Verso clásico Verso libre Prosa poética Relato
Perfil Mis poemas Mis comentarios Mis favoritos
Cerrar sesión

encontrados: 42, tiempo total: 0.003 segundos rss2

Déjame

No quiero perderte ,pero no te quedes junto a mí,si la falta de querer te empuja a decir un te amo que no sientes ,no te quedes si la fuerza no te impulsa a donde ya estuvimos ,si tus pies deciden ya no caminar donde nosotros .
Si esto no te hace sentir mariposas en el vientre ,no lo hagas,no vengas hacia mi jurando y llorando ,solo dime adiós y no mires atrás . Déjame aprender que echar de menos no es más que otro tributo de felicidad que ya ha partido .
Suéltame en el vacío de dolor puro,con canciones lentas que no maquillen el fracasó de mis sentimientos .
Y así me sentiré querido si te vas de esta manera .,si no dejas que la condolencia te deje estar junto a mí,si eres capaz de arrancarme las esperanzas de una vez ,en lugar de rompérmela con el bate de la esquina .
Si sientes culpa no la dejes con una despedida a medias ,marchándote en un domingo después del fútbol y volviendo mañana para dejar caer las fotos en un martes .
No me dejes como quien deja deshacer el dulce entre sus dientes ni te vayas por el camino más lento ,poniendo al futuro sobre aviso con tus pasos de pobreza .
No me entregues la alegría por fascículos .
Quiero que asumas la verdad ,la culpa y la bondad que hubo de ello .

Desamor sin maquillaje barato .
No te quedes junto a mi ,te lo ruego ,si es así como te sientes ,márchate ahora .
leer más   
13
3comentarios 53 lecturas versolibre karma: 107

Yo que te quería tanto

Yo que te quería tanto,y mi amor desechaste
Yo que te quería tanto,y mi cariño despreciaste
Yo que te quería tanto,y mi pasión apagaste
Yo que te quería tanto,y mi corazón desgarraste

Tú a la que tanto quería,de mis caricias te cansaste
Tú a la que tanto quería,de mis abrazos huiste
Tú a la que tanto quería,de mi vida te fuiste
Tú a la que tanto quería,de mi amor te burlaste

Al roce de mis labios, tu boca no respondía
La caricia de mis manos, las tuyas rehuían
Decías que me querías,más tu boca mentía
Tu mirada,antes cálida,se transformó en fría

Poco a poco, de mí te fuiste distanciando
Poco a poco, tu voz suave se fue callando
Poco a poco,de mí te fuiste alejando
Poco a poco,tu sonrisa se fue apagando

Hasta que nada quedó, de lo que por mi sentías
Hasta que nada quedó, de aquello que me decías
Hasta que nada quedó,de aquello que prometías
Hasta que yo me di cuenta, que ya no me querías
leer más   
9
5comentarios 54 lecturas versolibre karma: 102

ruptura del corazón, la muesca elíptica

No sé allí,
una chica solitaria,
pisa silenciosamente
el sendero de la hierba
en la ciudad de Agra.

Silenciosas, las colinas silenciosa la
ruptura del corazón, la muesca elíptica,
el corazón verde, que se llama alma.

¡Ámame!

Estás montando en bicicleta,
soplando mi silbato fascinante, sostengo
tu corazón verde desnudo,
ocupando una tierra prohibida llena de sentimientos.

Limpie y bañe tu corazón,
limpio y suave, trátese con cariño,
sople lentamente sobre tu corazón la arena
y las sombras.

¡Ámame!

Sube la belleza de tu amor, cierra tus
ojos y deja que tu cuerpo de mujer libre baile
desnudo bajo la Acacia.
Baila mi amor, mi corazón
hasta que me quede dormido,
solo deja tu vestido de gasa negra.

Los años son profundos y nuestro amor antiguo.
Tu figura solitaria llena mi corazón,
eres salvaje y te apresuras a amar mi cuerpo.

Cuando cantas, mi corazón responde en
todas las direcciones.
Tan pronto como me lo dices, hay un consuelo en mi
corazón. La brisa fresca sopla en tu corazón, estás
arremolinándote en la frente y las nubes te alcanzan
hasta mostrar una sonrisa tranquila.

Mira nuestro amor. Bailemos juntos.
Alabemos el resplandor del sol
y besemos el cielo rojo y el mar,
tus mejillas y mi corazón;
tu falda larga está flotando en la pesadilla del mediodía,
tonos verdes oscuro en tu cuerpo,
todos los días, llenos de flores silvestres y margaritas,
besan tu cuerpo suave.

