Verso clásico Verso libre Prosa poética Relato
Perfil Mis poemas Mis comentarios Mis favoritos
Cerrar sesión

encontrados: 4499, tiempo total: 0.009 segundos rss2

Tarde

Ya son las seis,
y el arroz está recién,
la lluvia sigue toda serena
en cúmulos de melancolía,
voy a la rejilla a curar
mi guarapo,
bostezando el vapor,
buscando calor,
sintiendo todo en degradación.

Suena una guitarra alternativa,
desde el techo de los azulejos,
que rima mi pretérito sentido,
ése que aplaca lo invisible de mi nostalgia.

Creo que el tiempo es justo cuando queremos
encontrarle sentido a lo nuestro que habita
cada vez que la lluvia sale a merodear
los papeles y paisajes de un recuerdo.
9
6comentarios 46 lecturas versolibre karma: 113

Todo sigue pero nada es igual

La noche oscurecía
y la luna era la misma
Pero ya nunca tendría
ni verso ni poesía
leer más   
17
4comentarios 49 lecturas versolibre karma: 133

Duele

Duele, la carne
cuando queda herida,
cuando la llaga
se hace escara
y no cicatriza.

Duele, cada sueño perdido
cada verso sentido
que quedó sin sentir.

Duele, cuando el amor
se evapora,
y se hace nube.

Duele, el olvido enrejado,
cuando dos corazones
se cansaron de respirar
juntos.

Duele, cuando no
se ha escrito
la voz con alas.

Duele, las imágenes
proyectadas,
las vividas,
y las fracturadas.

Duelen, las espigas
atrapadas
en eras de silencios
dentro de su envoltorio
vano, lleno de sabores
amargos.

Duele, la sed
sin agua,
la voz que calla
y tropieza
en un suspiro
sin vuelta.

Duele, la silla
que me da la espalda,
la noche
que me viste de sombras.

Duele, la carne
cuando el aire
dejó vacios,
cuando la lengua
quedó sin saliva,
atada
a la garganta,
cuando el sabor
no tiene gusto.


Ángeles Torres
leer más   
18
16comentarios 63 lecturas versolibre karma: 144

jo conversava...

jo conversava amb l'aire
entre les branques,
l'aroma de l'autumne....el seu encís,
inventava respostes a les pauses...
del meu bosc,eres tu,déu imprevist

la veu que et vaig donar jo vaig jugar-me
tot apostant als daus de l'avenir,
tatuades duc sentors a cau de llavi
a ferro sotragat de mitjanit...

vençuda d'un desfici inhabitable
viatjo en aquest tren que dins l'oblit
em brama la memòria i la clausura
en rendició de flama convertit
i allargassa l'espurna que acompanya
-entre els riells- les bromes...
del desig
8
sin comentarios 47 lecturas catala karma: 125

Aprenderemos a amarnos

Nos dolerá como fuego en la carne
en cada pensamiento que huye
en cada cicatriz que no cierra
en cada beso que no llega.

Nos extrañaremos
en cada mirada perdida
en cada verso no escrito
en cada imagen que se esfuma.

Nos estamos yendo sin darnos cuenta
en cada palabra ausente
en cada hoja de otoño
en la lluvia que se escapa por el sueño.

Nadie nos echará de menos
somos agua que se evapora
un poema más
un verso inconcluso.

Un adiós puede ser un hasta luego
un olvido que se evapora
una imagen que se olvida
un amor que huye de ti.

Aprenderemos a amarnos
en cada mirada que penetra
en cada aliento que respiramos
en cada abrazo que rogamos vivir.

El mute
20/10/2018.
leer más   
18
18comentarios 156 lecturas versolibre karma: 119

La vida se estira...

La vida se estira
igual que las olas,
pequeñas cucañas
que cuentan las horas,
ya llega el otoño,
marcando su paso,
le sigue el invierno
que es ya centenario,
y abril se proyecta
lejano y cercano
su faro tranquilo
te ofrece su mano,
pero es que las prisas
marchitan las rosas,
y así los rosales
se vuelven y enojan,
entonces un día
llegó muy despacio
la nube y la luna
pidiendo tu mano,
y tú se la diste
sin pena ni gloria,
lanzando un suspiro
mirando la aurora,
y allí nos quedamos,
mi tierna princesa,
buscando aquel verso
y en él, las sirenas
pero éstas, dormidas,
olvidan las rosas,
las manos de nieve,
los niños que lloran...

