Verso clásico Verso libre Prosa poética Relato
Perfil Mis poemas Mis comentarios Mis favoritos
Cerrar sesión

encontrados: 44, tiempo total: 0.004 segundos rss2

Eres la tormenta

Te marchas en silencio
Y regresas en la lluvia

Y yo que suelo buscarte
Con los ojos cerrados
Perdida entre la gente

He llegado a entender
Tu sortilegio de velas
En medio de la brisa

Así como las tormentas
Que traes guardadas
Para cada verano
Dentro del paraguas

Llueve, te marchas, regresas
Pero las tormentas
Que traes dentro
Esas nunca escampan
leer más   
12
sin comentarios 70 lecturas versolibre karma: 138

Descontado... (Pseudoanticuento)

DESCONTADO...
((((Pseudoanticuento)))

____ ¡ Largo de aquí, cuento infeliz !.
La tristeza en maceta ya se siente jardín. Bien sabemos que carga el mar,
con las pestañas en las alas, y las noches frente al espejo quebrado.
Y a lo lejos está el cielo que cuelga como el milagroso ungüento... Más las
espadas blandas son ante las cósmicas entrañas hurañas como las noches
sin marido, en la luna enloquecida con el fervor espumoso del piélago ligero.
¡ Ah, cuento sin principio, historia inexistente, fraude vil a conveniencia !

___ ¡ Ondas ingenuas que entre sus muecas perece !... Sí, sí, mira con atención:
Allá está la luna montando la tarde, y recorriendo tardía la calle curiosa,
por no haber aceptado el sombrero ofendido, empecinado en agacharse
contando las estériles monedas con sus íntimos gusanos. ¿ Y lo cuentas ficticio ?.

___ No, sólo es una oferta. Real fantasía para los incautos... ¡ Oh, albergue pobre
de la gris materia !... Pálido recuerdo perdido poco a poco, en la urna helada de
los bolsillo ajenos.
__Pienso, me dices, aunque lo dude con frecuencia... Que quizá sea el momento
donde se sienten cercanas las fronteras del silencio que tratan de recoger todo
el contacto preocupado por el cambio... Por la ciencia desnuda con sus metálicas
veredas, en la humana estupidez que con ironía se regenera, y fabrica la insigne
inocencia huyendo.

___¡ No lo cuentes con calma !... Me dicen los silencios y las sombras que nada sé
de ellos, que nada es igual de peor en la mínima falsedad transformada en elíxir
veleidoso de lo verosímil sólo... ¡ Qué no lo cuente quitándole !... Ni ofertado.

Las gotas en la tormenta se elevan con el sol que se expresa desamparado en luz,
suplicante, y en la danza ritual de los gestos... ¿ Qué estoy diciendo ?
Dices callando... ¿ Acaso que he dicho algo ?. Y sobre todo, bajo esas figuras...

En los claros muros que murmuran, sin duda, y sólo a veces durante unos instantes
en los nidos de nieve que vuelan bajo el hielo con virginal rubor en las ánforas de arcilla
del aliento que se tiende acariciando lo que no se cuenta, lo que se quita de verdad,
lo que se confunde con gracia y se enreda sutilmente...

___ ¿ Qué tipo de vida hace la escena mortal del abuso más lleno de armonía ?
___Me dicen que digo, que la libertad de matar al débil y engañar a los ilusos, en
la razón incólume del engendro sin freno que se agita porque nadie lo quiere... Y que
sólo nadie debería contarlo, quitándole poco a poco la esencia que le evidencie en
la maceta que se ha creído jardín... Pienso, casi creo sentirlo, porque escucho que
en la lejanía lo dicen las montañas en la opaca quietud donde duermen los campos
de rodillas en la penumbra incierta que decora las ventanas abiertas...

No obstante, en este cuento, y no contando con mi ausencia momentánea que hace
bien a las cosas ya dichas, y que parecen iguales para que podamos distinguirlas
en cuanto están lejos los subterráneos urgentes, y que del sudor un trozo se derrumbe
como un sueño que se seca en las pasiones cotidianas, prolongadas y perennes.

