Verso clásico Verso libre Prosa poética Relato
Perfil Mis poemas Mis comentarios Mis favoritos
Cerrar sesión

encontrados: 102, tiempo total: 0.005 segundos rss2

Te capturo en letras

Me gustan tus fotos. Sin mesura las veo.
Me gusta tu cara, eres hermosa aunque salgas con un "no es cierto" que esconde una certeza interna de que así es y lo sabes.

Disfruto de tu belleza. Es una belleza urbana única, atractiva que se desborda hacia todas sus formas en tu cuerpo, y que son precisas; perfectas para tus veintitantos y que te hacen tan singular en medio de lo plural. Una belleza que pone de buenas, que hace que uno diga que la vida es bella.

Portas una belleza con personalidad que resalta de entre los demás asistentes en tus fotos, y que es capaz de robar el foco de la imagen y que hace uno que diga: "los extras salidos a cuadro quedan fuera".

Me gustan tus piernas, son bonitas, pero más bonita es tu nariz. Aunque tú no eres de las mujeres que necesitan exhibirse para no pasar desapercibida, tu luz te hace presente a donde llegues.

Sé que sabes a mujer de veintitantos y a sueños todavía de adolescente consumada que se niega tan natural a ser mujer adulta y eso le pone más magia a tus fotos.

Te puedo oler desde Instagram a una fragancia dulzona y fresca. También hueles a dudas, historias de pasillo mal contadas, tragedias y galletas de vainilla.

Solo quiero que sepas por qué disfruto tus fotos y que siento al verlas. No es una declaración de sentimientos, es creación literaria, percepción estética: como disfrutas ver las formas del David de Miguel Ángel, un atardecer en el mar de Cortéz; o una ensalada fresca, astringente y acentuada a mediterráneo con carne a la parrilla y un vino tinto suave .

Estas letras son para que sepas que proyectas cosas buenas, únicas; sentimientos muy por encima de lascivia, placer y morbo. Que inspiras a la creación de artes como musa. Admirarte es admirar la belleza de un alma que sabes que no es merecedora de vulgaridades, sino de perpetuarle en las letras, como un homenaje a su femenidad y belleza.
leer más   
5
sin comentarios 31 lecturas prosapoetica karma: 70

& Dios, ebrio & desesperado

& Dios, ebrio & desesperado,
postrado en vetusto escritorio
entre tinta, papel & una botella
de ron barato, te creó a ti & al mundo,
inspirado realmente con lo primero
pero errado totalmente con lo segundo.
No creó este universo en siete días,
sino en largas vigilias de soledad & locura.
¡Dios, por qué no te luciste con los hombres
pero sí con esa mujer!
& tenías que ponerla en mi camino
sin ponerme a mí en su corazón,
ah, salud por ti, camarada,
que eres tan malo escribiendo como yo.
4
sin comentarios 55 lecturas prosapoetica karma: 60

Fumo & escribo

Fumo & escribo,
escribo para no volverme loco &
aunque ignoro lo que es eso, imagino
que debe parecerse a esta hambre,
a esta ebriedad baudeleriana,
a esta soledad inesperada,
al gusano de la nada que corroe el ser,
a esta pobreza que me sabe a proeza
porque fumo & escribo.
& te digo que no estoy loco,
loco estás tú & el vecino que ora
al Cristo de porcelana,
el que compró un coche nuevo
vendiendo droga a los muchachos,
la señora que grita hijos de puta
a sus propios vastagos.
Yo me he extravíado,
en algún punto, alguna coma,
en alguna línea de la obra
inmunda del mundo.
En el manicomio cantan canciones
de delirio, de guerra y redención,
mientras me hundo entre música
& libros como el flaco de la mancha.
Sesión nocturna, señores,
asamblea de todos los que soy,
los pies sobre el suelo frío,
luciérnagas en la penumbra
de esta habitación,
& fumo & escribo.
15
3comentarios 80 lecturas prosapoetica karma: 83

Sentimientos Encontrados

También era lluvia, lluvia que salía por sus tristes ojos,
la gente pasa a su lado, nadie voltea, no la miran, mariposas en el estómago
revolotean en ésta tarde de lluvia que a veces hacen estragos,
sentimientos encontrados que a su edad las niñas padecen.
Mariposas tiernas de color azul, nostálgicas vuelan también en el pecho causando dolor,
se entristecen y bajan el ritmo del corazón, se marchitan, se adolecen, agonizan lentamente,
desangrándose, resignadas con lasitud y esperando la muerte, pero guardando la esperanza,
dolorosa dulce espera, de un soplo de amor que de pronto viniera a darles vida.

