Verso clásico Verso libre Prosa poética Relato
Perfil Mis poemas Mis comentarios Mis favoritos
Cerrar sesión

encontrados: 1902, tiempo total: 0.017 segundos rss2

La melodía del infinito

Una vez fuimos inconquistables
y etéreos
y libres
y rabiosos
y salvajes
como espíritus descarnados
entre las grietas del más allá,
como polillas enamoradas de la luz,
como esos animales indomables
que se ríen de las jaulas y sus dueños.
Buscando la melodía del infinito
componíamos partituras a locas,
del canto de los grillos en verano,
el aullido de los lobos a la luna
o los decibelios de un orgasmo.
Sí, fuimos rebeldes,
terremotos,
huracanes,
trepando a los balcones del mundo,
estrellas fugaces en la niebla,
Peterpanes voladores,
astronautas que conquistaban
el vacío inconmensurable del Universo.
Fuimos pobladores de planetas,
Principitos hermosos
y confundidos
e incansables
y curiosos...
Y aunque la vida me dice:
"vuelva usted otro día",
una luciérnaga brilla en tu pelo
y una legión de sueños se cobijan
silenciosos,
despacito,
tras el vaivén de tus pestañas.

Juanma
leer más   
8
2comentarios 57 lecturas versolibre karma: 102

aFortunado eSe Pe

Estoy tratando de hacer que abras los ojos y mires.

Sí, lo sé, es difícil seguir adelante
pero puedes hacerlo
eres un vencedor
así ha parecido todo el tiempo
así lo creen los demás.

No
te
rindas.

Entiende que no importa que tan torcido esté el camino si consigues llegar a la meta
que no es necesario tener alas para volar
ni que hay que vivir para ser feliz, pero sí al contrario
que el afortunado eres tú
que no importa lo mucho que mires al suelo nunca te encontrarás allí

porque
perteneces
a las
nubes

y a todo lo que esté por encima del techo,

dónde
los gatos
no llegan.

Perdonate por no reír cuando lo creías necesario
y por no llorar por temor al que dirán
por matar al bohemio mientras fantaseaba
por lanzarte al vacío con una mochila llena de rocas
y por no nadar, creyendo que la mejor solución era dejarte hundir para acabar con todo

aunque
respiraras
bajo
el agua.

Entiende que no quiero que te pierdas
pero tampoco que te consigas
porque eres el enigma más bonito y frágil que se me ha incrustado en la cabeza

y
no
quiero
que
salgas

al menos no por la próxima eternidad.
13
1comentarios 55 lecturas versolibre karma: 120

Tu ideal

Fui, soy y seré igual
a grandes rasgos.
Deshecho cambiar por tu ideal,
yo no sigo a los trasgos.

Fui sufrimiento
y corazón.
Fui lamento,
fui decepción.

Fui energía
y pasotismo.
Fui alegría,
fui cataclismo.

Soy hielo en el agua
y fuego en la lava.
Soy quien forja la fragua,
soy quien su zanja cava.

Soy inapreciable
y prescindible.
Soy moldeable,
soy invisible.

Seré una incógnita
y seré irresoluble.
Seré hipócrita,
seré soluble.

Seré miedo
y caos.
Seré ciego,
seré Laos.

Yo no sigo a los trasgos,
deshecho cambiar por tu ideal.
A grandes rasgos
fui, soy y seré igual.
6
sin comentarios 26 lecturas versoclasico karma: 83

Sin titulo...

A este bonito atardecer,
que poco a poco, ya
se esconde...

Le he querido poner,
tu precioso nombre...







© Derechos de autor
leer más   
13
4comentarios 58 lecturas versolibre karma: 97

Agujas

Quisiera creer almohadas benditas
sueños de colores trepando las vidas
milagros aguados de tan benditos
benigno reposo de un mundo perdido.

El tiempo rodea agujas de hiel
la miel amarga que corre con él
relojes acompasando las horas
meciendo su cuna de blancas alforjas.

Duermo en camas que de tan blandas
parecen la espuma de venas saladas
torrente grandioso de rumor y gracia
mezclando ruidos en nuevos mañanas.

