Verso clásico Verso libre Prosa poética Relato
Perfil Mis poemas Mis comentarios Mis favoritos
Cerrar sesión

encontrados: 34, tiempo total: 0.003 segundos rss2

En tu cuerpo

Quiero respirar hondo
en el lenguaje de tu cuerpo.

Suscitar un abierto camino en la vulva
de un cerezo.

Desnudar cada milímetro

de sus aristas.

Aquellas que te esconden en su pudor...
leer más   
22
10comentarios 110 lecturas versolibre karma: 97

Placeres

El frío de invierno, el cielo nocturno, los besos lentos, el abrazo tras un regreso tardío.

El largo descanso, el sonido de la lluvia, la promesa cumplida, tu sonrisa al verme bajar del bus.

El olor de las rosas, la luna llena, la extensa charla, un apasionado beso de despedida.

El sueño realizado, los segundos eternos, tu respiración agitada, las ansias de arribar.

Un paisaje verde, la fresca brisa por la ventana, la calidez de un abrazo, un reencuentro después de tantos meses.

El color de la aurora, una tarde lluviosa, la buena compañía, una cama al final del día.

El agridulce sabor del vino, tu cabello entre mis dedos, mis manos atrapando tu cuerpo, la fuerza de no dejarte marchar.
leer más   
14
7comentarios 68 lecturas versolibre karma: 95

El paraíso

Tocar el cielo junto a ti fue tan fácil,
sólo basto un beso tuyo
para elevarme lentamente
y tus caricias fueron
tan suaves como las nubes.

Después de probar
la dulzura de tus labios,
el sabor de tu piel
ya nada me sabe igual.

De sentir el calor de cuerpo,
nada me quita le frio,
de gozar tus placeres,
nada me satisface.

Después de ti,
no existe nada,
nada puede borrar tus besos
ni arrancar tus caricias de mi piel.

En mis días de soledad
regresare a ese paraíso
dónde escribimos nuestra historia
solo tú y yo.
leer más   
9
2comentarios 54 lecturas versolibre karma: 76

Placer innegable

Aún recuerdo cuando tuve en mis manos
el arco del triunfo,
Aún recuerdo como bordeaba con mis dedos
el designio pontificado,
de mis ojos.

Magia al instante
placer innegable
templo sagrado,
mi piel estaba adormecida
y fue, naufragar en tus agridulces aguas
para ahogarme con tu profundidad.

He saciado mi virtud
en las ondas sonoras de tu mar,
mis demonios han sido
desterrados por la furia
de tus vaivenes,
y he visto el sol renacer
en mis pupilas dilatadas.

Sexto poema de la serie: Diablo de los poemas
7
1comentarios 61 lecturas versolibre karma: 87

Jóvenes erectas...

Se parten horizontes de roca,
en una vaciada espiga de luz.

Esa es tu sombra y tu espada.
Caballo de cuarzo y su esperma.
Mi canto solaz en tu boca…

¡Habitémonos en tu corazonada!
Somos hallazgos en manos de luciérnagas.

-Sonido de abismos que caen-

Somos amantes de una
aguja inquiriendo agua pura.

Sales que buscan la cópula de
las amapolas.

El dardo locuaz, que entre piernas
hacen lidias, en jóvenes erectas…
leer más   
18
15comentarios 107 lecturas versolibre karma: 90

"Vocablos exhaustos en cuerpos de seda". Poema a dos manos @bocinets y @GaiborHector

Dejaré atrás mis deseos,
dejo paso a la alborada,
seguiré esta vez suspiros enredados
en la piel del álamo,
hasta escuchar tus palabras.

Déjame beber tu aliento
recorrerte bajo tus dunas
de leche y saciar la tempestad.

Besar cada letra concupiscente
que tus labios me quieran regalar;
hundir ese vaivén deletreado
en la boca de un colibrí exhausto
que en su aleteo postrero
vaya a morir en tus manos.

