Verso clásico Verso libre Prosa poética Relato
Perfil Mis poemas Mis comentarios Mis favoritos
Cerrar sesión

Aquí estoy

Aquí estoy
en el inmenso vacío,
ante el antojo del infinito
que me nombra
en un instante que pesa.

Tanta miseria
y alrededor
la inocencia penetrante
en tantas palabras,
esperando una cura
en la profundidad del sudor.

Cuan ignorante soy
bajo la luna ya no soy un niño,
no soy un deseo en la barbarie,
me convertí en un adulto
que escucha sus temblores.

Madre mía
cuán ciego estoy,
sigo siendo
lo que no me parezco,
por eso amo la poesía
ante la tristeza
qué puede esperar
lo mejor de hoy.

Fragmentos de una metáfora
que solo yo entiendo,
como un silencio
en la fantasía del universo.

Los que amaron
ya no están en las calles,
se fueron con el pensamiento
y una puerta abierta.

Mi corazón solloza atolondrado,
noches ajenas que se derriban
en un pasado que te extraña,
ya no sabes quién en verdad soy.

Aquí estoy
tomando el pulso a la desilusión,
recitando tu rostro hermoso
y yo en harapos,
en un rincón a la deriva.

Tanta niebla que enloquece,
tanta calma
que se juega clandestina
en la oportunidad de ser entorno.

Tantas imágenes
que crecieron borrosas
enjugando sus lágrimas
en un mercado escandaloso,
combatiendo como siempre
a la noche y su propósito.

Buscando a Dios
en mis equivocaciones,
en las heridas que se confunden
con el brillo de la verdad.

Aquí seguiré
combatiendo la precaria paranoia
de una furia sin muerte,
un instante es tan azul que es libre.

Quien busca en su pasado
destituye un poco la nostalgia
de las noticias que faltaron
para ser un poco feliz hoy.

Vuelvo con la vergüenza
y unos cielos que llovieron,
cuenta injusticia
y unas flores marchitas.

El amor esquiva a las balas
en la pobreza
que padece el lenguaje
de un sínodo triste.

La memoria de los caídos
no es como el ruido
de las hojas en los árboles,
son rumores que no encuentran refugio.

Aquí estaré
en el inmenso vacío
de un antojo infinito
que me nombra
para hacer poesía.

En un instante
que pesa entre los símbolos
de una flor sola
que recuerda que amó.

Él Mute.
22/10/2019.
22
16comentarios 222 lecturas versolibre karma: 121
#1   Precioso y emotivo poema.
Saludos
votos: 1    karma: 40
#6   #1 Muchas gracias Delia, muy amable, a la órden.
votos: 0    karma: 20
#2   Muy bellos, muy sabios, muy nostálgicos versos que se arropan en el refugio del amor a las letras, saludos compañero!!!
votos: 1    karma: 40
#5   #2 Muchas gracias amiga, un abrazo y saludos
votos: 1    karma: 40
#3   Bellooo... poema!!!
votos: 1    karma: 39
#4   #3 Muchas gracias amigo, como estas?
votos: 0    karma: 20
#7   magnífico poema Miguel, muchas felicidades

me encuadré en esta parte, lo retrataste perfecto, me asombré

sigo siendo
lo que no me parezco,
por eso amo la poesía
ante la tristeza
qué puede esperar
lo mejor de hoy.

saludos
votos: 1    karma: 40
#8   #7 Muchas gracias, a veces así pasa, somos lo que no parecemos ser.
Un abrazo
votos: 1    karma: 40
#9   Aquí seguimos, sobreviviendo con nuestra poesía, con nuestra existencia traducida en versos... Miguel... Has escrito un poema impresionante... Espectacular como te va absorbiendo, llegando a beberse las letras, y sintiendo que sacian nuestra inquietud... {0x2b50} {0x2b50} {0x2b50} {0x2b50} {0x2b50} {0x2b50}
votos: 1    karma: 40
#10   #9 muchas gracias amigo, escribamos juntos por favor, dime cuando.
Muy agradecido por tus comentarios.
votos: 0    karma: 20
#11   fantastico !
votos: 1    karma: 26
#12   #11 Muchas gracias.
Muy amable
votos: 1    karma: 26
#13   A lo Mute... es un mar de grises que lloran belleza... {0x1f3a9}
votos: 1    karma: 38
#14   #13 muchas gracias hermano
Que poético es lo que escribiste
votos: 1    karma: 38
#15   El inmenso vacío solo se puede llenar con poesía. Me gustó leerlo. Saludos.
votos: 1    karma: 37
#16   #15 Muchas gracias Rfaffa, así es, la poesía es una salida
votos: 0    karma: 20