Verso clásico Verso libre Prosa poética Relato
Perfil Mis poemas Mis comentarios Mis favoritos
Cerrar sesión

encontrados: 315, tiempo total: 0.005 segundos rss2

Mi último poema

Los días pasan frente a mí,
las horas es lo último que cuento,
los minutos casi no los veo,
y los segundos ya ni los puedo sentir

El tiempo está por consumir,
todos mis muchos recuerdos,
pulverizando sin esfuerzo,
lo que nombré vivir.

Qué decepción que en este momento,
quiera retornar yo atrás,
por olvidar la forma fugaz,
en que se ha perdido mi aliento.

No es tiempo de lamentos,
sino de disfrutar,
lo que aún puedo recordar,
y no olvidaré ni muerto.

Mi legado será,
todo lo que escribí,
las amistades que pude hacer,
la familia que construí,
y este poema que dejaré.

Espero así poder,
lograr que los demás,
se interesen un poco más,
en el tiempo que poseen.
leer más   
16
5comentarios 35 lecturas versolibre karma: 118

¿Cuánto dura un para siempre?

¿Cuanto dura un para siempre?
eso nunca estuvo en mi mente,
siempre reinó en tiempo presente
pero no lo hizo en el siguiente.

¿Cuanto dura tu para siempre?
¿Lo piensas o lo sientes?
ese para siempre ocultó una espada,
que atravesó mi mente y atravesó mi alma.

Yo creí en tu para siempre,
con asistencia de tiempo ausente,
más bien fue como una eternidad
esfumandose de repente.

Un rechinar de dientes
me hizo pensar
que había tocado fondo
Y que tu para siempre,
tenía un final.

El para siempre, es para siempre,
pero entre tus dientes, fue solo un accidente.
que dijiste en tiempo presente,
pero sin precendete de eternidad.
7
5comentarios 22 lecturas versoclasico karma: 92

El vaso no está lleno

Hoy el vaso no está medio lleno
ni medio vacío, es imparcial
observa desde afuera
la desgracia voraz.

El agua quiso evaporarse
desaparecer por completo
no hay salidas,
sólo bucles de tiempo.

La justicia es esquiva
donde todo permanece quieto,
el silencio es agobiante
mortífero, en las noches de inverno.
Pero aún no hace frío
y el vaso no está lleno.
13
2comentarios 60 lecturas versolibre karma: 95

Podía durar

“Y como debía ser duró
lo que era justo y podía durar…

Como el día al llegar la luna
siente su agonía,
como la noche cuando la luz
ciega a la Luna,
y debe marcharse…

Como el trabajo,
tiene un horario
una edad
un jubilado…

Como la infancia
con su inocencia
con alegría
e imprudencia
termina
con la rebelde
adolescencia…

Como ese Amor
primero
de lo imposible
que lo era todo
y hoy es recuerdo …

Como la vida
como el mundo
todo empieza
y acaba
todo sube
y a larga baja
todo como todo
cuando acaba
es solo nada…”
soundcloud.com/lola-bracco/y-como-debia-ser (Lola)
18
2comentarios 78 lecturas versolibre karma: 117

Malos vientos... (A mi hija)

Corren malos vientos en el sur del alma…
Sé tú.
Sé una… pero plural.
Sé única… pero diversa.
No hay solo una idea.
(Pensamiento único que crea rebaño dócil y gregario)
Siéntate despacio y extiende tu falda
de los mil colores.
Abanico hermoso, arco iris grande
de pieles, de sangre caliente,
de ojos, de manos… de lenguas habladas,
de las opiniones y sus convicciones...

Camina despacio y, con mirada franca, extiende tu mano firme y generosa.
Persigue tus sueños desatando el tiempo.
No te quedes inmóvil al lado mirando.
Recorre la senda del largo futuro y, de vez en cuando,
vuelve la mirada.
Revisa el camino de losas pisadas, recio y milenario.
Y con su recuerdo camina de nuevo.
Sobre ese pasado asienta tus pasos.

No te rindas nunca…
Y no te acobardes…
Pisa las fronteras y rompe alambradas.
Y con tu mirada, abraza el inmenso horizonte
que tienes delante;
que se alcen tus brazos en hermosas alas
que vuelen al aire.
Porque el aire no tiene fronteras…
Porque no hay fronteras en el aire…
“Porque el aire es de todos
y no es de nadie,
de nadie,
de nadie…”

Recuerda ese lema que llevas grabado en la alta meseta
de tu espalda blanca.
Elegantes trazos de una lengua clásica: (Ελεύθερο πνεύμα) "Espíritu Libre”
Que tu boca se llene de ese enorme LIBRE.
Aunque sea difícil,
aunque tengas que escalar montañas,
aunque calles al viento para pronunciarlo.