Agonizante va trepando tu vientre
para deshacer una nube en las espigas de tu piel.
Mientras mis poros henchidos de tu ternura
sollozan por tu fuente de aguamiel.

Susurrando una hoguera entre las piernas,
para ver nacer una orquídea de agua
que muera con nuestro renacer,
del orgasmo de aquellos versos,
no escritos en el papel.

Revolcados en las sábanas desnudas
de un poema derramado,
de caricias de yemas de dedos
que albergas sobre los labios.

Dando vueltas en ellos, subiendo y desatando
verbos inclinados a tu cuerpo,
que con letras inconexas me dicen
que eres y serás parte de mis sueños.

Suspirando en palabras que flotan y me llenan
de aquella marea que me arroja a tu orilla,
siento cómo se deshacen, mi vientre y mi alma
mientras la razón de gozo se obnubila,
arrastrados a una sombra que recoge
el ovillo, nuestro gozo en una pila de agua y miel.

Y cubre nuestra piel un lienzo de estrellas
estallando ambos en amalgama de sinfonías,
que rozan,
que acarician,
mueren y besan,
insuflando placer, pasión y vida…

Quedando exhaustos entre vocablos de seda
para volver a amarnos con el nuevo día...


Àngels de la Torre Vidal
(España)

Héctor Gaibor
(Ecuador)
leer más   
23
27comentarios 200 lecturas versolibre karma: 99

Me Gusta

Me gusta que por sorpresa,
robes el pecado de mis labios,
con furtivos besos ansiados.
Que en un estupor tembloroso,
me vas dejando poco a poco,
de un sabroso y profundo gozo.

Mientras que con tus ojos,
unas infinitas y eternas caricias,
de húmedos besos sabrosos,
vas recorriendo mi cuerpo,
provocándome en la noche.
¡Siendo tú! el néctar dulce de placer.

Soy yo, todo tuyo por entero.
Quien enloquece atormentado,
cuando no te tiene a su lado.
Quien desgarra el silencio de la noche,
cuando mi deseo de ti consientes,
sabiendo que al final terminarás,
complacida… y satisfecha.

Iván A.
3
sin comentarios 29 lecturas prosapoetica karma: 50

Constelación de placeres

En mis manos había hielo,
en tus dedos mucho miedo,
en mi labio, afán de besos,
y en tu boca, sed de fuego.

Melodía de gemidos
que rimaban con mis versos,
apetito de pasiones,
y ¡qué pena!, poco tiempo.

En ese momento intenso
creo que tembló hasta el viento,
se estremecieron tu piel
y las puntas de tu pecho.

Si me hablaron del nirvana
o de gozar en el cielo,
ese paraíso está
amándote sobre el lecho.

Constelación de placeres
ante el zaguán de tu sexo,
la conjunción de los astros,
y tu cuerpo…, ¡mi universo!
30
17comentarios 135 lecturas versoclasico karma: 107

Salvajes

Horda de impulsos brillan en el ocaso
En este eclipse de placer,
caen fundidos nuestros cuerpos.
Talla la saliva en los hombros
rozan los dientes contra la piel
—muérdeme despacio—
Arranca la pureza que existe en mí.
Juego de miradas, rogando penitencia
risas fugaces clamando obscenidad
—cómeme la boca—
Mana el sudor por el cuello
rebobinando hacia los pechos
lascivos son nuestros besos,
no existe Dios, no existe Lucifer
tiembla la tierra al unir nuestros sexos.
—Bebe de mí, Bebo de ti—
No existe la gravedad
cuando recorro tu humanidad
Perder el control es adictivo
al hacer contacto con mis vicios.
Salvajes somos, primitivos desde el principio
no hay reglas en este laberinto
donde la sal germina entre leche y miel
y los espasmos fulminan las ruinas.
14
8comentarios 139 lecturas versolibre karma: 134

El placer a solas

Dedicado a María Gabriela Rosas (la Maga Rosas).


