Verso clásico Verso libre Prosa poética Relato
Perfil Mis poemas Mis comentarios Mis favoritos
Cerrar sesión

encontrados: 10, tiempo total: 0.004 segundos rss2

Ordenanza desordenada

La excusa abierta, derramar prosperidad,
promesa valiente, ilusionante y sugestiva.
Oculta constante sin extraviar finalidad,
la hegemonía esclaviza la idea colectiva.

Como premisa un auténtico reglamento,
fiador del progreso por todos codiciado.
Ventajoso escudo de incierto sacramento,
vana esperanza, discurso falso y sobado.

Con el encofrado de antiguas leyendas,
equivalentes conceptos en atavismo.
Resuelta sentencia a desfogar cinismo,
reclamando soporte como una ofrenda.

Epidémico mal que entre infames propaga,
dispuestos a todo por conservar el edicto.
Ignorando fronteras la ambición embriaga,
la penuria es su aval a mantener el invicto.

La consigna, seguir el “ordenamiento”
al pie de la letra según el estatuto.
Ni en contingencia valen aspavientos,
amenaza discreta del cruel reducto.

Benditas las plumas insubordinadas,
alzando la voz ante el falseamiento.
Indispuestas a permanecer calladas,
sin importar el contragolpe violento.

Mucio Nacud (autor) 2019
Derechos reservados
14
8comentarios 219 lecturas versolibre karma: 133

Demonios del pasado

Bebió agua de la manguera desde niño. Una agua no siempre de buen sabor, contaminada de perjuicios, machismo e información engañosa. Que regaban con él "porque si" y por el "porque lo digo yo" salpicaba de dictadura y que hizo de él un chico rebelde e inconformista. Pero guardó recuerdos de juegos y de amigos entrañables, inolvidables, que eran agua fresca y cristalina para saciar la sed de chico de las calles, de charranca y churro media manga. Hoy por desgracia y cuando esos malos recuerdos estaban olvidados, ve sombras del pasado de esencias dudosas que quieren amordazar palabras de nuevo, recortar las necesidades, decencias de los entregados y necesitados y tantas otras cosas. Ojalá eso desaparezca como un mal sueño indecente, se imponga la sensatez y la manguera riegue con agua sana y fresca y se lleve para siempre a esos demonios de cola negra del pasado, que irrumpen aun en el presente.
9
3comentarios 105 lecturas versolibre karma: 47

Venezuela

Tu nombre
 De ciudad rodeada de ríos
 Pero los ríos se rodean de tus tierras
 Desde desierta brisa a vientos fríos
 Arena de médanos a nieve de tus sierras

Si tan solo una palabra te pudiera describir
Fuera tan hermosa que no se podría ni decir
No solo describiría una historia, un país
Un sentir

Madre
 Tu de heróicas espadas
 Y de cobardes fusiles
 Dictaduras desesperadas
 Y sangre esperanzada

Nosotros
 Tus hijos, decepcionados
 No solo de nuestros hermanos
 Que todo lo han destruido
 Si no de nosotros
 Que lo hemos permitido

Panorama
 Perdido en la adversidad
Mentes de antaño saliendo sin querer
Jóvenes de futuro queriendo sin poder
Sangre lejana, sin atrás poder ver
Y la verdad, querer empezar otra vez
leer más   
12
sin comentarios 58 lecturas versolibre karma: 92

Pactos de silencio

No pudisteis elegir el reloj
que marca las efímeras huellas
anduvisteis entre lodos
macerados
con la hambruna del odio
y la sed ciega de venganza

Generación sentenciada al abismo
como esos barcos a la deriva
donde cada día y con fortuna
se nace un poco de nuevo
sorteando al beso del diablo

Compañeros de esas cloacas inmundas
y de ojos teñidos de miedos
sellasteis vuestras bocas
ante la barbarie humana
para no sufrir represalias
ni levantar nuevas tempestades
que solo anidan, ya serenas
en las sombras de las miradas
de tantos hombres y tantas mujeres
leer más   
10
12comentarios 128 lecturas versolibre karma: 121

Dictadura Poética

Hagamos una dictadura Poética
En donde la pluma gobierne,
Porque hace sus escritos desde el alma,
Por que conecta y transporta
A amores pasados,
Porque vaticina amores futuros
Y por que canta a amores presentes

Una dictadura poética
En donde la poesía sea de quien lea
Y no de quien escribe

Dictadura poética
En donde tengan alas todas esas plumas
Reprimidas por el oro
Que compra la tinta

En donde la poesía sea
Soberana absoluta
Y donde jamás muera en un cuaderno olvidado

Una dictadura poética
En donde la poesía sea eso...
La Poesía
leer más   
5
sin comentarios 63 lecturas versolibre karma: 42

Fuiste dictadura

Dictaste mi forma de sentir
fuiste autoritario con mi vivir
Cambiaste mi forma de reír
y te adueñaste de mi latir

Fuiste el dictador de mi emoción
con tu esencia envolviste mi pasión
con tu mirada me hiciste tu resplandor,
y me enseñaste a ver un mundo mejor.

