Verso clásico Verso libre Prosa poética Relato
Perfil Mis poemas Mis comentarios Mis favoritos
Cerrar sesión

Mi luz interior

Mi luz interior, es un pequeño rayo de sol, que entra en mi cuerpo y acaba en mi corazón.
Es quien me quita la vergüenza al hablar en público, es cuando me siento fascinada por un simple truco.
Ella entra en mi corazón y me da mis sentimientos, ella es la que hace que me enfade o que este mintiendo.
Es quien me hace guapa por dentro, quien hace que consiga amigas en tan poco tiempo.
Esta luz me hace decidir mis cosas, a saber los juegos que me gustan, o si debo aplastar una mosca.
Es quien hace que por las noches tenga sueños de los más raros, y que los días me parezcan super largos.
Es un pequeño rayo de sol, que dentro de mi corazón, se convierte en un hada de luz, que vuela por mi cuerpo en busca de algo nuevo.
A veces los rayos de sol, prenden vida, cuando los necesitas, o cuando tienes calor.
Prenden vida y se van adentrando en tu cuerpo, en tu vida, hasta que ya no los necesitas.
Hasta que un día se van, porque ya no los necesitas, porque has aprendido la lección, has aprendido a ser valiente, a saber lo que sientes, pero lo más importante has aprendido que sin ellos no hubieses subido a la cima, si no te hubieses caído por un puente.
Cuando llegas a este punto, los mayores dicen “que ya eres un adulto”, por eso cuando dicen, “ya puedes hacer lo que te plazca, porque ya has perdido tu infancia”, en realidad quieren decir,: “puedes hacer lo que quieras, porque ya has perdido tu luz interior, tu rayo de sol.
Le puedes poner nombre a tu pequeña hada de luz, Alba, Laura o Rosa, no importa para una luz tan preciosa.
Aunque tú no notarás cuando estaba tu luz, puede que cuando se vaya, la eches de menos, pero después la irás olvidando con el paso del tiempo.
Por eso es tan importante que leas esto, porque nadie sabe que existe eso; los niños no saben de su existencia, y los adultos, lo van olvidando con frecuencia.
Yo soy especial, porque he tenido mi luz interior hace mucho tiempo, y aún la recuerdo.
A veces las leyendas pueden cobrar vida, en este caso la leyenda de la luz interior ha cobrado vida, y se ha dispersado por todo el planeta.
Al igual que yo.

Chloé Castaño
3
2comentarios 59 lecturas relato karma: 36
#1   Me ha encantado como quedó el resultado!
votos: 0    karma: 6
 *   Clodhette_casta Clodhette_casta
#2   Hermosa pieza poética
votos: 1    karma: 26