Entre las oscuras húmedas callejas, cabizbaja camina, nadie la mira, se pierde entre la gente,
nadie ve su llanto, confundido con la lluvia, nadie escucha sus suspiros y quejas,
confundidos con el ruido del tráfico, dulce niña con amor tan puro y tierno, espero que el dolor
y desamor con el tiempo no lo endurezca.
De pronto un repentino relámpago ilumina la calleja,
entre la lluvia ve una cara conocida, unos brazos extendidos,
un vuelco al corazón le vuelve la vida, sus lágrimas ahora de alegría con la fina lluvia se confunden.
El amor salió a su encuentro se besan y como magia, mariposas antes moribundas,
han vuelto a tomar vida, revolotean llenando su pecho de amor y dando resplandor a su sonrisa.

Hacía minutos las mariposas se moría y ahora su corazón late entonando notas musicales,
y mariposas en su estómago revolotean de alegría al ritmo que el corazón les toca.
El primer amor, sentimientos encontrados.

MMM
Malu Mora
leer más   
12
14comentarios 114 lecturas prosapoetica karma: 105

Se me quedan cortas las historias

Se me quedan cortas las historias. Empiezan bonitas y con ganas, pero se hunden poco a poco en las batallas sin fin de ideas que brotan a raudales, hasta que chocan una vez escritas con la incongruencia de estar ahí, todas sueltas ¿Dónde empieza una y termina la otra? No entiendo por qué las palabras salen de esta manera. Se escriben solas. Es como si llevaran mucho tiempo esperando a ser plasmadas en algún papel para luego quedarse huecas del sentido que pueda tener cualquier historia bien escrita. Escribo, escribo y escribo sin parar, sin pensar. No necesito pararme a discurrir qué será lo siguiente que saldrá, ya está ahí, impaciente, esperando su turno de salir y gritar sea lo que sea que tuviera que gritar. Muchas veces dudo hasta de que sean mías tantas cosas guardadas, tantas rabietas, tantas preguntas sin respuesta. Y tengo que escribir deprisa, porque si paro se atropellan y se ahogan las letras, mueren, se van, no sé a cual lugar, ni si alguna vez volverán. Y me duele la mano. Y no me entiendo la letra cuando paro y me leo. No comprendo nada, pero algo, en algún lugar, se queda en paz.
9
8comentarios 129 lecturas prosapoetica karma: 96

No Es Un Lastre, Es Mi Hermano ... (Ojalá fuera un Cuento)

Llevamos días caminando,
no sabemos cuando llegaremos
el camino es sinuoso es incierto,
de peligros no sabemos.

El sol calienta, de día la sed nos asedia
por las noches el frío nos congela,
dando traspiés camino,
de tanto caminar se rompieron mis zapatos

El cansancio me derrumba,
el deseo de llegar me levanta
sangran las heridas,junto al corazón
gotas de dolor y de nostalgia.

Subo la colina con mi carga a cuestas
¿regresar?¡ ni se piensa!
hay gente atrás que en nosotros confía,
que ora porque nos ama no puedo claudicar.

Amanece después de una noche fría
con sus primeros rayos el sol nos abraza,
a lo lejos se ve la frontera entre dos países

uno, el que quedó atrás,
el empobrecido por saqueos
gobiernos corruptos, violencia y mafia
enfrente está el de oportunidades y sueños,
el que promete mejor vida, el de la esperanza.

Entre los arbustos alguien sale al paso
y con voz baja me pregunta
¿A quién llevas a cuestas?
y añade ... Con ese no pasas!

¿No estás cansado, que acaso no pesa?
¡Mira cuanto has caminado!
¡y sin zapatos!¡tus pies ensangrentados!
¿no pensaste en deshacerte de tan pesado lastre?

¡Nunca! ni siquiera lo pensé,
es mi hermano le contesto,
no es un lastre no me pesa y seguiré con él a cuestas
y cruzaría el desierto subiría nuevamente cualquier empinada colina
a nado un río o el océano y caminaría a ciegas si así fuera necesario
sin dudarlo ni un segundo, ni un instante.

¡Pero si es moreno y su cabello rizado
y tú de piel tan blanca!
¡Él no es tu hermano !

Con voz cansada y pausadamente le digo:
Escucha, lo encontré en el camino
en medio de la nada, cansado, herido,
maltrecho, partido por el dolor moral
ya sin fuerza, no dudé ni un segundo
y lo cargué sobre mi espalda y seguí avanzando.

