Verso clásico Verso libre Prosa poética Relato
Perfil Mis poemas Mis comentarios Mis favoritos
Cerrar sesión

encontrados: 12, tiempo total: 0.003 segundos rss2

Algo que Jamás Será

ALGO QUE JAMÁS SERÁ

Y es así que la distancia duele menos que el olvido
que el silencio hiere más que la soledad
que el amor es un fantasma surrealista
una ilusión
o algo que jamás será.

Autor: Robert Allen Goodrich Valderrama
Panamá
Derechos Reservados
Junio 2019
leer más   
2
sin comentarios 33 lecturas versolibre karma: 18

Anoche soñé que me hablabas

Anoche soñé que me hablabas.

Decías que querías verme, y yo respondí a malas.

Te juro que no me fijé en el nombre, últimamente hay muchos bucaneros que quieren asaltarme y nunca me habría imaginado que tú me escribirías.

En cuanto me di cuenta intenté remediarlo, sé que tengo que apechugar con mis errores, con mis impulsos y actos.

Y no siempre sale bien.

Pero supongo que al ser un sueño la suerte estaba de mi lado.

Y te vi, ahí, con esa sonrisa y esas ganas de vivir, con esa bandera pirata que no sueltas nunca, como querría que no me soltaras a mí.

Luego me desperté y lo único que supe hacer fue ponerme a redactar esto, ya que no puedo dibujarlo sobre tu piel.

Eres pura inspiración, que me atrapa hasta en sueños y, posteriormente, no me deja volver a dormir.

Ahora solo espero ese mensaje en cualquier momento en el que un pellizco duela, pero no llegará.

Sé que no llegará.

Esto es una carta al vacío, nunca la recibirás, y si la escuchas no sabrás que va por ti, por ese que hay debajo del sombrero, que tiene nombre de ciudad y, aunque no lo sea, con sus palabras encendería cualquiera.

Podría recordar todos los labios que he besado, todos los cuerpos que he visitado, pero no serviría de nada, ninguno fue como el tuyo, ninguno me conquistó tan bien.

Tu vida está hecha, y siendo una estocada directa a mi incandescente corazón, sé que jamás estaré en ella.

Jamás podré pasear contigo, ir a un bar a tomar una cerveza o un café en tu compañía.

Jamás podré besar esos labios de nuevo, ni acariciar tu cuerpo mientras te abrazo.

Jamás podré ver una película a tu lado en un domingo aburrido convirtiéndolo en inolvidable y, cuando menos, divertido.

Jamás perdonarás que la cagué.

Jamás me verás de otra forma, y duele.

Duele mucho, pero mi alivio es que siempre podré escucharte pese a que tus palabras no vayan dirigidas a mí.

Así que viviré con ello, seguiré admirándote en silencio.
12
1comentarios 180 lecturas prosapoetica karma: 8

El poema que jamás escribiré

El poema que jamás escribiré
—de ningún modo—
lleva tu nombre
en cada coma,
en cada punto,
en cada estrofa.

El poema que jamás escribiré
—nunca—
es un rimero de nostalgia
que obstruye
la puerta del mañana.

El poema que jamás escribiré
—lo juro—
es castigo y recompensa,
es halago y es ofensa,
igual cordura que demencia
sacudida por el viento.
Un elogio al pasado
y censura
al mismo tiempo.

El poema que jamás escribiré
—tampoco hay que ser inflexible—
no creará desconcierto.
Yo misma me ocuparé
de borrarle los finales,
de barrerle los comienzos.
Si hace falta,
arrancaré con mis dientes
las vocales y los verbos,
cubriré las palabras
no escritas
con la manta de otros
cuerpos.

El poema que jamás escribiré
—o puede que sí, para qué
engañarnos—
será el antes y el después,
torbellino de momentos,
un encuentro de emociones
que se encuentran sin quererlo
congregadas en un verso.

El poema que jamás escribiré
no llegarás a leerlo,
no así todos los demás.
Me encargaré de ello.
15
18comentarios 141 lecturas versolibre karma: 77

El color que destiñe con la edad

qué es la ayuda sino una promesa bana
yo soy mejor que tú respecto a ti
que no se te olvide que lo que dura tu vida es para siempre
si la vida es el río y la muerte el mar
recuerda que el inicio también estuvo en la muerte
Cíclico
como una canción en tu cabeza
como las ganas de abandonar
como esa fantasía a la que rezas
relegar tu responsabilidad a algo en lo que creas
Una mirada vieja que no sabe a quien culpar
el color que destiñe con la edad.
el sabor de la sinestesia del que no supo sentir jamás
la niñez añorada acompañada al llanto por saberte expresar.
9
2comentarios 72 lecturas versolibre karma: 99

