Verso clásico Verso libre Prosa poética Relato
Perfil Mis poemas Mis comentarios Mis favoritos
Cerrar sesión

encontrados: 6951, tiempo total: 0.008 segundos rss2

Fuego de estrellas

Noche de pecas

de luceros en llamas

amor invitan.

Jairo Sebastián Zanetti
leer más   

etiquetas: poesía, haiku
3
sin comentarios 15 lecturas japonesa karma: 40

Ternura

¿Qué es la ternura? Dije…
Risa, Guiños, Caricias o Besos.
La ternura lo es todo
cuando va acompañado
de un sentir bello y manso
con todo el querer.
Unas risas tempranas
al despertar de mañana,
dando al nuevo día
fresco amor mañanero.
Los guiños enamorados
que viajan de moflete a moflete
con un coqueteo disimulado
entre ojos verdes claros
de miradas de muchachos.

¿Qué es la ternura? Dije…
La ternura lo es todo
cuando se da con el alma.
Las caricias prematuras
en las manos de la madre
que calman suavemente
con sus besos cálidos y mansos.

¿Qué es la ternura? Dije…
Desnudos, dóciles y perfumados
abrazos que me has dado
al crecer, siempre a tú lado.

Autora. _ Oneida Pérez “Ofly”
Colección “Lacitos de Azúcar Poemas de Miel”
@Derechos Reservados
Ilustración. _ Sakuralove1313
9
6comentarios 76 lecturas versolibre karma: 80

La luz

hay un fondo azul púrpura
donde nacen los cálidos otoños

donde la luz recobra su fuerza
y los gélidos limbos
van poco a poco sucumbiendo

amalgama solar,
estallido de vida
en un mar de sombras chinescas





Hortensia Márquez (horten67)


Imagen: Cuadro de Roberto Sánchez #magma , mayo 2020
12
13comentarios 76 lecturas versolibre karma: 101

Perdido

Estoy perdido,
sin la protección,
de tu cielo...
sin estrellas,
lloviendo...
sobre mi rostro,
sin la luna...
besando mi frente.
Estoy perdido,
en anocheceres,
oscuros...
de tristezas,
durmiendo a mi lado,
de sábanas frías,
sobre cuerpos,
ausentes...
...y así...
hasta que llega,
la mañana.
Estoy perdido,
en un laberinto,
sin luces...
donde el único ,
aliento...
eres tú...
lejana y distante...
sin querer más,
mis besos...

Al Agus
leer más   

etiquetas: poesías, poemas, versos, amor, despedida
4
3comentarios 17 lecturas versolibre karma: 66

Haiku

Cae la lluvia
esta noche de estío
ambiente frío.
leer más   
6
2comentarios 36 lecturas japonesa karma: 69

Durmiendo solo

Estoy durmiendo
solo...
con la sola presencia,
que dejaste...
en el perfume
de tu almohada...
en tus murmullos
entre paredes...
despertándome,
en la madrugada...
Estoy durmiendo
solo...
con la agonía,
de tu ausencia...
...y aún así...
te siento,
en cada mañana...

Al Agus
leer más   
14
4comentarios 58 lecturas versolibre karma: 100

Dormir en silencio

Tal vez,
sueñe contigo...
cuando la nostalgia,
me embargue...
de besos y abrazos
recordados u olvidados.
Tal vez,
te escriba en mis sueños,
una carta de amor...
en un papel de viento,
para que te llegue,
salvando distancias.
Tal vez,
cambie la clave...
para que no entres,
a mis sueños...
...y entonces...
dormir en silencio.

Al Agus
leer más   
13
6comentarios 72 lecturas versolibre karma: 88

Unos jilgueros...

"...Unos jilgueros
están sobre las ramas,
animan los oídos
su canto en la mañana..."

