Verso clásico Verso libre Prosa poética Relato
Perfil Mis poemas Mis comentarios Mis favoritos
Cerrar sesión

encontrados: 88, tiempo total: 0.004 segundos rss2

"El eco de mi nombre"

Me perturba el impulso
de mi mente,
las paredes no son de mármol,
es lluvia o tal vez nieve.

El eco de mi nombre
es una ola;
palpo su desnudez
y soy ligera.

Me brotan arrecifes y nado
entre perlas y mantarrayas;
hacia el trópico de cáncer,
mi ombligo, mi sangre.

¿Quién despluma mi alma?
Si mi palabra queda
plasmada en la piedra
y en su fuego,
arde mi mirada...

¿Quién me mata?
¡Si soy eterna!




Enid Rodríguez Isáis
Estados Unidos
Mayo 2020.
leer más   
35
25comentarios 228 lecturas versolibre karma: 104

La sangre goteada

Sentir el rasgar en la boca
de las horas que pesan
en los intersticios
celulares.

Notar el pastoso líquido
comenzando su caricia
en el regazo,
y bailando silente
una sonata del clave
barroco,
y en su lento rezumar
se abre a la helada
del invierno.

Ausencia ante el espejo irreflexivo.
Pesadumbre ante la prisión ensordecida.

La sangre comienza a rellenar
los estromas,
poros del alma,
huecos del miedo.

Respirando cada vez más rápido,
se impulsa el aliento
hacia el interior
de las costillas,
se pierde la razón y la lógica,
y al desgarrar de la piel un trozo
también se deja a un lado
toda justificación de los actos.

Gotea la norma su humedad.

Sólo instinto. Un solo quiero
que nota el calor entre las cortinas
del cuerpo que roza el suelo.
Sólo se necesita eliminar el rostro
y lamer los tejidos restantes.
2
sin comentarios 40 lecturas versolibre karma: 12

Potro desbocado

Las venas de sangre hirviente
recorren mis músculos,
mi corazón trota desbocado
anhelando eternos amores.
Potro de miel y barro
coceando en el establo.
Sudor y sangre,
arena pegada al cuero;
crines de acero.
La fusta contra la herida
es mi día a día.
Preparaos prados floridos!
La hierba segada al paso
de mis ardientes cascos
son restos de metralla
de mi rabioso galopar.
leer más   
9
1comentarios 56 lecturas versolibre karma: 88

Raíz de sangre

Con la uña
ella se rozó el cuello cual si fuese una bala perdida
y de inmediato le brotó una raíz branquiada de sangre negra
como la voluntad de un árbol férreo
que se obstina en crecer hacía abajo
enraizándose
al horadar
el endurecido corazón de una piedra.-



@ChaneGarcia
...
leer más   
3
sin comentarios 44 lecturas versolibre karma: 30

Emergencia ~shadorma ~

Mordiscos,

en las burbujas

de sangre

incierta...

Persistiendo en lloverme,

a contra piel...


*Cuando el latido es más fuerte que la voz*
leer más   
19
14comentarios 139 lecturas versolibre karma: 103

Omega (Sedoka)

.
Hebras de sangre
se mecen en el mar
y ahogan la tristeza
alfa ascendente
de un fuego amenazado
llanto y timbal de aurora.


Asunción Alcoceba
23-2-20

.
leer más   
17
10comentarios 114 lecturas japonesa karma: 100

Sangre negra

Nada mejor para despertar la inspiración
que el amargo sorbo de la dulce sangre negra
que se azabacha como la espejocidad de un ojo cuervo
en el redondel de mi impelable tacita de café...
"Sangre de dioses dracúleos", dirían algunos.
Para mí:
la mejor droga que existe para comenzar a versear
sino...
para muestra un botón —¡Con su permiso!, me voy a extasiar con el siguiente sorbo—.



@ChaneGarcia
...
leer más   
6
1comentarios 31 lecturas versolibre karma: 76

En esta despedida (14)

Y justo, en el momento
en que el silencio del olvido,
anegue mis ojos y aniquile mi garganta…
¡Podrás escuchar!
El desolador aullido de mi sangre,
manando a borbotones de mi razón.

Y justo, en el momento
en que la densa bruma,
inunde mi pecho y apague mi conciencia…
¡Podrás entrever!
La llama blanquecina de mi armazón;
dejando al aire, mi abrumadora soledad.

