Verso clásico Verso libre Prosa poética Relato
Perfil Mis poemas Mis comentarios Mis favoritos
Cerrar sesión

encontrados: 443, tiempo total: 0.006 segundos rss2

El Mismo Sitio

Quisiera mentir toda la vida y decir que soy feliz,
Más la verdad es otra, yo ya no puedo fingir.
Te prometí no volverte a escribir, dejarte volar,
Más soy un tonto que se aferra, ¿A quién yo quiero engañar?
A veces paso esos lugares que solías visitar,
Imaginando que te encuentro y que te invito a cenar,
Ensayo a diario frente al espejo mis mejores argumentos,
E intento disimular que estoy bien y muy contento,
Más la realidad es otra, sigo siendo el mismo idiota,
Leyendo una y otra vez, aquella estúpida nota,
ya de memoria la sé, que dice "No volveré,
ya no me busques me haces daño
" más no entiendo el porqué,
Yo sigo cocinando para dos como tú me enseñaste,
Usando el abrigo que en navidad me regalaste,
Y el espejo que quebraste sigue allí en el mismo sitio,
recordando que no volverás y moriré maldito.
8
sin comentarios 34 lecturas versolibre karma: 106

Pienso y siento

Siento que las cosas entre nosotros han cambiado mucho, creo que no eres capaz de comprender mis sentimientos o tal vez soy yo el que nunca te supo comprender.

Hace varios días que no te veo y que no sé nada de vos,te eh dejado mensajes pero pasas de ellos.

Por mi cabeza dan vueltas Miles de preguntas y una de ellas es: ¿Me seguirá amando?, Creo que es la que más odio de todas ellas.

Ella ni se inmuta y ni siquiera pregunta cómo estoy, lo solía hacer a diario pero lo ha dejado de hacer.
Yo necesito verle, pero mi amada siempre me ignora y pasa de mí.

Ya no sé qué hacer, a menudo me paso la madrugada fumando cigarrillos y pensando en ella, pero eso no me está haciendo bien.

¿Debería decirle lo que me está pasando?, Tal vez no debería de decirle nada, prefiero tenerla a mi lado de esa manera a no tenerla nunca más.

¿Porque esas preguntas que se generan en mi cabeza me hacen daño? ¿Porque sigo intentando estar con ella?, Creo que es amor o ya se! definitivamente creo que el amor no existe.
leer más   
6
1comentarios 40 lecturas relato karma: 46

Permitiendo que la soledad gotee en las grietas

Las partículas enturbian el silencio,
como pensamientos confusos atrapados
en la mente oscura de un psicólogo, un
científico loco que analiza mis defectos
bajo el microscopio; para
conjugar una fórmula conductual
para destruir sistemáticamente mis esperanzas.

Permitiendo que la soledad gotee en las grietas
de mi corazón roto, que por un intentaste pienso
en unir las grietas con lo que
pensé que era amor.

Ella tomó una parte de mí,
desde entonces la busqué en todos los libros,
en cada mirada, estoy dando un nuevo capítulo en
mi vida y el sol está brillando con una nueva
frecuencia.

Los planetas están empezando a confiar en mí otra vez,
pero la luna ha sido muy obstinada,
me advirtió que si tuviera que ver
su lado oscuro, nunca podría ser invisible.

Nací con una oscuridad interior
que estaba llena de vida,
que me trajo angustias y conflictos,
cuando me expongo a los rayos del sol.

Me sentí cómodo con el brillo de la luna
y solo se volvió más doloroso a
medida que se encendía, la vi crecer en ti.

Pero no pude evitar sentirme atraído por el
fuego dentro de ti, caliente pero resplandeciendo como la
luna, estoy flotando al pensar en ti.

Al diablo con el mundo y las etiquetas y la
guerra psicológica diseñada para
hacerte sentir que no eres suficiente.

Para que puedas comprar mas cosas.

Estábamos por encima de esa pelusa,
pero en el amor nos perdimos.

No quedaba nada de
la ira del hierro, sino el óxido.

Volcanes que esperan para entrar en erupción
llenos de palabras tácitas
que nunca podrían expresarse
en pensamientos.

El sonido sordo y cauteloso de tu cuerpo
que cae en la cama por ultima vez sobre mi,
en medio de una incesante melodía,
del profundo silencio de las sabanas.

Cambié todos los deseos carnales, por recuerdos
y una tacita de té.

No me toques el cuerpo, tócame la sonrisa,
con tibia alegría, con tu luz de hombre.

Así pasan las calles de la edad.
En paz, en paz pasan las calles de la infancia
empujando un carrito de niños sobre las piedras.

Voy quemando mis naves, cosiendo el enciendo diario.

¿Te preguntas a
dónde van nuestras almas
cuando morimos?

¿O si es tu decisión caminar
o no
hacia la luz?

¿Y si
todo nuestro universo es un simple parpadeo
del ojo de Dios?

¿Y si
somos pensamientos que se arrastran sobre la
mente de Dios ?

www.youtube.com/watch?v=7-IUSq4s6Bg
leer más   
7
3comentarios 64 lecturas versolibre karma: 106

tu ausencia...

Martín,
ese es el seudónimo que prefiero para ti,
Indoloro y desapercibido
En comparación al filo de tu verdadero nombre.

