Verso clásico Verso libre Prosa poética Relato
Perfil Mis poemas Mis comentarios Mis favoritos
Cerrar sesión

encontrados: 518, tiempo total: 0.005 segundos rss2

El roble desnudo...

El roble desnudo
despliega sus ramas
buscando en el cielo
la luz que le falta,
la eterna sonrisa
del día y el alba,
haciendo del bosque
un sitio con magia,
un marco precioso
que buscan las hadas,
también los poetas
que escriben en calma,
así, en esa alfombra,
hermosa y dorada,
los pasos se pierden
y sueñan las almas...

Los versos de otoño
son letras que guardan
los sueños sinceros
de noches e infancias,
con cuentos sublimes,
leyendas extrañas,
surcando los mares
a tierras lejanas,
y en otros, por contra,
volviendo a la campa,
con gesto cansino
y polvo en la cara,
y en estos poemas
no sobran palabras,
si acaso silencios
que no dicen nada...

"...El roble desnudo
espera que vayas,
a él con tus sueños
y no con tus lágrimas..."

Rafael Sánchez Ortega ©
19/11/18
12
sin comentarios 90 lecturas versoclasico karma: 86

Siento la voz...

Siento la voz que llama en la distancia
y sin querer, un algo me estremece,
es una sensación involuntaria.
la reacción tan típica a la fiebre,
y es que tu voz pervive en la memoria,
mi corazón por ella se estremece,
busca el crisol de magia y fantasía,
la magia y la ilusión por ser más fuerte,
no sé si sobran todas las palabras,
sólo escuchar la música silente,
la que me llega ardiente de tus labios,
con un mensaje fiel hacia mis sienes,
y es que la voz se enreda en tu figura,
como espiral que nunca retrocede,
y avanza, sigue, aprieta y acaricia,
en delirio de música ascendente...

Siento la voz, aquella, compartida,
entre el cigarro gris y los pasteles,
me hablaba de pequeñas telarañas
de besos y hormiguitas impacientes,
otros ratos susurraba de la vida
de los matices negros de la muerte,
de las sonrisas tibias de los niños
de manos dibujando en las paredes,
y hasta la voz me hablaba en el silencio,
ese silencio gris que tanto escuece,
allí anidan y estiran las palabras
y el corazón, con tal dolor, se muere,
porque la voz que grita en las entrañas
es esa voz pausada de la nieve,
es ese duro y blanco escalofrío
que rompe las cadenas de los puentes...

"...Siento la voz que sale de tu pecho
y llega a mí en forma de claveles,
es una voz distinta y solitaria,
y en esa voz tu dices que me quieres..."

Rafael Sánchez Ortega ©
18/01/19
15
4comentarios 53 lecturas versoclasico karma: 115

Barcos que pasan...

Barcos que pasan desnudos
con sus velas en cubierta
y los marinos ajenos
a los vientos y galernas,
y es que la mar en bonanza
permite dar esta escena
de las chalupas del norte
que nos desgranan leyendas,
unas de tiempos lejanos
llenas de pesca y ballenas
con capitanes valientes
que arponeaban aquellas,
otras de andar por las playas
y de mirar las estrellas
mientras picaba el anzuelo
y se atrapaba la pieza...

Barcos que van renqueando
y que nos dejan su estela
en el paciente horizonte
donde la mar está quieta,
y su visión me subyuga
y hasta la vista se alegra
tras contemplar la figura
que la chalupa nos deja,
y es que la barca es un verso,
una extensión del poema
donde se engendra la vida
de mil sutiles maneras,
vidas que nacen y viven,
olas que laten con fuerza
para embriagar los sentidos
con su salitre y belleza...

"...Tanta hermosura sublime
llevan las barcas sin cuerdas,
y así se pasan los días
para dormir en la arena..."

Rafael Sánchez Ortega ©
17/01/19
11
8comentarios 54 lecturas versoclasico karma: 90

Un día te encontré...

Un día te encontré
buscando mariposas,
estabas en el campo
sentada en una loma,
mirabas a lo lejos
las nubes misteriosas
dejando filigranas
y esteras a las olas,
el cielo despejado
hacía que las rosas
formaran fantasías
de sueños y de aromas,
y yo cerré los ojos
de forma seductora
sintiendo la caricia
del sol con mano sorda...