Descanso despierto en enredaderas
cerebro tejido en puntos de piedras
reptando las dudas en sus madrigueras
sembrando agujas junto a sus puertas.
leer más   
1
sin comentarios 11 lecturas versoclasico karma: 11

Dos Caras

¿Hallaron la tierra prometida?
¿Exhumaron el tesoro óseo?
La corona que se fabricó,
¿Halló cabeza donde sentar el fin?

No hablan las respuestas
dislocando las envergaduras
ahumando la crudeza
deseando su mixtura.
¡Qué duro es el cielo raso!
Golpeo mi rostro con el techo
volteando la vista de lado.

Si el ojo parpadea bañado
me olvido del tajo que mana.
La sangre en cascada puebla
el vello de mi ceja derecha.
Dos caras que aceptan el cielo
mirando fijo a Dios.
leer más   
5
sin comentarios 18 lecturas prosapoetica karma: 77

Me libero de ti

Déjame escucharte una última vez,
quiero grabar en mi memoria tus últimas palabras
para recordar que valgo más de lo que me hiciste ver.

Ya no temo a tus provocaciones
ni a tus amenazas de sumergirme una vez más
entre esos callejones sin salida que aparecen
cuando tomas el control de mis pensamientos.

No me apetece volver al mismo juego
de ver quién aguanta más las mentiras,
no quiero humillarme otra vez ante ti
por querer que haga lo que no me sienta bien.

Me cansé de ti
y de todas las veces que me lanzaste al vacío
olvidando que te había dado mis alas
para que no volvieras a caer en tus miedos.

Ahora soy más fuerte
y he reconstruido mi propio vuelo.

No necesito de ti
ni de ninguna de tus palabras vacías;
ya fue suficiente
15
9comentarios 75 lecturas versolibre karma: 91

Inyectarnos Fantasía

Si te acercases
podrías ver cómo me observan
los buitres que siempre revolotean sobre mi cabeza.
Odio esas noches que se clavan como jodidas lanzas,
esas horas que se suicidan antes de tiempo,
las lágrimas amargas de cualquier chica tiste
al fondo de la barra de cualquier triste bar.
El olor de la desidia, su anestesia en las venas.
Sabes que nos quedamos en la entrada buscando una salida.
Que detrás de los surcos de los años perdidos
todavía laten ascuas de sueños inconclusos.
Tantas historias se quemaron en el fuego del olvido...
Poemas con olor a flores marchitas,
noches con anhelos que abrasaban en el pecho,
calles pintadas de nostalgia y sexo.

Si te acercases
podría enseñarte mi deshabitado mundo,
mi derrotado ejército de ilusiones,
mis últimas primaveras caducadas en la nevera.
Me dueles si estoy lejos de tu cuerpo.
Se alborotan hasta mis pestañas si te quitas la camisa.
Aunque, a veces, no recuerde ni quién eres.
Porque el pasado arde y renace como el Ave Fénix de sus cenizas,
como las risas de unos niños extraviadas en el parque,
o la esperanza desgarrada por las púas del alambre de la piel.

Si te acercases
comprenderías que ya no somos,
ni seremos,
los guardianes de las llaves del querer.
La mirada en la luna, los fines de semana en celo,
los lunes de borrasca lamiéndonos las heridas de las caricias mal dadas.
Aullando como lobos, apurando la madrugada,
estrujándonos los sesos, jugando a no me acuerdo, bebiendo dinamita.
Al amanecer los recuerdos son como jodidas resacas que acechan tras cada esquina.
Te golpean y escupen, te empujan y olvidan...

Si te acercases
sabrías que la única manera de tocar el cielo
ha sido siempre lanzarse de cabeza al infierno.
Porque el paraíso es la barra sucia y pegajosa
de una taberna de mala muerte.
Porque las cicatrices del alma abren la puerta
de alguna dimensión desconocida.
Y porque la realidad es a la imaginación
lo que las estacas para los vampiros.

Si te acercases,
tan solo un poco, a este lado de la jaula
podrías ver a los cuervos agrupados en bandada,
a las bestias arremolinándose en jauría...
Puedo esnifar tus palabras hasta colocarme de tu idioma.
Y después, tal vez, cruzar la Vía Láctea en un Cadillac.
Quizá ser otra persona, ser algo, todavía.
Vivir, aunque sea, en una habitación de madrugadas a deshora,
sobrevivir con cerveza y restos de pizza fría,
Recitarnos poemas aprendidos de memoria,
bailar twist en lo alto de las grúas,
hacer el amor en los escaparates de la Gran Vía.
Sodomizar la pausa y la prisa.
Aullar hasta que la luna nos dé una patada,
Beber torrentes de vodka cerca de un precipicio,
coleccionar estrellas, inyectarnos fantasía.
Escondernos de la gente.
Construir una máquina del tiempo
y volver, a la misma noche, cada día.