Crepúsculo, mañana sombría, locamente loco por ti, tus nervios,
lágrimas, lágrimas, mi corazón, el
silencio en el valle, esperando que juegues
en este capítulo de la melancolía, el
mar lejano, la luz, las
nubes altas, las
montañas, el frío,
mi corazón verde,
quieres alejarte.

¡Ámame!

Tumbados en los vastos campos, exuda esta vida presente,
esta fragancia débil ...Crisantemos otoñales, acompañados por el sonido del viento esta noche, la luz de las estrellas y la luz de la luna, parecen ser la atmósfera necesaria para la indiferencia y la amplitud.


Mi vida es vivir en la muerte de tu vida.
No soy un montón de tierra desperdiciada,
como algunas hierbas salvajes despiadadas.
La acacia rica,
desde tu futuro,
hasta el momento en que tengas que irte,
siempre dominarás una montaña de Arcadia.
Cada hoja tiembla con
tu corazón verde,
con un corazón verde antiguo.

1966, IX, Veintitrés. Agra (India)

Che-Bazan.España
www.youtube.com/watch?v=tAimTakxi1U
leer más   
12
4comentarios 45 lecturas versolibre karma: 96

Ruptura

Como martillo mi corazón aplastaste
Como guadaña mi ilusión cortaste
Como aluvión mis deseos sepultaste
Como terremoto mis ansias derrumbaste

Me hundiste en la agonía
Me rompiste la alegría
Me aniquilaste
Me destrozaste

A una noche oscura
mi alma enviaste
Hacia la locura
tú me empujaste

En un fantasma
me transformaste
Como un guiñapo
me desechaste

Sin piedad me destruiste
sin piedad me anulaste
sin piedad me condenaste
sin piedad me alejaste

“Ya no te amo” mi oído escuchó
y mi alma entera se oscureció
Desde ese día murió tu amor
Desde ese día he muerto yo
leer más   
15
4comentarios 66 lecturas versolibre karma: 112

¿Como liar un cigarrillo?

Para empezar, debe sentarse en una noche fría y
evidentemente oscura. Preferiblemente tiene
que tener el pelo largo, ya sea hombre o mujer
para así aderezar el ambiente de cierta melancolía.

Para continuar es imprescindible que ya sea un hombre o
una mujer, le haya jodido previamente esa noche
y si lo prefiere, la vida.

Sentarse en algún sillón de alguna forma extravagante
o en alguna mesa cercana a la ventana
también amenizará el ambiente buscado.

Evite a toda costa algún tipo de vela aromática
o alguna de esas cursiladas que
solamente salen en las telenovelas para ancianas
y aprenda a disfrutar de la oscuridad.

Por último y sí menos importante, cogerá un papel,
tabaco de liar, una boquilla y un mechero
al que se le pueda quitar la piedra. Aunque ya digo
que este paso se lo puede saltar.

Llevo liando cigarrillos todas las noches desde
que la conocí y en cambio
no se ni siquiera a que huele el
tabaco.
leer más   
12
1comentarios 77 lecturas prosapoetica karma: 121

El roto más resistente del mundo

No te asustes. Preferí salir de allí sin hacer ruido.
A lo mejor ni siquiera pestañeas. Es fácil imaginar
tu insoportable tranquilidad diciendo que así está bien.
Todo correcto. Controlado. Asumido.
Hay una pregunta leve casi sin fuerzas para flotar,
queriendo saber si hubo dentro algún chasquido
ante la fábula inédita de no verme más.
Pero el silencio es lo que queda tras tu cuerpo inmóvil que ya se ha ido.
El roto más resistente del mundo sigue descosido;
sé que aún podría sostener un sentimiento tan liviano
como aquel que ha menguado a la sombra de tu desdén.
Pero yo elijo saltar a sentir que me he caído.
leer más   
14
7comentarios 103 lecturas versolibre karma: 129

Hipocardia

Si no está tu reflejo, está tu ausencia.
En mis ojos tristes al alba:
El espejo silencioso
Y la almohada lloriqueada.

Si no está tu calor, tampoco hay frío;
Se entumecen mis piernas y mi espalda,
Está templado, indiferente
hasta mi corazón se ha detenido.

Y no es el chliché de la poesía
No lucro con escritos de agonía;
Es inmensa ruptura
Es muerte sin ti, querida mía.
leer más   
15
3comentarios 79 lecturas versolibre karma: 144

Ruptura Post mortem

….

Hoy, un día como tantos otros,
de sufrimiento y dolores,
tus fantasmas y mis demonios
han vuelto, sin honores,
a batallar como leones.