Cargo a nuestro hermano, él como nosotros
es un ser humano ciudadano de este mundo
¿Que para ser hermanos, importa el idioma o la raza? bajó la cabeza avergonzado.

Con respeto y con cuidado, se lo quitó
y cargó sobre su espalda, con él acuestas
y con el hombro apoyó al otro paisano .

Y sin que nadie los viera cautelosos y viendo a todos lados
continuaron lentamente avanzando, cruzaron furtivamente la frontera
hacia el otro lado al país de sus sueños
caminando abrazados como hermanos

Y en el ambiente reinó el amor
se hizo silencio y el universo entero fue testigo
y se unió a ellos en una sola plegaria
de solidaridad y hermandad.

Hijos de la tierra madre,
Iluminados por el mismo sol
cubiertos por el mismo cielo .

MMM
Malu Mora
leer más   
10
13comentarios 186 lecturas prosapoetica karma: 104

Quiero ser contigo (@_Sejmet_ y @Verín)

¿Qué eras, nostalgia? ¿Otro nombre dado al vacío? ¿Soledad? ¿Lo peor de mí?
Lo he olvidado, ¿acaso importa? Lo que vale y me eleva dos palmos por encima de las nubes es saber que la luz sigue encendida en mi pecho, justo eso. Eso justo anhelaba y lo he encontrado en la voz de un nuevo día despertándome del sueño.
Llegaste. Tan elegante… seduciendo con tu aroma de vida recién hecha y luciendo carmín en los labios del color de la poesía. Eras tú tan igual a los sueños… ¿Cómo no reconocerte en las plumas del ocaso que se funden con el vuelo de un poema? Sí, tú, suspiro de esperanza que no cabe en los pulmones (de quien milagros no espera). Espanto de nubes, tropel colorido volante en mi vientre, melodía continua, sonrisa permanente llamando a mi puerta. Es así, de esta manera tan perfecta, tan tuya, como desatas de la quimera los hilos que sujetan mis latidos a los puños. Ya son libres de posarse donde quieran, ya era hora que eligieran de destino el paraíso sembrado de luces que albergan tus manos.
Quiero ser contigo. Pero no me refiero a ser la mitad de un todo, parte, trozo, resto indefenso en tu ausencia. No. Hablo más bien de añadir más vida a nuestras vidas restando los miedos, sumando caricias, poniendo más tonos, más dedos, más brazos, más piernas, más lenguas… saliva.
Más...
Ser núcleo, temblor consentido, epicentro, gemido en mi boca entreabierta, calor enredado en tus muslos. Ser. De esta manera y de aquella y de otra diferente. De todas las posibles que halle una imaginación compartida como la nuestra. Quiero ser contigo otra existencia más allá de la mía. Una flor de las dos flores que decoran la maceta perfecta. La sombra que abraza a la sombra que forma la noche.
Nos queda el milagro en los ojos que imaginan y tocan y sienten. Queda el amor floreciendo en poemas escritos por manos que sueñan. Queda mi voz en tu boca llamándote Amor. Y por delante, un camino despierto y abierto ante ti, ante mí, para siempre.

(¡Ah! Una cosita... Muy pronto @TuroCarballo, nos prestará su voz y su guitarra para seguir haciendo magia con Quiero ser contigo)
leer más   
16
33comentarios 300 lecturas colaboracion karma: 106

[Atocha]

Las estaciones, como muchas personas, no tienen término medio, o mucho frío, o mucho calor. Y Atocha, para mi, es cómo ese chico de mirada gélida y gesto serio, inexpresivo, que congela la sangre de cualquiera que intente entrar a conocerlo por dentro. Por lo menos la mía, que hace ya muchos meses que dejó de correr por mis venas sin mayor motivo que mantenerme con vida bajo el frío de que desprenden las columnas de esta puta estación, como cada día. Perdí el norte entre tanto tren lleno de gente sin rumbo fijo. Me perdí cuando me subí en uno pensando que me llevaría a tus labios, y lo único que hizo fue estrellarse contra el muro que levantaste entre tú y yo. Si solo hubiese cogido ese tren una vez... Me perdí buscando tu mirada en un mapa que no (me) llevaba a ningún sitio, sin X que marcara el lugar, el tesoro, la parada de autobús de tu casa, mapa que solo me hacía dar vueltas en círculos, como ese cachorro que trata de morderse el rabo sin saber que es casi imposible que llegue a conseguirlo, y mucho menos lo que le dolerá, después de todo ese esfuerzo, cuando clave los dientes en ese ansiado trofeo. Me pierdo hasta en los espejos, donde nadie es capaz de contestarme, donde nadie me mira con cariño, donde no veo reflejada más que a una cría con más miedo de vivir del que nunca hubiera imaginado, que sigue sentada en el suelo apretando fuerte las rodillas contra su pecho, mientras contiene las lágrimas. "Pequeña, cuídate, nos debemos la vida, vuelve", le grito cada noche antes de dormirme, con la esperanza de que un día se ponga de pie y venga corriendo a abrazarme. Mientras, seguiré buscándome en tus ojos cada vez que me sonríes, seguiré buscando el calor que me falta en tus brazos, en los de ellas, que me devuelven la vida con cada ápice de calor que día a día me falta para no congelarme en Atocha.
11
3comentarios 159 lecturas prosapoetica karma: 38

