Verso clásico Verso libre Prosa poética Relato
Perfil Mis poemas Mis comentarios Mis favoritos
Cerrar sesión

Amor en la distancia

La cruel e infame distancia
se cierne como un tirano ,
cual los años de un anciano
que rememora su infancia.
No permite la constancia
de momentos ya vividos,
pues carecen los sentidos
del néctar de algún recuerdo.
dejando en soez acuerdo
el corazón y alma heridos.

Incólume al sufrimiento
No es pretensión subsistir ,
pero es sádico el vivir
sin sentirse ni un momento.
Cada amor es un portento
que la razón obnubila,
y que solo se espabila
en desborde de pasión,
que despierta el corazón
y el alma deja tranquila.
12
5comentarios 80 lecturas versoclasico karma: 68

Entre pizarras

En el cerro, sentado entre tomillos,
en la mina descanso la mirada,
en el filón cortante,
allí donde el paisaje se desgarra.

Y escucho los barrenos
que esculpen estruendosos la montaña,
dejando al descubierto
las rocas al cobijo de la falla.

Aparece entre el polvo la cantera,
la piedra cincelada,
sello de un pueblo, la morada donde
escondida, descansa la pizarra.

Y en el duro yacimiento minero
las vidas se confunden con la grava,
y otras más desdichadas,
bajo tierra reposan enterradas.
10
5comentarios 47 lecturas versoclasico karma: 70

Luthier

Luthier que tallas con mimo
esas hermosas volutas
que adornan tu creación.
Madera arce entre tus manos
cincelando oculta el Alma
y el mástil de ese violín;
a la espera de unos dedos
que sus cuerdas pisarán.
Para el cordal será el ébano,
que oscuro, profundo y cálido
el sonido mecerá.
Pernambuco para el arco
y sus crines en tensión;
con la nuez y plata pura,
bellas las notas fluirán.
Y entre quintas van los tonos
danzando sobre armonías,
acordes y melodías.
Meticuloso artesano
y legendario en tu oficio;
dando vida a la materia,
dime artista lo que sientes.




Publicado en la Asociación Solidaria Cinco Palabras:
cincopalabras.com/2019/02/10/escribe-tu-relato-de-febrero-iii-el-violi


Imagen encontrada en Internet
20
14comentarios 90 lecturas versoclasico karma: 74

Era...

Era un sabor a roble y a vainilla
el de tu cuerpo, joven con su brillo,
era una sensación indescriptible
el apreciar tu piel y sus latidos,
era una flor temblando en la ventana
tu labio juvenil, como un suspiro,
era un mensaje fiel, el de tus ojos
con una luz buscando su destino,
era un olor a rosas y a lavanda
recogiendo el aroma del camino,
era una cicatriz muy sinuosa
cruzando por tu muslo como un río,
era como galerna desatada
el viento que llegaba decidido,
y era la voz y el eco de tu cuerpo
un roce singular del infinito...

"...Pero quería vivir el presente,
seguirte paso a paso en el camino,
beber las comisuras de tus labios
y estar en comunión, siempre contigo..."

Rafael Sánchez Ortega ©
29/12/18
11
4comentarios 67 lecturas versoclasico karma: 69

Solo Yo

Solo estoy yo para salvarme,
solo estoy yo para levantarme.
Los demás que se vayan a la mierda,
y que en esa misma mierda que se pierdan.
leer más   
4
3comentarios 33 lecturas versoclasico karma: 70

Hoy yo quiero sentir, quizás el silencio….

Ya no derramaré ninguna lágrima
porque no tengo ya nada que llorar,
y reír.... eso de reír
que le quede a los demás.

¿para qué juntar mis manos en una plegaria...
si tampoco la escucha Dios?
¿para qué levantar mis pies...
que se entierran en la arena...
ya que nunca sé... si está blanda...
o es el peso de mis penas.

Y mis manos. ¡Oh!. Mis manos,
llevan marcas de la vida
que no me quieren dejar,
y no gustan... las rechazan,
no sirven.- dicen.- ni para una caricia.

Debe ser que en esta vida
tienen que ser suaves,
porque si son como las mías
llenas de heridas de la vida,
seguramente no sirven
ni para una caricia.

Miraré el horizonte,
quizás llore en silencio,
deshojaré mis recuerdos,
y descansaré con mis sueños.

Por eso en esta noche
en que me ronda el silencio negro,
en esta noche.
¡Si!. ¡En esta noche!.
hoy quiero yo,
sentir .... que muero.
leer más   
11
2comentarios 30 lecturas versoclasico karma: 83

Como cada día...