Basiliscos furiosos,
de sangre hervida y negruzca
que aimentan y despiertan
la ira contenida,
de unas vidas
pasadas y olvidadas.
Así, a dentelladas y con saña
han devorado como alimañas,
nuestras frágiles alas.

Hoy, como lo pudiera haber sido
el día más azulado y luminoso
en la mañana de un reencuentro,
esos monstruos incontenibles
han derrotado la esperanza eterna,
aplastado con su dedo sucio
el deseado anhelo de nuestra unión.

Por sus bocas groseras,
abiertas, babosas, hambrientas
han volado saetas de hielo y de fuego
que, precisas, se han clavado
en los corazones vulnerables,
al tuyo, helándole,
al mío, abrasándolo.

Hoy, como lo sería un día de amapolas
temblando al paso
de un nuevo amor,
han derribado
nuestras frágiles defensas.

Como locos ventrílocuos
hemos lanzado,
hurgando en secas heridas,
duras palabras
en aludes nivosos
sepultando para siempre
el fértil sembrado
de un futuro maravillosamente
mejor.

Ahora, la oscuridad del dolor diurno.

Después, el cegador insomnio
de mil y una noches en vela
soñando impotentes
que alcanzamos ingenuos
el último tren de los sueños.

Ahora, que todo terminó
al cabo de tantos años
de orgullo y pasión,
con los corazones sangrantes
lameremos de nuevo
como perros sin dueño
las insanas heridas
de nuestro invariable,
cíclico
y pertinaz
error.




@Inmalitia, Andrés García. © Agosto, 2018
Imagen: Mosaico con máscaras teatrales
leer más   
17
23comentarios 164 lecturas versolibre karma: 120

Déjà vu

Conozco
la textura de esta sal,
en el sabor de la lágrima
que fluye siempre
como un rastro de lava
para adentro de la grieta.

Conozco
el timbre del grito
en lo profundo del silencio,
en lo singular de cada adiós
do se repiten reverberantes
oleadas de notas tristes.

Conozco
lo que parece ser el único camino,
hasta la saciedad, en el paroxismo del vacío
y el caos que destruye todo lo anhelado,
la soledad, las promesas rotas…
la desesperanza…

Bis,
se repite el sonido de un decir ¡basta!
suenan los ecos de un gong
en el silencio de un pasaje de piedra
donde todo es ya imaginario…
Déjà vu.
leer más   
9
2comentarios 78 lecturas versolibre karma: 99

Puerta hacia la ruptura

Tanto pensar, tanto estrés,
Tantas horas perdidas,
Tantas ganas de buscar nuevos delirios,
Ilusiones agonizadas,
Atracciones sexuales,
Razón en vez de instinto,
Naturaleza caída, penada,
Brotes de esperanza que se secan con el tiempo,
Odio eterno,
Discusiones afanosas, dudas y tristeza viva,
Rabia, insulto básico, elocuencia de necios,
Caminos vacíos, hojas muertas,
Ni veranos, ni primaveras,
Cenizas surcadas, barrotes desocupados,
Ventana cerrada, puerta hacia la ruptura.

Sígueme en @Rumba_Poesía
leer más   
13
5comentarios 103 lecturas prosapoetica karma: 85

Sangrado del alma

Es difícil creer
en todo lo que ha pasado
y todo lo que se ha perdido.

Yo,
fundida en un amor intenso y desahuciado,
ahogada en un mar bravío
de olas interminables,
caminando por senderos
escarpados secos y nevados,
sin encontrar la vertiente anhelada.

Este dolor que me mata
se hace notar en el cuerpo,
pero no es de la carne,
es más bien el corazón agujereado
por la daga de más filo.

El estómago vacío,
lleno solo de hambre,
pero de esa hambre de amor que mata.

La cabeza jaquecosa cuyos ojos iluminados
se cierran con puñales desgarradores y pulsantes.

Esto es más bien sangrado del alma.

El alma gotea sangre densa y pesada,
haciendo que el dolor crezca más y más.

Habría sido demasiada
la compasión del poderoso
si de una vez se hubiera partido en dos
y yo habría estado agradecida,
pero no, el castigo tiene que ser
de a poco y duradero.

Me quedé aquí sumergida
y lo único que quiero es ahogarme por fin,
hundirme en el océano inmenso
entre monstruosas criaturas submarinas y oscuridades
es mejor vida que respirar el aire viciado de muerte
que me llena hoy cada pulmón.