Un día te encontré
sintiendo tu persona,
robando de tus labios
el néctar que te sobra,
y tú me diste aquello
que embriaga cuanto toca,
el alma enfebrecida
la sangre luminosa,
marchamos de la mano,
buscando tras las rocas
rincones infinitos
con alas muy nerviosas,
alitas pequeñitas
que posan en las hojas
libando entre sus pétalos
el verso de las sombras...

"...Un día nos miramos
y vimos que era hora,
de dar un paso al frente,
sentirnos mariposas..."

Rafael Sánchez Ortega ©
19/01/19
4
sin comentarios 21 lecturas versoclasico karma: 67

Se estremecieron los cielos...

Se estremecieron los cielos
y lloraron las estrellas
sin atender los suspiros
de los niños y poetas,
y es que gritaba la vida
malherida por las guerras
y la sangre derramada
entre hermanos de la aldea,
unas lágrimas furtivas
un dolor que escuece y quema,
un silencio por los campos
y el furor de la galerna,
quizás resumen los versos
el final de la tragedia
y hasta el título adivina
de este drama que comienza...

Se estremecieron los cielos
y lloraron las estrellas
sin atender los suspiros
de los niños y poetas,
y es que gritaba la vida
malherida por las guerras
y la sangre derramada
entre hermanos de la aldea,
unas lágrimas furtivas
un dolor que escuece y quema,
un silencio por los campos
y el furor de la galerna,
quizás resumen los versos
el final de la tragedia
y hasta el título adivina
de este drama que comienza...

Un niño avanzó en el campo,
y en los dedos un cometa,
quiso volar hacia el cielo
liberado de su cuerda,
porque el hilo estremecido
de otros ratos y de juergas,
hoy estaba entre las sombras,
invisible y sin respuesta,
no quería carantoñas,
medias tintas ni promesas
ni tampoco personajes
con princesas de novela,
aquel niño de que hablo
quiso un verso en la botella,
luego un baile con la luna
y a las doce ir a Venecia...

"...Fantasías imposibles
que se engendran en poemas,
con los sueños de los hombres
que desbordan sus cabezas..."

Rafael Sánchez Ortega ©
14/01/19
11
6comentarios 65 lecturas versoclasico karma: 93

Musa

Musa que me inspiran
Que llenas a este poeta de palabras
Que las vuelves mudas
Con tu mirada.

Deslumbras el arte en tu piel de arena
Llenas cada rima en mi verso
Cada silaba la vuelves tónica
Cada vez que tocas con tus manos
La caja torácica que escondo en mi pecho sonoro
Los latidos de este corazón
Que le pertenece.

Haces indómita la hoja
Desértica que yacía en un desértico
Blanco ausente
De amor
De algún sentimiento
Que pueda llenarla.

Hasta que llegas
Como sol naciente
Por la ventana
Iluminando a un desamparado
Y lo envuelves
Con tu belleza
Me inspiras con tu perfume de rosa
Con tus labios rojos cerezo
Con tus ojos verdes
Que te invitan al bosque más profundo
De tus adentros para encontrar al fin en ti la inspiración
Que me hace falta para completar este poema vacío
leer más   
26
14comentarios 98 lecturas versolibre karma: 102

Dos Amantes Bajo La Luna

Nadie los ve
Pues los astros solo aparecen
Cuando el atardecer
Empieza a caer
Comienza aparecer
En la ciudad
La oscuridad los envuelve en su manto.

Mientras las estrellas iluminan
Su camino de pétalos de rosa
Hacia sus brazos.
Uniéndose en un eterno amor
Que florece solo cuando
Nadie los pueda ver.

