Verso clásico Verso libre Prosa poética Relato
Perfil Mis poemas Mis comentarios Mis favoritos
Cerrar sesión

encontrados: 658, tiempo total: 0.006 segundos rss2

Nostalgia

Vieja nostalgia aguerrida
vuelve gritando a mi mente,
y herida de amor, demente
con la conciencia partida,
convulsa entre verso y vida
sigue tu ausencia presente,
tu rima sorda, insistente
entre mil voces perdida.

No hay, amor, desde tu ausencia,
respuestas a mi dolor
ni reposo ni paciencia
en mis noches de indolencia
negras sin tu calor,
heladas sin tu presencia.
leer más   
15
5comentarios 98 lecturas versoclasico karma: 135

Por favor, cuenta la misma historia

Por qué tenemos que aferrarnos a sentir esta ansiedad.

Por qué tenemos que aferrarnos a este miedo que nos detiene.

A tener diez mil preguntas en la cabeza y a suponer su respuesta una y otra vez.

A armar la historia sin siquiera conocer la quinta parte de ella.

Por qué tenemos que aferrarnos a sentir en la incertidumbre.

A tener el corazón a flor de piel, dañado y lastimado por cosas que ni siquiera son ciertas.

Por qué no puedo quitar esa barrera, liberarme de la duda.

Qué más da, es mejor saber que vivir dudando, o será que prefiero dudar para no matar la esperanza?

Si la duda perdura vive la posibilidad, o solo vive la idea?

Y es que en mi idea todo se vive perfecto, te encuentro perfecto, viviendo ahí, sintiéndote.

Vaya, la alimente cada día en cada pensamiento que hasta incluso pude sentirla, pude sentirnos.

No quiero matarla, me aferro a ella como me aferro a ti, a la idea de ti a la idea de nosotros.

Qué mas da, si en la idea puedo sentirte prefiero quedarme ahí para siempre, contigo con tus brazos sobre los míos sintiendo tu pecho latir.

Volví a inventarte una historia, tal vez si la invento mil veces pueda pasar la página, terminar el libro, o tal vez la lea una y otra vez hasta que no pueda rescatarme a mi misma, hasta que me funda en ella como ella está fundida en mi.
leer más   
4
1comentarios 32 lecturas versolibre karma: 51

Nubes y niebla son la respuesta

Nubes y niebla son la respuesta

a una oración de hace cien años,

ni siquiera sabes qué labios tan animados

susurraron gravemente esta oración;

ahora yo el poeta, aprendo como el muérdago del lince,

la inconsistente, caridad tardía, de unos labios de mujer
de hace cien años.

Che-Bazán.España
leer más   
13
2comentarios 72 lecturas versolibre karma: 125

Realidad o ilusión

Mi mente se interroga
buscando una respuesta,
tu caminar es opuesta
a la verdad que me ahoga.

Donde voy sin que este
pensamiento de esperar,
no sofoque el respirar
del corazón que solo late
por la verdad.

El corazón se debate
por encontrar la verdad,
el razonar llena de tempestad
por amarte sin tenerte.

Las sombras del camino,
de sus veredas llevan a lenta agonía al corazón que lamenta
no tenerte en cada matutino.

Eres realidad o eres producto
de la fantasía de mi mente,
o eres un ilusión latente
del corazón.
leer más   
12
1comentarios 62 lecturas versolibre karma: 124

Hoy frunces la mirada...

Hoy frunces la mirada
con atisbo senil,
hay frieldad en tus ojos.

El polvo
de las estrellas
convertido en cenizas.
Muestras el desgano,
ya ni hablas,
solo mascullas palabras,
sin aliento contenido.

La lluvia
de esta mañana
trajo aromas y fragancias
huyen de mi piel,
de mi cama,
del escritorio,
de mi risa
la pluma ya no escribe
y me doblega el silencio.
Es la sensación
que un animal afronta
cuando le invade la rabia.