Y nada podrá borrar,
las exquisitas mieles que mi boca deseosa,
buscaba en tu boca generosa.
Y nada podrá diluir,
el inquieto aleteo que en mis entrañas
provocaba la sutil caricia
de tus manos ardientes.

Y ahora,
justo en el momento de la lenta
y desoladora despedida…
Se calla mi garganta,
se ciegan mis ojos
Y se secan mis entrañas
2
sin comentarios 13 lecturas versolibre karma: 20

Mundo de letras (119)

En este mundo de las letras
hay POETAS y poetas.
POETAS en letra grande
y poetas de alarde.

Hay POETAS
que presos de sensibilidad
y hundidos en su congoja,
solo derramar pueden,
ante una mísera hoja
el alma que en ellos muere.

Y hay poetas que ante el folio,
solo quieren encontrar
esa palabra que consiga
con la anterior rimar.

Aquellos que son de alma Poeta,
no lo pueden eludir
y en la sangre de sus letras
Entre lágrimas y coplas,
dejan sus versos fluir.


Poetas de alma...
Poetas de lenguaje candente
henchido de verdad,
relegados Poetas
a su oscura intimidad.

Mientras que a los poetas de alarde,
en su mundo intelectual,
más les ocupa figurar,
¡poetas de alarde!
renombrados poetas que se aplicarán
en cadentes estrofas, a
apilar palabras hermosas
replicadas con frialdad.

A lo sumo...
hay Poetas,
que solo Poesía son
y poetas
que palabras solo son.

A.Molina
18
20comentarios 174 lecturas prosapoetica karma: 106

Solo el adiós sangrado (colaboración con Pequeño_Ze)

Media luna enclaustrada en un recuerdo
tan vano, tan miserable,
que cada vez que se clava
la sangre se hace palabra sin voz.

Alguien llora
cuando asoma a la ventana
el pétreo rostro del olvido.

..... quizás sea yo....

O quizás el reflejo de tu adiós en mis lágrimas,
estos desiertos de sequedad en mi garganta,
la necesidad de gritar a mi tristeza
que no hay pájaros a los que subirnos,
solo fanales por las que saltar,
beberme hasta la última gota
de este piélago de recuerdos
cuál saetas garabateadas en nuestras puertas.

Una eternidad hecha un instante
en la que ahogar la sangre que comprime
todas las arterias maceradas al vino
de nuestras madrugadas
y al final, cruce de caminos.

Enésima incerteza acurrucada en las palmas de las manos
que agarran nada, que arañan todo.

Y una muerte solitaria golpeando la puerta
de lo que fue una mesa puesta para dos.

Cavando mi propio fosa entre suspiros de seda,
tejidos en soledades donde me acompañas,
me aferro a los cuencos del olvido para recordar
como último bastión de mi cordura,
con la certeza de que no hay escapatorias ni disfraces,
únicamente este desasosiego clavado en una nota.....

...... "ɳσ ρσԃɾáʂ ɾҽɳυɳƈιαɾ.... ʂσʅσ ҽʅ αԃιóʂ ʂαɳɠɾαԃσ"
leer más   
29
27comentarios 267 lecturas colaboracion karma: 87