Los besos los ocultan
Los sentimientos lo mantienen bien guardados
Sus corazones son presos de este amor imposible
Que cada vez que se vuelven a encontrar
En el mismo lugar
Se vuelven a unir

Como dos almas
Gemelas que no puedan
Vivir sin el uno sin el otro
No hay límites para sus sentimientos
Mas la promesa los mantiene juntos.
Pues solo son dos amantes
Encontrándose bajo la mirada de la luna
Asolados por el deseo
Alejados por la distancia
Los sueños manteniéndolos bien guardados
Presos de este amor prohibido

Son solo dos cuerpos celestiales
Asolados por la soledad que por las noches
La oscuridad los acobija
La luna los vuelve a unir
leer más   
16
5comentarios 77 lecturas versolibre karma: 115

Una Declaración De Amor Corta

Sus palabras se quedaron en silencio
Sus sentimientos quedaron colgados
Su mirada estaba tan colorada
Ella estaba tan enamorada
De aquel muchacho
Que se le declaro
Que no dudo
En dar un
Si.
leer más   
18
7comentarios 66 lecturas versolibre karma: 98

La nota

Mi corazón es una guitarra
que llora con tus caricias,
y por sonidos tus delicias
trueco al compas que me das.

Mi corazón a tu mano responde
que se adueña de mi voluntad,
afinado , al silencio de la soledad
hace morir por tu nombre.

Dulces notas templas, dulces notas das,
dulces palabras dices
al oido de la caja
en que encerrado está

mi corazón en la guitarra,
latiendo por tu mano,
haciéndolo sangrar
cada vez que lo tocas ,

al tocar.
leer más   
6
sin comentarios 37 lecturas versoclasico karma: 80

Aleja la tristeza...

Aleja la tristeza
que corre por tu cara
y busca la alegría
muy cerca y sin palabras,
verás que hasta las flores
sonríen y proclaman
que el canto de la nieve
son lágrimas del arpa,
las gotas del rocío
pequeñas telarañas
y el beso de la lluvia
caricias de las hadas,
por eso nunca veas
tristeza en horas bajas,
ni sientas que te oprime
el miedo y la nostalgia...

Es hora de sonrisas
y días de esperanza,
y todo en el invierno
de sombras tan extrañas,
entiende que la vida
es tiempo de las almas
que viven el regalo
de un tiempo sin aduanas,
avanza sin tristeza,
aparta telarañas,
sortea matorrales
y luego encrucijadas,
es fácil que un buen día
encuentres la medalla,
la rosa de unos ojos
de luz, inmaculada...

"...Aleja los demonios
producto de batallas,
perdidas en su día,
sin risas y sin nada..."

Rafael Sánchez Ortega ©
09/01/19
16
11comentarios 69 lecturas versoclasico karma: 101

Una bella sonrisa...

Una bella sonrisa
se desliza en los labios,
y hasta un beso furtivo
aparece temblando,
es el alba que llega
con el sol de la mano,
y la ofrenda dorada
de cariños y abrazos,
y así día tras día,
en invierno y verano,
este encanto madruga
y aparece volando,
porque ansía la vida
con las rosas y nardos,
del jardín y las almas
de este mundo prestado...

Van pasando las horas,
se producen los cambios,
y la tarde se acerca
y con ella el rosario,
aquel tiempo de infancia
de colegios y patios,
donde el juego y los libros
disputaban horarios.
¡qué bonitos recuerdos,
en los días de antaño,
se vivieron felices
en momentos tan mágicos!,
y llegaba la noche
con la bruma por manto,
y la negra sonrisa
de aquel pecho tan rancio...

"...Una bella sonrisa
en un rostro muy cándido,
un montón de recuerdos
quieren hoy su prefacio..."

Rafael Sánchez Ortega ©
26/11/18
12
6comentarios 57 lecturas versoclasico karma: 87

Renacer...

Renacer tras las fiestas
y salir del letargo,
en que estabas sumido
a pesar de los años,
tú querías silencios
para oír a los pájaros
que llegaban sin prisa
a la copa del árbol,
y también sugeriste
caminar por el campo
por trigales altivos
con su toque dorado,
descubriste la aldea
con su fiel camposanto,
y la iglesia de piedra
con escudo y con arco...

Renacer, sin palabras.
y encontrarte a su lado,
contemplando sus ojos
en la casa del lago,
y ya sé que son sueños
estos versos que trazo,
aunque busquen la magia
a través de sus rasgos,
y es que el hombre suspira
cuando siente tu paso,
y se altera y enerva
con la lengua de trapo,
así vive la vida
al salir del embargo
en que estaba sumido
este niño preciado...

"...Renacer día a día
y volver a los brazos
de la vida presente
y este tiempo prestado..."