No te lo calles,
dilo de frente.
La verdad lastima,
es un trago amargo
yo sabré sostenerme
en ese tramo.

Preguntas y respuestas…
no buscaré
ni tus secretos hablaré.
Las hojas del calendario
se detienen
entiendo…

Una mirada de indiferencia
es peor
que una borrasca
en alta mar,

mueve cielos
y montañas.

solo dilo...
que me vaya de tu vida
tu mirada fría lo dice...

todo

y eso haré...

Foto tomada de la pelicula Ninotchka, dirigida por Ernst Lubitsch
para la Metro-Goldwyn-Mayer, con Greta Garbo y Melvyn Douglas
como actores principales y estrenada en 1939.
leer más   
17
7comentarios 71 lecturas versolibre karma: 131

Nocturna Parsimonia... (Polipoesía)

NOCTURNA PARSIMONIA
((((Polipoesía))))

Duerme dudable duende durazno
Úlcera unánime uña urgente
Ebrio eclipse ecuánime
Rabo ralo raqueta
Mágica maleta
Espinosa.

Duda
Ubicua
Estrella
Reconocida
Muchedumbre
Estereofónicamente

Tan tan…y…Cu cu
Glu glú…Guiri guiri
Glup…y …¡Gulp!.

La noche es sensible estepa
Donde escriben nebulosas
Soledades soleadas sedosas
Pssst …pssst…¡Chitón!...¡Sh!.

Se anidan ovoides
las sombras al ritmo raudo
¡Chaca y chaca… Chaca y chaca!
¡Pif!...¡Plash!...¡Urra!.

Del compás
Y paz del triángulo
en el corazón de esa brújula
¡Hala!...¡Hala!.
¡Hum!...¡Yuuujuuu!

Donde el tiempo deposita dedos dados
…Toma y daca…
sus piras y pintorescos pinchazos.
¡Oh, sí!...No-no-no…¡Oh, sí!.
¡Para para!... Pícaro piloto.

Entre el blanco y amarillo.
¡Oh!. Colores. ¡Oh!. Calores.
¡Oh!. Calambres… ¡Caramba!.

Ruedan en las retinas las respuestas
Del run run y del Bang bang.
De la espina y la miel
Miembro musical
Perfume y sed
En el fondo
Vibración
Intensa.

Alle Rechte an diesem Beitrag liegen beim Autoren. Der Beitrag wurde auf e-Stories.org vom Autor eingeschickt Joel Fortunato Reyes Pérez.
Veröffentlicht auf e-Stories.org am 04.09.2018.

Autor tanto del texto como de la imagen.

POST DATA:
Información útil es..
.

es.wikipedia.org/wiki/Polipoesía
leer más   
14
12comentarios 80 lecturas versolibre karma: 145

cuando llega el alba

la miraba restregarse
con ese pobre chico
rico, diez años
mayor, y me asaltaba
un mar de preguntas.
las resolvimos
una noche por el Gótico,
allanando borrachos
los portales
a modo de respuesta
fácil. luego llegó
el día otra vez,
por más que pinté
con sangre oscura
el cielo para
que no amaneciese,
y volví a mi traje
de alumno aventajado
que duda y promete,
pero que no aprende
nunca.
leer más   
14
sin comentarios 44 lecturas versolibre karma: 124

Manojos

Hubo un día en el que sentimos
que encontraríamos,
inmersas en otras voces,
las vendas, respuestas y consuelos
para tantas y tantas cicatrices dolientes,
un día en el que pareció emerger,
con nuestra génesis en una mirada,
la resurrección de los acróbatas cobardes.

Creímos que,
hurgando entre los helechos secos,
con la luminaria de una lámpara de gas
asida con fervor por nuestras manos,
acertaríamos a consumar,
tras el halo de las hayas,
el incendio de sus ramajes muertos,
creímos que agitando los escombros
se esfumaría nuestro terror atávico
a las letras emergentes,
y que recobraríamos la fe
bostezada por los árboles.