Leer poesía es
en cierto modo
una experiencia masturbatoria
en donde la imagen en la belleza de las palabras
te onaniza los ojos.
¿No sé tú!; pero en mi caso
es como un arrebato hacía otra parte
donde puedo ser un yo-desnudo
ese rincón de mi armario donde no existen lobos
... devorando...
poniéndole etiqueta a todo
con lo de su juicio fatal.
Por eso digo que la poesía te salva
es sanadora
a través de ese placer dado a solas:
La lectura
tirado allí
en el babel de mi cuarto
sólo con un "bowl" de cotufas
una buena taza de chocolate caliente
hojeando el más reciente libro de la "Maga" Rosas
columpiándose ante mi asombro
toda de piernas abiertas
mostrándome con desparpajo
esa otra boca ciega
y roja
que allí como flor se esconde.-


@ChaneGarcia
...
leer más   
23
4comentarios 91 lecturas versolibre karma: 123

En la noche verde... (Surrealista)

EN LA NOCHE VERDE...
(((Surrealista)))

Me soñé soñándome desayunando noche,
agria risa que descendía de la nube espinas,
del placer de las campanas sordas grises,
y el grito amarillo y ligero de las cavernas.

¡ Dormí, siglos en pedazos, distintos al ojo
rojo, el aliento al esconderse de los bosques,
débil sabiendo que los lagos lamen secos
los ecos ahogados por alfileres desnudos !.

¡ Creí añejar las delirantes montañas,
en las alas de los barriles de polvo !
¡ Sinfonías de lágrimas bajo la tierra ,
y la sangre de las estrellas en el río !.

Ya nadie sueña en los relámpagos violetas
de tigres, humo lloviendo como voces
sobre la vertical de los años mudos
vistiendo las tinieblas de manchas blancas.

Hubiera preferido devorar las brasas
como peces de maderas embriagantes
el ácido quemar de las ausencias sin fondo
seguir las mariposas decorando la tristeza.

Pero lloví demasiado en el pasado algodones
inermes las plumas furiosas de paja indefensa
en mis necias pesadillas de plástico emplomado
y acerando el huracán de los frenéticos gusanos.

Tal vez, la noche joven la red enrojecida arruye ,
el palpitar de la ceniza en el pálido sollozo,
que lleva los moluscos al desayuno de las tardes,
por las albas del verde amargo atardecer perdido.

Dicen que las serpientes hablan rectas dulces
en medio de los vidrios sembrando ebriedades
ocultándose de las rodillas con el festín del fango
por el que se disipa la memoria del resto frágil.

Soñé que me soñaba la sangre seco y nocturno
en el verde de esa noche que la llave abría
los hoyos sin cesar de escoltar al éter frágil
en los dedos de las sillas hecho olvido.

¿ Habré sido acaso el sueño atroz de un año
del ocaso desprendido del futuro suelto y roto,
o los huesos del aliento perdido en la camiseta
del polvo que estalló en una lágrima humillada ?.

Nada sé ahora del aire ciego sordo y mudo
de piel en el pesado abrigo del servil grupo
de la carne seca de los botones indiscreto
del festín en donde todo es cruel abuso llano.

Porque en la noche el rumor se acuesta casto
volviéndose verde vértigo vasallo vilipendioso
donde me dicen me sueñan por horas los gatos
verde joven verde coraje verde noche verde.

Autor : Joel Fortunato Reyes Pérez.
(Tanto del texto como de la imagen)

Lea más: www.latino-poemas.net/modules/publisher/article.php?storyid=17025 © Latino-Poemas

Referencias útiles
www.youtube.com/watch?v=Kubo3vOoj2c
www.poesias.cl/reportaje_surrealismo.htm
leer más   
16
8comentarios 113 lecturas versolibre karma: 150

Exacto

Se me llena la boca cuando pronuncio esta palabra.

No hay nada mejor que decirle a alguien: "exacto".