Corazón asintótico

Palpita en rojo
intenso y asintótico,
mi corazón;
venas incandescentes,
mi sangre, un torrente ígneo.
Y tú, lates en púrpura,
mi canción, mi soneto,
mi tinta y versos;
mis rimas primorosas,
mi poesía.




~~~~~~~~~~~~~~~
(c) Tankaknat

@AljndroPoetry
2020-Ene-20
leer más   
24
25comentarios 170 lecturas japonesa karma: 116

Haiku [1]

Somos gotas de
sangre salpicadas en
esta cruel vida.
leer más   
9
2comentarios 55 lecturas japonesa karma: 71

Adela

Tierra fértil donde las palabras paren
caracoles y narcisos virginales,
hormigueros cristalinos y zarzales,
voces de arena que a la entraña conmueven.

Del Todo su carne y su sangre se nutren;
huele a caricias de hojas primaverales,
sabe a miradas de letras invernales
y en su escucha los grillos contentos duermen.

En el útero de la Nada moldea
la estructura melodiosa del sonido,
polvo de aurora que adorna lo que crea.

Tierra fértil donde la palabra es nido
de carne corpórea y de sangre etérea.
Tierra fértil donde se oye su latido.

De Sombras, 2012
leer más   
10
4comentarios 176 lecturas versoclasico karma: 85

Desconsolado corazón

Ojos sangrantes

ajados por el mundo

corazón seco.

Jairo Sebastián Zanetti
leer más   
4
sin comentarios 60 lecturas japonesa karma: 64

lazos de sangre

La sangre por encima de todo,
la sangre por encima de nada;


mejor derramada,
con las iglesias quemadas
y las campanas replicando
de par en par,
ardiendo.


uno, dos, tres,
(¿cómo olvidar el fatídico paso?)


cuatro, cinco, seis,
(llevaban a María Magdalena
al matadero)


siete, ocho, nueve,
(las miradas clavadas
en sus caderas)


diez, once,
(las palabras
no se las lleva el viento,
los susurros y rumores
pesan más que cualquier tormento)


doce,
(se lanza la primera piedra
sin prejuicios,
tiesa.)


la sangre por encima de todo,
la sangre por debajo de todo
y por encima de nada;



mejor no atar lazos
y tirar los puentes,
no quiero ser hostil en tu morada,
prefiero ser emancipante.
17
12comentarios 140 lecturas versolibre karma: 91

Cielo azul sobre fondo ornamental

Sangre envuelta en lágrimas;
a lo lejos de un callejón
sollozan las penas de un alma viva.

Ya no vive el corazón
se cansó de confiar,
se cansó de esperar,
se cansó de palpitar.

La sangre que corre es fría
y no deja suspirar;
está ausente el alma viva,
ya ha dejado de cantar.

Que triste vereda,
que tristeza el caminar;
es tan triste la mañana
que el cielo azul
dejo de ser celestial.
leer más   
16
2comentarios 121 lecturas versolibre karma: 113

Mil aves atrapadas

Siento aves desesperadas en mi aliento.
Es de huir corriendo, lento, el sentimiento estéril
Que provoca...
desesperado encierro al no tener conmigo
el dulce placer de tu boca

Siento mil aves atrapadas.
Del olvido: jaulas, rejas muertas,
Y del ansia necia, ciega siento
Sangre en ríos, quietos

Siento aves en el nido.
Presas siempre de querer volar a tu hemisferio
Hacia el sur de tus lejanas inquietudes
Al calor...
de tus virtudes
leer más   
19
8comentarios 136 lecturas versolibre karma: 120

Sangre negra

El colador de tela parecía un tinajero
destilando lento toda aquella sangre obscura
ese espeso y aromático licor de brea
espejo de apagado azabache
donde viene a asomarse en su reflejo
los madrugados restos de la noche anciana
antes de fenecer a la luz de la aurora.
Ahí está la tacita de café
ese cáliz de sangre vampírica
inmortalizada
ese primer sorbo de poema que debemos beber
para despertar ingenio
para soltar la lengua
y luego entonces
con esa misma lengua muságica
desatar los nudos de otros poemas
en el sagrado acto de la recitación
improvisada
justo como en este instante.-


@ChaneGarcia
...
leer más   
13
6comentarios 108 lecturas versolibre karma: 112

Hispano y alegre

Sobre un profundo surco de tierra hendida por el destierro voy sembrando amor en la inmensidad cósmica que me vio crecer.
En un equilibrio único y sereno me salvo con la sutileza de un lenguaje que no es profano.

Llego aquí después sin errar en mis caminos nunca a destiempo.
En un mundo paralelo hábito donde mi voz es extrajera.
En donde mis palabras y sus silencios son de un mismo cuerpo.
Mi esencia iba a otro mundo y llegó aquí de súbito como en cualquier momento.
Antes o después, no lo sé.
Pero en su tiempo.

Hispano y alegre.
Así es mi alma que ya no es extranjera.
Soy un roble de raíces profundas y manantiales de azul cielo.

Mi sangre recorre serena todos sus caminos.
Porque mis pulmones respiran al propio cielo.
Hispano y alegre.
Surcando la vida bajo los matorrales de los sueños que entregan a la lluvia su lindo recuerdo.

Poesía
Miguel Adame Vázquez
16/07/2015.
16
3comentarios 199 lecturas versolibre karma: 53
« anterior12345