Pero nos hicimos de hormigón y dinamita,
cerramos sueños,
trazamos caminos falsos
con el asfalto aprendido,
transitamos la mentira diplomática
de vivir en el límite discreto
de las vallas educadas.

Las heladas de este amanecer
nos harán recordar
el pudor con el que unos guantes
ocultaban sabañones diminutos
en aquella infancia de frío escatológico,
cuando queríamos alterar la aurora
sometiéndola mil veces
al vuelo alegre de cien pájaros
anunciantes de aleluyas de Cuaresma,
revueltos entre las cenizas de un Domingo,
pasajeros envueltos de pasado
para nuestro hogar presente.
20
15comentarios 97 lecturas versolibre karma: 152

Amantes de amor henchidos

Comienza el paseo de los que viven sin cabeza,
Los que se apoyan en sus ojos para escuchar más cerca,
-De aquella estrella brotó un suspiro-
Al saber que te prefiero a leer un libro...
Te amo más que a mi pluma y sus giros, más que a la Inspiración que tantas noches pasó conmigo.
Te deseo más que todas las rosas, que temprano, anhelan el rocio...
Tú, mi estatua de bronce pulido, mi suerte y mi camino, el dulce sabor que transmite tu ombligo es inefable (y sin embargo tengo tanta ansia por describirlo) eres la felicidad llevada al extremo más desconocido , nadie sabe lo que es amor, no, no pueden, ¡no! Pues nunca estarán contigo. Ya me cuidaré yo de darte lo que es tuyo por derecho adquirido; mimaré tu sombra como si fuese un niño (no dejaré que nadie la pise , ni que se pierda entre tanto brillo ) , besaré tus labios cada amanecer como si fuese la última fuente de miel que conserva su sonido, lameré tu cuerpo (ya se que zafio y libertino pero no puedo callar o mentir, omitir sería insultante y mezquino) cada rincón, cada músculo tenso y cada oquedad donde se pueda ocultar tu sabor a inmortalidad y grandeza de espíritu, tocaré los dedos de tus pies cuando anochezca, como si fuesen las cuerdas de un arpa mientras mastico tu pelo, alimento de mi hombría y mi deseo. Pasaré el resto de mi vida asombrado por la suavidad de tus brazos y la fuerza celeste que desprenden tus manos hermosas y fuertes que saben tocarme como ni siquiera he sabido hacerlo yo antes.
¡Ay!, prometo cantarte siempre como si nunca se hubiesen escrito canciones y fuera yo el bardo loco que te grita desde los balcones.
Estaré cada día ausente hasta ver que sale el sol para verte, y con sus rayos haré un fuerte , grande y cálido, como a ti te gustan, para refugiarte cuando la noche se presente, ¡qué se que aunque la luna te admira y las estrellas repiten tu nombre, te mueves con gracia en lo oscuro pero de sol son tus huesos y en el sol te vuelves bello como un cristal labrado y excelso, reflejas La Luz por tenue que sea, y llenas con perfumes de tu pecho cualquier estancia allí donde llegas.
¿Sabes que jamás podría cambiarte por nada?
¿De qué habrían de servirme tesoros y lujos, carne y deseo?
Sin ti la boca me sabe a cenizas y en la cabeza me crece un nido, te vas unas horas y parece que me haya muerto y me siento como si saliesen de mi costado plantas y batracios , de colores tristes y horrorosos cuerpos deformes y feos ...
Sin ti rasgaría mis vestiduras y andaría por el mundo como un zombie que nada entiende y que camina sin destino, dejando a la suerte que guíe mis pasos como un perro abandonado que ladra al cielo...buscando a su amo perdido, buscando su rastro cegado...
¿Sabes que con solo leer mensajes que me envías con el móvil me imagino tu voz y se me acelera el pulso y se me ponen los bellos del cuello como queriendo huir de la nuca de un salto?
Es una locura esto del amor sincero, de la entrega absoluta a un corazón ajeno...es una vibrante sinrazón, un despropósito maravillosamente estúpido que condena tu vuelo al placer del viento más osado...
Este amor tan profundo que siento, Amor, es indudablemente culpa tuya, sin ningún asomo de duda, pues antes ya jugué a ser amante y nunca perdí los dados tan pronto quedando a merced del juego.
¿Sabes, Amor?
Cuando te vas un rato me quedo mirando la calle desde el balcón como un pájaro viejo y loco que espera comer de tus manos el tiempo que le queda.
Y trino como en un cante jondo cuando te veo erguido pasar entre las azucenas que llevan perfume y color a tu camino, trayéndote de vuelta a mis alas , al amoroso nido...
¿Te he contado alguna vez que cuando me desvelo observo el cielo y reordeno las estrellas para formar tu nombre en lo más visible del firmamento?
Somos como el cielo y las nubes , como el oro y el fuego abrasador que lo funde, como la noche y los besos furtivos, lo que a la madera es la hoguera, somos virtud y caballero y amor y celo, pañuelo y agua de seda que baña tu esbelta figura, rocio y primavera, siemprevivas y pintores exhumados , somos el Rodano y Arles , la muchedumbre y la soledad de un pie, el rescoldo final del morir una estrella y la noche total con eclipse y ceguera, somos el conjunto final, la dorada reliquia, el virtuoso instrumento que afinan Los Angeles al rugir del viento, somos la tromba imparable, el mar golpeando las rocas , la espuma brillante que crea arco iris danzantes ...
Somos el final de todo principio, la espiral que muerde el comienzo y vuelve a empezar , el sol que alimenta la hierba que crece salvaje y desnuda y muere volviendo a la tierra sin ninguna sensación de haber perdido. Somos El Niño curioso que trepa buscando respuestas y mira directo a los ojos del mago que mueve los hilos. La Luz que brilla oculta y eterna, la obscura sombra que alberga todos los odios y todo el caos , la llave que otorga el poder de hablar con las aves y que abre el pergamino. Somos el orden y el caos divino, somos dos almas y un solo silbido y una sola saeta. Somos el amor que siempre estuvo dormido...
¿Te he dicho alguna vez, Querido Mío , que te amo?
leer más   
1
sin comentarios 29 lecturas prosapoetica karma: 14