Viajes fugaces a Siempre Jamás

Desde que duerme a mi lado,
he encontrado una tercera dimensión
entre su espalda y mi pecho;
una vorágine escondida
en el segundo lunar a la derecha y todo recto
que me hace querer mirarla hasta el amanecer.
Allí también respiro lento
por miedo a romper el tiempo
y a las canas atracando la memoria a mano armada,
pero es el único sitio en el que quiero crecer.
La he encerrado entre puertas abiertas
y no es para que no escape:
es para que no tema.
Para que, si acaso algún día me necesitase,
comprenda que ella misma
es la clave de su huida.
Ahora tenemos un pacto:
ella respira sobre mi nuca
y yo olvido cómo respirar
(y, aun así, me siento más viva que nunca).
Desde que duerme junto a mí,
he dejado de soñar.
No lo necesito cuando la miro
y cubro esa necesidad incluso con los ojos abiertos.
8
2comentarios 71 lecturas versolibre karma: 101

Senryu (siempre jamás)

Mi para siempre,
quizás, mi siempre nunca;
siempre jamás.





@AljndroPoetry
2018-mar-22
leer más   
15
10comentarios 118 lecturas versoclasico karma: 120

Se tensa el arco

Que no me alcanzan
ni los versos ni el tiempo
ni las mil vidas
imaginarias... ¡No!
Ni alcanza o basta
este millón de besos
para plantar
en un lunar o dos...
constelación
y cosmos es tu ser.
Se tensa el arco,
se fractura la flecha.

Es que tú y yo:
¡destino y paradoja!
Es que tú y yo: ¡jamás!



~~~~~~~~~~~~~~~
@AljndroPoetry
2018-mayo-28
leer más   
18
21comentarios 193 lecturas versoclasico karma: 112

En esta cima...

Y en esta cima dispongo
que tú y yo es "nosotros",

que en esta u otra vida
juntaremos nuestros hombros

y que jamás de los jamases...

volveremos a estar solos.
leer más   
13
8comentarios 102 lecturas versolibre karma: 99

Anónima...

Anónima, no importa mi nombre, ni mi tierra
soy una isla desierta donde vivo yo misma
donde cada tarde me acerco a la orilla
para despedir mi día, para ver
si algún pirata se atreve
a desembarcar…

Anónima
para que ponerle nombre
a quien no van a llamar
a una sombra lejana
a la que nadie verá
jamás…

Y me quedo, mirando a lo lejos
donde nada asombra
donde soy
mi propio desvelo
y mi sueños son el techo
con el que me quiero arropar…

Aquí todo es luces y sombras
y escribo poemas en el mismo silencio
que no escucha siquiera el viento
aunque se quede quieto queriéndolos robar…

Entonces recuerda
que soy aquella sombra que se ve a lo lejos
y no podrás llamar, porque soy anónima
apenas un ánima que olvidó sus penas
y entre ellas: su nombre y su historia
para hacerse sombra en cualquier orilla
donde nadie llama
donde nadie llega…


soundcloud.com/lola-bracco/anonima (Lola)
27
9comentarios 280 lecturas versolibre karma: 132

Tres versos perdidos

.Tres versos perdidos en un viento entre dos destinos…

Fuimos a la deriva de un viento triste y perdido
de tantas almas en su vuelo sin destino,
y aún así, tomaste mi mano y nunca nos perdimos
de este amor…

Porque hay amores destinados
aunque todo parezca perdido
y quiera el mundo convencernos
imposibles, sin poder confundirnos
el camino que siguen paso a paso a los latidos
queriendo llegar…

Seguiré, tú sabes que no me rendiré jamás
porque desterramos al partir esa palabra “nunca”
cuando juramos amarnos por siempre en esta vida
o en la siguiente y encontraremos una más…

Tres versos perdidos en un viento, entre dos destinos, el tuyo y el mío, para amar...

soundcloud.com/lola-bracco/tres-versos-perdidos (Escúchame) Lola
24
8comentarios 231 lecturas versolibre karma: 145

A la luz del descansillo

¿Por qué quise jugar?
¿Por qué?
¿Por qué quise aquellos labios besar?
¿Por qué?

A la luz de un descansillo
la miraba como un chiquillo
que descubría por primera vez
un sentimiento tan grande que
hasta al mayor de los gigantes
hacía empequeñecer.

Solo el correr del viento
me gritaba y avisaba
que yo solo sería un pasatiempo,
un recuerdo perdido en el tiempo.

Pero yo, sin hacerle caso me ilusionaba
y dejaba libre a mi imaginación
mientras el tiempo pasaba
basándonos en aquel oscuro rincón.

Sé que vivo enamorado de un recuerdo moribundo,
arrastrando mis penas por este infecto mundo.
Se que solo la muerte se acuerda de mí,
pues la noto mas cerca en cada latido,
en cada recuerdo que me lleva a ti.

Jamás querré olvidar,
con su foto vivo sin pensar.
Mañana será otro día
pero sé que por muchos años que llegaran a pasar,
mi corazón nunca se olvidaría
del amor que se escapó aquel día.
3
2comentarios 33 lecturas versolibre karma: 14