Cada letra,
Cada sílaba,
Es una grieta que quiebra el corazón
Al recordar tu nombre en mi cabeza,

Y una bomba de lágrimas y gemidos
Entre mis ojos y la puerta de mi interior...

Dime que es más descabellado.
¿La muerte de unos minutos a tu lado?
O ¿ la simpleza de tu ausencia en mi diario vivir?
Ambas son igual de nefastas

Frases sin corazón,
Canciones sin melodías.
Y entre otras cosas que mataron nuestro fuego.
sólo se extinguió para ti...

En mi interior quedo todo...
La biblioteca completa,
Los restos intactos de lo que eramos.
Bueno... De lo que pudimos a ver sido.
leer más   
17
2comentarios 79 lecturas prosapoetica karma: 108

Como hace frio alla afuera

Hace frio allá afuera
La brisa trae consigo el invierno
Y todos sacan sus abrigos y chaquetas
Entonados a una sinfonía de cremalleras.

Son los gélidos vientos de Noviembre
Que sacuden vigorosamente la ciudad
Del Norte bajan fuertes ventoleras
Que rompen la cotidianidad.

La furia de Bóreas templa
Contraria a la ira de sus victimas
Retrasos por calles cerradas
Maldiciones por enfermedad
Dolores despiertan de sus camas
Aquellos a quienes el frio tormenta.

Mas debo decir que esto no me afecta
Desnudo por la calle puedo andar
Pues el frio de mi es el hilo
Que tejió mi vida y normalidad.

Frio es mi corazón diariamente
Un paramo helado sin sensación
Frio es la cámara de mi alma
No hay dulzura, no hay amor
Como frio es la vida de los otros
Calor no encuentro a mi alrededor
Tan frio es el desprecio
A un hombre en precaria condición
Y frio es el silencio
A las plegarias de un hombre en desesperación
Frio es el trato de la gente
Sonrisas mas duras que el hielo
Frio son los besos
Que marcan el hola y el adiós.

Y pienso yo en este frio
Y noto que es invierno ya
Y gélido es el viento
Pero mas frio es el tratar
¿Sera que llamamos este céfiro?
Con actos y palabras sin calor
Que ya el frio encontró hogar
Dentro de la gente, su corazón.
4
sin comentarios 26 lecturas versoclasico karma: 39

Duende: Cabeza nido

Para Paulina Monroy

I
Fragancia de mandarina en el viento,
tan suave como caricia marina,
almíbar, melodía cristalina,
tan dulce como un beso… lento… lento.

Cuna de palabras en movimiento,
tan cálidas como luz matutina,
hogar de cuentos, pluma femenina,
tan sensual como astro en el firmamento.

Amante de la vida imaginaria,
vehículo de la realidad
a la múltiple fantasía diaria.

Mujer robot, niña bruja, bondad,
muñeca mágica nada ordinaria
que crea escribiroflexia, beldad.

II
Entre robots y brujas
su aroma a mandarina
embellece el plumaje
de las aves ensueño
que se lanzan al vuelo
para encontrarse libres
en escribiroflexia:
fantástico arte suyo,
su yo, su yo, su yo,
eco que crea vida,
vida que da alegría
donde Todo comienza
y Nada finaliza:

en la Imaginación.

III
Describe y reescribe vida y muerte,
y el paraíso en sus ojos café
es algo más que esfera azul y verde
que la humanidad en bomba convierte.

Adorable y núbil paisaje: suerte,
encuentro entre lo real y la fe
de una sonrisa de libros que muerde,
acaricia, turba, calma y divierte.

Pequeño secreto, nombre divino,
garcita en vuelo suave, inspiración,
corrige el estilo de más de un Sino.

Imagen nítida de vocación,
regazo de palabras diamantino,
escribe sus días con corazón.

De Caminantes, 2017
leer más   
3
2comentarios 36 lecturas versoclasico karma: 50

Solo yo

Hoy me la encuentro arropada
entre sábanas de algodón
no me muestra sus misterios
y huye al salir el sol
esa luna me enloquece
y despierta mi pasión;
sueño a diario con tenerla,
y eso solo lo sé yo.
Charly
leer más   
13
sin comentarios 57 lecturas versolibre karma: 125

Para Qué Soñar

Quiso, aunque tan sólo fuese una vez y por estar ya cansado de deambular por días aciagos y convulsos, arriesgarse no sin creer que quizás eso le conllevara a condenarse a una locura aún mayor, imaginar cómo podría ser una mañana sin tormenta, sin la oscuridad patente que ya tenía creada en su propio universo.

Pero quedaban ya tan olvidados esos recuerdos, que tenía primero que volver a aprender cosas tan simples, como sonreír. Su tez, hacía ya mucho tiempo se había vuelto tan reseca y mustia, como descortés su conducta hacia con los demás.

Tan arraigada tenía ya esa forma de vida y talante, que el simple hecho de imaginarse lo contrario le irritaba. Muchos eran los adjetivos con los que la gente le dispensaban a diario y el tener que esforzarse para cambiar eso, aún hacia lo odiara más.