Rafael Sánchez Ortega ©
23/05/20
5
2comentarios 46 lecturas versoclasico karma: 74

Madre Reyna, Madre sola

Hace muchos inviernos ya, se le ve a diario desde el alba, hasta la noche oscura, siempre buscando, desesperada, no extiende más sus alas, no busca un rayo de sol, tan solo acicala su tibio cuerpo tratando de hallar rastros, respira hondo y ahoga su lamento.
Ya no se escucha más su voz, solo un chillido garrasposo en la madrugada y antes de volver a casa.
Es un alma congelada, cubierta por el polvo, y el peso frío de la muerte.
Aún abatida por el dolor, incesante busca ínfimo rastro; gotas de aceite que desinflamen recóndita huella, el recuerdo de una sonrisa que pueda devolverle alguna razón para volver a cantar. A punto, tan solo a un paso de rendirse, cuando una extraña sensación en la cabeza la distrae, busca con sus dedos y ¡oh! sorpresa, se escucha algo parecido a un susurro de felicidad, es una semilla; y trae consigo el recuerdo y la alegría del último juego con su amado hijo, la aprieta contra su pecho mientras sus ojos desbordan gordas lágrimas, suspira y solloza, y un crujido que sin duda alguna ha sido el corazón.
Un crudo invierno más, y en medio de él, esa bella madre luce hermosa con su corona de dolor.
27/04/2020
11
4comentarios 111 lecturas versolibre karma: 111

Habitud

Llei quotidiana
que ens governa
expeditivament
i silenciosa,
dia a dia,
despertar
rera despertar.

Amant diària
i corporativa
que promulga
i edita
estats anímics
d´ìndole
diversa.

-Com és d´habitud
caminàvem plegats fregant
constantment i amanyagant
nostres joies de ser.

Emulsionats i emfarfegats,
empalagats i empaparrats,
però era d´habitud.

Abonyegats i encaparrats,
encarcarats i massa assoleiats
però ens era d´habitud.

Habitud,
llei suprema de l´èsser
que el fa voler i doler
en un reguerol constant,
gairebé diari,
de contradiment.


Antoni Garcia Iranzo
juny 2020
antoni-garcia-iranzo-75.webself.net/
3
sin comentarios 30 lecturas versolibre karma: 36

Este sistema nos quiere rotxs

Este sistema nos quiere rotxs
y le estamos dejando,
mientras nos machacan a diario
miramos a otro lado
y si algo sale mal
no dudamos en autoinculparnos,
es normal
así nos han educado
en sufrir
programados para callarnos
antes que plantearnos
que todo está atado y bien atado
de antemano.

Este sistema nos quiere rotxs
y le estamos dejando,
callamos
y nos avergonzamos,
huimos
y nos escondemos,
convirtiéndonos en pobres enfermos
que son incapaces de recoger sus pedazos
que dejamos por las esquinas
a trozos.

Este sistema nos quiere rotxs
y le estamos dejando,
somos
a diario
explotados
y cada noche
lloramos
culpándonos
de todo lo malo que pasamos,
como si fuésemos nosotros
y solo nosotros
quienes nos lo hemos buscado.

Este sistema nos quiere rotxs
y le estamos dejando,
somos depresivos
ansiosos
enfermos
trastornados
solo un puñado de destrozos
entrenados para beneficiarles
y autoinculparnos
día a día
como si nos lo hubiésemos buscado.

Este sistema nos quiere rotxs
y le estamos dejando,
y mientras tanto
nosotros perdemos
y ellos van ganando.

No estamos destinados a fracasar,
ni a sufrir,
ni a abandonar por no resistir,
ni a llorar sobre la almohada hasta dormirnos,
ni vivir sin ganas,
sin ilusión,
sin esperanza.

No estamos destinados a morir así.

No tenemos que pagar sus platos rotos,
porque no somos trozos con los que jugar,
muñecas de trapo de usar y tirar,
el próximo álbum de fotos que abandonar
al fondo de un armario del que es imposible escapar.

No,
nosotros no estamos solos,
tenemos a otros
y juntos
dejaremos de ser esos pobres desgraciados rotxs
que el sistema quiere para perpetuarse sobre nosotros.

No,
no volveremos a ser esa pobre historia triste
de cada día.

No,
es hora de unirse y reconstruirse,
acabar con las prisas y querernos un poco,
porque ya está bien de ser tachados siempre de locas.