Juanma
12
14comentarios 148 lecturas versolibre karma: 100

Estaciones

Las ciudades de nuestros sueños
lucen días que nunca se cuentan
noches que oníricas se ocultan
con las tardes que esperan dueños.

Los lugares en sus callejuelas
albergan a las almas en derroche
verdaderos monsieurs de la noche
sobre las agrietadas veredas.

Las paredes de nuestras calles
rezan sus costumbres urbanas
fiel al caos y las plegarias mundanas
tratamos de morder los baches.

Las caminatas sobre los días
nos visten con su acotada gala
privilegios que el ropaje regala
donde el viento dobla esquinas.

Vestiduras que olvidan horas
y recuerdan minutos y segundos
celebrando el uniforme vagabundo
sendos perros de una calle a solas.

Las miradas que observan la vida
corrompidas por el amor verdadero
vuelven celeste todo este cielo
sitio donde cerraron las heridas.
leer más   
11
2comentarios 46 lecturas versoclasico karma: 88

El estanque

El estanque
disfraza de sueños su muerte
mientras el otoño
le roba el reflejo de otros días.

Muere de Luna,
de una luz que quema sus bordes
con la crueldad de un suspiro.

Muere de vacíos,
de nombres sumergidos
como monedas
que cargan con deseos imposibles.

Muere el estanque
y disfraza su muerte de sueños

mientras la sed
se ata a mis manos
y tu nombre se ahoga

en mi garganta.
4
sin comentarios 17 lecturas versolibre karma: 69

Los cambios adecuados

Nuestro cuarto suele
tener rincones oscuros,
puede que se deban al llanto nocturno.

Debemos cambiar las bombillas,
alternar distintos colores,
para que la humedad no produzca ocres.

Hay que abrir las ventanas,
sacudir las sábanas,
decorar las paredes con los sueños
que se despiertan en nuestra almohada.

Tenemos que poner buena música
de vez en cuando,
para que los sentimientos incrustados
en las paredes suelten sus cantos.

Por último coloquemos velas aromáticas,
que destinten el aire y quemen las lágrimas.
5
5comentarios 42 lecturas versolibre karma: 70

Duend3

Si es por mí, que el universo te dé todo lo que le pides
que la gente se canse de ti, de tu maravillosa risa
que se harten de que su vida se ilumine con tu presencia.

Que a ti no te importe.

Espero que hagas pataletas para conseguir lo que quieres
porque crees que te lo mereces
que es lo justo
espero que el suelo por donde flotes se muera por subir a la altura de las plantas de tus pies.

Y florezca(s).

Si es por mí, que las únicas veces que llores sea porque no te cabe tanta felicidad en el pecho y se te salga por los ojos en forma de recuerdos futuros.

Para que te hagas nube.

Que los arcoíris te salgan de la boca y guíen a cualquier duende -como yo- al tesoro que hay en tu cabeza.

Porque tú eres camino y hueles a vida.

Si es por mí, que siempre tengas días a blanco y negro para que cada mañana decididas entre pintarlos como quieras o cerrar el cuaderno para seguir durmiendo
pues hay días que no valen el esfuerzo.

Y eso está bien.

Espero que logres volver a ser eso que nunca fuiste
que me mojes los parpados -con besos- a la distancia
me sostengas tan fuerte que parezca que aún estás aquí.

Porque sí lo estás.

Si es por mí,que nada ni nadie te quite la alegría
que tus orugas siempre se transformen en mariposas
y que tus luciérnagas nunca mueran.

Porque tú eres
y siempre serás jardín.
12
6comentarios 65 lecturas versolibre karma: 102

Es difícil

Que difícil deshacerse de la rutina,
cuando esta te tiene cautiva,
cuando se vuelve homogénea
sin distinguir los días.

Que difícil centrar la mirada,
cuando el corazón llama,
cuando la mente no para
de animarme a que me vaya.