No saber si me amaste alguna vez o aún me amas
es el dolor más insoportable.
No reconocer a quien amé en todas tus palabras,
es una tortura elaborada, eficiente y eficaz
para desangrar mi alma.
No saber si hablabas con verdadero cariño
o fingido y sarcástico amor
es un a soga que me rodea el cuello
y cierra mi garganta impidiendo respirar.
Saber que murió tu deseo,
madura y exalta mi propio deseo
y me destroza en lo más íntimo de las entrañas.

Vuelvo a ser gris y oscura,
después de probar el color de tu alma,
ningún otro color parece real,
ningún otro color existe ni tiñe
como tú teñiste de ti mi alma.

Fue solo un tiempo,
de volver a ver luz y flores.
Tu luz se alejó
y hoy veo impotente y detenida
como va a alumbrar otro camino,
la pierdo en cada paso que das,
en cada sonrisa que ríes,
en cada palabra que emites.

El fuego que me quemó
me consumió los brazos y el pecho.
Y te perdí sin perderte,
sin jamás haberte tenido.
leer más   
10
6comentarios 108 lecturas versolibre karma: 107

La mejor tarea

Miró a su alrededor. No podía contar exactamente cuántos aspirantes había allí con él, pero sin duda alguna eran más de cuatrocientos. Todos cabizbajos, mirando atentamente el papel que tenían frente a sí. Algunos, los más diligentes, ya habían comenzado a escribir. Otros, sin embargo, aún trataban de dar forma en su mente a lo que contestarían. Enseguida entendió que aquello era un absurdo. Y no sólo porque era sumamente difícil competir con tantas personas para tan sólo una plaza de barrendero, sino también porque aquel papel contenía un solo apartado que rezaba “Defínase con sus propias palabras”. ¿Cómo podría él dedicarse a limpiar las calles si no había sido capaz aún de limpiar los miedos y las angustias de sus últimos tropiezos sentimentales?

Se levantó, dejó el papel sobre la mesa y salió de la sala. A su espalda, oyó una voz que le decía: “Oiga, caballero, no puede abandonar la sala hasta que no lo diga el presidente del tribunal. Regrese a su sitio. Oiga... oiga…” No hizo caso. Allí no se le había perdido nada y fuera había algo que sí debía encontrar: a sí mismo.
leer más   
6
sin comentarios 83 lecturas relato karma: 45

2 a.m

Tantas palabras a mi espalda
susurradas en noches de verano,
tu voz en la madrugada,
que ahora sólo sueño,
sueños malditos que me embriagan.
No quiero despertar.
Porque ya las madrugadas no son dignas de deseo,
porque las garras de Morfeo
son menos crueles que tú.
Y de tus ojos, un suspiro,
y una sombra que se apaga;
de tu sonrisa, un sollozo herido,
mi sangre derramada.
Creímos controlar el destino,
prendimos fuego y ardimos,
y ahora que se ha consumido la llama
las madrugadas son demasiado oscuras,
los sueños no son suficiente,
y ya no susurramos,
gritamos,
la sangre se derrama,
muertas en vida esperando la muerte.
leer más   
12
3comentarios 74 lecturas versolibre karma: 58

Rompeolas

Ya no contenías calma,
solo albergabas tempestades,
y me convertí en rompeolas
para resistir tus vendavales.

Reuní en un puñado los trozos
del valor suficiente para marcharme,
y los metí en una maleta forrada
con la piel de una melancólica despedida.

Y volví al lugar
de donde nunca me fui del todo,
allí guardé tu recuerdo gastado
en mi vieja cartera de cuero.

Decidí comenzar de nuevo,
dejando un nombre
para cada mañana.

Y cerca del acantilado
desde donde es posible
acariciar el horizonte,
construí una humilde cabaña
con troncos de soledad
y clavos de tristeza,
con una férrea puerta de resignación
y grandes ventanales de esperanza.

Habité la burbuja perfecta,
mi pequeño fractal fructuoso.
Y con el frasco del olvido como antídoto
el hilo del tiempo cosió mis heridas.

Pasaron los años...
y aunque paseaba por el bulevar
del amor con frecuencia,
te convertiste en el dolor
de una vieja fractura ósea
que vuelve en los días lluviosos.

Y aunque a veces me parece
divisar tu fantasma en otros cuerpos,
Y a pesar de que nunca jamás
volvimos a vernos,
cuando regresas,
me gusta pensar
que en cierto modo
logré superarte.
12
7comentarios 288 lecturas versolibre karma: 54

Mi Cepillo de Dientes Pregunta Por Ti

MI CEPILLO DE DIENTES PREGUNTA POR TI

Mi cepillo de dientes pregunta por ti
(el que usabas a escondidas cuando te quedabas a dormir)
las medias que olvidaste y que lamentablemente aún calzo
y los vecinos, también preguntan por ti
Fausti, el que entrega el pan, te manda saludos
y sonrío estúpida sin saber qué decir.