Fuiste más de lo que hubiera querido,
más que un montón de amigos,
fuiste un libertador de mi pensar,
y un emblema en mi temblar.

Fuiste dictadura ante la soledad,
te convertiste en una realidad,
me diste una forma distinta de escribir,
y la oportunidad que tenía de ser feliz.

Abatiste cualquier impedimento,
luchaste contra viento y marea,
te valiste de cualquier argumento,
y conquistarme fue tu única tarea.

Guerra declarada contra el tabú,
donde no pediste desertar,
opción nunca fue desertar,
Y estar juntos era la fuerza de luchar.

Las letras de mi alma
leer más   
3
sin comentarios 27 lecturas versolibre karma: 60

Para que nunca más

De los hechos que dividieron,
y a mi país enmudecieron
hoy son muchos los recuerdos
que enquistados en la piel
como pústulas de hiel
nos tienen polarizados,
divididos, violentados,
adoloridos del pasado,
malheridos, mutilados,
sin olvido…
El perdón aún no es posible,
pues el dolor insufrible
Sigue oprimiendo el pecho
de mi pueblo aún maltrecho
por el ataque artero
del vil, cruel y traicionero
que juró en aras defendernos.
Se volvió contra su pueblo
y con su ataque feroz
vertió la sangre de su hermano
confundiendo lealtad
con sumisión al tirano.
Bajo juramento ante Dios
dijo, por la patria dar la vida,
y con voluntad dormida
los entregó al opresor.
Hoy, en nuevas generaciones
aún germina la semilla
de profunda división
¡Donde están! aún preguntamos.
Sin olvido, no hay perdón…
Para que no olvidemos,
lo que dejamos atrás,
por la reconciliación
ni Chile, ni en ninguna parte…
¡Para que nunca más!
leer más   
6
1comentarios 23 lecturas versoclasico karma: 67

Las medallas de Marx

Se tambalean aquellos frágiles maderos
Crujen en su vaselina podrida
Aleteando en la pírrica victoria de Marx

La falsa sangre se excita con sus versos
Patalean al frágil pueblo que mira
Reventado al hambre y a sus mentiras

Torpes baldones se suben
Tapias de barro que estallan
¡Abrid pronto la muralla!
leer más   
7
4comentarios 53 lecturas versolibre karma: 82

Nicaragua Abrileña

Mordemos los espacios
y en los espacios están los muertos
como dulces y luces
como frutos de sangre
como piedras de abismos
como ramas y hojas
como dulces entrañas.

Los asesinados tienen manos,
llenas de angustias y gestos incautos
en el húmedo viento, los muertos
llevan consigo un dolor incansable.

Este es el país de las fosas comunes
señoras y señores, este es el país de los gritos,
es es el país de los niños en llamas,
este es el país de las mujeres silenciadas,
este es el país de abriles eternos,
este es el país que apenas ayer creí que existía
y ahora no se donde quedó.

Estamos perdidos entre balas y
sangre,en azufre maldito y fuego incesante,
estamos abriendo los ojos
y los ojos se llenan de cristales cortantes.

Queremos dar nuestras manos de vivos a los
muertos y desaparecidos a los exiliados y a los presos
pero nos alejan con un gesto de adiós infinito.

Ya no hay rostros, ni rastros, ya no hay país,
solo hay vibraciones cual mioclonías asociadas a un largo y
ensordecedor quejido y lágrimas donde estamos
confundidos, los vivos y los muertos en esta Nicaragua
eternamente abrileña.
leer más   
5
3comentarios 41 lecturas versolibre karma: 69

La Colmena

Vivo en una colmena podrida.
Llena de obreras fieras que luchan por defender a una reina
empeñada en mantener el poder para sí misma.

Vivo en una colmena perdida.
Repleta de zánganos sin alas, de soldados ciegos.
De miedo, de hambre, de pupas sin sueños;
de cuerpos muertos de tanto picar.

Vivo en una colmena que sobrevive
bajo la mira de un mundo que intenta tumbarla,
(Tumbarnos a todos)
Deseoso de nuestra miel, aunque sea amarga.
Preocupado.
Por sus dietas,
por sus waffles.

Vivo en una colmena de rabia, de ira, de odio.
¡Y no!
¡Yo, no quiero formar parte de esto!
¡No quiero picar a nadie!
¡No quiero clavar mi aguijón en mis hermanos,
ni preocuparme más por lo de afuera!

¡¿Pero que mas puedo hacer?!

¡Si vivo en una colmena de remordimiento!
¡Llena de recuerdos tristes de tiempos mejores!
¡Atontada por el humo constante!
Sin el poder para cambiarla.
Ni alas para volar.

¿Que mas puedo hacer?
leer más   
3
sin comentarios 18 lecturas versolibre karma: 44