Descubre al asesino (inspectora @Cleme_Eternamente )

Sopla la desgracia sobre el valle,
rugen los troncos de la venganza,
tras el relámpago, el disparo,
cae la lluvia de su sangre.

No hay testigos, sólo alambre
enrollado en su mirada,
que refleja con descaro
que ahora es sólo un cadáver.

Y en sus manos, esta carta,
a post mortem incrustada,
sé muy bien de lo que hablo
pues yo soy quien se la narra.

Este juego no ha acabado,
inspector de tres al cuarto,
hay mensaje en esa espalda
que a cuchillo he tatuado.

Sea listo, diga basta,
pase el muerto al comisario,
pues si acaba usted la carta
se verá muy implicado.

Asesina o asesino,
su vida corre peligro,
no descubra lo que arrastra
al diablo a ser mezquino.

Ahora lea con atino,
que este hombre aquí tirado
no es el único delito
que se cierne en el cercado.

Piense en él ¿tendrá mujer?
¿tendrá hijos? ¿será un santo?
nada de eso, fue cruel,
merecía ser matado.

Coja el dos del que hay primero,
sigue el uno del veintiuno,
luego el tres que hay en el ocho,
y ahora más pistas derrocho.

En el doce, vete al seis,
y verás que el veintinueve,
trae en el quinto la respuesta
que tú lees mientras llueve.

Pero lo que más molesta
es que venga ahora el cuatro
en el puesto treinta y tres
de las brechas del relato.