Es algo superlativo llevado a una mínima expresión.

No hay grises. O es exacto o no lo es.

El aire se escapa por los dientes al pronunciar la "x".

Las letras susurran a mi boca.
Mi boca paladea cada una de las 6 letras.

Es una palabra sensual, provocativa y única.

Deseo pronunciarla de nuevo cuando me beses.

Sentir que es la exactitud de lo que imaginaba:
EXACTO.
leer más   
9
3comentarios 107 lecturas versolibre karma: 50

Preguntas sin respuestas

A preguntas sin respuestas,
las respuestas sin por qué...
La certeza del mañana
o el enigma del ayer.

La memoria silenciosa
de recuerdos por doquier,
a misterios insondables
responde solo la fe.

Sumido en el mar de dudas
de aventuras del saber,
perdido entre mis desdichas,
desventuras del querer.

Que le pregunten al cielo
por el germen de placer,
cielo que está entre sus piernas,
cielo donde he de volver.

Y entre todas las cuestiones,
solo te confesaré,
que solo hay una respuesta...
y es su cuerpo de mujer.
11
4comentarios 117 lecturas versoclasico karma: 65

Placeres escondidos

Por qué todos los placeres de la vida hay que esconderlos?

Tú estabas prohibido, por supuesto
Como comerme un chocolate a mitad de la noche
Como salir a la calle sin sostén
Como andar descalza
Como decir una mentira para ir a verte
Como las drogas
Como el sexo, incluso

Pero todas las reglas tienen excepciones,
tú eras la mía.

Eras todo lo que no debía hacer
Eras todo lo que soñaba tener
No por rebeldía,
no por curiosidad
Si no por la libertad de poder hacer a plena luz del día
todo lo que se debería hacer a escondidas,
solo por la sensación de poder ser yo misma.

Tú en medio de mi caos
me hacías infinita,
Tú en medio de un mar de zombies
me hiciste sentir que no estaba sola,
Tú en medio de la miseria mundial
me hiciste feliz.

AriiAlejandra.
9
2comentarios 123 lecturas prosapoetica karma: 66

Vivir soñando y doliendo

Bajo la soberanía del dolor y el placer
nos preguntamos qué debemos hacer.

En el hedonismo
nos esclavizamos.

''Queremos ser brújula y somos veleta''
y acabamos en otro lugar,
que no era al que queríamos llegar.

''Buscamos la felicidad como el borracho su casa''.
Buscamos la felicidad como algo que alcanzar,
y queremos más.

No nos pertenece,
no nos inunda.
Nos ahoga.

La razón y el corazón enfrentados,
el cuerpo inmóvil.

Pierdo el sueño soñando plácidamente
y necesito del dolor para sentirme viva.

Pero si sueño y plazco
más que vivo,
prefiero soñar perdiendo el sueño
que vivir soñando y doliendo.
leer más   
7
sin comentarios 92 lecturas versolibre karma: 73

Sobredosis

Y aquellas sensaciones eran una droga para tu cuerpo
Nublaban tu vista
Y entorpecían tus pensamientos
Pero tu piel pedía más
Sin importar cuánto intentaras resistir
Era una droga a la que no te podías negar
Una adicción de la cual no había como escapar
Aquellas sensaciones que recorrían toda tu piel
Aquellas suaves caricias que te hacían contorcer
Tu mente volaba en otro mundo
Y tus sentidos vibraban todos a la vez
Como una dulce sinfonía
Y por más que intentaras volver a tu sanidad
Tu mente no dejaba de volar
Perdida en esa droga
De la cual tu cuerpo pedía más
Y más
Por más que intentaras
Tu boca no podía callar
Quería ahogarse en sensaciones
Morir de sobredosis
Y por más que intentaras volver a tu sanidad
Tu mente no dejaba de volar
Perdida en esa droga
De la cual tu cuerpo pedía más
Morir de sobredosis
Y no parar
11
2comentarios 72 lecturas versolibre karma: 85

Me Place

Me place la libertad
De las mañanas
Me place el viento
Suave y frío oleaje
Que ronda mi tez
Me place imaginar que me ves.
Mi pelo se revuelve alborotado
Sigue el ritmo de mis pasos
El falso llano enfrento
Mientras aprieto el paso
Y aflojo ...
mi abrigo desgastado
Rebelde y desasido.
Me place en sumo la solidez
En mis andadas
Firmes avances resonantes
Enérgicos, que certifican
Esa corriente de fuerza
Que me enciende, que me empuja.