De pronto, se sorprendió a sí mismo viéndose en esa lucha interna que tenía, entre su deseo más interno y la razón de su ahora. Y comprendió cuanto esfuerzo supondría tener que empezar a tolerar, comprender, compartir, respetar… pensó que nada merecía tal esfuerzo. No era tan sólo eso, ¿es qué acaso alguien lo mereciera?.

Hizo como hace la mayoría de la gente que le rodeaba. Olvidar aquel recuerdo que le había brotado y hacer como si nada hubiese pasado. ¿Qué podría él cambiar, que algún otro no lo hubiese ya intentado?.

Dejó que de nuevo el conformismo lo impregnara de falsos deseos banales. Que los gruñidos se antepusieran a cualquier contestación o conversación que tuviera. ¿Para qué soñar, si sólo conllevaba sufrimiento?.

El mundo y ahora soy yo y no el personaje imaginario quien habla, no podemos permitir que se siga nutriendo de sueños truncados que sólo lleven a la desesperanza. El mundo y su gente, merecen recibir lo mejor de cada uno. Tú que me estás leyendo, ¿por qué tendrías que odiarme si ni siquiera me conoces?.

La Vida sólo puede cambiar, desde nuestro propio interior. Yo no digo que tengas que saber que hacer en cada momento, sólo digo que si intentamos aportar lo mejor de cada uno, sea más sencillo encontrar la felicidad. Ya que estaremos sembrando este mundo de ella.

Iván A.
5
1comentarios 20 lecturas relato karma: 64

Mirasoles

Mis girasoles han crecido un poco más al sol,
tal vez, se estiran o él se calienta un poco más.
Mis girasoles, bajo el poderoso influjo solar
que "petaleando" desean alcanzar.
Por imprecación se componen de su nombre;
por bendición, como Helianthus annuus,
en mi cielo se conocen.

Mirasoles...hipnotizados y enamorados,
pasan la noche cabizbajos e ignorados
"ni con velas encendidas responden".
Mirasoles, virando en torno a él:
cegatos, soñadores y resignados.
Sin tregua diaria y reposo nocturno,
espíando movimientos diurnos.

Letras giradas a cierto tiempo, vistas.
Calendario solar que la espera registra.
Almanaque solar desalmado.
Mis mirasoles, acrisolados y artistas,
con las árnicas suelen compararlos.
¡Iluso soldado de tres soles, iluminado clase V
y amarillo tipo G, desde su galaxia irritado!

Ante tanta distancia abismal, ¿quién puede palparse?
Bajo tantos rayos, ¿quién saldría dañado?
¡Quizá con los siglos su orgullo se extingue
y el amor proyectado distingue!
¡Mis girasoles le anunciaban cuándo iba a llover!
¡Se despertaban temprano, buscándolo por el este,
custodiando su recorrido en soledad, hacia el oeste!

Mis girasoles irán madurando,
sus capítulos cerrando y sus pipas tostando.
El heliotropismo dirigido al espectador
en coreografía, irá culminando;
las manchas solares, decolorando;
el estrabismo, poco a poco avanzando y
bajo el quitasol se irán se resguardando.

La vida se acorta, los cortan e introducen en un jarrón,
donde tragan sus últimas estocadas de luz,
con sus flores direccionadas siempre hacia el tragaluz.
Quizá en la chimenea sean incinerados
o desde el solar del patio disecados.
Sí...la senectud muy pronto acechará
y la fotosíntesis del recuerdo a contraluz tomarán.

La posición solar no atraerá más miradas.
¡Lamentable mocedad desperdiciada!
Adorar a quien que se dora así mismo,
que induce a la ingesta de bebidas calóricas:
prendidos, todos, desde el "Solar del Vino" de la Castallana;
escuchando temas de Solís, deshojados de tristeza,
mareados y bailando "The house of the rising sun" en el jardín.

Mis girasoles, alimentados de vitamina D,
y expuestos a él, sin filtros solares ni gel,
solo colirios de lluvia prescritos para ojos miel.
Mis mirasoles, gafados, sin gafas oscuras, mirándolo.
Exentos de gríngolas que limiten la posibilidad de verse.
Sin collarines para la tortícolis, que les impida moverse.
Danzando como locos bajo ese sol inclemente.

Mis girasoles procesarán aceites esenciales
en aerosoles, perfumados y con sabor a él:
para ingerir, para la suerte y aplicarse en la piel.
Mis girasoles deseando al inalcanzable de abrazar,
al posible de abrasarce en su fuego.
Mis girasoles, liberaron energía proveída,
en aras de una incondicional y conquista fallida.

Cuando la posición de ese cuerpo celeste,
no interese, solo transferirá, desolación, insolación y peste;
pero, el sistema solar y la naturaleza se entienden
y polinización perpetuará su especie
y al emitirse ondas radicales en clave de sol,
retomarán su danza sobre la pista del cielo agreste.

Al ritmo del sonido emanado de ese gran disco solar,
florecerán en millones de estrellas
y podrán mirarse de lejos, de cerca y de noche,
y al descender dicha lluvia de semillas iluminadas,
los campos de mi tierra de mis amores se colmarían
y en primavera a reunirnos volveríamos
con el acostumbrado floreo y solfeo de siempre.


