Verso clásico Verso libre Prosa poética Relato
Perfil Mis poemas Mis comentarios Mis favoritos
Cerrar sesión

encontrados: 55, tiempo total: 0.004 segundos rss2

Décima XXV. Por encima de las nubes

Sólo tú me has conocido
porque el resto de la gente
es ajena a mí - o indolente
a todo lo acontecido -.

No entiendo por qué te has ido.

Por encima de las nubes
en tus hombros tú me subes
y me elevas a otro plano
al tratarme como hermano
y abrazarme a tus querubes.


© josemateoangulogarcia@gmail.com
leer más   
7
sin comentarios 27 lecturas versoclasico karma: 111

Décima XV. "La charca"

Esta claridad sublime
no se parece a tus ojos
ni me exige desalojos
ni nada que desanime.

Es la paz que me redime.

La luz de agua que aquí nace,
que en la charca, calma se hace,
es tenue y policromada;
es transparente y pausada
como la virtud que renace.


© josemateoangulogarcia@gmail.com
leer más   
6
2comentarios 42 lecturas versoclasico karma: 96

Soneto. Pies sincronizados

Todo cuerpo se mueve, coordinado,
- en atroz caminata y pasadizo -,
bajo un danzar de pies, escurridizo,
que sostiene a cada plano inclinado.

Todo cuerpo es volumen activado,
- y es luz cristalizada de un hechizo -,
para un escenario de piel, macizo,
que sucumbe al subsuelo calcinado.

Eres zapatilla en baile que incide
en su rotar de pies, sincronizado,
que impulsa un giro efímero invisible.

Eres el paso clave que decide
sobre el centro de masa adelantado
de cada cuerpo ingrávido y sensible.
leer más   
21
8comentarios 134 lecturas versoclasico karma: 123

Décima I. "Zapatillas rotas"

Centurión de baile y giro
- en descabellado engendro -
que duerme en la flor de almendro
cuando descanso y respiro.

Tras mil piruetas,... me estiro.

Y si estoy triste o afligido,
se desploman, si te has ido,
mis pies. - Zapatillas rotas -.

Solamente tú lo notas ...
cuando tengo el alma herido.

© josemateoangulogarcia@gmail.com
18
5comentarios 93 lecturas versoclasico karma: 132

Décima XX. Desde que tú eres mi cielo

No existe espacio cegado
desde que tú eres mi cielo
y, en el mar de tu deshielo,
al amarte, me siento amado.

¡Lo mejor que me ha pasado!.

Emoción de amor primero:
"cántico verde-jilguero,
albor que te amo. ¿Tú me amas?.
Sol que se esconde en las ramas,... ".

¿ Tú me quieres,... ?. ... ¡Yo te quiero!.

© josemateoangulogarcia@gmail.com
leer más   
4
3comentarios 65 lecturas versoclasico karma: 63

Soneto. Agua y Danza

La edad - sin vida - que en mi alma emerge
restituye cánticos de esperanza
y construye heráldicos de agua y danza
sobre el test de miel que en mi piel converge.

Mi mente es ofrenda y bucle. Diverge
y destruye pétalos de añoranza
de un sol que huye en sépalos, que no alcanza
las olas sin vuelo que el mar sumerge.

Te espero en la aurora sin más ansiedad
que el arrumaco de nuestras canciones
con la felonía de aire sin brisa.

Te espero en vaguada sin más soledad
que el resguardo de ciertas precauciones
con la melodía de una sonrisa.
leer más   
15
8comentarios 111 lecturas versoclasico karma: 131

Décima X. Hasta tu oído

Para escudriñar senderos
pido a mi río que seas,
- en las mimbres y mareas -,
mis otros pies compañeros
de los meandros y luceros.

Pido al alba que susurre
lo que en mi mente discurre;
que sepas que te he querido
y que llegue hasta tu oído
todo cuanto se me ocurre.

© josemateoangulogarcia@gmail.com
leer más   
7
2comentarios 53 lecturas versoclasico karma: 79

Décima V. "El último árbol del bosque"

No tiene donde caer muerto
el último árbol del bosque
ni una rama donde enrosque
la enredadera del puerto
en su denostado entuerto
con paisajes desolados.