No,
ya es hora de amarnos sin reparos,
deconstruir las sombras de nuestros ojos hasta apreciarnos,
y caminar orgullosas por el barrio sin escoria ni farolas.

Porque sí,
porque nos lo hemos ganado
y ha llegado de una vez por todas
la hora
de levantar la cabeza
y dejar de ser su generación rota.
15
4comentarios 59 lecturas versolibre karma: 87

Fenómeno

El mar estalla

entre las rocas quietas

ciclón sacude.

Jairo Sebastián Zanetti
leer más   
18
4comentarios 122 lecturas japonesa karma: 84

Pueblo. Desde aquí huelo tu viento…

HUELO el viento
a tantos kilómetros
haciendo su errante viaje
por aquellos campos.
E imagino racimos de estrellas
que se bañan en sus cielos
de noches en verano
enmudeciendo los silencios.
Soñando, desde aquí,
con ese despertar orquestal
melódicos trinos
que amanecen días.
Volveré a respirar,
lo sé,
el polvo de caminos
que aguardan mis pasos
que me dejen dar.
Necesito los verdes
las lindes que desdibujan
tierras que acogen
raíces de tiempo.
Sentarme bajo el olivo
mancharme de ese rojizo
que huele a siembra;
y las golondrinas
y las verdes espigas,
el color de amapolas,
los almendros,
aquellos grillos
que al compás atardece.
Ahora, en este silencio,
tan lejos pero tan cerca
de todos los abrazos
que nos han faltado.
El cielo está nublado
en esta primavera
que no ha sido
porque no te he pisado,
pueblo.
Pronto volverá vida
y con ella los días
y los años
y será un recuerdo
este tiempo pasado
difícil, no olvidado,
desde aquella silla
bajo el porche
sintiendo que el fuego
de otro atardecer infinito
me dejará embriagado.
5
1comentarios 23 lecturas versolibre karma: 74

¡Bienvenido, Junio!...

Desde bien
temprana la
mañana, fuerte
aprieta el sol...

Irradiando
luz, atravesando
tu ventana...

Pájaros qué
cantan, y
las flores
bailan, el
último baile,
de una inexistente
primavera...

<Que no hemos sentido>...

Nubes que
dibujan, dejando
su arte plasmado,
sobre esté cielo
tan azulado.

Y de regreso...

Vuelve el verano,
vuelve el calor,
tocando tu piel...

¡Bienvenido Junio!...

©Derechos de autor
Hilando letras
Isa García
6
4comentarios 43 lecturas versolibre karma: 79

Probablemente

Ya no sepa tanto de ti, como de cada persona a la que creí conocer…

Probablemente hayas cambiado, como yo, como todos…

Probablemente ya no me ames, ya no me pienses, ya no me extrañes…

Probablemente yo si te amo, yo si te pienso, yo si te extraño…

Probablemente ya me olvidaste, ya me dejaste en algún mensaje sin escribir, sin enviar…

Probablemente yo no te olvide, yo si te escriba en alguna hoja, en algún papel…

Probablemente nunca me leas, ni muchos menos sepas que esas letras son por ti…
10
8comentarios 114 lecturas versolibre karma: 81

En ella me encontré.

Cerré mis ojos,
pero en mi mente,
se abrió el portal a sus ojos...
y allá,
perdido me quedé
por años de ensueño...
y desperté por fin
en mí
cuando en ella
me encontré.
leer más   
12
6comentarios 84 lecturas versolibre karma: 98

Durmientes

El oso hiberna

como la inteligencia

dentro del mundo.

Jairo Sebastián Zanetti
leer más   
13
4comentarios 184 lecturas japonesa karma: 82