"...La vida se estira,
se tuerce, se dobla,
y sigue su paso
jugando a la comba..."

Rafael Sánchez Ortega ©
03/10/18
11
4comentarios 73 lecturas versoclasico karma: 125

Cuando quiero apagar tus besos (octotercietto)

Cuando yo quiero apagar los incendios de tus besos,

soberano caballero;


yo me aferro a tus excesos.


Cuando sus ojos morunos quiero evitar de mi altar,

poeta bello y divino;

yo me pierdo en tu mirar.


Y si acaso pretendiera, suprimir de mis fontanas,

sus caricias de manzanos;

mas me aferro a sus ventanas.


En vano hago resistencia con mis frágiles corolas

y mis ingentes braceos,

¡Dominas mis amapolas!



Tú Subyugas mis altillos con tu magia varonil,

hechizando mi floresta;

¡Eres mi sol, mi candil!


Mi artesano del amor, pintor diestro de mi piel;

yo te pertenezco a ti,

vivo feliz en tu miel.


No ya no haré resistencia, me entregaré a tus corceles;

seré tu fiel mariposa

y dejaré que en mí vueles.


Amo todas tus vertientes y tus varoniles piezas,

estas prendido en mi ser,

en ti descubro bellezas.


Autora: Edith Evira Colqui Rojas-Perú-Derechos reservados

El octo tercietto
Es una nueva estrofa o estilo, perteneciente
a la poesía llamada Neo-clásica,
o sea de nuevas estructuras. Ha sido creada
por María Inés Arrabal el 26 de Septiembre de 2018
y he aquí las normas para su escritura:

Octotercietto
1)- Número indeterminado
de estrofas conformadas por tercetos
2)- Cada terceto está formado por:
a)El primer verso será hexadecasílabo (16 sílabas)
con dos hemistiquios de 8 sílabas cada uno.
b)Los dos versos siguientes serán versos octosílabos.
leer más   
10
6comentarios 76 lecturas versolibre karma: 128

Aquellos héroes

Ya lo hicieron,
Otros lo intentaron,
Muchos siglos,
Olvidamos el pasado.

Eran llamados héroes,
Ahora son pesados.
Parte de nuestras costumbres,
Están siendo olvidados.

Yo escribo por ellos,
Para un día ser pasado,
Aunque me olviden,
Un verso será recordado.

Tememos el próximo camino
Pero nadie hace nada,
Al contrario,
solo pensamos.

Utiliza mis herramientas,
Intenta sanar la herida,
Que no será la última,
Ni la primera que sane en vida.
leer más   
13
6comentarios 64 lecturas versolibre karma: 133

Con permiso

Déjame que te escriba un libro
y que de ti se desborden las páginas,
que no se encuentre un seco reverso
y mucho menos un ser converso
que no moje sus hojas con sus lágrimas.
Déjame que te describa en cientos,
no, en miles y miles de poemas
donde las yemas de mis dedos te describan
robando la esencia de tu dulce piel
y convirtiendo en tinta toda una vida
repleta de besos, sonrisas, alegrías y,
sí, de unas cuantas penas.
Déjame ser el papel donde conservo
cada uno de todos esos versos,
que mi cuerpo sea continente de tu ser
y no el anaquel donde guardo mis sueños.
Déjame reservar para la eternidad un verbo,
la palabra que tú ya sabes, aquella que
transformó un verso en un beso,
aquel que entre poemas se durmió
y que alguien encontró entre unos libros viejos.
leer más   
12
3comentarios 58 lecturas versolibre karma: 138

De viaje a la poesía

Cuando salgo de mi cordura
Y voy de paseo por el verso
El agrio y el dulce que profeso
Es poesía en su forma mas pura

El verbo, la palabra que me cura
Si demente en el folio me confieso
Para volver como ave en cautiverio
Hasta el viaje final a la locura
leer más   
6
sin comentarios 24 lecturas versolibre karma: 66

Motivos

Un amor de muchas vidas nos atrapa
entre sus vientos no establecidos,
entre su voz y una llama peregrina,
nos lleva entre sus fauces transparentes
hacia un nido socavado en el tiempo.

