Verso clásico Verso libre Prosa poética Relato
Perfil Mis poemas Mis comentarios Mis favoritos
Cerrar sesión

encontrados: 19, tiempo total: 0.007 segundos rss2

Sin identidad

Dormía protegida por unos cartones al lado de su portal. Esa noche quería convencerla y buscarle un lugar donde dormir a cubierto. Acurrucada en su rincón, y con el cabello cubriéndole la cara, ni siquiera era capaz de imaginar su edad. Con exquisita amabilidad, él le tendió su mano con compasión y empatía; un altruista compromiso le había llevado hasta allí y quería ayudarla. Ella negó con la cabeza levantándose atribulada y recogiendo sus escasas pertenencias. En un instante sus ojos se encontraron. Ella lo supo inmediatamente. Él, nunca reconocería en aquella mujer, a ese primer amor que jamás olvidaría.




Publicado en la Asociación solidaria cinco palabras:
cincopalabras.com/2017/12/31/escribe-tu-relato-de-enero-i-el-actor-y-a
14
16comentarios 111 lecturas relato karma: 141

Soma

La algarabía iba en aumento mientras se agotaba la paciencia del público asistente. Llevaban una hora esperando en sus asientos y el mitin aún tardaría en empezar; así que por enésima vez, pidió calma en un intento vano de poner orden, en el galimatías indescifrable que se había formado.
No podía entender cómo, ese hombre, podía despertar tanta curiosidad y confianza; y más, cuando los hechos descubiertos en días anteriores, confirmaban el merecido vituperio que se cernía sobre él.
“Nada importa cuando son de los tuyos” – Pensó.
Hoy, de nuevo, volvería a repetir el mismas falsedades que en otras ocasiones. Eso sí, escogería hábilmente el “gramo” de mentiras que necesitaban oír.



Publicado en la Asociación solidaria cinco palabras:
cincopalabras.com/2017/12/03/escribe-tu-relato-de-diciembre-i-el-minis
11
2comentarios 60 lecturas relato karma: 104

Danzando sobre las aguas

En un duermevela provocado por los tranquilizantes y analgésicos que le habían suministrado, su pensamiento iba y venía envuelto en una nebulosa extraña.
Entre imágenes inconexas, se recordaba jugando a los trabalenguas con una niña de hermosos ojos azules, que en una especie de danza flotante, daba saltos sobre un suelo escondido unos centímetros por debajo del agua.
De repente, la niña se paró frente a ella y mirándole con ternura le dijo: "Sólo bailo por ti."
Una lágrima resbaló por su mejilla, mientras intentaba grabar en su memoria la imagen de esa niña interior, que soñó tocar el cielo con su danza, y que hoy, tendida en una cama de hospital, luchaba por volver a caminar.




Publicado en la Asociación solidaria cinco palabras:
cincopalabras.com/2017/11/19/escribe-tu-relato-de-noviembre-iv-margari
13
4comentarios 81 lecturas relato karma: 105

No estás sola

-No estás sola, mujer. La sociedad entera tiene la obligación de ser consciente, de que tu integridad física, debe de ser protegida como un derecho inalienable. Que la implicación y la cooperación es fundamental, para trabajar y educar en ese respeto que mereces, como mujer y como persona. No escatimemos la energía que sea necesaria. Que el crepúsculo de un nuevo amanecer, aporte la luz suficiente, para superar hechos de tal gravedad vergonzante.

El discurso desde la tribuna de oradores fue aplaudido con fervor por los asistentes.
Mientras, en otra sala, se cuestionaba si una mujer podría ser culpable de su propia violación.




Publicado en la Asociación solidaria cinco palabras:
cincopalabras.com/2017/11/12/escribe-tu-relato-de-noviembre-iii-helena
4
2comentarios 49 lecturas relato karma: 57

El poder de la manipulación

Pensó en soltar lastre y por una vez, dejar de fingir una realidad que no existe. Disfrazarse igual que lo hace un camaleón, mimetizándose tras una cortina de humo fabricada de mentiras, ya no se sostenía.
Tal vez una recapitulación de los hechos, podría darle suficiente margen aún, para encontrar una salida mínimamente digna. Pero una fuerza interior le detenía, no pudiendo evitar contemplar su obra con vanidad. Vibrar gozoso frente al absoluto control que ejercía, sobre todas aquellas personas que todavía confiaban en él, era una sensación de poder, de la que no quería desprenderse. No era ético. Lo sabía, pero no le importaba.




