Verso clásico Verso libre Prosa poética Relato
Perfil Mis poemas Mis comentarios Mis favoritos
Cerrar sesión

encontrados: 254, tiempo total: 0.004 segundos rss2

El daño del poeta

Mujer, tus ojos brillan y reflejan tu pena
Hombre, oculto tras una mueca forzada
Árbol, tus ramas delatan tu congoja
Yegua, relinchas a oscuras bajo la Luna
Perro, que tristemente bajas las orejas

Así mismo, como cuando escribe
Poesía el Poeta.
leer más   
13
4comentarios 103 lecturas versolibre karma: 110

Jean Arthur Rimbaud, el poeta descarriado

El numen descendió de lo alto
con endeble pasos.
Bajó la escalera sobre el altar del teatro,
atravesado por una atmósfera de humo sagrado.
En un rincón la estufa encendida
suministraba el calor necesario
para calentarse del frío.
Un séquito de bardos sentados en el gran salón
lo contemplan con espasmo
y risa embriagante.

Han estado libando licor desde muy temprano,
salen a la luz los senos orbitales
de las damas que alucinan de encanto.
Tanta poesía junta,
aplauden en el santuario poético más excelso
y sublime del Paris melancólico del siglo IXX.

Jean Arthur Rimbaud.
El poeta descarriado,
el devastado tapiz de las letras,
envuelto en su rebeldía, en luz…
y candor de juventud.
Trastocó los cimientos humanísticos
con su narrativa simbólica,
Contrapuesta
a todo orden social establecido de la época
y proyectó su lírica en incuestionable
fuente de recursos de consulta obligada.

Su vida azarosa complementada
con el almíbar de la diosa Venus,
Poesía pura
y destructiva.
El poeta menor mira con descalabro
la figura desparpajada de su amante infernal,
pasaron la noche consumiendo
alta dosis de veneno mortal.

El alma se descarrilla,
fuego ardiente
brota de la garganta,
el poeta lleno de nostalgia
y penurias por la vida,
no percibe el retorno
de la cándida ave que pasó aullando
su ritual canto metafórico,
desvirtuado por una noche de tinieblas.

Vapor penetrante
descuelga sus destellos aurorales
sobre su desordenado
cabello maloliente.
Rimbaud en la penumbrosa madrugada
toma la calle principal,
con el propósito de abandonar
el tormento poético;
que como larva implorante
lo socava desde niño.

El niño poeta decide dejar su Paris de inspiración
consumido como hierro fundido.
Su barco ebrio toma la mar
en un sueño imposible
y sus iluminaciones destructivas de alfeñique.
decide darle la vuelta al mundo.

En Yemen olvida su letrada musa
y se sumerge en una carrera de ganancias,
a fin de cuentas
el poeta no pesa en la sociedad consumista.
El poeta fallece sin saber
que ha dejado una impronta
de estatura universal

en el mundo de las letras.
leer más   
16
6comentarios 70 lecturas prosapoetica karma: 115

"Cyrano y Roxanne"

Enamorada de ti
Así estoy
Sin remedio

Sin nada por escribir
Cuando tú
estás escribiendo


Tan perdida en tus versos
Que sin ellos
Yo me pierdo

Ya no cabe el respirar
Si entre sus letras
Me veo. ..

Tengo temblando
El corazón. ..

Sin tus versos. .
¿Quién soy yo? …


~“Cuando yo hablo, vuestra alma encuentra en cada una de mis palabras esa verdad que ella busca a tientas.” Cyrano de Bergerac ~
leer más   
26
27comentarios 174 lecturas versolibre karma: 116

¿Poeta?

¿Poeta?
Yo pensé que era poeta,
cuando, en los arrabales de una fiesta,
un suspiro de tus labios
con palabras de mi boca
bailó un tango.

¿Poeta?
Yo pensé que era poeta,
cuando, una tarde de domingo,
de un otoño tras llover,
nos rimaron los latidos
en los poros de la piel.

¿Poeta?
Imaginé que era poeta,
cuando, en un tenue amanecer,
desde una estrella observé,
a dos nubes en el cielo
que empujadas por el viento
con un beso hacían tormentas.

¿Poeta?
O trovador, bardo o juglar,
o alguien al que una lágrima
que brote del corazón,
que duela como el amor
cuando te llega al alma,
le consiga emocionar.