10 de noviembre de 2018
leer más   
19
4comentarios 129 lecturas versolibre karma: 135

Tour de Trascendencia Por Mi Yo…

Crecí en este apestoso pueblo,
Sin un hogar fijo; emigrando de casa en casa,
resultado de una inestabilidad familiar
proporcional a la lucha de una madre humilde por el pan diario.
Si pasas por aquí, quizás escuches sobre un Destroyer
desastroso y sin futuro.
Era bueno en el fútbol y malo en las tareas escolares.
De capa llevo un montón de pecados injustificables
y aunque reniegue, y no asuma como lo pintan del Dios de los mortales;
en ocasiones le pido un poco disculpa
porque se en que líos me he metido.

Me monte en el barco de las drogas a temprana edad
por ese síndrome insoportable de retar las imposiciones,
con una rebeldía de precoz causa, motivada por la curiosidad.
Luego ellas me colocaron el cinturón
y despertaron ese hambre hacia la infinitud
que se esconde en dimensiones de material prohibido.
He follado algunas bonitas chicas
y otras no tanto, pero con ese átomo perspicaz de enigma y misticismo,
que luego termino comprobando.
Aun no me he tirado a una que no me guste.
Llevo un aborto en mi conciencia que no me libera de culpas.
Pero que seria de ese ángel bajo la tutela de un desgraciado como yo.

Mi mente es un caos condensado en análisis y estudios
personales sobre mi mismo y lo que me rodea,
que sin permiso, se ve impulsada por desasosiegos y trastornos desequilibrados, controlándome mas de los que yo a ellos.
Tengo mas empatia en escribir, fumar y emborracharme,
encerrándome en espacios íntimos.
Que en mover el culo en cualquier antro lleno de hormonas
rodeado de escandalosos seres ridículos,
en búsqueda de atención y presencia.
Empatia compartida también con largas caminatas nocturnas
explorando mas a fondo lo que en el día ni miro.
He estado cerca de la muerte un par de veces,
y colecciono un montón de peleas perdidas
pero nunca he huido por cobarde.
Para mi es una condena bendita, que de mi tragedia y mi pena
este construida mi obra.
Por lo visto siempre seré esclavo de mi esencia perturbada
que me susurra nunca conciliar la paz plena.

Observo como nos consume este mundo de material terrenal,
pervirtiendo su causa en un patético sentido banal.
Encima no los restriegan en mediáticos show
y no hacemos mas que consumirlo
de boca abierta anhelando mas basura condicional
que nos esclavice sin grillete.
Aunque algunos nos resistimos mas que otros, parece nunca ser suficiente.
Así que cuando puedo escapo,
aislándome en mi solitario infierno,
surfeando entre la creación y el alma,
exigiéndome un escalón mas de fortaleza espiritual,
que me deja entre potentes olas de una nueva dimensión astral.
Paraíso Oscuro donde espero eternizar mi estancia.
Aquí la esperanza esta extinguida.
El bien y el mal no tiene posiciones, aquí todo es relativo,
sin agravios a terceros.

Ahora tengo una edad maldita de experiencias longevas,
recolectada en cada una de sus vueltas al sol,
rindiendo culto al song de Fluorescent Adolescent
y un pastel en soledad que me recomendó auto-regalarme
Palahniuk en una cita celebre de sus sátiras novelas.
Rompiendo limites en los días de mas hastió y pesadumbre
para asesinar el acongojo,
la felicidad aun la veo de lejos o aparcada en la niñez
y sigo en la obsesiva búsqueda de la verdad…
3
2comentarios 37 lecturas versolibre karma: 47

En la cima de un campo de girasoles

Si vivo por ti…es solo un reflejo
me acostumbré a tu sordera diaria
a tus eufemismos, alusiones e ironías.

Pero ya basta de caricias falsas
me levanto de este asiento
forrado de azul intenso  
sacudo mi fardo de huesos
y tomo el camino del viento
ya no aguanto mas sufrimiento
tu risa burlona y mordaz.
Perdóname pero el mal 
ya está hecho, ya los desaciertos
corren como acertijos y liebres
sin frenos

Me marcho con la acuarela de sueños
como andarín lamparilla
me alejo como el errante papagayo
que se perdió en el azul bosquejo.

los vientos alisios del norte
me traen nuevas olas, resquicios
de algo nuevo
que discurren lentamente
y sin prisa.

Me traen aromas de
bosques perdidos
en el enredado cielo nocturno.
Parecido a una sinfonía de colores
rodando en un mar apasible
en la cima de un campo de girasoles.
leer más   
21
14comentarios 121 lecturas versolibre karma: 127

aceptarias

si te cambio un minuto
de intentar olvidarte
Por un día
para volverte a querer
o mil noches
para soñar en tu pecho.

solo dime los que aceptarías
porque ya los minutos
se volvieron horas
las horas ya son meses
y créeme cuando digo
que no quiero invertir
mi vida olvidándote
prefiero invertirlo
en intentar amarte a diario.
leer más   
16
4comentarios 59 lecturas versolibre karma: 116