Hay catorce hasta el final
y te quedas en el uno,
y por fin descubrirás
el dolor como ninguno.
leer más   
18
23comentarios 159 lecturas versoclasico karma: 140

Enfrentados

Entre tu vida y la mía
hay un vacío inquietante;
preguntas que no respondes,
respuestas que no pretendes
el aire pesa cual plomo,
huecos negros silenciosos
la pasión está por verse
y el tiempo pasa inclemente,
sin pensar en detenerse.
Charly
leer más   
12
2comentarios 76 lecturas versolibre karma: 132

Funde tu espada en mi corazón

Trato de oprimir mis lágrimas en la poesía,
porque el viento no siempre está en mi protección y me pregunto cuál es la razón,
por favor quiero que penetres tu espada en mi corazón,
así voy a dejar de ser, este lugar no tiene respuestas, pero si tiene miles de bofetadas, listas para acomodarlas en el rostro.
Quiero sentir la cúspide de tu filo, espada mía, quiero que seas sumisa a mis deseos.
Los pétalos negros estarán junto a mi lecho y volarán junto a mí, fuera de este mundo,
donde existen las respuestas que he buscado,
en esta vida la soledad la he tomado como una forma de libertad,
pero en ocasiones no puedo más con la farsa que me muestran.
Vayamos y busquemos las respuestas que siempre se ocultan de mi vista, sé que están en algún lugar, o muy cerca de mí.
leer más   
5
1comentarios 35 lecturas prosapoetica karma: 72

Para ti mi última estrofa

No me atrevo a escribirte sin haberte leído,
no me atrevo a dormirme sin haberte sufrido,
no concibo la muerte sin haberte vivido,
sin embargo mi suerte sigue a salvo contigo.

Tus palabras desprenden, como el cauce de un río,
piedrecitas que arrastras de mi corazón frío.
Me sumerjo en tus aguas, me mantienes en vilo,
aunque a veces devastas mi inocencia de niño.

Veo como las gastas descifrando mis guiños,
convirtiendo mis ganas en pasión por los líos,
conociéndome saltas el listón de mi auxilio
rescatándome a rastras del rincón más sombrío.

Estoy ciego en tu labia, que me ofrece su asilo,
preparando en la nada que me da un folio limpio
tu respuesta soñada, liberada del limbo,
regalo mi esperanza a cada paso que escribo.


A Hortensia Márquez, @horten67 para los amigos)
leer más   
22
25comentarios 144 lecturas versoclasico karma: 119

Il cherche l'éternité.

Estamos hechos
de polvo
de estrellas.
La sangre que
corre por nuestras
venas.
La fragilidad
de nuestros
huesos.
La piel de lobo
que cubre
nuestra piel de
cordero.
Somos un
capricho del
universo
porque cuando
se trata de vivir
nada es
casualidad.
Somos el mero
juego de un
planeta aburrido,
la telenovela
que entretiene
a la luna
y
al sol.
Somos un diminuto
punto azul
girando,
esperando ese día
en el que
el tiempo se gaste
y
el cielo se canse.
Podríamos ser animales,
animales nocturnos.
Animales de
sangre caliente,
errantes, rezando
a un dios
más pecaminoso
que nosotros mismos.
Pero
ya
lo
somos.
Podríamos ser estrellas,
haber permanecido
en la oscuridad,
actuando como
deseos,
almas,
esperanzas
imposibles de cumplir
porque no tenemos
poder ni
permiso
para saber
dónde la
magia se
esconde.
Esperamos
que nuestro corazón
entone la
más completa
melodía,
que nuestra vida
sea recitada con
las rimas
más hermosas
del mundo.
Queremos ser
héroes
pero tenemos
miedo a
volar.
Queremos luchar
contra el titán,
derrotar a las
sombras
y quemar
los cuernos
del diablo
evitando hacernos
daño,
aunque resulte
imposible cuando
los demonios
somos
nosotros.
Queremos que todo
tenga sentido
de más
pero queremos
sentir de
menos.
Queremos que
nuestro cuerpo no
añore el tacto
de otro como
si fuese
un miembro
fantasma.
Queremos que
el aire
no se agote,
que ese momento
quedé intacto
y dure tanto
como tú crees
que tus pulmones
aguantarán,
pero ya lo sabes
y es que
nunca se sabe.
Queremos todo
lo que el universo
nos prometió al
darnos a luz,
al abrazarnos
entre sus brazos
estelares.
Queremos respuestas
a preguntas
invisibles,
buscamos la solución
que una vez
el cosmos
nos escondió.
Pero cegados,
frustrados,
corrompidos
y malditos;
en resumen,
humanos,
no conseguimos
verla.
Y es que
la repuesta,
la solución
y el problema
siempre estuvo ahí:
Il cherche l'éternité.
16
4comentarios 65 lecturas versolibre karma: 127