¿Poeta?
Yo pensé que era poeta,
cuando, un vistazo de mis ojos
tropezó con tu sonrisa,
y el fulgor del carmín rojo
intuyó que era poesía.

¿Poesía?
Yo creí que hacía poesía
al sentir la melodía
que flotaba en cada estrofa.
¡Qué osadía!
Si eran solo fantasías,
y es el verso ahora el que llora,
porque yo no soy poeta,
ni lo que hago yo es poesía.
19
8comentarios 129 lecturas versolibre karma: 117

En mi vida siempre está nevando

Quisiera ser poeta

Antes de la nieve, era una mirada soleada.
Miré hacia atrás y vi que mi hogar estaba a la deriva en una fruta, y el grano de la tierra ardía en mi cuerpo.
La belleza del palacio de jade blanco y nevado está profundamente escondida y es amada en secreto.

Mudarse a otro verano. Antes de moverme,
yo estaba rígido y mi cara estaba estancada.
Entonces la nieve cae ante el cielo.
El desnudo olor de las plantas se cuela en el día,
cargando mis sueños diarios, el fuego de lo pálido, el libro del fuego.

¡Es maravilloso ver cómo cae la nieve!
¿va a nevar allí y nunca volverá?

Me escucharon con otro nombre antes de nevar.
La tormenta hizo rodar mis sueños por mi mejilla.

En mi vida siempre está nevando,
siempre hay una especie de olvido que no puedo decirle al mundo, donde el sol siente el frío innato.

Su mirada en la noche es triste.
Él podría ahuyentarlo por un tiempo,
pero aún así dejarlo quedarse detrás de mí.
Vejez y juventud, tanto reales como inocentes.

El paisaje se enfrió frente a la ventana abierta.
El llanto y las perlas deben estar unidas, y los veranos caprichosos alrededor de los bancos nevados.

El viejo poeta todavía está atrás, no es arrastrado por el viento.
El niño en el viento inclinó su cuello hacia la noche, yo
abrazó la puesta de sol.

En la oscuridad, lo que veo es al anciano, que llora la luz.
Antes de que nevara, nada era blanco.

Che-Bazan.España
leer más   
17
8comentarios 103 lecturas versolibre karma: 149

Poetas

Llueve
y asoman los poetas,
dispuestos siempre a cargar melancolías
a embellecer los despojos.


Qué hacer con las manos henchidas
y las pupilas opacas?
lo andado se tambalea,
algo cambia y no es la hora.


La lluvia lo llevará calle abajo,
quizá a algún portal
con numeración imposible,
remitente libertino
con otros abalorios.


Cuanto más inclemente es el cielo
más dulzura en la sonrisa,
el corazón en la tormenta
y alas en cada latido.


Legión de nobles tambores
recibiendo un invierno anticipado,
mañana ya no será tarde
un día antes simple pretérito.


Pero llueve
y despiertan los poetas,
unos por otros recogiendo trizas
salvando sueños de desagües.
19
10comentarios 118 lecturas versolibre karma: 145

Hay que ser muy poeta

El poeta es un fingidor.
Fernando Pessoa
Todos somos casos excepcionales. ¡Todos queremos apelar a algo!
Albert Camus


Vuelvo a otro lugar cuando le escribo, aunque sea el cuaderno mismo, misma hoja que dejé sin acabar en otro día. No hace tanto y hace un siglo ya de aquello. Yo que siempre fui heliotropo buscando esa luz que desprendía su mirada, enredándola a conciencia casi en todos mis poemas, busco ahora que es de noche y me parece que deambulo por un páramo baldío.

¿Ya es invierno? Quedan hojas de un otoño de arcoiris adornándole las ramas a los árboles que veo. Hay un manto amarillento que gobierna todo el verde de la hierba, tan crujiente de tan seco. ¿Es posible? Me recuerda a eso que late —o latía— por debajo de la ropa de mi pecho. ¿Qué le pasa a estas letras? ¡Que me enseñen el disgusto, la demanda, la protesta! ¡Que me hablen! Ya estoy harta de vaivenes que me mueven sin firmeza de un miércoles a otro, de este otoño que me enfría como invierno, de la falta, de la ausencia, del silencio. Es verdad que el otro yo se reafirma cuando dice ya no quiero comprenderlo, pero el trozo que me ocupa es la parte más rebelde y esa quiere... esa quiere. Me ha tocado ser la lengua que se inventa las palabras que agonizan, falseando el dolor que está doliendo, realmente. Soy el resto de la otra, su cansancio. Soy la ira que no hierve en sus venas, la tristeza que provoca comparar lo pequeña que es ahora con lo enorme que podría haber sido, si quisiera.