Rafael Sánchez Ortega ©
07/01/19
15
2comentarios 63 lecturas versoclasico karma: 95

Pasan los días...

Pasan los días de otoño,
crecen las sombras sin freno,
y van menguando los días
mientras se acerca el invierno,
y en este tiempo variable
yo me pregunto, en silencio,
dónde quedaron los ratos
con los abrazos y besos,
cuándo murió aquella etapa
y se apagaron los versos
de aquel inmenso poema
que susurraban dos pechos,
dos corazones ansiosos
que, en juveniles repechos,
daban sabor a la vida
con sus promesas y sueños...

Pasan los días, me digo,
cuando recojo recuerdos,
esas migajas y risas,
en este mundo imperfecto,
donde los años que pasan
hacen llorar a los ciegos,
con ese llanto invisible
de unos ojitos sinceros,
ellos quedaron mirando
aquel reflejo del cielo
en que la voz de unos niños
daba pasión a los juegos,
y es que la vida se pasa
en un instante y momento,
entre el otoño tan corto
y en un invierno con miedos...

"...Pasan los días de otoño
ante el invierno viajero
que va llegando y abraza
los corazones sedientos..."

Rafael Sánchez Ortega ©
30/11/18
6
sin comentarios 30 lecturas versoclasico karma: 82

Despertar a la vida...

Despertar a la vida
y sentir sus latidos,
sin pensar en mañanas
ni tampoco en caminos,
recordar sensaciones
y placeres prohibidos
que quedaron muy lejos
sin saber los motivos,
apartar las palabras
y los ojos benditos
que decían mi nombre
para luego escupirlo,
separar sentimientos
con furor contenidos
y guardar en el alma
los ardientes suspiros...

Despertar, nuevamente,
a la vida sin frío,
encontrado las llamas
y rescoldos del niño,
navegar por sus mares,
tan azules, bravíos,
y aspirar el salitre
de la infancia dormido,
recoger la cosecha
de cometas sin hilo,
y de magos y gnomos
por los bosques sencillos,
y saber que los pasos
por la vida son finos,
y que dejan mil huellas
infinitas con signos...

"...Despertar de las fiestas
y vencer laberintos,
consiguiendo que el tiempo
deje un verso en tu libro..."

Rafael Sánchez Ortega ©
06/01/19
16
6comentarios 69 lecturas versoclasico karma: 87

He escuchado tu voz...

He escuchado tu voz
que en el móvil vibraba
y dejaba caricias
en hermosas palabras,
y esa voz soñolienta
sin querer cautivaba
y llenaba de sueños
a mi pecho y mi alma,
y cerrando los ojos
vislumbré tu mirada
y los versos sinceros
que la misma dejaba,
eras tú, dulce niña,
una luna de plata,
el poema completo
que en la mía faltaba...

Detuvimos el tiempo
extendiendo la charla
y contando minucias
que aportaban la calma,
te sentía tan cerca
cual resaca en la playa.
que no supe decirte
todo aquello que ansiaba;
eras brisa marina
y sirena en tu barca,
vigilando la costa
y robando su magia
yo soñaba despierto
embriagado en tu aura,
y sintiendo en mi pecho
el ardor de las llamas...

"...He escuchado tu voz,
mariposa descalza,
y temblé, como un niño,
con la luz de tus alas..."

Rafael Sánchez Ortega ©
16/12/18
11
4comentarios 76 lecturas versoclasico karma: 102

Te voy a contar un cuento...

Te voy a contar un cuento
de la luna y las estrellas
y una niña que buscaba
en la noche candilejas,
sucedió que con las sombras
nuestra niña tan pequeña,
tuvo miedo de las brumas
con su ropa oscura y negra,
y mirando hacia los cielos
una luz se fijó en ella,
que paciente destilaba
mil destellos a la tierra,
a la luna preguntó
esta niña con presteza,
si sabía traducirle
el mensaje y su respuesta,
y la luna complaciente,
con su cara soñolienta,
accedió a ser traductora
de la niña pizpireta,
"las estrellas te preguntan,
si eres niña, verdadera,
si tú sueñas que algún día
volarás en un cometa"
y la niña sonriente
contestó de esta manera
para en boca de la luna
trasladarlo a las estrellas:
"yo ya sueño por el día
por la noche y cuando sea,
y ya vuelo con mis alas
de pequeña vampiresa,
es por eso que yo quiero
acercarme si me dejan
al regazo de los cielos
y a dormir en su ribera."