Mi dulce canción de Blues...

Del agreste Memphis.
Del tosco
y rustico suelo.
Por las inmensas pestañas
de los umbríos sésamos, 
un sonido seráfico
bordado con hilos
de argento caudal
y nostálgicas señales
que se fraguan en la distancia
como ondas o voces
acariciando mis
membranas
audibles.

Mi dulce canción de Blues.

El atardecer y el ocaso
enmudecieron.
El silencio
quedó estacionado.
Solo la silbante brisa
de este otoño senil
me trajo
tu ardiente melodía.

El cancionero de preguntas
y respuestas
narra los siglos de sumisión
del sostenido
lamento profundo
de tu negritud.
.
Mi dulce canción de Blues

Por muchos años
te segaron el alma.
pero ahora,
toca mis desiertos
cual yermo dibuja la nostalgia
y has que se despierte el Blues.

Mete tu mano
en el enramado metafórico
del canto profundo,
canto litúrgico.
el campanario de la iglesia
sigue doblando
sus campanas.

Naciste del azul profundo
y del cerril océano
te levantaste
silbando va
por entre puentes
y montañas

Mi dulce canción de Blues.

Voz cortada
el rostro salvaje.
La niña que creció
en campos
de algodones
todavía te canta...

Tristeza y melancolía,
dulce melodía
son sentimientos
de una misma sintonía.
Alegre sonido rasgado,
que inocua es la pasión,
no le hace mal a nadie.

El mundo conquistado
fue tu confidente.
Y la rebeldía
se hizo canto
por siempre serás…

Mi Dulce canción de Blues.

Ramón Pérez
@rayperez
Venezuela

Cualquiera que escoja de estos link, estará disfrutando de un buen Blues.

www.youtube.com/watch?v=X70VMrH3yBg
www.youtube.com/watch?v=71Gt46aX9Z4
www.youtube.com/watch?v=J4YPMiFaPWo&start_radio=1&list=RDJ4YPM
www.youtube.com/watch?v=4O_YMLDvvnw&list=RDJ4YPMiFaPWo&index=3
www.youtube.com/watch?v=VOE3q3_Endg&list=RDJ4YPMiFaPWo&index=4
www.youtube.com/watch?v=ioOzsi9aHQQ&index=6&list=RDJ4YPMiFaPWo
www.youtube.com/watch?v=QcJ2eb3ojPM
www.youtube.com/watch?v=S5NPriAa8so
www.youtube.com/watch?v=2z9yhKZREhU
leer más   
19
9comentarios 93 lecturas versolibre karma: 132

Despertar

Desperté y sentí ausencia,
mis letras a un lado
miraban con tristeza
ensayando una respuesta,
más mis temblorosas manos
se negaban a decir
cuanto te extraño.
Desperté y mejillas humedecidas
daban cuenta del llanto nocturno,
suspiros que pugnaban,
entre la pena
y el recorrido al olvido.
Desperté y vi cuerpo vacío,
sin sombra, sin brillo...
sonriente la soledad
me abrazaba, diciendo,
eres mío.
Desperté y me vi solitario
con rictus serio, pálido,
clamando ser apartado
a otro lugar, lejos
donde brindar calor, pasión,
algo más liso, frío,
con aroma a flores
y mirando el eterno cielo.
JR.
leer más   
6
1comentarios 40 lecturas versolibre karma: 64