El anillo que me diste rogaba entrelazar tu mano
y tuve que deshacerme de él
¡mierda que dolió!... pero resultó ser de fantasía
justo como todo lo demás lo fue
mi bicicleta con asientos dobles tiene pensamientos suicidas
y las tacitas de mate se llenan solo de ayer.

Apuesto a que tus botas piden combinarle a mi bolso café
y la chaqueta que tomaste prestada y prometiste devolver
aquella, cuando menos, debe preguntar por mí
si ya me olvidó e igual la envías, te agradecería
pues Lima esta terriblemente fría
y la muy traicionera, pregunta por ti.

Y es que la vida, el cosmos y todas las cosas
jamás se conformarán con que te hayas ido
y está demás decirlo, yo tampoco me acostumbraré
pero si me usaste, tal como con el ridículo cepillo
lo más probable es que no lo note, cariño
hasta mucho, mucho tiempo después.
4
sin comentarios 90 lecturas versoclasico karma: 38

Mágica Flor

amanecer ya no puedo esnifar
su dulce aroma en mis sábanas
mágica flor dónde estarás
en espejismos te quise encontrar

es un pago por perdón
es un tiro al corazón
es mi deuda por amor
fue un crimen nuestro adiós

mágica flor que supistes brotar
en el basurero de Nunca Jamás
ahora yo no puedo arrancar
tus hondas raíces de mi alma

es un pago por perdón
es un tiro al corazón
es mi deuda por amor
fue un crimen por pasión

ya no hay vuelta atrás
mi lanzallamas empieza a vibrar
en Nunca Jamás
los reproches arderán

es un pago por perdón
es un tiro al corazón
es mi deuda por amor
fue un crimen de los dos

te has preguntando como vendrán
los inviernos en nunca jamás
sin aquellas miradas
que prendían nuestro hogar

es un pago por perdón
es un tiro al corazón
es mi deuda por amor
fue un crimen nuestro adiós

mágica flor me alivia pensar
como la luna nos recordará
aquellas noches a escondidas
haciéndolo junto al mar


Os dejo el enlace de la canción: youtu.be/jcqgGPm82Ls
leer más   
5
2comentarios 206 lecturas versolibre karma: 47

Aire

Conmigo recitabas aire,
te fuiste…
y ahora sólo respiras.

Marisa Sánchez
13
2comentarios 84 lecturas versolibre karma: 61

Soneto en silencio

En tu gélido silencio fenezco,
en la ausencia de tus tibias palabras,
carencia de tus caricias macabras.
En el silencio también desfallezco.

¡Qué un amor como el tuyo no merezco!
Lo dices y se encabritan las cabras,
y con tu silencio me descalabras.
Un minuto de silencio te ofrezco.

Déjame morir en mudo silencio,
qué ya contigo ni loco me mudo,
ya no me mudo ni la vieja ropa.

La muerte de las palabras presencio,
se destildan con un teclazo rudo,
y mi barca no bufa viento en popa.


@SolitarioAmnte (vi-17)
leer más   
11
12comentarios 178 lecturas versoclasico karma: 97

Silencios de sal

"Con mi lengua y mis ojos y mis manos
te sé, sabes a amor, a dulce amor, a carne,
a siembra , a flor, hueles a amor, a ti,
hueles a sal, sabes a sal" ~ Jaime Sabines


Llueven las notas
de un silencio
que entre dientes
murmura tu nombre.
Suave murmullo
de acordes
en cuerdas
que reverberan
el dulce recuerdo
de tu fragancia.

Y al retumbar
de un tambor
que fuerte golpea
éste mi corazón,
gotas de sangre
con sabor de tu piel
se bombean a chorro
en mi torrente sanguíneo
a presión estridente.

Y en la sal
de este mar
de remembranzas,
un grito te grita:
¡Sal y ven a verme!
Y sales con tus ojos
de ceguera de sal
que ya no quieren ni olerme.

Me dejas a pies descalzos,
y el suelo mojado
es un campo minado
por un sinnúmero
de trozos puntiagudos
que formaban
tu hermoso corazón de cristal.
Mis manos se ajan,
se rajan
y se quiebran
cuando intento
─sin éxito─
pegar los cristales rotos.

Y en tu vientre vacío
reposa la bola de cristal
que adivina
todos tus pretéritos futuros;
donde apareces tú y estoy yo,
pero ya no se vislumbra jamás...
un nosotros.


@SolitarioAmnte / vii-17
15
11comentarios 180 lecturas versolibre karma: 85
« anterior123