"...Gran ternura en esta niña,
con el alma de poeta,
superando tanto miedo
de las sombras y tinieblas..."

Rafael Sánchez Ortega ©
04/01/19
14
10comentarios 47 lecturas versoclasico karma: 98

Seamos como niños...

Seamos como niños,
veamos las estrellas,
recemos en la noche
y hagamos un poema.
y si esto no es posible
tomemos una vela,
raspemos la cerilla
que encienda bien su mecha,
así soportaremos
al sueño que nos venza,
también a los mosquitos
que pican y que vuelan,
fastidio de las noches
que pasan y que llegan
dejándonos legañas
com brumas y leyendas...

Quizás una sonrisa
disipe tanta niebla,
la mano cariñosa,
el roce de unas venas,
los dedos y batuta
que llevan a la orquesta,
por cielos inauditos
y tierras sin fronteras;
se rompen los silencios,
se cortan las mareas,
los vientos se estremecen
y cantan las sirenas;
así se forma un coro
de vida y de poetas
que vuelan, siendo libres,
buscando su albufera...

"...Seamos como niños,
y amemos sin cautela,
haciendo que los sueños
pervivan y no mueran...

Rafael Sánchez Ortega ©
28/11/18
13
7comentarios 42 lecturas versoclasico karma: 100

Así recordamos

Recordarás tal vez,
aquel amanecer nuestro
en donde el amor redujo la tristeza vivida,
y con silencio y turbación tu mirada se instaló
en mi corazón ilusionado e inicio su viaje.

Recordarás quizás,
la ofrenda de tus ojos,
la templada y firme suavidad de tu pelo.
Retoño de la noche, yo te esperaba
para poblar los fragmentos de mi cuerpo.

Recordarás a veces,
el beso que trajiste del otoño
y hoja por hoja deshoje con paciencia y lentitud.

Y fue para siempre nuestro
aquel amoroso amanecer de nuestros ojos,
que recordaremos en cada hoja que caiga del otoño.
leer más   
14
5comentarios 79 lecturas versolibre karma: 91

En una fuente tranquila...

En una fuente tranquila
se bañaban las estrellas
que mandaban desde el cielo
un reflejo de violetas,
y llegaba hasta las aguas
el desnudo de su esencia
esa imagen sinuosa
y lujuria de poetas.
En la noche silenciosa,
con suspiros y cometas,
las estrellas, en la fuente,
se estiraban cual sirenas,
y cantaban las cigarras
y soñaban las abuelas,
con los hombres que eran niños
y que estaban en escena...

Esos hombres que luchaban
y morían en las guerras,
eran niños, en el fondo,
que buscaban la respuesta
de la vida y de las gentes,
de palabras y de letras,
que enseñaran lo correcto
olvidando las monsergas,
de palabras melodiosas
con mentiras y promesas
que confunden los sentidos
y los cubren con la niebla,
terminando con los dramas,
y los llantos y tragedias,
donde el hombre mata al niño
y con él a su inocencia...

"...Cambió el viento, en un momento,
anunciando la galerna,
las estrellas, en la fuente,
recobraron su conciencia,
y se vieron tan desnudas
que se hicieron prisioneras,
de los besos de los niños
y sus risas tan sinceras..."

Rafael Sánchez Ortega ©
21/11/18
11
4comentarios 57 lecturas versoclasico karma: 90

Aquella boca

Me dueles.
Me dueles de noche
por nombre y por recuerdo.

En mi corazón
quedo temblando tu boca…
un inconcluso beso.

Tus besos y caricias,
quedaron como heridas de muerte
en mi alma y mi cuerpo.

Toda mi ilusión fue siempre contigo,
no había remedio ya para este amor.

Hay en mi corazón
un rumor de besos esperando tu boca.

Y en mis sueños,
de tu corazón a mi corazón
un beso hay de distancia.

Me duele.
Me duele quedar en la distancia
y esperar tus besos.

Flor de mi recuerdo;
te quiero, te amo…te espero.
leer más   
5
3comentarios 36 lecturas versolibre karma: 54
« anterior1234526