Que difícil no decir basta,
cuando mi ser me dice
que esto lo mata.
15
8comentarios 82 lecturas versolibre karma: 96

El último 4rco1ris

La historia nunca tuvo que ver con nosotros.

Cuando la soledad se adueñó de mis manos no supe cómo caminar
ya no había colores que fuesen cama, ni estrellas que supieran a verdad, el techo se abrió a la mitad y dejó caer a cada uno de los gatos contra el suelo
una vida menos
un amor más.

Bajo las escaleras cantaban los niños que nunca tendremos
en la cocina se rompieron los platos en donde se serviría el desayuno que jamás comeremos
y en el baño había alguien ahogándose en un tina llena de tréboles
un imbécil más
un amor menos.

Ojalá alguien supiera que el arcoiris que hay de su boca a la mía está roto - por fin-
que sus alas me soltaron y al igual que los gatos
caí en alguien más
que veía pecas en mis poros abiertos
que me hizo creer que era un luchador
un ganador.

Cómo siempre: me fui.

Ahora entiendo que vivo anclado a todo lo que no tiene color
que me haré ciego apenas vea algún brillo
y que siempre usaré el universo para hablar de espaldas, sonrisas y mentiras.
Un descubrimiento más
un problema interno menos.

Por ahora los gatos buscan otro techo en donde danzar.

Sea lo que sea que eso signifique.
13
9comentarios 85 lecturas versolibre karma: 99

Mientras nos miramos

Me miras... te miro,
y todo empieza..
Disimulo
y tú insistes.
Titubeo
y tú resistes.
Me sonrojo
y tú sonríes.
Te acercas
y yo tiemblo.
Tus ojos y los míos
quieren...
y sin más, se entregan.
Y la música...
mece envolviendo
mientras tus brazos me llevan.
Me susurras al oído y...
reímos.
Reímos y bailamos
en una danza interminable.
Abrazados...
sin medir los pasos
ni las distancias.
Y meciendo tu cuerpo
junto al mío,
tus labios me dicen
que a los míos desean.
Y el tiempo se para,
cuando tu boca y la mía
sellan sus labios besando.
Beso tierno... primero;
apasionado, caliente y
húmedo... después.
Y ya no hay freno
donde la pasión lo ocupa todo.
La danza se transforma,
los sentidos se agudizan;
casi duelen,
cuando tu cuerpo y el mío,
entregados se funden.

Fueron...
tus ojos cómplices
sobre los míos.
14
8comentarios 92 lecturas versolibre karma: 105

Rimas de Invierno

Perfecta entre tus labios la mesura,
consonante la rima en tu cadera,
sin ti yo verso roto, estrofa huera,
echo de menos tu voz... y tu cintura.

Ni una sílaba falta en tu figura,
tu ritmo tan pausado me acelera,
y ni en la eterna distancia se modera
mi amor que tras tus besos se apresura.

Tu más bello poema, tu ternura,
la rima siempre fiel, siempre a tu vera,
moribundo entre tus versos reviviera...
¡qué regalo disfrutar de tu hermosura!

Juanma
leer más   
16
12comentarios 101 lecturas versoclasico karma: 96

Rimas de Invierno II

Fiesta de la bruma en el invierno.
Melodías sin sonido en el salón.
Mi alma merodeando en el infierno.
Ayer quise arrancarme el corazón.

Basura de por vida bajo alfombras.
Un beso caducado en un rincón.
Caricias convertidas ahora en sombras.
Tu ropa amontonada en el cajón.

Juanma
leer más   
13
6comentarios 104 lecturas versoclasico karma: 92

Puesta de Sol

Cruzamos el mar.
Y lo llamamos poesía.
Si el cielo arde.
leer más   
15
7comentarios 92 lecturas versolibre karma: 101

Hokku

El sol de otoño.
Hojarasca en el alma
del triste ocaso.
leer más   
18
8comentarios 61 lecturas versoclasico karma: 93

Tanka (amor y espinas)

Ya no me duele
esta herida de espinas,
mi tierna rosa,
salvaje flor del valle,
mi savia y elixir.



@AlejndroPoetry / xii-17
leer más   
18
13comentarios 110 lecturas versoclasico karma: 105
« anterior1234550