Cierra tus oídos al bronco rugido
de oscuros oráculos,
de pseudoprofetas ungidos por los viejos dioses
de la intolerancia.
Adalides falsos
que conducen las negras ovejas al redil infausto.

En el sur del alma… corren malos vientos.

Para combatirlos, usa la palabra. La palabra limpia, la clara palabra.
Píntate la cara de bella sonrisa, de sonrisa amplia.
(Las anchas sonrisas que ganan batallas.)
Y abre tus ventanas al aire del norte.
Que la fresca brisa barra tus estancias.
Que el cálido sol dore tu mirada.

Y, en algún cajón, entre tus ropajes, dos camisas nuevas,
blanca de la paz, verde de esperanza.
(Sin bordados hirientes que pinchen el alma…)

Corren malos vientos…
Abrígate el corazón y camina. Sueña con el alba.

María Prieto Sánchez
Diciembre 2018

Pintura: "Figura en la ventana", Salvador Dalí
(Los versos entrecomillados pertenecen al hermoso poema "Nocturno sin patria" de Jorge Debravo.
"Que el aire no es de nadie, nadie, nadie... y todos tienen su parcela de aire")
leer más   
18
7comentarios 93 lecturas versolibre karma: 106

Naturaleza Sabia

Del árbol caían hojas marchitas
y en su suelo brillaban sin esfuerzo,
colores opacos habían
por los senderos
y en aquel horizonte,
vi agonizar al sol.
La naturaleza es más sabia
que nosotros,
sabe por donde andar, qué destruir
como edificarse y cuando morir.
Anochece
el cielo se oscurece,
mis ojos luchan por ver
lo invisible de la noche;
pero la oscuridad es astuta
engaña con sus curvas inverosímiles
mientras el tiempo nos come poco a poco.
9
sin comentarios 37 lecturas versolibre karma: 104

Caprichoso tiempo

El tiempo nunca se detuvo
no se detiene aunque sostengamos las agujas
aunque no giremos el reloj de arena
y da vueltas nuestro mundo
sin que caigamos en el mismo extremo
sin que te vea…

Es el tiempo caprichoso y loco
ese que a veces me aburre con su silencio
tan mudo, con su hora en punto, y yo tan suspensiva
le marco dos detrás, mareando a sus segundos…

A veces quiero ganarle
cuando a la tarde quiero escapar de mi playa
y me regresa subiendo su marea
y no me deja escapar al designio de mi orilla…

Y me somete, con la oscuridad de la noche
vigilando mi desvelo en la mañana
y si pretendo ir contra corriente
me sumerge en la espuma de las olas
me seduce con espuma
atormentando con su sal y su iodo
los caprichos de mi cuerpo…

El tiempo nunca se detuvo
y yo a su ritmo tampoco
ahora lo persigo, lo acoso
y a veces hasta creo
un poco me enamoro
de su rutina, tan aburrida
del silencio de sus horas…


soundcloud.com/lola-bracco/el-tiempo-nunca-se-detuvo-1 (Lola)
.
.
18
6comentarios 99 lecturas versolibre karma: 133

El Tiempo (colaboración con @Letizia)

Como una palabra dicha,
como una piedra arrojada,
como una oportunidad
que uno desaprovecha.

Así eres, esa es la verdad:
nunca jamás volverás.
Alguna metáforas más,
alguna palabra menos,

Hay quienes incluso
hasta volar te han visto;
otros dicen que ya están
el codo doblando,
o que no pasas en vano.

Por todos eres amado
cuando te poseemos,
pero cuando están
con un pie fuera
y el otro ya dentro,
hay quienes lamentan
todo el que han
desperdiciado.

Si la inclemente parca
viene a por otros,
consuelo buscamos
en un calendario
o un reloj a mano:

“Que ellos ya habían
vivido lo suficiente”,
“que maldita la suerte”,
“que debemos ser fuertes”,

Con los años y experiencia
con paciencia y resiliencia,
cuando amamos y nos amaron,
nuestras deudas ya saldamos
entonces consideraremos
que cualquier momento
es el más apropiado...
leer más   
13
21comentarios 140 lecturas colaboracion karma: 112

Momentos

Momentos tenemos en la vida
Momentos de reír, de llorar,
De cantar , de gritar, de pensar,
Pensar en el momento,
El momento en que no dejamos de pensar,
Momentos q vienen y se van,
Momentos que casi siempre no vemos pasar,
Momentos en la vida que no logramos olvidar.
Momentos y más momentos
Que volvemos a recordar,
Y entre estos tantos momentos
Que brotan del corazón ,
Cómo si fueran gotas de sangre,
Entrego mis momentos hoy.
leer más   
6
sin comentarios 29 lecturas versolibre karma: 87

Mi alma te ha escogido

Esperarte mi amor,
se ha convertido en mi castigo,
¿Qué he hecho yo
para haberlo merecido?

