Verso clásico Verso libre Prosa poética Relato
Perfil Mis poemas Mis comentarios Mis favoritos
Cerrar sesión

encontrados: 4557, tiempo total: 0.009 segundos rss2

Venturia

Viento que abres mi ventana,
¿qué recuerdos me traes en este día?,
aquellos de la infantil mañana,
hace ya tantos años de lejanía.
Silencio de la naturaleza, hermana,
entra de par en par, confía;
dime si no eres ya anciana
por culpa de esta humanidad fría.
Viento que tocas mi campana,
búscame como disidente policía,
llévame por paseos de castellana,
trátame como el rezo al Ave María.
Grito de la naturaleza, tan temprana,
a estas horas de noche vacía,
despósame con una manzana,
pues soy pecador de harta fantasía.
Viento de aquella mujer cortesana,
quién te viera llena de energía,
que a cada hombre le chupas la gana,
y mi desnudez te mira con ironía.
Cállate, naturaleza pagana,
¿no ves que estoy loco de alegría?,
¿no ves que miento con blanca sotana?,
y de mí el mundo se fía.
Viento que de mí mana,
contigo siempre iría,
envuelto en cortina romana,
al numen de una ambrosía.
¡Calla, insolente naturaleza vana!,
¿no entiendes lo que mi alma de arpía
es capaz de proferir con diana
lo que nadie dice, por temor a una herejía?
Viento que asomas cabeza de guardiana,
entre bártulos que mi mujer cosía
encontré una vieja persiana,
con la que me enrollaré, si ella moría.
Naturaleza que vejas a la rana
por solo saltar de lo que la comería,
por ser tan cotidiana
como mi memoria, a lo que antaño sabía.
Sé viento también, lozana,
que cada palabra tuya no sobraría
en la mesa de este reino de lana:
manos y pies de gente a la que quería.
Exijo, naturaleza en una avellana,
que la ardilla no coma lo que yo te debía:
ser raíz en el tiempo de tu membrana,
y no robarte lo que me apetecía.
¡Viento, llévame con ella, mi nirvana!,
con ella soy misma naturaleza, te hablaría,
¡de su voz la mía no es tan tirana!,
ni tampoco una celosía.
Ave naturaleza, seas mi gran charlatana;
de mí no hablas, pero me callaría
si dijese que no me vistes cada semana,
con el amor de la mujer con la que me dormía.
Vientos, oh vientos, sed mi palangana
para llenar esta mi cofradía
con versos a caballo y caravana,
con letras de acero, como ayer los paría.
Óyeme, naturaleza artesana,
fabricante de juegos, amiga mía,
ya no eres aquella virgen sábana
que cuidabas del mono: ese que odio y mataría.
Viento enjuto, creador de mi nana,
madre que me dijiste lo que me pasaría
si me quitaba esta invisible bandana:
“llorarás hasta que Dios jubile su sagrada palabrería”.
Naturaleza tan grande y enana,
dame una vez más tu osadía,
como arcaico pan tú me rebanas
igual que rebanas promesas que yo sentía.
Viento que limpias mi abrigo de pana,
eres mi única compañía,
el que me ha vivido en cada cana,
y rejuvenece mi eternidad, en una fotografía.

© 2019 Elías Enrique Viqueira Lasprilla (Eterno).
España.
10
1comentarios 43 lecturas versolibre karma: 75

Mi poesía

¿Qué decir de mi poesía?
Un amasijo de letras os diría,
un hilo de coser distancias,
un ojalá, un dislate, un desvarío,
extraerle la sustancia
a la vida y al amor,
conjugar con el dolor
desde el eco hasta el vacío,
es sentir el extravío
de un camino sinuoso.

Es un hilván melodioso,
es la rima y la cadencia,
la pasión en decadencia
y el hálito vaporoso
de lo onírico e insinuante.

Si la escuchas es arrullo,
la caricia del murmullo
de una brisa susurrante,
de un susurro delirante.

Es el fin de cada estrofa
con la rima en un pespunte,
donde levita la forma
en esa hoguera en que funde
el cinturón que la ahorma
con cada estampa simbólica
del tapiz de la costumbre.

Es un barco sin destino,
un ocaso dibujado al albor de los sentidos,
un oasis de ilusiones,
aquelarre de pasiones
que navegan, que se olvidan, que se pierden en suspiros.