El botón

El móvil se ilumina.
Tengo un mail.
Mira el buzón de la escalera’, dice.
Bajo intrigado a mirarlo.
Un sobre con mi nombre y un botón manchado de sangre en su interior.
Un escalofrío atraviesa mi cuerpo.
Es su forma de actuar.
El sonido de mis latidos mientras subo la escalera no me deja pensar.
Solo veo borrosas imágenes que pasan ante mí: le acompañé en el metro, tomamos una cerveza juntos, el diario abierto por las necrológicas, …
Esa carta con su macabro contenido que anuncia mi inminente muerte.
¿Por qué?
Entro en casa.
Voy a la habitación.
Ahí está, sonriendo con el botón en la mano en la oscuridad del dormitorio.
Me miro la chaqueta, ya no lo tengo.
¿Cómo lo ha podido hacer?
Estoy manchado de sangre.
Hace frío.
Ya no me veo reflejado en el espejo del dormitorio.
Ha elegido a su víctima.
13
2comentarios 156 lecturas relato karma: 112

La mediocridad...

El amanecer despavorido
se adelantaba a la alborada
que corría para observar el sol
y poder decirle adiós

Así se daba a luz
a un día cualquiera
donde cualquiera
solo era algo simple de lo más normal

El despertar en la ducha
la ropa elegida sin ganas
el desayuno prohibido
de la monotonía

Segundo a segundo
ocurría como si fuesen demonios
que te asechan con sus risas
que te invitan a sucumbir entre las sabanas de pesadilla

Que atormentan el descanso
regresar a la cama
Es solo un día más de hartazgo
de ver la cara a cualquiera

Donde cualquiera
solo era algo simple de lo más normal
Frustración de la de derrota
Perderse sin saber estar perdido

Desesperación de la apatía
ver el diario de lo mismo
ciegos todos en su mundo
gritos al viento sin sentido

Chocar de frente a gran velocidad
con el conformismo sin ganas de libertad
en la jaula de uno mismo
pensando alguien lo resolverá

Forcejeo con la mediocridad
la batalla de las almas que se caen
pues sucumben sin piedad
los ecos de gritos; levántate para poder luchar.

El alimento perfecto
solo debes de luchar
es un nada muy simple
no existe el no puedo yo entiendo

Escala cuando hay que escalar
no pises cuando hay que pisar
que tu mano se quede sin tenerlo que recordar
que la inocencia renazca pues alma de niño encontraras...

Así se daba a luz
a un día cualquiera
donde cualquiera
solo era algo simple de lo más normal

Donde cualquiera
puede hacer el cambio
para poder comenzar
y borrar el sabor amargo de la mediocridad


Por: WilyHache®

07 de Noviembre de 2018
11
5comentarios 100 lecturas prosapoetica karma: 123

Falco

FALCO..Sigue acto primero
(Delante de compendio informático revisa antiguas notas sobre el
mundo trascendido en antiguas culturas)
Viene a mi cerebro el ágil diálogo con la Justicia,
absorta en actos y modos que son solo de este mundo,
(en ese tiempo en el que el aire suaviza la mañana),
cómo pretendía alojarme en la controversia mundana
de las probabilidades para llegar a muchos caminos
donde finalmente atraparme dentro de la negación,
o en la difamada duda, para de este modo, sacar
enigmáticas conclusiones, pero sin mis facultades,
con las que aprendí a evadirme de los peores reveses.
Terminó el interrogatorio que pienso no sea bastante
ni el último, porque no acabará aquí el combustible
que prenda la idea sobre emociones impredecibles.
Ahora se saturan los pulsos breves del dolor,
que no huyen, adonde resplandece el intelecto,
y la niebla que envuelve la caída existencia,
se eleva, con destilada llama de ardor, hasta el torrente
de claras alegrías que descienden a este afán
tan bullicioso como la dulce energía de mi pecho.

Cómo declama mi anhelo aprender todas las cosas
concernientes al ciclón que rocía los nacimientos,
por conocer, con febril inquietud, el plano que hierve
en la esencia primera, con impávido brío zumbador
por penetrar en el tejido vivo de la carne, dado
al deleite burlado de ese balsámico placer, con simpleza
ponderada por la firme lujuria, a que centenares y millares
de humanos se encierran para atrapar almas
y colocarlas en el laberinto penoso del vivir marchito,
o con pensadora fuerza, atraer la mezcla convencida
de la extinción, en sustancia y vitalidad,
realizándose por la misma experiencia de procrear.
De este modo cristaliza la bronca existencia
con inusitadas penalidades en que consiste la vida
amarga en su facilidad, al cabo del tiempo irradiado,
siendo el curso de la historia la humana expresión,
de esa manera, asimilándose el hombre bruto al sabio,
el moderno y vacío interés que desciende raudo
a las diarias profundidades de la rutina,
excitada la trivialidad ufana y vaporosa
en que se ha convertido todo ideal sublime
que anhela alzarse del simple existir biológico.
Igual que si aflorara en el desierto,
un manantial de almas llega a esta creación,
cárcel de llantos y de pesares, cuchitril
de osamentas pálidas por ciudades y pueblos
mortecinos, aspirantes a dejar de hervir dentro
de su lozana naturaleza, por saber si, mediante
el ciudadano patrimonio, mejora el honor profano
de sus verdes prados, ahora turbios, herencia
ahumada de la modernidad. ¡En este orbe vivo!