Cuento los minutos
en mi reloj de arena,
y ellos desaparecen
sin levantar sospechas.

Miro tu imagen,
en el bolsillo de mi corazón,
muy cómoda ella llace,
mientras yo muero de amor.

Esperarte mi amor
es mi condena,
por desear amarte,
sin que tu lo sepas.

Tu agudizas
todos mis sentidos,
has logrado ser el latido,
que da pulso a mi corazón.

Quisiera que te des por aludido,
de mi alma que te ha escogido,
y que vengas a tomar partido,
de todo lo que te espera mi amor.

Autora: Claudia Viviana Molina.
4
2comentarios 44 lecturas versoclasico karma: 50

En Cronos y albea

Sentada bajo la historia inmaculada del zacate, en nubes y polvos mezclados en el ciel,
tu mirada teniente observa el reloj, no era sencilla la espera más sin embargo la ciudad opto por mostrarle los detalles. Pasado el convenio de aquel libro que robo mi atención deprisa me acercaba a ti y sin darme cuenta el tiempo y el silencio se encapsulan para darme una gran sorpresa: estabas esperando el encuentro.
Comenzamos a caminar al son de la tarde rumbo a la estancia de los griegos donde el cabello no dejaba de jugar con el viento y con la incógnita del rostro.

Llegamos al destino indefinido y en una selección de vino de casa en copas el ocaso hacía del reloj un escape perfecto para una charla de utopías y prefacios, de locuras en sistemas y párrafos de viejos sabios. Estaba en mis manos un manojo de versos como aves en jaula y en un respiro los lanzo al silencio:

En la cúpula de tu piel yace el vino oporto
en dosis de invierno se pasea
por el cielo por el sol te exhorto
aquello endulzado en tiempo y albea.

Era inevitable poder robar la esencia que se asomaba entre tus cejas y el cuello,
una meseta figuraba en tus pechos y un chiste convexo asigna a al zipper cerrarlos
no con la intensión de ocultarlos sino para que la noche no hiciera de la luna una copa de incienso.

Mi alma en carreta se iba desplazando en cada vena y en mi discreción la sigo para ver guardar el otoño en el invierno de tu cuerpo. No era frío el paseo pero descubrí la ruta del vino tinto dejando en su paso como río en creciente la muestra de algo tan exquisito y bello: el bálsamo de tu piel.
Para no salir del recorrido tome una revancha de tinto fue de esa manera como alcance la atención de tu sonrisa, hacíamos el amor sin tocarnos ni darnos cuenta.
No había nada que cuestionar solo el permiso de aquellas manecillas de Cronos para seguir describiendo aquello vivido…



Octubre 2018
Av. Hidalgo,Zacatecas,Zac.
leer más   
5
2comentarios 73 lecturas relato karma: 75

Rastros en los prados

Cada noche te presentas como Aracne
en laberinto de mi alma,
y despacio desenvuelves tus urdimbres,
enmarañas con el giro de tu rueca
una red en mi sendero,
construyendo con el tul de tu sonrisa
la humilde telaraña de tus líneas de armonía.

Acompañas cada encuentro en un ovillo
que tus manos desenredan
con la aurora que tejes con el lino
de tu tiempo regalado,
de esa tela que elaboras
cuando hablas acercándote a mi oído,
susurrando,
explicando la sorpresa de tus hilos,
el milagro en el bordado de tus labios.

Y entre la luz escasa
del crepúsculo de un sábado
rozamos los prados calzados de amores,
al tiempo que las manos cruzan fronteras
con la caricia de nuestras noches.

Hablan los huertos con viento de alondras,
la corriente de vida nos transforma en barcos.

Horas largas se hacen verbo breve,
devuelven el cuadrante en agujas lentas
de minutos que se apropia
tu voz maestra,
instantes de nuestros brazos inocentes,
de tus pestañas lisonjeras explicando estrofas,
de mis dedos revolviendo
mi destino en tu cabello.

Vayamos al par,
a la par vayamos
al ritmo de líquidas pisadas despistadas
en un dúo tembloroso de voces de aprendices.