Son los acordes que mecen
el quinqué del universo,
es la emoción de unos versos
que se erizan y estremecen
como la piel al sentir
a ese labio seducir,
a otro corazón latir...

Son mi tierra y mis raíces,
las profundas cicatrices
de los besos
que volaron hacia el cielo,
del doliente sentimiento
de tantas tardes tan grises...

Porfiar en el empeño
de soñar, y que los sueños
hagan real las fantasías,
aunque efímeras,
aún tan lívidas...

Intimista, introspectiva,
para mi es droga adictiva,
frenesí de lo retórico,
suave arrebato en lo erótico,
el vergel de la lascivia,
la emoción incontenida,
lo sensual e indecoroso.

Alfaguara de las lágrimas
que se perlan en metáforas,
suave, dócil, delicada,
el crisol de la ternura
embriagada de amargura.

Eso creo que es mi poesía,
como una nube esponjosa,
una frágil mariposa
que vuela con sutileza
en busca de la belleza.
17
14comentarios 63 lecturas versolibre karma: 82

"Lluvia púrpura"

Cae la lluvia púrpura
sobre cántaros de barro que sostienen
mis manos encallecidas,
esta noche mi sed es saciada,
descubriendo el amor que me aguarda.

Cae la lluvia púrpura
sobre mi cuerpo mallugado,
sanando profundas heridas,
alzando mi ánimo con alegría.

Escucho un susurro en mi corazón,
a solas o acompañada
en mi desierto que lo empapa
esta lluvia que no para.

Me lava con su agua viva;
agua eterna que escurre
de la cruz del cielo,
sobre mi y a todos a quienes ama.

Aún llevo los cántaros rebosantes
de infinitas gracias que embellecen
y salvan para toda la eternidad mi alma.


Cae la lluvia púrpura
sobre cántaros de barro que sostienen
mis manos encallecidas,
esta noche mi sed es saciada,
descubriendo el amor que me aguarda.


Enid Rodríguez Isáis
Estados Unidos
Mayo 2019.
leer más   
16
16comentarios 125 lecturas versolibre karma: 89

Cuando Nos Volvimos Tan Distantes

La magia desapareció
Con el tiempo
Sin dejar rastro

Ya no somos tan unidos
Como creíamos
Nos volvimos tan distantes
Y ya no pude hablarte

Ya nada es como antes
Como desearía
Poder remediarlo
Pero si no hay nada que pueda
Hacer, más que padecer
De ver como todo
Lo que logramos
Se derrumba

Ante nuestros ojos
La casa se sentirá vacía
Mi alma vacila
Mi cama ya no tiene tu fragancia
Ya los días se volvieron tan pasajeros
Tan pronto
Cuando empacaste
Te llevaste todo
Dejando desolado
La ilusion
Pero fue lo mejor para los dos

O eso creo
Más no veo
Que más hacer
Si no nos queremos
Como ayer
Ni nos hablamos
Como el momento en que nos conocimos
Pasamos de ser tan cercanos
A lejanos
leer más   
16
18comentarios 88 lecturas versolibre karma: 99

Versos Mudos

Miradle a la cara.
Contempla inquietudes en sus ojos.
Escudríñale,
Algo Más allá de la mirada
Espera connivencia,
Empatía,
Interrógale,
¡Azotadle si es preciso!
Hazte su verdugo…
Pero…
Sedle franco
Se compasivo, misericorde.
Muéstrate al desnudo.
…y si aun así, ese verso no te habla.
Menos le va expresar a quien lo aborde.
Estas: ante un verso mudo.
leer más   
5
4comentarios 25 lecturas versolibre karma: 77

versos de borracho

No sé si tu mensaje me llegó al alma,
No sé si fue tu falda,
las ganas de recorrer tu espalda,
O es que hay algo más,

No sé si serán las copas,
Mi espíritu rebelde quiebra normas,
O si es que la soledad me estorba,
O si por fin encontré mi horma,

De este zapato metafórico llamado vida,
Y por un exceso de bebida,
Caí en la tiranía,
De regalar versos amargos,


Salir del eterno letargo,
De la soltería,
Y soy mejor poeta que marido,
Porque dolido escribo, bebido.