Como cada día
buscaba tu puerta,
también tu ventana
silente y abierta,
y entonces sin duda
cantaban los gallos,
pasaban las vacas
al campo marchando,
y yo le pedía
al cielo la luna,
y luego rezaba
cual breve locura,
quizás todo esto,
de forma tan breve,
se quede en recuerdos,
migajas de siempre...

El día avanzaba
sin pena ni gloria,
las nubes corrían
su juerga tan loca,
y en medio de todo
llegaba la tarde,
el fresco incipiente
de brisa y del aire,
los niños jugaban
sin ver y ser vistos,
ajenos al mundo
quizás a ellos mismos,
y tú, bella niña,
con tierno decoro,
tomabas mis manos
mirabas mis ojos...

"...Llegaba la noche,
marchábase el día,
las piedras hablaban
y tú sonreías..."

Rafael Sánchez Ortega ©
06/02/19
14
sin comentarios 54 lecturas versoclasico karma: 73

Corazón de lagartija

Volveré a charlar con moscas y arañas:
con las segundas en la madrugada,
aunque quiera encontrarte desarmada
sobre una cama alegre y sin patrañas.

Con las primeras en albas extrañas,
mientras oigo la voz agusanada
del canario que te dio el alma alada
de su canción sincera y sin marañas.

Pronto la granizada pasará
y bajo un sol riente de media tarde
la rata de su coladera huirá.

Al aire la herida emponzoñada arde,
duele. Mas de tu aster no libará,
néctar alguno, la abeja. ¡Cobarde!

De Caminantes, 2017
leer más   
4
sin comentarios 45 lecturas versoclasico karma: 71

Sol, muerte y vida

El sol hiere los iris de los ojos,
lacera las pupilas
inundando las cuencas
de legiones de lágrimas furtivas.

La esfera ígnea de encendido ardor
a las flores marchita
en los veranos tórridos
por la asfixia que daña la campiña.

Lastima la nieve alba del tejado
y ardiendo en las cornisas
derrite los carámbanos
pintando la pared con mil heridas.

Ese sol, que brilla resplandeciente,
ciega a las golondrinas
que vuelan sin sentido
buscando por el cielo una salida.

El astro que lumínico derrama
sus rayos en orgía
de luces y calores,
anunciando al albor un nuevo día.

Magno sol, que eres fuego y llamarada,
muerte y también la vida,
estrella abrasadora
alumbra el arduo caminar de espinas.
12
6comentarios 77 lecturas versoclasico karma: 78

La muchacha de los ríos

Mira la muchacha de los ríos
con su pluma y desventura,
que supera desafíos
y doblega a la tortura.

La que ama el sufrimiento
por su agravio y su locura,
que entre su último aliento
no dio muerte a sepultura.
leer más   
15
6comentarios 86 lecturas versoclasico karma: 82

Espejito Espejito

Si se me para el corazón cuando te miro,
¿estar contigo me mataría?
Aquellos que dicen que el amor no mata,
a caso, ¿han amado?

No escondes tu sonrisa para enamorarme
pero sacas las uñas para acariciarme.
Y si me hablas con desprecio,
son insultos de deseo.

Mil sombras corren hacia ti
y tú las esquivas sin problema.
Mil sombras huyen de ti
y sus huellas dibujan tu emblema.

Si cambiar es humano, entonces no lo seas.
Abraza a tu ira como a un igual,
que ira y llanto van de la mano.
Hola, reflejo.
leer más   
17
4comentarios 54 lecturas versoclasico karma: 85

Disonantemente y lógico

Entre puentes solubles
Caminos de color púrpura,
A través de estrépitos
sin clamores,
Con un zapato liviano
y el otro arrastrando,
Con el pelo enredado
Vistosa una cana,
Con la moldura encarnada
Suspirando siluetas cómo pelusas,
Contando huellas
regenerandose en tus yemas,
Con la tinta negra
de mis odios,
Por una ruta
de silencios sin vida;
Con el adiós de tu carne
sin el sabor de mi lengua.
leer más   
15
7comentarios 72 lecturas versoclasico karma: 97

Circular—Isotrópico—Cronologico (Oferta 3x1)

«Yo suelo regresar eternamente» Jorge Luis Borges.

El pasado es un arco orbital, suspendido
Sobre el ángulo alfa de su propio seno.
El presente; es una escala en el averno
Un segmento diametral y anodino.
El futuro: es la adyacente en el camino
Ataviado en la noción, retorno eterno.
Lo pretérito: es perpetuo;
¡No lo podemos cambiar!
El presente: es efecto:
Del ayer; —lo conjeturo;
Viaja el tiempo circular
En la innegable incertidumbre del futuro.