Recuerda que te espero en la penumbra
arrullado por un haz de Luna tierna,
oculto del pensar de humanos angustiados.
leer más   
10
4comentarios 47 lecturas versolibre karma: 126

El tiempo es una tentación más grande que el rojo

El tiempo es una tentación más grande que el rojo.
En su centro.
Abre una amapola relacionada con la belleza.
El amor está oculto por las hojas.
Después de que la sangre se tiñe de flores.
Ya no crees en ti mismo.
Un zorro de fuego corre maravillosamente.
Su figura tiende a ser perfecta.
Un cuchillo afilado y apagado corta el sonido.
El agua silenciosa todavía fluye bajo la amapola.



Escapar del amanecer emocional.
Las lágrimas fluyen desde las profundidades del corazón hacia el futuro esperado.
En el hogar que no pertenece al hogar.
Sólo las lágrimas siguen lavando el mundo.
Parpadeo largo de un ojo
En este tiempo tan corto
Cálida lluvia cae en el ojo.
Lluvia y lágrimas.



Llevando toques emocionales.
Danzan sobre la punta de la flor invisible.
Sus cuerpos están dispersos en innumerables notas.
Luego se infiltra lentamente en el suelo.
Tu subsiguiente expresión se convierte en una sonrisa de una mariposa.
En el ajetreado y confuso tiempo de la depresión,
te acompañan en esta nueva vida: el cambio de temporada,
una hoja caída, la lluvia,
un escalofrío en los grilletes,
y una tenue he "Intoxicante" neblina que
camina en las hojas muertas y húmedas y están cubiertas de hierba húmeda.
En el ajetreado y confuso tiempo de la depresión.



Experimenté la
dulce
lluvia del invierno, perdida durante mucho tiempo, inmersa en la soledad y el silencio. La humedad entre los cielos y la tierra
me recuerda a una canción,
que me fascinó cuando era joven. Cuántas arenas brillantes y pulidas son
como
las hojas que están ligeramente mojadas y cayendo bajo los pies.
En el ajetreado y confuso tiempo de la depresión.
Sé que quieres encontrar en mi poema,
el látigo que azota repentinamente mi mente.
La sensación de apretar el dolor en mi cabeza.



Lo sé,
pero no creo pueda dártelo.
No soy lo suficientemente bueno. Ya
que mi corazón ha sido golpeado por el inexplicable látigo,
lo sé. Me duele ese tipo de horror.
No creo que pueda voltear mi cabeza y dártelo.
Especialmente cuando descubro que la sombra del látigo
mostrará una sangrienta satisfacción personal,
y está claramente ocluyendo tú mente y la mía.



No puedes darle un ramo de flores a tu cementerio,
pero estás destinado a leer tus poemas después de la vida
finalmente se puede escribir de acuerdo a tu propio corazón,
la vida interior de una persona
Esta es nuestra tragedia común.
Tu boca es más silenciosa.
El secreto del destino. No puedes decirlo,
solo para soportar, soportar y profundizar en las mellas de la pluma.
Para ganar, darte por
vencido, te piden que te vayas. Muerte, muerte por completo.
Este eres tú, desde el momento del desastre, me encuentras, me pruebas, me haces la vida repentinamente más dolorosa.



Leí tu poema en el bullicioso autobús en Barcelona.

Grito en mi corazón. Esos nombres nobles,
aquellos exiliados, sacrificios, testimonios, aquellos que se
encuentran en los temblores de las Misas, en los destellos de
la muerte.
Las lágrimas,
en los ojos de los animales del norte Las hojas de arce ardiendo en el viento, la oscuridad, y el hambre en el estomago
¿cómo puedo escribir sobre mi?




Tambien está la muerte de LeIsaak Ilich Levitán a la luz de las velas. Muerte, alabanza y pecado en la rima de Pushkin.
La llegada de la primavera, la negrura de la vasta extensión de la tierra, poeta el alma se enfrenta a todo esto.
Esto es sufrimiento, la ley más alta que se eleva desde el fondo de mi corazón es sufrimiento con lo que terminas poeta, es imparable, ven a buscarnos para descubrir:
una simetría o un réquiem que sea más emocionante que
el eco.




Esta es la tristeza, la exploración y el cuestionamiento en tus ojos. Como la campana oprime mi alma.
Es el dolor, es la felicidad.
Es necesario decir que el poeta necesita llenar la vida de hielo y nieve.




Che-Bazan.España
leer más   
2
sin comentarios 39 lecturas versolibre karma: 26

La eternidad en tu mirada...