Recordando tiempos mejores,
En el que los amores,
Eran de verdad eternos,
Quizás tan solo soy un idealista, un lerdo,

Quizás el rubio de tu pelo me deslumbra,
Quizás soy de los que encumbran,
Los amores imposibles,
Quizás bebí de más y estoy sensible,

Quizás y sólo quizás,
Tienes razón con los poetas,
Y no quieres caer en mi treta,
De un amor imprevisible, por revelar.

Y no te culpo,
Acostumbrada estarás a lo insulso,
Al insulto de un patán,
Que no supo valorar, lo que yo veo entre el tumulto.
7
1comentarios 21 lecturas versolibre karma: 73

Pétalos

Los jardines están cubiertos de pétalos caídos.
Y con ellos las respuestas a cientos de '' Me quiere,no me quiere ''
leer más   
2
sin comentarios 34 lecturas versolibre karma: 23

Luz de Sol...

Luz de
Sol...

Enciende
los
sueños
del
alma...


© Derechos de autor
Isa García
11
4comentarios 76 lecturas versolibre karma: 81

Magia (Con @Davrist)

No era lo que yo buscaba,
Tampoco esperaba
Lo que en aquella esquina
Aconteció, sólo sucedió...

Y fue sólo con alzar la vista
Mis ojos se fijaron en aquella pista el corazón latía
Y sería quien rompería
Aquella regla...
Aun no lo sabía
De que de ti... me enamoraria

Que de la nada se le ocurrió
aparecer ante tu mirada
Ilusionada

De allí surtió efecto la magia
naciendo de sus ojos
un sutil brillo de estrellas
Que se desprendía como polvo
En los vientos del universo
Que comenzaba a brotar
Y se empezaba a notar

Siento por dentro la magia
De la sincronía de mis emociones
Al cruzarse nuestras miradas
Como cuando el Bing Bang
impresión a dios con su gran explosión

Pero nada parece eterno
la magia comenzó a convertirse
En murmullos, en arcoiris sin colores
En caras pálidas y tartamudeos
Sin más rodeos
Quedas tan ilusionado
De quedar tan enamorado

Hasta que un día sin más
La magia se desvanece
El fuego comienza arropar
todo con cenizas
el calor sofoca el alma
En el pecho el corazón
ya no late como antes
Y ves como la ilusión
ya no es magia sino nostalgia
Al amanecer en cada día
las lágrimas se desprendian
se arreglan y desayunan
añoranza de magia
Y por extrañar el olvido
el corazón comienza a creer
en trucos callejeros
Yo quisiera ser como tu
Ese que vive
de la alquimia de la magia

A ti te llaman maga
y a mí, un espectador
que quedo hipnotizado
de su arte.
leer más   
15
15comentarios 90 lecturas colaboracion karma: 107

Estás Presente, No Ausente

Quisiera que pudieras
Despertar
Y poder vislumbrar
Un amanecer cayendo por las cortinas
De un cuarto sombrío

Y entre tus manos poder sentir
El calor de las mías
Poder charlar como antes
Comentando problemas
Con un poco de comedia
Y reflexión de tus consejos

Ya no es como antes el día
Ya no siento lo mismo ya que me siento ausente
Cada vez que tu no estás conmigo
Acurrucandome
Entre mis colchas
Y darme un beso en mi frente para poder sentir que no estoy tan solo
Y que tu me acompañas

Los días que te visitó
Estas allí tan radiante
Y llena de plenitud
En el silencio profundo
De aquel cuarto
Y me preguntó
Si sientes miedo
O si te sientes sola

Mientras me siento
A tu lado y te arregló tu suave pelo
Y suelo hablarte porque creo que me oyes
Y acercó mi mano para que ya no te sientas sola
Y tampoco sientas frío con el calor de mis palmas
Me quedo a tu lado hasta dormirme en tus brazos
Para que sientas que no estás tan sola

Porque para mi no te fuiste
Sigues aquí conmigo
Compartiendo este momento
Juntos aunque no sea como antes
Pero seguiré esperando
Y no dejaré de visitarte
Y hablarte porque para mi
Sigues presente y no ausente...
leer más   
16
8comentarios 62 lecturas versolibre karma: 93