Así, en lugar de la claridad natural de la luna,
hieren mis ojos instrumentos opresores
que a toda cosa penetran con ansioso desencanto.
¡Oh, beber con dilación! Si esta verdad me hiciera bajar
o subir hasta donde infierno y cielo se recrean,
tanto lo uno como lo otro repletarían mi espíritu,
lo llenarían del sustento del vivir que reclamo,
pues solo en mí obrarían los cubos donde la vida
se asienta, y llena de sangre el corazón.
Esa expectativa me aviva y me hincha los nervios.
Si algún día pudiera atraparme en esa potencia,
el vientre de la tierra se hallaría cerrado
para infinitos pechos, que están pegados a sólida
meditación para nacer por todas partes del mundo,
atiborrando de multitudes áridas y exaltadas
los fríos y afanosos días que pugnan por ser,
sin que viva en mí alguna maravillosa bendición
como el primer revoltijo misterioso del Universo.
Ahora también mi mirada se abre y aspira a la gozosa
luz de las cumbres que me circundan, viendo ante mí
la plena realización de sus gigantescos tonos,
enardecido por ese trabajo persuasivo con que se iguala
en la Naturaleza cambiante mi espíritu al de todos.

(Continúa buscando relatos esotéricos)
En buen tiempo dio vuelta el mundo, suspendido
entre la faz de la mentira, enseñada en todas partes
como aire desconsolado en que trabaja el triste
pensamiento por saber algo más de lo que es.
El ávido desorden de los placeres terrenales,
me es posible beber y tocar con dedos fúlgidos,
igual que el espíritu parado de ese instante único,
implorando permanencia no resuelta por el devaneo
continúo del cerebro y suspicacias vitales.
Hasta tendría fuerza esplendorosa parar
la insaciable sensualidad que a la razón desquicia,
trillando la constancia noble del ideal ebrio,
al cabo descansado en sus intocables secretos.
Todos los encantos de las voces clásicas
pulsaron el entresijo de la árida noche,
con vacilaciones abismales y preciosas osadías,
por hallar sublime y variada vida lejos de aquí,
con el mágico prestigio de sagradas sensaciones
y la grandeza indómita del prudente ánimo
que a sí mismo se aprisiona y enreda en la existencia.
Con cualquier traje yace el absurdo espanto
que le fustiga a renunciar al exterior y a temer
visitar a todas horas otras animadas potencias.

(Prolonga su monólogo, al tener frente a sí diversos
relatos medievales y modernos sobre la vida de Fausto)
Hago memoria del doctor Fausto, increado
en la existencia real como yo lo fui, cómo advertía,
esforzándose en toda variedad de ciencias, los males
de la tribulación de la duda acerca de lo que llegaría
a saber o ciertamente conocía con sus notables títulos.
La ficción concluyó que todo se figuraba en ignorancia,
sabiendo cada día menos que el anterior,
arrebatado a todos los entendimientos desvelados
para mejorar al hombre y a su elemento, hasta entonces.
Él creyó salvarse por el esfuerzo, después que pecó,
pero fue condenado como creación del mundo,
y habitó iguales circunstancias de virtud y vicio,
cumpliendo el mismo destierro que generaciones
castigadas a existir bajo inmensas promesas de bien
junto a multitud de torturas inconfesables,
engendradas por ellas, como vejaciones suyas, y por otros
muchísimos, innumerables, durante tiempos sometidos
al dolor de la guerra, y de la paz, en luchas callejeras,
asedios, faltos de felicidad completa, malditos
desde que acumularon edades, con celo de placer,
pecado y tribulación, edad a edad, siglo a siglo.
Conjuró en sí mismo toda permanencia contraria
al bello tiempo que se recuesta ameno sobre el hombre,
cuando ya por lo vivido, y meditado, no le ahogan
las tribulaciones del amor insatisfecho ni le abraza
el rigor de la fortuna que pretende seducirlo.
Si yo pudiera obtener el deseo inverso,
vivificando los miembros para siempre, de tal modo
que la juventud siguiera agradándome, y la recia lucidez
del anciano tratándome con sus propios y sabios halagos,
sería dueño del tiempo y de la vida impenetrable,
donde solo, quienes tienen el saber de la oscuridad, reinan,
hasta que me arrastrara desde lo mínimo a lo grande.
Diría entonces a mi pensamiento: “eres un núcleo
de poderosa fuente y actos. Un dios como al principio
que sujeta en sí mismo el furor de la vida germinal.
Adéntrate en esta evidencia y aflige el misterio
leer más   
2
sin comentarios 18 lecturas versolibre karma: 26

En mi vida siempre está nevando

Quisiera ser poeta

Antes de la nieve, era una mirada soleada.
Miré hacia atrás y vi que mi hogar estaba a la deriva en una fruta, y el grano de la tierra ardía en mi cuerpo.
La belleza del palacio de jade blanco y nevado está profundamente escondida y es amada en secreto.

Mudarse a otro verano. Antes de moverme,
yo estaba rígido y mi cara estaba estancada.
Entonces la nieve cae ante el cielo.
El desnudo olor de las plantas se cuela en el día,
cargando mis sueños diarios, el fuego de lo pálido, el libro del fuego.