__Dices sobre todo cuando duermes y no sueñas, y lo callas destejiendo los silencios
en el ramaje sonoro de los anónimos... ¡ Un simple pórtico de las puertas falsas realmente
colosales en el abismo de los rumores inventados en la impúdica certeza ! .

Hacía frío bajo la frente cálida de una vigilia pescadora de linternas... Y pensó: ¡ Tal vez
es mejor no contarlo !... Desdecirlo con desdén y desdoro, desdoblarlo hasta hacerlo
repugnante, como se pugna por descuajar la más mínima razón que esté en desacuerdo...
Se sentó, hizo un gesto que viajaba en un agujero angosto excavando cuatro horas en el techo
y luchaba a sus espaldas el terreno con la palidez de los obscuros fulgores...

Al final se fué feliz, soñando no haber dormido, tan despierto como la razón del último siglo.
Y muchos supieron que estuvo ahí nadie, como siempre, obligado a no decir nada.
¡ Y fué el mismo nadie de siempre !.
El que calla cuando la ausencia lo escucha y el que habla en la presencia de la nada.

***********

All rights belong to its author. It was published on e-Stories.org by demand of Joel Fortunato Reyes Pérez.
Published on e-Stories.org on 08/27/2017

Autor: Tanto del texto como de la imágen
.
leer más   
15
12comentarios 119 lecturas relato karma: 138

Soy tormenta

Subo el volúmen
de los pensamientos
para subir a los cielos
y se apiaden de mi.

Retruena el acero
abriendo sus nubes.
Perfecta tormenta
que me ruge en gris.


"Tanto ensordecen los pensamientos
que me atormentan"
leer más   
26
31comentarios 143 lecturas versolibre karma: 156

Entera y sin amenazas

Deseo que me tengas entera en tus pupilas

fragmentada y real entre tus manos,

el negro te sienta bien

y yo quiero sacar a bailar a tus demonios.

Hablas de luz y veo las sombras

cópula de llamas proyectadas en la pared.

Hay una habitación cerrada ardiendo

la única llave es retorcida,

con un número impar escrito.

Te atesoro y no

como esa melodía constante

que no alcanzo a articular,

como el viento haciendo laberintos en mi pelo

fina arena escapando entre los dedos y los días.

Con vino te espero,

vienes y el sol dentro,

te vas y más vino

de sol a sol, tú.

Destellos eléctricos

sólo me mantengo entera,

entre aullido y aullido

en la misma distancia

del rayo al trueno,

siempre oyes mi tormenta

y me devuelves el beso.
13
9comentarios 105 lecturas versolibre karma: 116

Y nado...

