Verso clásico Verso libre Prosa poética Relato
Perfil Mis poemas Mis comentarios Mis favoritos
Cerrar sesión

La gracia de María

Cincuenta soles, el importe dado a María; ella tiene el corazón de un hombre. Me imagino escribir en el alma de su alma en pedazos, robar la desapercibida imaginación de su rostro angelical.

María se te han muerto muchas noches en tu cama. Comprendí en su momento a callar, mientras suicidaba poemas en botellas de licor olvidadas en la desnudez de tu cuerpo.

Y también de barro el piso.
Y de lodo también mi cara.

María, si tú hubieras sido hombre.

Pero, en cuerpo entero, eres el sudor que se hizo lágrima, el dolor en una cruz envuelta, el perdón en una oración maldita.

Desde el cuarto a escondidas, la luz refleja más, el monetario pago por tu servicio. Y tú María, no me dejas ni una migaja para mañana.

Y pienso por el poeta que soy en tu cuarto.

María, tú eres la farisea, dónde dormirá mi jodido corazón, si no te importa.

A las 9 en punto de la mañana, —soy— otro parroquiano más en esta ciudad miserable.

etiquetas: corcursorealismo
9
6comentarios 93 lecturas prosapoetica karma: 75
#1   Uff qué lindo, escribir en el alma del alma es como descubrir en el misterio algo misterioso.Muy bueno. Saludos poéticos.
votos: 1    karma: 40
#2   Excelente poema, muy profundo en su tema, muy bien abordado, delicado, me encantó, saludos
votos: 1    karma: 39
#3   Uuuffff... Escribir en el alma del alma... Profundo y hermoso... {0x1f609}
Gracias!! {0x1f603} {0x1f44d}
votos: 1    karma: 34
#4   Hermoso y profundo, saludos Martin!
votos: 1    karma: 36
#5   Hermosos versos amargos, mucho detrás...
Abrazos, Martín!
votos: 1    karma: 40
#6   " Y también de barro el piso.
Y de lodo también mi cara. "


Se lee delicioso. Gracias. Saludos.
votos: 1    karma: 38