¡Es maravilloso ver cómo cae la nieve!
¿va a nevar allí y nunca volverá?

Me escucharon con otro nombre antes de nevar.
La tormenta hizo rodar mis sueños por mi mejilla.

En mi vida siempre está nevando,
siempre hay una especie de olvido que no puedo decirle al mundo, donde el sol siente el frío innato.

Su mirada en la noche es triste.
Él podría ahuyentarlo por un tiempo,
pero aún así dejarlo quedarse detrás de mí.
Vejez y juventud, tanto reales como inocentes.

El paisaje se enfrió frente a la ventana abierta.
El llanto y las perlas deben estar unidas, y los veranos caprichosos alrededor de los bancos nevados.

El viejo poeta todavía está atrás, no es arrastrado por el viento.
El niño en el viento inclinó su cuello hacia la noche, yo
abrazó la puesta de sol.

En la oscuridad, lo que veo es al anciano, que llora la luz.
Antes de que nevara, nada era blanco.

Che-Bazan.España
leer más   
17
8comentarios 88 lecturas versolibre karma: 149

Encuentro

Se conectó al seguirlo y mirarlo desde lejos.
Él simplemente la vio y notó que debía hacerse el desentendido ante el interés que desbordaba sus gestos.
Ella entendió que él debía dar la pauta para comenzar a gustar uno del otro.
El actúa con un que me importismo para que ella no note que había encontrado un misterio llamativo.
Ella no lo dudó. Se abalanzó como un niño en pleno acto de la piñata.
Él se dejó romper y dejó caer los primeros premios que ella se merecía.
Él no pensó en su pasado ni en el de ella. Él recibió un beso y una palabras que a cualquiera contenta.
Ella comenzó a explorar un bosque marcando en cada árbol majestuoso su nombre.
Él siguió teniendo formalidad en su trato. Comenzó a decirle con pequeñeces que su estadía tendría que ser por más de dos días.
Ella no lo convenció en ningún instante. Ella se lo devoró en cada instante!!
Él no se detuvo más él dejó fluir todo aquello que sin merecimiento quiso entregar.
Ella pensó en él como el final de su búsqueda. Él venía medio roto y descompuesto.
Ellos ya no solo se encuentran o se buscan.
Ellos están a diario juntos.
La necesidad de ir tras el otro nunca fue persistencia fue elección...
leer más   
7
5comentarios 45 lecturas relato karma: 96

Idiosincrasia... (Experimental Latín-español)

IDIOSINCRASIA
(Experimental Latín-español)

CRESCIT CUM AMPLITUDINE RERUM VIS INGENII
La carne fiera devuelve a la vida el tiempo ido,
sin servil osadía, ni desdén soberbio del ayer.
Siendo ínfimo al infinito, no teme ni niega,
al rostro siniestro, ni a la creación entera.
Es hueso la razón y músculo el sentir. ¡Poliédricos!.

CORRUPTIO OPTIMI PESSIMA
Un laurel desborda hiel hostil expuesto.
Como tibio hielo suave mórbido,
sombrío en la sombra, teje tumbas crudo.
¡Donde oyense carcajadas y lamentos vanos!.
Con el aliento al coronar enredaderas.

CRESCIT AUDACIA EXPERIMENTO
En la edad dorada clavel temprano. ¡Teje!.
Con cada cosa en su lugar. ¡Sueño y realidad!.
Cordura, inspiración, prudencia. ¡A diario!.
Entre valles yermos y puro circo. ¡Combate!.
Del fondo a las alturas. ¡Con tenaz paz!.

CRESCIT SUB PONDERE VIRTUS
En el fino enredo la faz doliente.
El silencio obscuro lágrima viva.
¡Aunque se estremezca el alma trunca!.
Mil sueños duerme en su almohada,
y la suerte contraria bebe glorioso.


Autor: Joel Fortunato Reyes Pérez.
(Tanto del texto como de la imagen)

Lea más: www.latino-poemas.net/modules/publisher/article.php?storyid=23398 © Latino-Poemas
leer más   
19
11comentarios 90 lecturas versolibre karma: 131

La voz

Debe haber una voz que pueda explicarlo,
una voz que todos entiendan,

mientras
el sol abre el espacio y deja
paso al viento

que muerde con su lengua invisible todo lo que cuesta dinero,

rabian las nubes
se horada el cielo,

mientras todo esto ocurre
devoro con mis ojos la ventana
y quiero frenar
lluvia y viento con la palma de mis manos,

sé que añoro algo que nunca tendré
y que no conozco,

saber del mundo duele,
me duele la negra tinta del diario
que penetra en mis venas,
que cubre los días
y enturbia las noches,

ya no creo en la fuerza de las campanas
ni en la fe de los ciegos,
sólo soy testigo de un viento que intenta
cortarme las venas,

y tú,
mientras todo se descubre
merodeas frotando tu sonrisa por mi cuerpo
del que brota un cansancio
que ya nada frena.
leer más   
2
1comentarios 20 lecturas versolibre karma: 16