Quimeras

Imagen atrapada de escurridizos delirios.
Donde se aleja la vigilia y
se posterga la cordura.
leer más   
8
sin comentarios 153 lecturas prosapoetica karma: 9

[entre versos y poemas]

Con la mirada perdida entre las estrellas,
y el brillo de la luna clavado en los ojos,
así la describían todos aquellos que la llegaron a conocer.
Tenia unas ganas tremendas de volar,
un miedo atroz que le ataba las alas,
y muy poco valor para saltar por ese precipicio sin saber planear.
Tenía amigas que día tras día conseguían que levantase la jodida cabeza,
y un espejo que cada puta noche
le llevaba la contraria
a todo lo que hacía, decía y pensaba.
Tenía una adicción sin remedio,
que era sonreír ante cualquier muestra de cariño,
y un vicio en forma de pelota
que curaba cualquier herida que le provocase el resto del mundo.
Vivía con la cabeza por las nubes
y los pies sobre la tierra.
Pero también vivía a los pies de su adicción,
le provocaba más golpes que alegrías,
ya que no siempre le devolvían la sonrisa,
porque se imaginaba esas muestras de cariño,
eran lo que quería,
-o necesitaba-
ver.
Vivía encerrada en su torre de cristal,
intentando abrir las alas para escapar de allí.
Pasaba los días buceando entre libros,
era la única manera de sobrevivir a los días,
pero, sobre todo,
de soportar las noches,
de evitar precipicios,
de volar sobre acantilados.
Se pasaba la vida entre versos y poemas,
porque, al final,
eran los que mejor la entendían.
4
sin comentarios 67 lecturas prosapoetica karma: 45

Empañado

Cuando te acercaste a mí,
aquella primera vez,
y sentí tu aliento,
sobre mi piel,
juro que pensé
que me empañaría;
como un espejo,
como un cristal.

Así de frágil me sentía.
12
2comentarios 97 lecturas prosapoetica karma: 76

El Loco

El Loco
A veces , cree que ella
es la brisa que sopla ,
roza y acaricia su cara.

Y de pronto! Un chispazo de recuerdos lo envuelven
y de sus apagados ojos ,brotan lágrimas, lágrimas de tristeza al recordar
que al traicionarla, él mismo mató su ilusión destruyó sus sueños sus esperanzas.
Nunca más tendrá sus afectos sus ternuras ,
su vida de pronto la convirtió en un mundo de amargura.
Luego se pierde en esa neblina densa y gris que es su mente.
Pobre loco, llora , ríe hablando consigo mismo al caminar entre la gente.
Él la busca de día mirando el cielo, en el parque , a donde quiera que va perdido por las calles de la gran ciudad.
Mirando caras pasa el día, más su rostro nunca lo encontrará,
su cara se perdió en los remolinos de su mente.

La gente al verlo que no para su caminar murmura, "pobre loco"
cuentan que el amor de una mujer traicionó .
Ella lo abandonó ,no pudo soportar ese gran dolor y él de poco a poco perdió la razón .

Loco y solo quedó desde hace muchos años atrás, hoy vaga por la inmensa y estridentes calles de la gran ciudad.
En las noches oscuras,la busca bajo la luz de la luna o bajo las luces de neón que dan luz y vida a la bulliciosa ciudad.

Mas nunca la encontraría ,eso él bien lo sabía, antes de perder la razón.

Ya cansado de andar por el día, en cualquier calle o banca se acuesta a dormir, y empieza su búsqueda en lo más profundo de sus sueños,
al buscar con tanto amor con tanto empeño, la encuentra y es feliz.
Y en sus sueños él se siente de su amada y su amor nuevamente el dueño.

Pobre loco infeliz perdió al amor de su vida , por lo que a él le pareció un intrascendente desliz.

MMM
Malu Mora
leer más   
11
8comentarios 173 lecturas relato karma: 71
« anterior123456