Amor de Chaveas

Sobre aquel noble corcel
de raza casta andaluz.
La dama luce su atuendo
al cabalgo del armiño,
blanco potro andaluz.
La luna brilla en sus ojos
con un guiño, haz de luz;
unísono rostro plateado
y carita salgareño.
Sus cabellos color noche
con ondas de agua marina
y sus guantes aferrados
a riendas de hierro vaquero
y estribos de plata vieja
con relieves troquelados.
¡Un caballo ibérico!
¡La mejor raza equina!
Noble bestia educada
de galope bailarín,
al son del flamenco
o la copla andaluza
en la seguidilla gitana
cantada en cada estrofa.
Cohetes y petardos
rompen el silencio celestial
y las estrellas se esparcen
como dulces caramelos
entre nubes esponjadas
al claro sol celeste.
Desde su noble cabalgadura
late fuerte en su pecho;
un corazón de doncella
con peineta y flor de lucero.
El mantón crespón de seda
bordado de flores frescas
y unos labios carmesí
como atardecer de primavera.
Una noche de Jerez
de romerías y algarabías;
en la Fiesta del Caballo
como cada mes de mayo.
Cantan cantores del pueblo
en honor su caballo.
A lo lejos, sus ojazos
divisan una figura esbelta
entre sombras que destellan
y destellos centelleantes.
Un chavea con traje corto
o tal vez de faena;
sombrero de ala ancha
Jerezano a noche negra,
disimulan su indiscreta
mirada de noche fresca
que van hacia la flamenca
como gaviotas playeras.
Al sonar de las espuelas,
las espuelas vaqueras
hechas en fraguas del pueblo
por artesanos del hierro,
al golpe del martillo
sobre el yunque desgastado
de tanto forjar el hierro.
El mocito se avienta
sin frenos o abolengos.
Se acerca con gran estirpe
ante el noble equino ibérico,
que sostiene sobre el lomo
a la más bella de las flores
del jardín de su pecho .
Con un suave resbalar
deja caer su peineta…
Se ruboriza, se sonroja,
escondiendo su belleza
en el frío de aquella noche
entre temblores y jugarretas;
entre risas insinuadas,
entre bellas querencias.
Fiestas y festejos,
la luna se queda quieta,
al mirar a los chiquillos
en su cortejo de opulencia.
Él extiende su mano tersa,
ella suave la aprieta,
y el noble caballo andaluz
se agita en la contienda
con un leve resbalar;
¡ella toda, toda inquieta!
cae en sus brazos joviales
como flores de hortensias.
Con su traje de flamenca
sus faralaes se despeinan
y el señorito andaluz
le dice: -¡No sientas vergüenza!
Sus mejillas vino tinto,
sus ojos con gran destreza
y en su pecho el latir
de zambombas y panderetas.
Fulgores y sevillanas
cubren a los dos muchachos:
Ella lo ciñe a sus brazos
con su mantón hispano.
Él con un casto beso,
la hace volar por las nubes,
aún sin estar sentada,
sobre su caballo alado.
Entre piruetas al paso
y al galope de arreones
del noble Caballo Andaluz
pura raza española
con sus múltiples facetas
y su bella nobleza.

Autora. _ Oneida Pérez “Ofly”
Colección “Lacitos de Azúcar Poemas de Miel”
@Derechos Reservados
Ilustración. _ Dedmazay
14
2comentarios 113 lecturas versolibre karma: 88

Una nota...

"...Una nota perdida en el espacio,
un sonido que llega dulcemente
provocando que el alma se estremezca
y la sangre se altere por la fiebre..."

Rafael Sánchez Ortega ©
22/05/20
10
4comentarios 56 lecturas versoclasico karma: 89

Alas de poesía

La poesía hablando el lenguaje de los cuerpos,
caricias al oído,
miradas a besos,
labios entreabiertos,
instantes eternos
que llevar de mi pecho a tu espalda,
palabras que se llevan la almohada,
sonrisas robadas
en la piel erizada,
el cuerpo firme y el alma bajo las sábanas.

La prisa de consumirnos por momentos,
alargar el tiempo,
hacer inevitable el encuentro
efímera tinta en tus piernas
y los sueños entre tus dedos,
arqueándonos, arquebotándonos,
como contorsionistas sin miedos,
cuerdas ni arcos
que desnudan a mordiscos
lo que a gritos susurramos.

Pintaremos versos,
escribimos lienzos
y cuando roce el horizonte
ven con el viento,
que quiero hacer contigo el arte
que vive en iglesias, museos y templos.
16
2comentarios 67 lecturas versolibre karma: 89
« anterior1234550