El café entero ahora está vacío

Una taza de café flotaba desde el otro lado del océano
*********************************************************************
Así que un café flotaba fuera del cielo, bajo la cubierta
de un gran edificio gris, era particularmente llamativo,
como la mezcla un pedazo de camisa blanca con un vestido
negro de noche .
Siéntese y pregunte acerca de las noticias del Periódico, que harán que ambos oídos se cuelguen hasta las rodillas
convirtiéndose en una tienda de relojes y una tienda de
comestibles a ambos lados del café. Calibre el tiempo,
luego ahorre dinero en la tienda de comestibles para comprar un paquete de cigarrillos baratos.
En ese momento, una persona entra en el café y se sienta
en el aire en posición de ver la ventana, donde a menudo se
sentaba en sus sueños. Pertenece a una generación que no
tuvo una infancia. Su vejez es la parte de un retrato a lápiz que se limpia suavemente con una goma.
En un café todo se repite.
Todo ha fallecido.
Un café salió de otro café.
Una persona entró en el café.
Caminó recta, como pasando
desde la suma hasta la resta. La mujer
que entró en el café detrás de él era una
mujer sospechosa, sombría, pero deslumbrante.
No sabía que había alguien en el mundo hace diez segundos.
Ahora, creo que nos hemos enamorado durante
muchos siglos.
Sólo los últimos años pueden traer consuelo. "Somos demasiado jóvenes para
pasar 50 veranos despidiéndonos de un mundo
para entrar verdaderamente en el café y
permanecer juntos durante diez segundos"
La
La cuchara plateada se agita lentamente en la taza del café vienes, los cubos de azúcar comienza a fundirse durante
diez segundos.
En solo diez segundos, hay una pasión de corta duración
como un golpe de calor, el tiempo se congela allí.
En este momento, no fue solo una persona la que entró al café, sino un grupo de personas. Todos los personajes en el juego de sombras, todos los ciudadanos de una ciudad títere.
Provienen del otro extremo del siglo
igual, del universo microscópico mostrado por el séptimo dígito después del punto decimal.
Consideran el café como la conciencia de una época.
Una taza de café errático entre el pasado y el presente.
Son una generación de personas que escriben y crecen en los cafés. Los nombres se transfieren a los verbos antes de que pasen por la fe
Todo se agita y se cambia.
Nada se arregla.
Poner mil pensamientos en la cabeza del pueblo puede
volverse tan ligero como un globo en el aire.
¿Puedes bajar al café del cielo? Si el café es solo un escenario..
Entonces un hombre se levanta y sale del café,
en medio de la noche. La gente está pensando en los edificios de la canción del café triste.
No paran de entrar. Es invierno cruzan la calle, el edificio.
Nueve personas en nueve años de invierno. Invierno en año 1825.
Una taza de café,
una mano, flotando en el aire rígido de menos 40 grados . "¿Cómo podemos atrapar
un dedo de este universo infinito?"
Tal vez no.
La fiesta de diciembre escondió su rostro en un abrigo negro.
Entonces una persona regresó al café, ante un espejo brillante se pregunta si el café realmente existe realmente. "Venga una botella de champán francés
y una sopa de remolacha roja".
Tras pasar por una cena celestial y un vaso de lágrimas,
Puning miró a una mujer rusa de habla francesa durante
diez segundos. Llevaba un par de zapatos aristocráticos pasados de moda, caminaba sobre los restos y la carta del Menú, era tan ligera como un gato.
En la otra esquina del café Jean-Paul Sartre aprovechó la pipa de Claudio Magris y Beauvoir para discutir sobre las sombrías perspectivas de Europa.
Dejando el diario al señor André Paul Guillaume Gide, el Sr. Roland Barthes subió a la Torre Eiffel y miró a su alrededor, vio todo París como un botón que caía del vestido de la noche negra. El círculo del tiempo es inhalado por un punto brillante infinitesimal, más pequeño que el botón.
En este momento el café esta lleno de invitados.
La luz se está volviendo más y más oscura. La silla a la deriva se deslizó hacia abajo desde el hombro y alcanzó la cintura oscura de una bella dama.
Un padre dialéctico de la era de Stalin reconoce a su amante
"Se parece más a Nana." El Dr. Zhivago sabe más sobre poesía y amor que sobre medicina. "
En este momento, las personas con pasaporte extranjero salieron apresuradamente de la cafetería.
Dos tazas de café se han tocado durante mucho tiempo
y no se tocarán en el futuro.
En este momento solo quedan unas pocas personas en la cafetería.
Quienes pueden irse se han ido, y hay menos personas alrededor.
Nunca incluso si no significa nada en ninguna parte, significa
que el punto decimal en la riqueza se ha movido tres veces hacia la izquierda después de agregar tres ceros.
El sueño del pasado ha cambiado la caras de las nuevas personas. Pase toda la vida gastando, cambiando la cara de las nuevas personas.
Una taza de café, luego otra taza de café y
caigo en cualquier bar.
No, no me prometas el futuro, dale al café, al pasado,
a las luces, a la música, los números de las casas, los bares
las sillas que vivieron tantas historias, las lágrimas
y las caras que lloraron, y se rieron . "Todos somos soñadores. No podemos despertar"
"No podemos movernos. No podemos soñar con un sueño anterior".
El café entero ahora está vacío.
www.youtube.com/watch?v=7heXZPl2hik
leer más   
13
7comentarios 88 lecturas versolibre karma: 135
« anterior1234523