Verso clásico Verso libre Prosa poética Relato
Perfil Mis poemas Mis comentarios Mis favoritos
Cerrar sesión

encontrados: 4, tiempo total: 0.002 segundos rss2

Demoliendo

Entre el vaivén de la mandarria,
Hay un silencio;
Epítome de todos los sonidos.
A su término, sentencio:
El Fragor de causas plenipotenciarias,
Disueltas en el letargo de un suspiro.

Mientras va y viene la mandarria,
—Un pensamiento—
Crepita en la cabeza del cincel.
El golpe, estremece los cimientos
De la férrea estructura a demoler;
Caduca edificación innecesaria.

Sobre la tenacidad del pavimento
¡Ruge mi taladro!
Con tal ferocidad, que aberra
La casmodia edentada de los trasgos
Quebrantados en su confinamiento.
¿Y después?: hará sangrar la madre tierra.

Soy un ente anónimo sin nombre.
Llamado por todos,
Bajo el apelativo de albañil
Pretendiendo, a su modo
En su mundo construir.
Donde un punto de pasión escombre.

Amalgamando soluciones de polvillos
Adheridas a la piel.
En una nebulosa de cemento
Amarrada al compromiso y al deber.
Cristaliza el rígido universo de ladrillos
Donde convergen, realidad y sufrimiento.

El céfiro en la tarde, libertad anuncia
—Late el callo—
En la mano agreste y bagual.
La tarde viste su velado sayo
Mientras en el ocaso, el sol renuncia
Por breve tiempo a su reino sideral.

Fin de la vorágine, cesa el aluvión.
Duermen los martillos.
Descansan las palas.
Callaron los ruidos.
Y la vida acaba
En mi suave almohada, de duro hormigón.

Provincia de Buenos Aires/culminado a los diecisiete primeros días del mes de mayo, 2019
leer más   
10
14comentarios 95 lecturas versolibre karma: 90

Circular—Isotrópico—Cronologico (Oferta 3x1)

«Yo suelo regresar eternamente» Jorge Luis Borges.

El pasado es un arco orbital, suspendido
Sobre el ángulo alfa de su propio seno.
El presente; es una escala en el averno
Un segmento diametral y anodino.
El futuro: es la adyacente en el camino
Ataviado en la noción, retorno eterno.
Lo pretérito: es perpetuo;
¡No lo podemos cambiar!
El presente: es efecto:
Del ayer; —lo conjeturo;
Viaja el tiempo circular
En la innegable incertidumbre del futuro.

Explosiones, estacionarias, inflaciones
Oscilantes.
Retales de la creación, en rígidos axiomas.
Establecen conexión de algún rizoma,
En los márgenes del tiempo vinculante.
Secular, cual gravidez, el vértigo se forma
Multiplicado en universos distantes,
Creando un laberinto hipnótico
Senderos paralelos disemina
Y en la franja temporal se determina
La vigencia de un tiempo isotrópico.

¡Ah!.
¿Y la visión del dios de las edades?
Amurallado en las galimatías
A diferencia de la cosmogonía,
Nos da ilusión de cíclicos mortales
Donde,
La materia se nos presta de finita
En cada átomo de cosa
En plano físico letalmente biológico
Hay cierta presunción luctuosa.
En relación con el espacio que gravita.
Dentro de un breve tiempo cronológico

Provincia de Buenos Aires 08/02/2019
14
13comentarios 120 lecturas versoclasico karma: 96

Sinfonia Para un Tepuy Sagrado

Vierte tangible
Un acorde de sus ansiadas manos.
Inmutable, melodía tras el silencio construye
Hiperbólicas tonadas desgrana un noble piano
En la meseta arenisca,
Donde emergen los tepuyes.
Madre de todas las aguas, a la cascada fluye
A interrumpir el preludio sobre la siesta de un fauno.
(Debussy)

La cuerda: La… un trino eyecta.
Cifrada va la armonía.
precámbricas energías.
La gran sabana proyecta...
Sincopadas,
Invaden la serranía.
La expedita musa de la orquesta
Se adueña de los bemoles, en afinación perfecta.

Color.
vetusto Orinoco, fina madera fusionada
Alcanza la línea envuelta
en mixtura.
Entre la roca inmersa, de oro veteada
Silbando en la noche febril tesitura.
Buscando razones de verse entrañada
En el Olimpo de una partitura.

Foto:Sistema Nacional De Orquestas y coros Infantiles y Juveniles de Venezuela, Nucleo Estado Amazonas, Cortesía de Augusto Gelves.
11
10comentarios 97 lecturas versoclasico karma: 87

Atado queda

Te dejaron caer,
haciéndote creer
que tenías alas fuertes
cuando sólo eran
de frágil papel
Te dejaron caer
fue tan mortal tu caída
que cada día te sentías morir
sobrepasaste el dolor te levantaste
sobreviviste a la herida
no guardas rencor
tú sabes que lo que se amó un día,
y se ata con amor
atado se queda de por vida

Porque siempre ha sido mejor
amar hasta morir
que vivir siendo amada sin sentir.

MMM
Malu Mora
leer más   
18
13comentarios 162 lecturas versolibre karma: 128