¿Dónde está la que vivía y respiraba en azul? Menos mal que tengo ojos para ella... Vaciado el corazón, llevo el miedo repicándome por fuera y no me importa que lo vean los demás. ¿Qué me puede herir a mí siendo fragmento de la sombra que camina a través de un cuerpo ajado que repite una vez más que no es poeta?

¿Todavía sigues leyendo? Nace la complicidad cuando menos se la espera. Hay que ser muy poeta, de los que saben mentir, para salir cuerdo de esta locura que juega al despiste conmigo sin que me sepa las reglas.
27
15comentarios 122 lecturas prosapoetica karma: 123

La poeta

Estirada
medio desnuda
frente a la hoja de papel,
busca sueños imposibles
que son la razón de su (nuestra) existencia,
sin hacer nada
o sí,
depende.

Un nada que abraza
todos los mundos posibles.
19
8comentarios 161 lecturas versolibre karma: 118

Como todos los poetas que sueñan con ser caballos

Como todos los poetas que sueñan con ser caballos.
Es una suerte sostener tu mano y morir.
Este es el pulso del silencio, del día y la noche.
¿Lo has oído?
¿Oyes?
Ese tono.
A menos que todos los vientos sean desviados,
se quiten las campanas, se derritan las torres.
Es una suerte sostener tu mano y morir.
Hay primaveras después de la muerte de la primavera, pero al menos, hubo un mayo que nos perteneció.
Cuando el sonido de las olas incomode al mundo,
suavemente convertido en un sueño: el barco en el puerto,
en la calle bajo la montaña, la asfixia en el caso de ser sonido del agua.
Conmigo por una larga noche;
donde quiero contar los secretos del mundo,
como un susurro crítico, que se ahogara en el viento que ronca,
para explorar el mundo perdido durante mucho tiempo, acompáñame al filo de los sueños.
Este fuego es grande,
florece en la patria sagrada.
Toma el fuego de tu cuerpo desnudo para pasar mi vida en la noche oscura.
Como todos los poetas que sueñan con ser caballos.
Corriendo por los campos de trigo verde, los rayos de nieve y sol; poeta, si te lo puedes permitir, el sabor del campo de trigo y la luz, un deseo, una amabilidad, una estrella brillante solitaria abriéndose sobre tu cabeza.
O simplemente soy una rama, que solía dormir en un caparazón oscuro, en el techo del otoño amargo y fragante.

Tu debes ser mi corona.
de laurel abierto y almendra amarga.
La llevaré como los grandes poetas del mundo,
que sueñan con ser caballos.
Ahí es donde nunca he soñado, no preguntes, ve a la tierra
de trigo, a la virgen, a los osmanthusde olor dulce.
Apaga la antorcha delante de la estatua.
Estamos en silencio juntos.
Eres un hada que vive en las profundidades de la mansión.
La luna, tu llama fría, vestida como una flor, en el cielo del sur.
Che.Bazan.España
www.youtube.com/watch?v=OHx4SyN7UWc&t=488s
leer más   
17
19comentarios 442 lecturas versolibre karma: 122

Aroma Largo

Volverán tus ojos a romperme,
en el vacío de las ganas,
y tu voz de caliza
a teñir mis dudas.

Volverá tu palabra primera,
como el sol de Mayo,
y hasta las constelaciones
me pedirán una explicación.

Volverán las luces de sombra,
en la inspiración doliente,
y los silencios de plata
donde grita el insomnio.

Volverá la certeza del eco,
oculta bajo la esperanza,
y las lunas rojas
de calor dormido.

Volverá la tela de araña,
del beso sin tejer,
y brincarán como ascuas
mis entrañas frente a ti.

Volverá la turbamulta de sueños,
el cálido frío del nunca,
y la sangre insípida
que nadie conoce.

Volverá al momento inservible,
envuelto en un siempre traidor,
y la seña de tu paso
que solo mis ojos ven.
leer más   
6
6comentarios 71 lecturas versolibre karma: 94

Entre letras ( Con @saudade)

Sigamos navegando,
con nuestros corazones
balandros.

Aunque sea,
entre aguas
tan intempestivas ...