Yo era un rezago minúsculo
tú ya eras absoluta y contundente
incalculable e insospechada.
Yo buscaba el canto del mar
y de la estela el silencio,
tú encontrabas la voz misma
y cada eco en la lluvia de tu alma.

En nuestras vidas y nuestras muertes,
por aquello viviendo
y muriendo desde nosotros...
casi en mí
y de ti tan cerca.

Nos atrapa en su manto,
entre sus caminos
y sus naufragios,
en sus regiones no encontradas,
como atrapan unas manos
cada luz
y cada sombra no encontrada.
leer más   
11
4comentarios 86 lecturas versolibre karma: 126

Marinero

Dile al barco que me he ido...
Dile al barco que navega por mis versos que me ahogo en este encierro traicionero tan profundo...
¡Capitán del Mar bravío!
Dile al viento que susurra que perdone mis pecados y conceda mis suspiros y aletee con mis besos...
Dile amada, a los ríos, que las piedras no pondrán allí sus nidos , y a los pájaros mojados dales alas...
¡Corazón de sotavento!
Dile al tuerto medio loco de mi seso que no llore más por eso, que es el tiempo quien dispone su momento,
¡Dile al cielo que me ayude! ¡Pide ayuda!
Dile a Dios que llame a Buda, para hacerme una limpieza de cobardes intenciones, ¡pide ayuda!
Dile a todos que el poeta mientras crea se destruye, que la tierra sabe a niebla, y el dolor me sabe a nube...
¡Poeta de este casco enardecido por la muerte!
Dile a voces lo que piensas al espejo y almacena su respuesta, hay un hedor, miedo al error, cierta tibieza...
¡Dile al Capitán que ya estoy muerto!
Di que aquí se ahoga un hombre y nace del barro infecto de su cobardía...
¡un glorioso marinero!
Dile que me he ido...
...que ya no volveré...
leer más   
7
sin comentarios 27 lecturas prosapoetica karma: 92

Fuera del observatorio

El roedor
deshila versos de Rock
bajo el puente rojo
de la no conquista.

¿A quié esperas?
las ráfagas de líos
han saltado turno
y creo que nos toca.

¡Corre!
apostemos a la sed impar
así mudaremos la piel
para no oler a día anterior.

Escapé del Observatorio
con hojas de tabaco
y algunas monedas
de rodillas ensangrentadas.

Tuve la capacidad
de retener el fuego
entre mis manos
pero el precio
de una barata canción
desbarató el asalto
a un cielo no pintado.

"Secuéstrame,
arrástrame contigo
abandonemos el lugar,
inventemos sueños
donde no habite el dolor".

¡Continúa!
sigamos profanando la oscuridad
envueltos en la toxicidad
que nos depara.

Un vendaval
de despedidas urgentes
atraviesa los rincones
de la ciudad.

Palabras llenas de zarpazos
se guardan sin masticar.

¡Adiós!
gracias por el viaje,
un placer
nos vemos en otra vida.

No tengo ganas de dormir,
voy a quedarme un rato
removiendo tumbas
con la cucharilla del café.


Imagen: Hotel K
leer más   
13
5comentarios 87 lecturas versolibre karma: 135

Momentos

Arenas del tiempo que no retrocederán los destinos.

Heridas creídas por momentos olvidadas regresan más sangrantes que nunca.

Perderé una y mil veces pero recordaré momentos sublimes.

El brillo de luz de tus ojos que jugaba con mi alma.

El rubor de tus mejillas que apasionadas vi.

Tú piel estremecer ante un rose de labios que no deseaban verse partir.

Perderé años, atesorare recuerdos en el ocaso.
leer más   
10
sin comentarios 44 lecturas versolibre karma: 116

Tus canciones

Me filtré en tus canciones
buceando entre sus letras
con destino al fin del mundo
en ese buque llamado emoción

Imaginé que era tu musa
la inspiración de esos versos
que celoso cobijas
en el altar de tu memoria

Tarareando pintas mis colores
con las acuarelas de sus notas
en el cuadro que nos retrata
con pinceles de caricias y besos

Y entre tantas y tan bellas
destaca una como un tatuaje
el tatuaje de nuestro universo
el tatuaje que nos inmortaliza
leer más   
17
4comentarios 86 lecturas versolibre karma: 127

19 instantes de un octubre.(Para Cleme)


Ójala que el tiempo sustente
la maravillosa escritura de tus manos
que la vida te devuelva en cada octubre
la felicidad que entregas cada día.