Y nado
en los mares de tu boca,
desemboco
en las costas de tus pechos,
tu vientre
el océano en calma,
y al sur
tempestad y tormenta;
y me anego
y me inundo
y me hundo
y me muero
y revivo
y nado...






~~~~~~~~~~~~~
@AljndroPoetry
2018-jul-23
leer más   
21
20comentarios 162 lecturas versolibre karma: 102

Tormenta y calma

Suave mar en calma
Olas que con furia se estrellan
contra mi faro en noches oscuras
agitando a mi cansado corazón
que con vehemencia palpita todavía
porque sabe que aún en noches de tormenta
existen mares apacibles como suave melodía

Luego al nacer el alba
hermoso es mirar a los pies
la inmensidad del mar por la mañana
desde lo alto del faro por la ventana,
y oír la suave música del vaivén
de sus olas tejiendo espuma cual guipur,
anoche como fuerte tañido de campanas
hoy paz, voz del alma, suave mar en calma.
leer más   
18
19comentarios 144 lecturas versolibre karma: 98

Sensaciones

Evoco sensaciones que un día hallé

en una calle repleta de flores ,
en un bosque a rebosar de gente...

cuando los pájaros hablaban
y pequeños seres diminutos
construían rascacielos
en un mar tranquilo sin tormentas.

Sensaciones superpuestas
que caminan erguidas
por un camino repleto de luces brillantes,

que contienen mis vaivenes
como pilares de un reino recién hallado
después de la tormenta...

justo cuando el cielo se empieza a abrir.
leer más   
13
12comentarios 123 lecturas versolibre karma: 101

Cadaqués

La luna en tus ojos,
tu pecho en mi mano,
arena en tu piel,
sabor a verano.

Mirada brillante,
y yo, ilusionado,
el sol perfilando
tu cuerpo dorado.

Y fue de repente,
la tarde, al ocaso,
sentados de frente
al Mediterráneo.

Tormenta en tu pelo,
el viento temblando,
locura en el mar,
el cielo un relámpago.

Las nubes que lloran,
se esconden los astros,
mi luna y tu estrella
dos cuerpos mojados.

Llora Cadaqués,
amor acabado…
Un beso en mi boca,
¡Adiós! en tus labios.
16
9comentarios 136 lecturas versoclasico karma: 104

Rosas azules

Rosas azules bañan tu cuerpo
cuando tu mirada arquetípica
chirría palabras de lamento.
Que el cielo no es azul, que es tormento.

¿Gritas entonces al decirte
mi alma roñosa, melancólica
cuánto y desde cuándo te quiero?
Abre desde el susurro tu voz
porque tu mente ya la he descubierto.

Rosas azules bañan tu cuerpo,
azules como el que mira
un mar de remotos recuerdos.
10
6comentarios 80 lecturas versolibre karma: 102

Tormenta

Deseo que en este día
recibas una gran lluvia
de los "te amo" que te envío
empapándote con mi amor
por la tarde la tormenta
de mis caricias líquidas
hasta apaciguar tus ganas
en el calor de mi cama
con la noche como testigo
de mi felicidad contigo.
leer más   
10
15comentarios 112 lecturas prosapoetica karma: 90

arte poética (soneto)

quería hacer un libro de sonetos
y me salió un folleto de mentiras:
unas piadosas, otras sibilinas,
pues no me importa el grado cuando miento.

quería hacer del verso mi tormento
y, a la vez, con perfecta alevosía,
arrojarlo a lo alto de una pira
y desgarrarme en el dolor del fuego.

y cuántas veces la llama se aviva
brindándome su calor pasajero
de yunques livianos, de flor cautiva,

y cuánto, cuánto amo yo esa calima
que me abrasa la yema de los dedos
prendiendo los cimientos de mi vida.
leer más   
17
13comentarios 184 lecturas versoclasico karma: 86

Pánico

Una tormenta de inseguridad y miedo le invadía y barría por dentro como un huracán. Consumido en la soledad de su camerino se veía incapaz de asumir su futuro más inmediato. El concierto debía comenzar y seguía sin reunir las fuerzas necesarias para salir al escenario.
"Un ídolo del rock&roll nunca puede mostrar debilidad frente a su público" – Le dijo su mánager mientras tiraba sobre la mesa unas cuantas papelinas.
Hoy el pánico era más fuerte y unas rayas de coca no serían suficientes.
Una pequeña pistola brillaba en su mano; la metió en su boca y cerró los ojos.





Publicado en la Asociación solidaria cinco palabras:
cincopalabras.com/2018/06/03/escribe-tu-relato-de-junio-i-con-las-pala
13
14comentarios 90 lecturas relato karma: 90

Granizos

Se ha desplomado el cielo en forma de puñados de hielo redondo. Las nubes se hunden con su propio peso, repletas de agua helada súbitamente.

Mi pelo anda revuelto. Abro la ventana y huele a tormenta. Huele a truenos. Sabe a regocijo del campo.