Tu cielo

A veces la noche se torna gris,
Las flores se marchitan...
Los minutos te vuelven infeliz.
Y las nubes que adornaban el cielo se disipan.
No cantan los pájaros,
Ni se emociona el corazón...
Los versos se tornan descontrolados.
Y se desafina una canción...
Hasta el brillo de las estrellas se opaca,
El viento se detiene...
La brisa se acaba.
Y la vida ni se va, ni viene...
Pero cuando sale el sol,
Se finge una sonrisa feliz.
Todo es como un cuento de hadas...
Hasta el más infeliz,
Finge tener alas...
Pero, ¿Y si dibujas la vida?
¿Tal vez si le pones brillo al gris?
No veas las flores marchitas,
Solo están dormidas...
No veas el reloj,
mejor muestra tu amor mientras respiras...
Las nubes volverán,
Junto al frío...
Por eso los pájaros están dormidos.
El viento se detuvo pero no es para siempre,
Volverá junto al brillo de las estrellas...
Los versos y la música solo se tornaron rebeldes.
Pero cuando vuelva la brisa todo será mas vivo y más alegre...
Y se escucharan las gotas como sonidos de arpa hasta tocar con su sinfonía los corazones...
Y será tu cielo perfecto,
Perfecto como la melodía que proyecta tu corazón.

-Tan solo tinta y papel
Todos los derechos reservados ©
leer más   
12
4comentarios 109 lecturas versolibre karma: 84

Dibuja Un Trozo Del Amanecer

Traza un río en un arroyo
Azulado, los peces color blanco a su lado van navegando en su estrechó, deja un estrechó un espacio celeste dominando su espacio y convierte el fuego en un sol saliendo en el extremo del horizonte y una ventana abierta, con sus cortinas alabando al viento, un niño despierto y un amanecer despertaste
leer más   
19
13comentarios 114 lecturas versolibre karma: 112

Sin título...

Primavera,
y este
Sol
calienta.

Las
flores
tararean...


© Derechos de autor
Isa García
10
sin comentarios 81 lecturas versolibre karma: 80

Crónica de un abrazo

Soy admirador de lo intangible, de lo sincero,
De lo espontáneo.
En especial de lo empírico, lo que tiene que vivirse.

Como ese regalo divino imposible de valuar,
El abrazo.

Ese momento efímero cuando decimos:
“Estoy contigo”.
Sin palabras, sin siquiera hablar.

Donde se consagra un gran cariño
O incluso hasta un amor eterno.

Donde por segundos todo es compartido,
Las agonías, el desvelo, la soledad,
Y nos unimos a alguien para pedirle tregua a la perpetuidad.

Larga vida a los que abrazan sin escatimar,
Y dichosos los que ya han encontrado su abrazo idóneo.

Isaac Vázquez
leer más   
12
5comentarios 57 lecturas versolibre karma: 93

Mi pérdida

Por tus rasgos, una mueca de sonrisa añoro.
De antaño quise apresar mis sentimientos y regalarlos a la mar.

En tus ojos respiré, como fría resplandeciente, siendo un alma, incapaz de ver.
En tus labios recordé, de un tiempo en que subía por montañas y riscos.

Toda una isla que recuerdo era, el resto de mi pena, sola y extraña.
Desde cuya lejanía podía verse la arcilla, y las marcas de grandes remordimientos como arañas.

Si a ti te regalo más de mí, moriré, y quiero darte todo sin morir.
Si no puedo respirar y el viento helado congela mi corazón, te pediré tu aliento, en mi pecho.

Tanto hay entre nuestros acercamientos, tanta posibilidad y tan poca concreción.
Tanta distancia hay entre lo más grande, y lo más pequeño.

Quiero entrar en silencio, quizá entre tus recuerdos, como algo cálido, por primera vez.
Por vez primera quiero quedarme en silencio en tus brazos, algún día, y dormir.

Quiero mirar a la lejanía a través de tus ojos y pensar en lo distante que alguna vez fui.
Después de todo yo sé, más que nadie, que todo se pierde, y a ti también te perderé.
leer más   
3
1comentarios 27 lecturas versolibre karma: 33

Usted, señora

Me estoy deshaciendo en los pensamientos que recorren su cuerpo.
Me estoy ahogando en el recuerdo de su voz y su sonrisa.
Me desvanezco en su delicadeza, inteligencia y armonía.
Me ahogo en usted señora, me ahogo en mi amor.