Sintiéndose fluir,
en un abstracto,
aún ajeno, pero,
al mismo tiempo,
tan real...

Sigamos poemando ...
leer más   
22
14comentarios 131 lecturas colaboracion karma: 135

Poeta

Se alivia
la espera,
repasando
sus letras.

Y atesoran
mis ojos,
quimeras preciosas.

Cual rosa
en un libro
perfumando
sus hojas. .
leer más   
27
25comentarios 209 lecturas versolibre karma: 152

Poeta: Que la trinchera sea nuestros versos

Llamo a esa Generación Rota,
a ese grupo de poetas que buscan dominar las letras,
un hueco en esta España yerma,
un arrebato de sueños entre difuminadas izquierdas.

Llamo a Eleutheria
y a Marta Synés
para que me muestren
la fuerza de todas las mujeres.

Llamo a Bolibic
y a Saudade
porque la resistencia y las libertades
van de la mano de los sentimientos personales.

Llamo a esa Generación Rota
que busca al calor de sus notas
un rincón entre tanta soledad para que les acoja,
un refugio para huir en ciudades que nos abandonan.

Llamo a Kosti y a Escerezan
porque no hay revolución sin ideas sinceras,
no hay belleza sin la soledad que nos apresa,
no hay alegría sin levantar trincheras.

Llamo a Grecia y a Lura,
al amor, a la amistad, al sol y a la lluvia,
a la naturaleza y los barrios, a quien trabaja y a quien estudia,
a quien realiza donde y cuando puede contracultura.

Llamo a esa Generación Rota,
a ese grupo de poetas que logran luchar con todas sus fuerzas,
que construyen poesía a pesar de que no sea de altas ventas,
que todavía tienen esperanzas para aspirar a que la libertad sea nuestra.


Gracias por evadirme tantas veces con vuestra poesía.
13
8comentarios 108 lecturas versolibre karma: 136

animal poético

a veces leemos con los ojos.
otras veces,
con el animal poético que llevamos
detrás de la piel.

los ojos del cuerpo
pueden perderse, confundirse,
no ver lo fundamental
porque están llenos
de sí mismo.

el animal poético
ve sin distracción.

todo camino creativo
necesariamente
lo evoca.

en esencia, lo que provoca
el animal poético
es la eliminación del cristalizado
"sí mismo"

todo camino creativo
nos arranca los excesos
y nos deja libres
para vivir sin mentir.



L
leer más   
14
6comentarios 81 lecturas versolibre karma: 127

escuchante

un poeta no es un escritor,
en esencia
un poeta
es un escuchante.

L
leer más   
16
6comentarios 80 lecturas versolibre karma: 117

Cuando yo te leo

Despiertas emociones que creia muertas,
vibro entre versos que tiras al viento,
me dejo mecer en palabras con fuerza,
sea en romanticismo pasión o en desamor
tus letras causan en mi gran fulgor.

te leo entre rimas y siento un cosquilleo,
entre linea me siento la musa
logro el sentimiento volcar
eres quien mi imaginación hace volar.

A veces siento que en secreto me acaricias,
pues con ritmo y cadencia me penetras
siento tu agonía y felicidad en cada parrafo,
y lloro al ver tu alma desgarrada sin quimeras.

Sabes que admiro la pasión que imprimes
y el secreto que en tu corazón reprimes
como quisiera ser la melodía que usas
cuando plasmas un pecado y te excusas.

La aventura de un corazón lastimado
ser quien te seque las lagrimas versando,
ser a quien tu alma reclama como aliento,
y el lienzo que necesitas cuando escribes
“te quiero”

Seguire tratando de decifrar tu locura,
seguiré devorándote textualmente
seguiré admirando la versatilidad de tu pluma
dejándome recorrer entre letras
saltando las estrellas hasta llegar a la luna.

Las letras de mi alma
12
4comentarios 94 lecturas versolibre karma: 114

24/7 Poémame (a @osvid) (colaboración con @vsmc2002)

Genio titular de Poémame...
Cómo te explico,
que el alcance de este, tu proyecto
ha logrado un universo de letras
como las mismas estrellas...
lo nunca en tu mente esperado...

Han venido desde tierras lejanas
Desde Levante y Poniente
Los versos y poesías que iluminan
como el sol entre persianas...

Todos aquí gozamos de una hermosa
comunidad, sin importar distancias,
montañas, mares, muros, barreras
ni banderas...

