,
cuando camino entre la victoria,
vuelvo a tropezar con tu misma piedra.

Y se clava. Cada vez más.

Eres ese tipo de dolor que no cesa,
que intentas echar pero se amarra
a tu pecho como una estaca ardiente.
Respiro ansiedad a duras penas
y vomito todo lo que me queda
esperando que salgas de una puta vez.

Pero me levanto, seco mis ojos
y ahí sigues.
Tu imagen con él,
en mi cabeza,
Me golpea y me deja sin aire.
Me revuelve el estómago.

Sé que ahora te voy a ver
y no sé si podré aguantar
el dolor pegado a mi pecho
y no sé si podré aguantar
una noche más sin dormir.
11
3comentarios 65 lecturas versolibre karma: 89

Vértigo

Y cómo pasa el tiempo...
cargado de recuerdos...
Y cada vez más tenso
por esta vida loca
que me arrebata el viento...
Y cómo pasa el tiempo...

Se instalan en mi vida
como un okupa obsceno
las cosas que me pasan,
las cosas que no quiero.
Se meten en mi cuarto,
me empujan para adentro...
ocupan mi cabeza
llenándola de miedo.

Me agarro a mis entrañas,
me agarro a lo que puedo...
pues todo me da vueltas...
Todo se vuelve incierto.

Esta vida se muere
acosada de vértigo...
Cargada de recuerdos...
Y cómo pasa el tiempo.
4
2comentarios 19 lecturas versoclasico karma: 52

Cajas vacías

¿Y esas cajas vacías?
Son para guardar mis sueños.
Y dejarlos dormidos
mientras vivo contigo,
en otro ardiente sueño
que me ocupa la vida,
y entretiene mi tiempo.

Y algún día de lluvia,
que me falta tu aliento,
o que no estés presente
pues te encuentres muy lejos,
acudiré a mis cajas
donde guardo mis sueños,
a escoger uno lindo
que pinte de Violeta,
una flor en mi pecho.

¡Qué bonitas tus cajas...!
¿Algún día podrás
prestarme alguna de ellas?
Claro que sí. Por supuesto.
Mis sueños son tus sueños.
leer más   
13
7comentarios 112 lecturas versolibre karma: 89

Rotos

Todos tus rotos
y todos mis quebrados,
mis pedazos
y tus enteros,
tus cenizas
y mis ceniceros,
unidos
en el cesto del amor.
leer más   
11
1comentarios 32 lecturas versolibre karma: 87

Mi libro

he reescrito
aquello que tan sólo
aún
era un espacio en blanco

y he dicho que ya no seré
un entre paréntesis más

yo pongo los puntos, las palabras,
tildes, enumeraciones, exclamaciones
metáforas y mayúsculas

donde mis dedos elijan
tocar

y aunque el papel corte
no lo hará más que tu piel

porque ahora yo soy la que escribo
es mi libro
yo cambio, si quiero, la historia.
8
4comentarios 52 lecturas versolibre karma: 79
« anterior1234529