Ocaso

El silencio golpea fuerte cuando pensamientos aturden.
Gritan las almas perdidas, se pueden oír en la distancia
suplicando misericordia, escúchales buen señor.
Acercarse en una decisión tentadora,
pero la incertidumbre aterroriza.
Así que hablar por incontables horas conmigo
buscando respuestas parece lo mas sensato.
Intentando descifrar el camino que lleve hasta ella,
el camino que devuelva la felicidad, que fue despojada con su partida.
Y que debe ser encontrada para evitar que se consuma la flama,
porque es lo único que queda con valor real tras el ocaso.
leer más   
4
1comentarios 19 lecturas versolibre karma: 63

La eternidad en tu mirada...

Miro el reloj... 14:28... dos minutos de sobra antes de llegar puntual a nuestra cita, y cómo no hacerlo si yo siempre deseo robarle los nanosegundos al tiempo para poder estar un instante, sólo un pequeño instante más contigo. Lo que pasa es que contigo todo es atemporal, eres lo que en Física se conoce como "singularidad", contigo las reglas del tiempo-espació no se cumplen, pero así eres tú, las reglas no concuerdan contigo, eres un ser que va creando mundos a su paso y esos universos se van sumando a uno mayor hasta conformar el mío, donde yo existo, y soy... porque estoy contigo.

Por fin 14:30... toco el timbre de tu casa y a lo lejos, como si en la cima de una montaña te encontraras, escucho tu voz acogedora que desde ese punto geométrico desconocido lanza una promesa de felicidad con un simple "Ya voy". "Ya vienes"... pienso... y esa espera se vuelve un mundo de posibilidades. Decía la abuela "la espera desespera", y como siempre tenía razón, sin embargo, contigo mi amada "singularidad" eso a veces no aplicaba, si bien mis ansias de tenerte cerca crecían exponencialmente con el saber que estaba a unos segundos de verte, también se volvían material de novela, cuento o relato... llámale como quieras... me imaginaba tu rostro al espejo retocando los últimos (pero más importantes) detalles del maquillaje, mirando tu vestido por diversos ángulos, todo con prisa pero con su respectivo tiempo. El correr por las escaleras con ese tic tac de los tacones, el grito de "Mamá ya me voy" que te toma exactamente 1.66 segundos, la respuesta de tu madre "Sí, está bien, no llegues tarde" que dura 3.10 segundos... la última mirada rápida en el espejo pequeño de la sala y por fin las puertas de mi propio paraíso que se abren, con esa luz del fondo que entra por el jardín brindando una atmósfera celestial a la aparición de mi propio ángel de la guarda.

Te admiro de pies a cabeza, no porque te esté analizando ni mucho menos, sino porque es tu mirada lo último que me gusta ver en ti, la cereza del pastel, el último chocolate de la caja, la última nuez acaramelada de la bolsa... miro tus zapatos lindos, tu vestido rojo ceñido a una delgada figura, el pecho erguido y los hombros relajados, el cuello largo... y tu sonrisa en rojo carmín... y es ahí donde se genera mi propio Big Bang.

Me quedo absorto en la comisura de tus labios que se levanta levemente en un ángulo casi imperceptible, pero lo suficiente para irradiar una sonrisa sensual, pícara y feliz, las pequeñas líneas en tus labios que se vuelven un microsistema montañoso rojizo y seductor... 14:35:25. La caverna de los deseos se entreabre lentamente dejando ver el tesoro de perlas blancas que sellan una cueva aún más misteriosa.