Y lo más grandioso: no cobras
alquiler por dejar vivir la poesía
en este bello universo ¡¡¡
Tú vives en él porque estás
detrás de ellos...

24/7 se visitan los pasillos del gran
salón Poémame, llamado también
Bar de Letras...
Aquí en sus patios nos damos cita
poetas, poetisas, escritores, aprendices,
simpatizantes, lectores, conocedores,
curiosos y sin querer ofender,
hasta plagiadores...

Gran razón por la que todos
los días en este paraíso que se ha
formado, florece ricamente,
y sus jardines embellecen el universo
de la poesía, aún en medio de
un mundo casi devastado...

Que continúe con gran éxito esta
maravillosa galaxia de letras
donde la tinta y el papel no tiene
límites...

Ensalzado por miembros cuyos nombres
se encuentran leyendo noblemente este
humilde reconocimiento, y de quienes
prefiero mantener a discreción.
Y sin embargo sus nombres se visten
del grandioso abecedario...
desde la A hasta la Z.

Bendita la hora en que tuviste
la genial idea de crear este mágico
lugar, donde todos y cada uno
de los que formamos parte de él
tenemos una y mil historias
que contar....
Gracias Oscar David, mil gracias¡

L & V


Septiembre / 2018
leer más   
22
26comentarios 182 lecturas colaboracion karma: 139

"Poemas, refugio de Poetas"

En las tempestades del alma humana,
Surgen como hormigas a las migas
de pan, pequeños seres llenos de luz
e inspiración que evocan con cada
suspiro, versos de incalculable valor,
valor humano que no es negociable
ni transable, pero si es palpable a los
ojos del universo, que se une de forma
astral a las refulgentes constelaciones
para inspirar a los poetas en sus más
sublimes y estremecedores poemas, esos
poemas que suelen tener vida propia y
cabalgan libremente por mundos letrados
utilizando como puentes la figura humana
para ser evocados en el tiempo y en las
generaciones venideras, recordando que
los poetas son como los cactus, nacen
crecen y se desarrollan aún contra la
corriente y las inclemencias de la vida.
leer más   
10
14comentarios 133 lecturas versolibre karma: 129

Del Domingo

Filo frío y profundo de un domingo,
la palabra del señor hace llorar a la niña;
la sospecha vuela como un estornudo,
quien tan inocente para cargar un pecado.

Del hombre es el rostro de Satanás,
y en su pecho amamanta a pocos:
"por que llorar hija mía? Que te dice dios?"
"Ese libro grande habla de papá."

Entonces se lamenta por los pecadores,
por los que la ira provocan;
a mamá se le sonrojan los cachetes,
porque a la niña cuando está sola la tocan.

Encendido y penetrante la tarde del domingo,
dentro de casa se arreglan los problemas,
otra promesa y los ojos se ciegan,
aquel hombre con quien duerme no confiesa.

"Canaya hijo de perra,
habiendo tanta puta barata,
tanto hueco que alquila trincheras,
y te metes con mi hija? Con ella?"

Sorpresiva la noche del domingo,
mujer mata a su marido de un sólo tiro.
11
3comentarios 55 lecturas versolibre karma: 126

Sinfonía

Silencias mis labios con tu mirar,
aventurandonos en la dilatación de nuestras pupilas,
sin palabras por el pulsar profundo de nuestro respirar,
tan solo el roce de nuestras rodillas hablan...

Mis manos surcan la constelación de tu espalda,
y un mar de poros se erizan al roce de mis dedos,
una fragancia nos envuelve y nos lleva,
en un tornado que desencadena nuestros labios.

Y así, mirándonos sin mirar,
la ciudad se desliza por nuestra piel,
dejando nuestra naturaleza revelada,
en un palpitar sin freno, oculto, pero desnudo.

Una lluvia de besos sobre tu cielo,
el tibio, anónimo y erecto deseo,
palpando la humedad que destilas coqueta,
provoca la sed inquieta de mis papilas.

Por un instante el silencio es nuestro,
cuando tus pezones rozan mi pecho,
y el paraíso deja de ser un lugar siniestro,
cuando yo de ti estoy dentro.

Una sinfonía de respiración alaban a dios,
cada vez que hacemos el amor.

Niorv Ogrin
8
3comentarios 119 lecturas versolibre karma: 101
« anterior1234513