Publicado en la Asociación solidaria cinco palabras:
cincopalabras.com/2017/11/05/escribe-tu-relato-de-noviembre-ii-concha-
9
6comentarios 64 lecturas relato karma: 88

La noche de los muertos

Esa noche el cementerio aparecía envuelto en una densa niebla. De la trampilla de entrada a una de las tumbas, asomaron unas manos cetrinas y enjutas, que con un cierto tembleque, se aferraron a los barrotes. Un movimiento brusco, rompió el candado dejándola abierta sobre el cemento. Lentamente fue asomando un cuerpo, envuelto en los harapos de un vestido de bailarina. La falda de un tul sucio y hecho jirones, dejaba ver en sus secos pies, unas zapatillas de media punta. El pelo enmarañado caía a ambos lados de un rostro horrible, donde faltaban trozos de carne y sus ojos eran dos cuencas vacías. La estatua que presidía la sepultura, parecía contemplar en silencio la escena. La naturaleza que rodeaba el monumento fúnebre aparecía muerta, mientras las trampillas de otras tumbas, empezaban a abrirse una tras otra.
Llegó la noche en que los muertos vivientes, extenderían su macabra danza sobre la faz de la tierra.




Escrito para la Asociación solidaria cinco palabras:
cincopalabras.com/2017/10/29/escribe-tu-relato-de-noviembre-i-la-reina
8
2comentarios 106 lecturas relato karma: 82

Arde la tierra

La culpa no pesaba sobre su conciencia. Ni tan siquiera el ridículo, por esa estúpida pose de ignorancia deliberada, hacía mella alguna en sus pensamientos.
Con curiosidad malsana, observaba grupos de gente que se habían arremolinado, entre gestos de impotencia frente al triste espectáculo de las llamas.
Miraba con frialdad el reflejo del horror en sus caras, y el gesto pavoroso, de quien ve morir su tierra abrasada entre inmensas lenguas ardientes, que a él, le producían una inmensa fascinación.
No fue consciente de su complicidad en el desastre. El fuego era su obsesión, su droga mortífera.
Hoy, no amanecería en Galicia; un loco la cubrió con un manto oscuro, de humo, cenizas y desolación.




Publicado en la Asociación solidaria cinco palabras y leído en la radio, Onda Cero Sierra. Enlace al corte de la emisión: youtu.be/X42mbnzKw_0
10
4comentarios 71 lecturas relato karma: 74

No Obstante

No obstante,
todavía late mi corazón.
Porqué aún en noches
frías y oscuras de tormenta,
existen bellos cielos estrellados.

MMM
Malu Mora
leer más   
12
4comentarios 135 lecturas versolibre karma: 83

"A PERRO FLACO..." rebelión de los elementos

Un ruido extraño salía de la nevera. Fue por la escoba. Le podría ayudar si algún ser, que escapaba a su comprensión, se hubiera colado dentro.
La humildad del contenido de su electrodoméstico, era extrema. Apenas una caja de leche y dos zanahorias.
Esa mañana, cumplió con el compromiso obligado, de reservar algo de dinero y comprar carne de conejo para asar.
Entreabrió la puerta, mientras con la otra mano empuñaba la escoba.
¡No podía ser!. Un conejo de personalidad desafiante, la observaba mientras mordisqueaba una de las zanahorias.
“-¡Señora, deje de molestar!” -Gritó. Y ufano, cerró dando un portazo.





Microrrelato de 100 palabras, publicado en la Asociación solidaria cinco palabras:
cincopalabras.com/2017/09/10/escribe-tu-relato-de-septiembre-ii-jugado
4
2comentarios 30 lecturas relato karma: 62

No eres el centro del Universo

Lo gracioso, es que nadie es lo suficientemente importante... ni suficientemente guapo, ni delgado, ni alto, ni listo...
Lo gracioso, es que el centro del Universo no hay compás que lo marque, y mucho menos que un culo lo encuentre para sentarse.
12
6comentarios 69 lecturas prosapoetica karma: 87

A tan sólo un instante

Con unos trozos de carbón para los ojos, una zanahoria por nariz y unas ramas formando los brazos, sus dos amores terminaron el muñeco de nieve; y felices, canturreaban dando vueltas a su alrededor.
Aunque hacía frío, el cielo estaba despejado y el viento en calma. Respiraba paz disfrutando de la escena, hasta que percibió, que un extraño silencio, solamente roto por las voces de los niños, lo envolvía todo. Un instante después, una especie de siseo, cada vez más intenso y cercano, hizo que los niños se parasen mirando al cielo. Un misil de fuego atravesó la casa y el jardín, arrasándolo todo. Parecía el despecho de un ser del inframundo, cobrándose por ese momento de felicidad.
El río cercano se tiñó de rojo y un denso humo negro lo llenaba todo.
Alguien, en alguna parte decidió, que había comenzado el fin del mundo.