Explosiones, estacionarias, inflaciones
Oscilantes.
Retales de la creación, en rígidos axiomas.
Establecen conexión de…
14
13comentarios 99 lecturas versoclasico karma: 84

De llantos y flores (Jotabé oriental – Senryu)

Solita vengo, con las manos en pena, con tristes ojos.
Sollozo mudo, quebrantos apagados, no tengo enojos.

Se partió en trozos la mañana sin roces, busco caricias.
Camino lento, sinuoso tramo amargo, ya no hay delicias.
Cuentos contados desde la pena negra, malas noticias.
Cambiar el rumbo dándole nuevo enfoque, por fin inicias.

Poner abrigo cuando este frío aprieta, calor amable.
Callan las voces cuando el alma nos grita, déjale que hable.

Hoy me levanto con flores en las manos, claveles rojos.
Comienzo nuevo sin fisuras ni miedos, ya no hay malicias.
Mirada clara, sonrisa limpia…

20
21comentarios 143 lecturas versoclasico karma: 102

El Cortacésped

Me equivoqué de andén

Subí a un tren intercontinental

Cuando debí elegir cercanías


Tengo dos necrosis de aire

Un café con eritema

Un azúcar con manías


Un Danubio de mentira

Tres caricias en efigie

Un szeretlek olvidado


La mariposa en un vaso

El mechero en un cuchillo

El oxígeno gastado


Tengo un jardín de Epicuro

Un cortacésped que sangra

Un adverbio congelado



Un peciolo en huelga de hambre

Un par de ramas lesbianas

La clorofila en la caries



Una sinapsis rebelde

Un cargador denostado

Dos tullidos por los aires


El pensamiento doblado

Un tirachinas herido

Un beso con telaraña



Un recuerdo sin gastar

El flexo de un aeropuerto

La misma sonrisa huraña


Cuatro hebras iracundas

Un bodegón con entrañas

Una guitarra sin fado


Tengo un jardín de Epicuro

Un cortacésped que sangra

Un adverbio congelado
leer más   
14
5comentarios 75 lecturas versoclasico karma: 96

Camino en el silencio...

Camino en el silencio de la vida
y busco en las esquinas libertad,
parece que los pájaros se alegran
y vuelan con sus alas de coral,
es fácil que no vea lo que dejan
las olas al llegar en bajamar,
las algas disfrazadas de sirenas
cantando la canción del capitán,
por eso los silencios son hermosos
y llenos de profunda claridad,
algunos hasta ofrecen margaritas
y en otras azucenas de moral,
recojo los segundos de ese instante
y vuelo con mis sueños de alcatraz,
allí donde los hombres sueñan libres
ajenos a las guerras y ansiedad...

Camino en el silencio de la tarde
tratando de…
10
4comentarios 61 lecturas versoclasico karma: 100

Amo todas las palabras

Sí, amo todas las palabras
que de mis manos brotan
como susurros que acarician y azotan
y traen consigo corazones y espadas.

Palabras que no son mías
y que provienen de alguien más,
que bailan dentro de mí al compás
de tontas y doradas poesías.

Y te las mando como un presente
donde viajan retazos de mi alma y mente
envueltos en un bonito papel de regalo

Y cuando abras ese insólito paquete
verás que esas palabras son un juguete
hechas con amor y sin nada de malo.

RS
9
2comentarios 63 lecturas versoclasico karma: 76

Despierta luna

Despierta luna silente
que la noche está dormida
en mi sueño andas perdida
y yo de anhelos carente,
luna que vagas ausente
no me vas a cautivar
ni me podrás inspirar
has cubierto mi sonido
lacónico y enmudecido
y el silencio se echa a andar.
10
2comentarios 70 lecturas versoclasico karma: 99

Quiero escribirte

Quiero escribirte y me estanco,
porque no encuentro los versos.
Sueltos en el universo,
lejos de mi alcance manco.
Mi inspiración está en blanco,
y siento que tú te alejas,
como lo hacen las abejas,
cuando la flor se marchita,
como de una margarita,
que ya se muere de vieja.

Quiero escribirte y no debo,
ni siquiera estás en frente.
Solo estás aquí en mi mente
Y de allí yo no te muevo.
Aunque te piense de nuevo,
y vos quieras escapar,
quiero poderte contar
lo que a mí me gustaría
compartir completo el día,
con vos en cualquier lugar.

Quiero escribirte y me hundo
porque no es mi…
11
6comentarios 113 lecturas versoclasico karma: 79

Veinticinco de diciembre

Anoche escuche tu nombre
y rece,
era el regalo más bonito
del mundo

una pequeña luz
en medio del camino
oscuro:

Tú.
5
sin comentarios 31 lecturas versoclasico karma: 75