Los tallos quedan aislados
de las lluvias torrenciales
que se agolpan en caudales
de los ríos desangrados.
leer más   
5
1comentarios 45 lecturas versoclasico karma: 77

Trilogía "Sinfonía de SONETOS"

Doy por concluida mi Trilogía "SINFONÍA DE SONETOS"
1. Poema Corto
2. Sonetos Lúcidos
3. Desnuda Esencia

© josemateoangulogarcia@gmail.com

En mi web de autor podréis ver el enlace a los tres Libro_blogs de dicha trilogía.

Os invito a su lectura.

Gracias a los comentarios recibidos por compañeros y compañeras aquí en Poémame.

Seguimos.
Salud.
6
3comentarios 68 lecturas versoclasico karma: 72

Soneto. Mayo del 68

Yo soy un polvo de amor de aquel mayo
del sesenta y ocho que florecía
sobre la cuna de la rebeldía
y escapaba del clandestino ensayo
de asesinos que echaban su trasmallo
sobre mentes libres que, cada día,
fueron estudiantes en la alegría
de un cuento trasgresor del mes de mayo.

La historia es sucedáneo permeable
de equivocadas palabras y heridas
que se rectifican en otras vidas.

En este escenario tan desmontable
hay medio siglo de luces perdidas
que hallarán su luz libre en otras vidas.
leer más   
6
2comentarios 146 lecturas versoclasico karma: 73

Soneto. Muñeco roto

Un amor, que ni es, no correspondido,
me deja tirado en el suelo frío
de una ciudad, castrada en desvarío,
y un dolor que es dolor sin más sentido.

Maniquí sin ropa y sin vestido
me siento al amar a quien no fue mío;
de una maldad, sentada en el desvío,
muñeco roto a quien él no ha querido.

El amor mundano no es romántico
cuando deja a las mentes desquiciadas
o sufre malos tratos de quien fuere.

El amor romántico es romántico
si hay verdad en las almas implicadas
y, sin vejar, demuestra que te quiere.
leer más   
14
6comentarios 162 lecturas versoclasico karma: 103

Soneto. La guarida de los poetas

En la guarida de los poetas estoy
deshojando los libros más preciados.
Los versos no leen. Son acariciados
en cada sentimiento de ayer y de hoy.

En sus intensas voces ocres estoy
solapando los textos desquiciados
y avivando la llama de los sitiados
versos que van conmigo a donde voy.

Mi lengua saborea los vocablos
de los poetas que cantan sin deceso
porque sus palabras viajan sin tiempo.

Persiste la escritura en sus retablos.
Las guitarras se emocionan por eso
y van de voz en voz cantando a tempo.

*
Enlace de interés: www.youtube.com/playlist?list=PLzgc5ixXQHbA6G5s7i2FUbeNvQcB5IsNI
5
sin comentarios 26 lecturas versoclasico karma: 63

Soneto. Prosa mora

Cipreses que afloran en prosa mora,
- ovejas de lanas que dan abrigo -,
y versos paridos en miel de aurora
que nos resarcen de alimento y trigo.

Campo de mieses que todo atesora
- lazo nirvana que casa consigo -,
y beso que acorta en la piel cada hora
del tiempo feliz cuando estás conmigo.

Mis pasos de baile siguen bailando.
La última simiente va despeinando
mi ardua cabellera de pelo roto.

Tras el vendaval se va deshilando
pócima hiriente que va pivotando
en el sexo ardiente de cada escroto.
leer más   
13
1comentarios 159 lecturas versoclasico karma: 87

Pude ser yo. (Soneto alejandrino)

Lo que me extrajo, me dedujo y luego me excluyó.
Lo que me dijo, me ocultaba y también me mintió.
Lo que me expuso, me aceptaba y no me consintió.
Lo que me desdijo, me imputaba y me destruyó.
Lo que me atrajo, me sedujo y otra vez me instruyó.
Lo que me distrajo, me alertaba y me presintió.
Lo que me supuso, me redujo y me resintió.

Lo que me inspiraba, me leía y pude ser yo.

En las palabras lúcidas y en las nebulosas
hay entramados que alcanzan a todas las cosas
que son parabienes, pesquisas y pergaminos.

En las mieses que nacen trigos y celulosas
hay contubernio de palabras bellas y hermosas
que dibujan sonetos con son de alejandrinos.
leer más   
17
5comentarios 113 lecturas versoclasico karma: 96

Partieron inéditos de nuestras vidas

El invierno a llegado a mi vida.
Poco a poco he dado paso al frío que cala en los huesos.
No he podido detener las tempestades.
Porque el tiempo es imperdonable y solo sigue avanzando indolente y testarudo.