Los charcos no dan abasto para dejar su protagonismo a la caída narcisista de cada gota. Ellas quieren precipitarse con magia en su recta final, antes de descomponerse al estrellarse en el suelo, con la finitud propia de cualquier hecho fabuloso.

Se mezclan con el líquido curvo en el contoneo de las fuentes.

Miro hacia arriba, la luz reflejada entre blancos y plomizos me baña los ojos. No abarco el mundo. No llego a tanto.

Y danzo entre rayos, me despeinan sus ecos, se arranca de cuajo el telón de nubes, se deshilachan en forma de cintas plateadas, espejos de vida, pociones de magia.
leer más   
13
13comentarios 116 lecturas versolibre karma: 95

Sueños

Sueños grandes y pequeños sueños
que no tienen alma, que no tienen dueño,
que viajan en nubes o gotas de fuego,
que caen desde el cielo,
en gotas pequeñas, en plan aguacero,
o en grandes tormentas de rayos y truenos.

Algunos, sueños buenos, serenos,
en los que tu eres el rey, el dueño,
del mar y del cielo, señor de los vientos.
Del amor y del fuego, de los elementos,
de las sonrisas y cuentos, vives feliz.
Eres de la naturaleza el aliento, señor
de la algarabía, el silencio y los besos.

Algunos, son malos sueños, de penas,
tristezas, de lugares oscuros,
pesadillas de muerte y perdición.
Infiernos infectos, de rabia y dolor.

Y todos caen hacia el mismo mundo
con distintos nombres bajo el mismo sol,
es el hombre quien cambia el prisma,
quien elige abismo o quien elige amor,
somos amigo mío,
tu y yo.
leer más   
20
10comentarios 104 lecturas versoclasico karma: 114

Enamorados

Enamorados
sorprendidos besándose
por un relámpago.

Foto: Israel Orlandi (flic.kr/p/pJKHMG)
leer más   
13
7comentarios 192 lecturas versolibre karma: 15

Tormenta

Adoraba mirar la lluvia a través de la ventana, sabía que el arco-iris siempre saldría, y el sol le seguiría. Le daba esperanza y la mantenía viva.

Más amaba salir a la calle, extender los brazos y mirar al cielo cuando llovía, para sentir como las gotas de lluvia que se deslizaban lentamente por su cuerpo, iban borrando las heridas que un día fueron sonrisas.
7
sin comentarios 134 lecturas prosapoetica karma: 10

No hay días grises

No hay días grises
en el fondo de tus ojos,
ni tormentas que tus manos
no sepan calmar.
No existe el abismo
si camino a tu lado,
ni el tiempo erosiona
la dicha de amar.
leer más   
15
6comentarios 510 lecturas versolibre karma: 63

Búscame

Búscame en la tormenta
o en el la tempestád,
búscame en el infierno,
o búscame en el huracán
sino me encuentras,
búscame en el desierto,
en la sombra o en el movimiento.

Estoy en todos los corazones,
en las pasiones,
soy la fuerza elemental
igual muevo el mundo
que al agua del mar,
recojo una lágrima
o una sonrisa sin más.

Si me quieres encontrar
poco has de buscar
seguro que por ti
puedes empezar.
leer más   
14
4comentarios 117 lecturas versolibre karma: 52

Cristales rotos

A pies descalzos camino,
entre los cristales
de mi corazón roto,
en la habitación de mi alma.

Vacío de tormentas,
inundado de tu ausencia,
vacío de sentires,
colmado de ecos mudos.

El silencio me envuelve
en su manto atronador,
los cristales blandos
se clavan como agujas
en el abismo de mi alma.

No hay dolor,
pero hay un sabor,
dulce amargo claroscuro.

No hay dolor,
pero hay un aroma,
fétida caricia estridente.

@SolitarioAmnte
iii-17
leer más   
11
6comentarios 109 lecturas versolibre karma: 57

Versos agazapados

Traigo los versos agazapados.
Hechos nudos naúticos en marejadas, garganta de mi inconsciente.

Traigo poesía arremolinada en los tsunamis de lunas en mis entrañas.

Cascadas de estrellas destellan letras en las tormentas cósmicas de Casiopea.

Génesis de rimas emergen de la singularidad cuántica de uno de mis latidos.

Sinfonía armónica de estrofas diluviando de nubes de vapor de fuego.

Violentos agujeros negros devoran galaxias de verbos y escupen universos, en verso; sentires en grafos primigenios.

Magma crepitante hincha mi aorta creativa.

Nitrógeno amniótico, embrión simbiótico, gestación dual, mutación natural; la nada engendrando el ser; el ser concibiendo el sentir; el sentir pariendo la expresión.

@SolitarioAmnte
iv-2017
leer más   
9
8comentarios 139 lecturas prosapoetica karma: 65
« anterior123