Que no se pierda tu encanto
que no desaperazca tu fé
que eternamente sigas siendo tú
en cada palabra, en cada frase.

Que nunca falte en tu andar
el verso atrevido, el deseo constante
de ser siempre poesía
leer más   
13
3comentarios 53 lecturas versolibre karma: 127

Yo la quería IV (Oda a @Letizia y Alida)

Sesenta días ya han pasado
desde aquella fría noche
en que tu curiosidad y osadía
hicieran que entraras a mi vida.

Muchos más desde que
en una mañana lluviosa
-debajo del pitanguero-,
sepultara a mi amada Alida.

Mis primeros versos,
parte de mi vida,
con lágrimas en los ojos
despedí su compañía.

Con lágrimas en los ojos
recibo ahora cada día
tus palabras y tus besos
desde la lejanía.

Desde Ciudad de México,
donde jamás yo creí iría.
Hasta saqué el pasaporte
para conocerte, amada mía.

Te juré amor eterno,
con toda valía,
ahogué mi dolor
y aposté a la risa,

A naufragar en tus ojos
cuando llegue a CDMX, querida;
a pasear juntos siete días,
a pedir a tu madre tu mano

Y a vivir en armonía,
algo que hace tiempo
ya ni soñar yo podía,
pensando que aún amar

Ya más no podría,
siquiera tanto
como una vez
amé yo a Alida.

Sin embargo, Nerea,
cuando oye tu voz
me mira agradecida:
sabe que me quieres
y que serás mía

Aún mucho más
que lo era Alida
quien me trajo tristeza,
pero también la alegría

De haberte conocido a ti
a través de la poesía,
esa que escribí una noche
recordándola a ella,
porque como bien dice
mi primer poema,
yo la quería...
leer más   
7
6comentarios 53 lecturas versolibre karma: 108

Viaje

Al escuchar el sonido de las cuerdas
puras e intactas de la guitarra,
mi cuerpo se deja llevar por cada sonido
que recorre por mis venas.

Bailo pausadamente en mi sala,
imaginando el bosque de los deseos,
y así logro siempre encontrarte en ese puente
donde me esperaste mucho tiempo,
viajo también en tu imaginación.

Busco el triángulo norte de tu sendero,
imaginarte es un desvelo,
sigo puesta en mi portal,
sola, quieta, parada y dueña de tus señas.

Mi vista triangular se avienta,
sólo busco darle sentido a mi sueño turbio,
viajar y desamarrar los hilos de tu memoria,
así regrese sola, será un gusto coincidir.
8
2comentarios 46 lecturas versolibre karma: 109

Bendita la inocencia...

Bendita la inocencia de los niños
que viven y disfrutan de los sueños
yo quiero disfrutar de esa utopía
y ser un niño más en este invierno,
las flores se marchitan en otoño,
y sienten los rigores de los vientos,
la lluvia y las heladas las castigan
y acaban en alfombras por los suelos,
por eso me consuela que en la infancia
los niños son felices en su tiempo,
los ratos en que juegan a ser niños
y en otros en que estudian muy despiertos,
bendita esa inocencia que proclaman
y el halo que destilan en los versos,
los niños son el alma de la vida
que inundan a los ojos con recuerdos…

"...Seamos como niños, simplemente,
busquemos las caricias y los besos,
seguro que al final de cada día
también en su inocencia dormiremos..."

Rafael Sánchez Ortega ©
09/09/18
6
2comentarios 33 lecturas versoclasico karma: 94

Exploración

Creo que no sufro,
que a veces estoy vacía,
cuando llega la tarde y sigo mi recuerdo.
Son esas notas que van armando la tenues tristeza,
que me van llenando de cosquillas viejas y rotas.

Quisiera expandir mi aire,
saborear el humo de la noche,
compartir mi anhelo sola,
desnuda ante el vaivén del recuerdo.

Caminar entre helechos,
sentir mi vientre,
adornarme entre utopías,
dibujarme entre un sueño
que todavía nace de día.

Descubrirme entre el silencio,
dejar que el frío haga acto con mi piel,
cobijada y señalada por el cielo,
encontrando el sentido de mi piel.
13
8comentarios 89 lecturas versolibre karma: 110
« anterior1234550