No le importa el ayer cuando el corazón brincaba jubiloso en las praderas.
Tampoco le importan mis ojos que retaban al peligro sin medir sus consecuencias.

Ahora solo observo quito al cúmulo de experiencias que se mueven en el vaivén de la indiferencia.

Sobre un pasado que se escurre como el agua de las manos así he solapado la injerencia en mi vida de un montón de gente necia.

Ahora la noche esta cerca de mi vida.
La muerte ronda escondida.
Es su aroma a ocre se pasea ofendida.

No es a mí a quien lleva en sus finos carruajes.
No le teme a la ironía de la parodia.
Nunca le incomoda el presente que se acorta con el transcurrir de los obvios sucesos.

El invierno a llegado a mi vida.
Poco a poco a dado paso al frío que solo cala en los huesos.
No he podido detener las tempestades.
La caricia fría me mantiene despierto ante una realidad que me marchita.

Se fueron.
Seres queridos que partieron inéditos de nuestras vidas.

Poesía
Miguel Adame Vázquez.
26/11/2014.
14
4comentarios 362 lecturas versolibre karma: 56

Soneto. Cortinas de agua

Como dos gemelos inseparables
hemos coadyuvado a este amor intenso
y las horas muertas, las que te pienso,
dibujan relojes insoportables.

Un puñado de abrazos agradables
hemos ataviado de amor denso
y, en ganas de verte, las que condenso,
se enjuta emociones incalculables.

Bajo cortinas de agua nos duchamos
y, alma con alma, nos enjabonamos
hasta en la piel y sien de las retinas.

En caricias de champú nos amamos
y, alma con alma, nos penetramos
en patios de salón y en las esquinas.
leer más   
12
3comentarios 147 lecturas versoclasico karma: 77

Soneto. Trampa de azul

Si no puedo resarcirte de éxtasis
en esta trampa de azul que enamora
y si el sentimiento, que tanto aflora,
es pura soledad de metástasis.

Si no logro aniquilar mi catarsis
en el coma que me induce y devora
y si el pensamiento, en hora tras hora,
es dura realidad de amor sin praxis.

Si soy becario en prácticas de un "sindiós"
y si, el alma, de olvido, no se cura
desde que los dos nos dijimos adiós.

Si tengo esperanza, amor y dulzura; ...
... no es necesario pensar en ningún dios
si me abrazas y me das tu ternura.
leer más   
11
2comentarios 83 lecturas versoclasico karma: 78

Soneto. Tras tanto bullicio...

No podemos permanecer callados
de espaldas al público de la vida
ni debemos cejar causa afligida
mirándonos en paisajes tallados.

No podemos abastecer cerrados
de buitres bucólicos en la herida
ni debemos labrar causa perdida
soñándonos en mensajes borrados.

En esta esquinita del escenario
me siento en un sillón negro y palmario
para avistar a las nubes del cencio.

Tras tanto bullicio de estirpe de ario
no hay mejor acto de amor solidario
que un trocito de paz y de silencio.
leer más   
4
sin comentarios 56 lecturas versoclasico karma: 53

Soneto. Cuando dos personas nos amamos

Cuando dos personas, que nos amamos,
damos rienda suelta a nuestro placebo,
evocamos a un amanecer nuevo
donde, por nada, no nos consternamos.

En retahílas de amor nos mostramos
la candidez y el sonrojo sin nevo
que se vislumbra de "verdad, me atrevo"
en la piel que, libres, acariciamos.

Todo margen de error se nos reduce
y la vida - a más vida - nos conduce
por el periplo de amor consentido.

La magia de vivir, cuando seduce,
es la otra dimensión -que nos abduce-
del amor líder y correspondido.
leer más   
5
sin comentarios 81 lecturas versoclasico karma: 63

Soneto. #LaPuebladelRío

Por la naviera luz de La Barqueta
se abren en brecha los surcos fluviales
y a las veredas, cañadas reales,
llegan piafando trotes de carreta.

Por La Marisma, aguas en la cruceta,
mieses de tornasol, ... de cereales, ...
y espasmos de chorros en los canales
que se ajustan con cintas de agujeta.

Las nubes caen presas de sol y ocaso
en uves de aves que van con retraso
buscando el humedal de La Dehesa.

Pinares y Encinares,... ... ..., Río al paso,... .
Mimbres,... ... ... ... . Y aromas que duermen, al raso,
en las Cinco Riuelas que atraviesa.
leer más   
5
sin comentarios 49 lecturas versoclasico karma: 61
« anterior123