Atraganto mi ira por no poder expresarle mi necesidad,
de que solo seamos usted y yo en la inmensidad.

Me estoy despedazando de dolor por no poder siempre acompañarla.
Me muero de celos cuando otro me roba mi tiempo con usted.
Un llanto de tristeza profunda me arrebata su recuerdo,
al saber que este sentimiento no la acompaña.
leer más   
4
1comentarios 32 lecturas versolibre karma: 53

"La danza de dragones"


Nuestras lenguas forman
una danza de dragones,
entre la lluvia roja que arroja
ardientes perlas a la tierra,
buscando descanso
sobre un escondido lecho
en la bruma verde del ensueño.


Enid Rodríguez Isáis
Estados Unidos
Mayo 2019
leer más   
30
27comentarios 171 lecturas versolibre karma: 264

Mucho Más

Amar es mucho mas
Que marcar
Con besos el estrecho
De tu pecho.

Y con mis manos tocar
El archipiélago,
Que anida como lago
Sobre sus labios
O apreciar
Sus ojos.

Brillando al son de la luna
Y ocultando
Besos en las sombras
Y dejar que el corazón
Hable por nosotros.

Junto con el deseo
De apreciar su piel
En la oscuridad.
Amar es mucho mas que palabras
Es una acción inmediata,
Que anhelar
Tocar
Más allá del Himalaya.

Que apreciarse a oscuras
Y ocultar los besos entre las sombras
Y el amor en silencio para que nadie los vea.

Cómo amantes bajo la mirada asimilada de un satélite.
Más que eso es apreciar y querer,
Más que disimular felicidad,
Más que amar, es un te quiero entre un ramo de rosas y un poema...
leer más   
15
17comentarios 81 lecturas versolibre karma: 92

"Espada y rosa" Plumas: @Yaneth_Hernández y @EnidIsáis

Al vuelo de la pluma mis emociones
se enlazan bajo una lluvia de estrofas,
emancipan los sufrimientos que afloran
cuando mi mano temblorosa se expresa.

La poesía es mi Dante con su infierno,
emerge del grito de la muerte noche,
las lágrimas de la alegría cuando el verso
encaja en la costilla del alma.

La poesía se balancea en las páginas
ofuscadas de mi soledad, atraviesa
desnuda mi tranquilidad, alborota
mis enigmas y me contempla en su brillar.

Tal vez alguna madrugada me haga tinta
por siempre y en vértices de locuras
esa sangre negra, abra grietas en potentes
expresiones que inmortalicen mis dolores.

Tal vez en mis entrañas brotará una luz
de hermosura y plata cuando la poesía
se haya transmutado con mi espíritu
en las horas más desesperadas.

Ya no seré una alma errante
que solo posee huesos, carne y sangre,
pues me olvido de todo el mundo
y hasta me olvido de mi propio odio.


Afilaré mi espada forjada en verdad
y rosas
¡Triunfará mi amor a todo lo que alumbra el sol naciente!
¡Y todos los pueblos recordarán mis cantos mañaneros!
Espada y rosa soy, abriendo camino con mis versos.

Yaneth Hernández
Venezuela.

Enid Rodríguez Isáis
Estados Unidos.
leer más   
22
48comentarios 198 lecturas versolibre karma: 83

"Ella"

No conozco más que el brillo de sus letras
y, a retazos,
el susurro del abrazo
que me envuelve si recita sus poemas.

Ni su rostro, ni los trazos
del fulgor que reverbera
cada vez que de sus labios,
como estrellas,
sus palabras centellean.

Ni siquiera el atisbo de un vistazo,
ni de lejos ni de cerca,
la ha traído a mi presencia.

Ni siquiera...

Pero sé de su alma y de su esencia.
De la eterna primavera
que florece en los campos
más sensibles de su pluma y de sus yemas.

La caricia con que escribe, su belleza,
la pureza de sus salmos,
de esos versos delicados
donde aflora el suspiro de sus venas.

Y también sé que en esta guerra,
que ahora libra contra el diablo,
sus palabras son su fuerza,
la armadura inquebrantable de pedazos
de emociones y vivencias.

Sé que es "ella",
solamente...,

la que esquiva el manotazo
de la vida y lo cercena,
que es valiente
y que es bella.
35
16comentarios 202 lecturas versolibre karma: 109
« anterior1234550