Publicado en la Asociación solidaria cinco palabras:
cincopalabras.com/2017/09/03/escribe-tu-relato-de-septiembre-i-el-escr
12
12comentarios 103 lecturas relato karma: 92

La carta

Ese trabajo hizo de su vida un carrusel, que giraba y giraba al borde del abismo. Se puso las gafas y tomó la carta que descansaba sobre su regazo. Imposible contar las veces que la habría leído. Volvió a hacerlo en silencio, mientras sus ojos se llenaban de lágrimas. Sería la última vez. Acercó la hoja de papel a la vela prendida sobre la mesa y la dejó quemarse sobre el mantel de hilo. El humo dibujó formas caprichosas en el aire. Una pequeña y oscura mariposa parecía despedirse para siempre.
El coche de los cristales tintados, paró frente a la casa. Venían por ella. Le preguntarían por la carta y por él. “Jamás encontrarían a su hijo, jamás”. A ella tampoco.
El veneno hizo su parte… antes de que terminasen de arder sus recuerdos.





Publicado en:
cincopalabras.com/2017/08/27/escribe-tu-relato-de-agosto-v-nancy_lh331
9
5comentarios 82 lecturas relato karma: 90

MAYDAY-MAYDAY! Aquí planeta Tierra, tenemos un problema

El Presidente dio libertad para elegir si querían acompañarle a salvar el planeta. Arriesgar la “buena vida”, era un acto desinteresado de solidaridad y valentía reservado a unos pocos elegidos.
La estabilidad planetaria se desintegró como un azucarillo en un vaso de agua. La tolerancia, el amor y el respeto, habían muerto. Entre la gente crecía la desconfianza y la aprensión, escudriñándose como extraños y sospechosos. Debían hacer algo, ¡ya!
Desde hoy ocuparían sus escaños desnudos. Ni trajes, ni corbatas, ni chándales, ni túnicas, ni barbas, ni uniformes, ni coletas...
Sin bolsillo trasero, ni navaja trapera sectaria.

"Circunstancias obligan al Presidente... a lucir una eficaz camisa de fuerza."




Publicado en:
cincopalabras.com/2017/08/06/escribe-tus-relatos-de-agosto-ii-con-las-
8
4comentarios 148 lecturas relato karma: 78

Y llegaste tú

Y llegaste tú

Con tu melodía
de sonrisas
de besos
y suaves caricias;

Resonancia tus yemas;
vibra mi piano
acordes cromáticos
dibujan tus manos.

Saxofón tu boca ;
soplo de soprano
provocan la octava
si roza mis labios

Guitarra tus piernas;
se enredan las cuerdas
unen nuestros cuerpos
en noches eternas


@rebktd
leer más   
11
8comentarios 79 lecturas versolibre karma: 82

Por si no vuelvo a verte

-¡Despierta! - Dije susurrando.
Y tus ojos se entreabrieron.
-Necesito besarte antes de irme -Exclamé
-¿Por qué tanta urgencia?
-Por si no vuelvo a verte nunca más.
leer más   
5
2comentarios 55 lecturas prosapoetica karma: 54

Sin señas

Las cartas se me pierden
en sobres que nunca envío.
Siempre esperandote amor...,

¿porque dónde los mando yo
si aún no te he conocido?
leer más   
7
4comentarios 57 lecturas versolibre karma: 92

No era tan fiero el león como lo pintan (Micro de 100 palabras)

El espectáculo debía continuar, aunque aquel traje decorado con purpurina, fuera lo suficientemente ridículo como para salir corriendo de allí.
Se fijó en un niño, que le observaba masticando chicle desde su asiento; y aún sintió más vergüenza.
Tenía que correr, y con un impulso atravesar el aro de fuego colocado en medio de la pista. Si se retrasaba, una palabra esdrújula llegaría disimuladamente hasta sus oídos: "¡Estúpido!" Acompañada por un golpe de látigo contra el suelo.
Imaginaba, que una noche de fuerte influencia lunar, se comería a ese tipo.
Lástima que los colmillos del disfraz de león, fueran inofensivos...



Publicado en:
cincopalabras.com/2017/07/09/escribe-tu-relato-de-julio-ii-la-cantante
11
13comentarios 45 lecturas relato karma: 98

Vísteme

Abrir el armario
y pensar en qué te pones;
cuando lo que más necesitas
es que te vistan de abrazos.
9
2comentarios 61 lecturas versolibre karma: 76

El vaquero

(Micro Poema)


El aire se vuelve fuego,
¡dónde estarás amante!
Cuando la luz se esconda,
¡dónde podré encontrarte!
leer más   
5
2comentarios 61 lecturas versolibre karma: 60