En ese momento, aunque tú y yo no lo sabemos, está naciendo un pequeño niño en Étretat, en las costas de Pays de Caux, Francia; su nombre será Etienne y se enamorará de la hermosa Isabelle la cual será el gran amor de su vida; aunque terminará casándose con Anabell, una chica de París enamorada del color rojo. En la ciudad de Chiang Mai, Tailandia, el abuelo del pequeño Arthit lo lleva por primera vez al templo Wat Chedi Luang esperando que sienta su espiritualidad, es ahí donde el pequeño descubre que quiere ser un monje budista. En Chile, para ser más exactos en Futalefú, en la región de Los Lagos, en la Patagonia; Carlos le está proponiendo matrimonio a Lauren, una americana que conoció hacía tres meses en una cabaña para exploradores en el bosque. En Medellín, Colombia, una pareja hace el amor por última vez, antes de que ella parta a Inglaterra a terminar su doctorado. Más allá de nuestro sistema solar, dos estrellas chocan por la atracción gravitacional creando una nueva galaxia que no se conocerá sino hasta dentro de 600 años a partir de este momento. A seis cuadras de tu casa, en su departamento, un anciano acaba de dar su último aliento de una vida feliz y plena, dejando esta vida con un suspiro suave y una sonrisa en los labios. En la Ciudad de México, Claudia después de tres meses de intentarlo, por fin ha quedado embarazada. En un pantano en Florida, E.U.A. un cocodrilo pone un huevo dentro de su nido, y a escasos milímetros de mi zapato una hormiga lleva una migaja de la galleta que tiró un niño de cuatro años que juega en su triciclo a unos metros de nosotros.

El mundo sigue y siento la vida fluir entre mis entrañas y mi alma, siento explotar, deshacerse y reinventarse cada célula que me compone, una pequeña gota casi imperceptible de sudor recorre mi frente, un poco por el calor, un mucho por la emoción de verte... 14:35:30... veo tu nariz fina y afilada... 14:35:35... por fin llego a tus ojos castaños...


...y es ahí donde pienso tomarme mi tiempo.
10
1comentarios 42 lecturas relato karma: 110

Lola

La hallé desnuda al lado de mi mascota,
sus besos fríos la habían enfermado.

el corazón se me encogió hasta el punto de desgarrar mi pecho,
corrí a consolarla... agonizaba en silencio. torné mi rostro hacia aquella mujer que parecía gozar de mi desesperación
y le grité hasta quedar sin voz, ella sólo me miró y se fue dejando una corona de flores al lado de mi preciada amiga.

Lágrimas se desbordaban de mis ojos como la lluvia, la vista se perdía entre ellas. No comprendía nada, tan sólo ayer volabas, gritabas, mordías, comías... ah! amiga mía, te siento ausente aún cuando mis manos están tocando tu cuerpo enfermo.

La muerte lanzó su corona de flores y tú, sin querer, extendiste tus alas y un racimo cayó entre ellas.

Amiga mía... ¡qué dolor más profundo siento!. Tu recuerdo me atormenta pero no quiero olvidarte.

No diré adiós por que pedí a la divinidad más aclamada que se compadeciera de ti y de mí, por ahora esperaré sin importar cuan real o cuan incierta sea la respuesta además, siempre Dios queda como la última opción y a veces tiende a responder.
leer más   
6
5comentarios 49 lecturas relato karma: 89

Risa y silencio

Enrojesido,
acariciado,
miras a lo lejos
en la sombra de mi poema.
Clavado en el atardecer
de las esperanzas.
Confiado
te acercas.
Tu cuerpo es una pregunta,
tus cabellos una ilusión.
¿Dónde te conocí?
¿Hasta dónde compartiré
contigo?
Tardan las respuestas
de tu corazón.
Teñido de rojo
quedas en olvido,
callado,
y tu risa,
tu maravillosa risa
marcada en mi frente,
se ha vuelto
un gran silencio.
leer más   
15
8comentarios 80 lecturas versolibre karma: 161
« anterior1234533