Verso clásico Verso libre Prosa poética Relato
Perfil Mis poemas Mis comentarios Mis favoritos
Cerrar sesión

encontrados: 2, tiempo total: 0.003 segundos rss2

"Manjares y cantos" Escrito por: @CorazónDeFlor y @rayperez

Retumba tu voz rítmica como relámpago
en mi templo de tufo derrumbado
y las aves parten en su vuelo al oeste
en plena tormenta de escarcha y granizo.
Mientras me desposas de mi enjambre de tristezas
me pregunto ¿Eres un espectro o un fauno ?
Tu melodía deshace las partículas de mi hierro
¿Acaso eres Pan?
¿Acaso un simple bandido o tal vez
un gitano desalmado?

En esa espectral
y melodiosa incertidumbre
incrustada en las columnas talladas
de quimeras y epitafios
del templo de azores.
Soy el juglar que entra
en tu bosque de hadas y princesas
con mi guitarra de hilos de plata
haciendo vibrar los átomos
que dan vida al susurrante eco
de tu voz adornada con matices.

Oh, reina del bosque perpetuo,
cazadora de latidos jadeantes y abrasador.
Ambos caminamos
por la margen taciturna del brumoso silencio
buscando el crisol de raza cautiva
de tu estirpe Náhuatl.

¡No, desalmado no es tu rostro,
oh, mi dulce amor de soledades!
Pues tus ojos son pasteles cubiertos de miel
y tus labios es un vino mezclado con pimienta;
me invitas esta noche como la invitada principal
coronada por distintas y fragantes flores
hambrienta estoy de tu boca
parece una mesa de manjares
que cuando se abre se oyen cantos.

¡Manjares y cantos es tu boca
dulce aperitivo voy comiendo
en el altar de tus pétalos deshojados,
Oh, más manjares y cantos en nuestro lecho
bella hambruna, bella luna, bella uva!
leer más   
20
19comentarios 198 lecturas colaboracion karma: 133

Ensalada Sexual

Se que tienes unos bonitos ojazos
y esa boquita tuya,
un apetitoso y rico sabor a nata,
pero es que a mí me pierde
ese tesoro, que escondes
entre tus provocativas piernas sabrosas.

¡Perdóname! porque no soy yo
quien consciente a ti te habla,
sino mi pícaro palo de nata.

¡Lo sé, lo sé! ya sé que tú y yo
somos más de una buena ensalada,
así que hagamos una cosa,
yo a ti te como tus manzanas
y tú a mí, mi exquisita y rica banana.

Iván A.
3
sin comentarios 39 lecturas versolibre karma: 54