Me place la brisa que me apuran
Mis prisas,
Arrancando el día
Saludando a lo nuevo,
A la sorpresa
No perdiendo el sueño
Ni las ganas de soñar.
Me place inventar mientras siento
El inerte bullicio en el metro,
Jugar a hacer versos.
Me place evadirme y pensarme
Invisible en el auge del centro,
Ahí es cuando te observo.
Me place sentirte aunque sea de lejos,
Mientras tanteas mi silencio…

Me place sentirme adana, libre
Y partisana.
leer más   
9
4comentarios 88 lecturas versolibre karma: 102

Erótica

¿Y si intento fundir tu alma entre mis manos?
Como una nube piroclástica,
atraparte en un abrazo
que nos fusione como estatuas,
talladas en la misma piedra.
Con nuestros cuerpos enlazados,
en una espiral de erotismo eterno.
¿Y si te beso?



@asteropea
11
6comentarios 60 lecturas versolibre karma: 104

"Amor Clandestino"

Aquella noche teniendo como único testigo
a la luna llena, nos confesamos ese amor,
que por tiempo fue confinado a vivir
en una oscura y exquisita clandestinidad.
Tu amor se volvió una anestesia permanente
en mi piel, que me adormecía con cada
caricia que tus manos pulcras me proveían
con un fecundo deseo de subsistir a las
tormentas internas que solían invadir, en esas
noches en que tú y yo palidecíamos ante
el placer fugaz que brotaba de nuestros
cuerpos húmedos, tras constantes luchas
por conseguir las llaves que nos permitieran
cruzar los límites más desconocidos de lo que
significaba amar sin barreras, esas miradas
que eran tan nuestras, tan cómplices, miradas
que sin tocarnos nos desnudaban con extrema
y delicada sensualidad para adentrarnos en
un placer sublime que destilaba lo mejor de
nuestros besos, besos que absorbían los
secretos más oscuros que tu piel y mi piel
experimentaron aquellas eternas noches
en la clandestinidad de nuestro anestésico amor.



Para ti amigo Andrés gracias por seguirme
@Inmalitia
leer más   
15
11comentarios 145 lecturas relato karma: 98

Tango fiero

Cuántos son nuestros dias
de agonía de luceros,
cuántas noches de espadas incendiadas,
cuánta la lluvia clavada en mi frente
y en tu cabello de azabache!.

Viajamoss deprisa enredando las horas,
las sembramos después
en portales de la pasión cuando,
empapadas de vida,
vuelan las miradas y las manos.

Crecen nuestros cuerpos
como en una danza de fiero tango,
nos sumamos los poros,
nos multiplicamos en los minutos
con mi cincel puliendo tu mármol,
esculpiendo en tus caderas
un collar de sortilegios raudos.

Gritamos,
narramos a gritos la impaciencia,
le cantamoss un tango al fuego
almidonándolo con las caricias,
con el incendio provocado por tus dientes
y con mi espalda recorrida
por el caminar especiado de tus dedos.

Estallando
generamos el exorcismo de los dos,
universos en volandas.

Después nos hacemos silencio.
complicidades del calor creciente
en el sueño que nos alcanza
con tu azabache en mi pecho,
en aquellas noches
de mi espalda en llamas
por el fiero tango de tus manos.
leer más   
19
24comentarios 140 lecturas versolibre karma: 115
« anterior12