Verso clásico Verso libre Prosa poética Relato
Perfil Mis poemas Mis comentarios Mis favoritos
Cerrar sesión

Amor eterno

Cuando las sombras de la muerte cubran mi cuerpo
cuando la muerte toque mi alma
y mi cuerpo quede inerte,
no temas, no llores.

Allá en el abismo yace la oscuridad abrumadora
en este mundo tú eres luz, mi luz.
Te buscaré y siempre andaré tras de ti
iluminarás mi camino y yo te protegeré.

Cuando estes en lecho de muerte
no temas,
estaré a tu lado y al fin viviremos juntos,
JUNTOS POR SIEMPRE!.
6
sin comentarios 26 lecturas prosapoetica karma: 52