Miro el reloj... 14:28... dos minutos de sobra antes de llegar puntual a nuestra cita, y cómo no hacerlo si yo siempre deseo robarle los nanosegundos al tiempo para poder estar un instante, sólo un pequeño instante más contigo. Lo que pasa es que contigo todo es atemporal, eres lo que en Física se conoce como "singularidad", contigo las reglas del tiempo-espació no se cumplen, pero así eres tú, las reglas no concuerdan contigo, eres un ser que va creando mundos a su paso y esos universos se van sumando a uno mayor hasta conformar el mío, donde yo existo, y soy... porque estoy contigo.

Por fin 14:30... toco el timbre de tu casa y a lo lejos, como si en la cima de una montaña te encontraras, escucho tu voz acogedora que desde ese punto geométrico desconocido lanza una promesa de felicidad con un simple "Ya voy". "Ya vienes"... pienso... y esa espera se vuelve un mundo de posibilidades. Decía la abuela "la espera desespera", y como siempre tenía razón, sin embargo, contigo mi amada "singularidad" eso a veces no aplicaba, si bien mis ansias de tenerte cerca crecían exponencialmente con el saber que estaba a unos segundos de verte, también se volvían material de novela, cuento o relato... llámale como quieras... me imaginaba tu rostro al espejo retocando los últimos (pero más importantes) detalles del maquillaje, mirando tu vestido por diversos ángulos, todo con prisa pero con su respectivo tiempo. El correr por las escaleras con ese tic tac de los tacones, el grito de "Mamá ya me voy" que te toma exactamente 1.66 segundos, la respuesta de tu madre "Sí, está bien, no llegues tarde" que dura 3.10 segundos... la última mirada rápida en el espejo pequeño de la sala y por fin las puertas de mi propio paraíso que se abren, con esa luz del fondo que entra por el jardín brindando una atmósfera celestial a la aparición de mi propio ángel de la guarda.

Te admiro de pies a cabeza, no porque te esté analizando ni mucho menos, sino porque es tu mirada lo último que me gusta ver en ti, la cereza del pastel, el último chocolate de la caja, la última nuez acaramelada de la bolsa... miro tus zapatos lindos, tu vestido rojo ceñido a una delgada figura, el pecho erguido y los hombros relajados, el cuello largo... y tu sonrisa en rojo carmín... y es ahí donde se genera mi propio Big Bang.

Me quedo absorto en la comisura de tus labios que se levanta levemente en un ángulo casi imperceptible, pero lo suficiente para irradiar una sonrisa sensual, pícara y feliz, las pequeñas líneas en tus labios que se vuelven un microsistema montañoso rojizo y seductor... 14:35:25. La caverna de los deseos se entreabre lentamente dejando ver el tesoro de perlas blancas que sellan una cueva aún más misteriosa.

En ese momento, aunque tú y yo no lo sabemos, está naciendo un pequeño niño en Étretat, en las costas de Pays de Caux, Francia; su nombre será Etienne y se enamorará de la hermosa Isabelle la cual será el gran amor de su vida; aunque terminará casándose con Anabell, una chica de París enamorada del color rojo. En la ciudad de Chiang Mai, Tailandia, el abuelo del pequeño Arthit lo lleva por primera vez al templo Wat Chedi Luang esperando que sienta su espiritualidad, es ahí donde el pequeño descubre que quiere ser un monje budista. En Chile, para ser más exactos en Futalefú, en la región de Los Lagos, en la Patagonia; Carlos le está proponiendo matrimonio a Lauren, una americana que conoció hacía tres meses en una cabaña para exploradores en el bosque. En Medellín, Colombia, una pareja hace el amor por última vez, antes de que ella parta a Inglaterra a terminar su doctorado. Más allá de nuestro sistema solar, dos estrellas chocan por la atracción gravitacional creando una nueva galaxia que no se conocerá sino hasta dentro de 600 años a partir de este momento. A seis cuadras de tu casa, en su departamento, un anciano acaba de dar su último aliento de una vida feliz y plena, dejando esta vida con un suspiro suave y una sonrisa en los labios. En la Ciudad de México, Claudia después de tres meses de intentarlo, por fin ha quedado embarazada. En un pantano en Florida, E.U.A. un cocodrilo pone un huevo dentro de su nido, y a escasos milímetros de mi zapato una hormiga lleva una migaja de la galleta que tiró un niño de cuatro años que juega en su triciclo a unos metros de nosotros.

El mundo sigue y siento la vida fluir entre mis entrañas y mi alma, siento explotar, deshacerse y reinventarse cada célula que me compone, una pequeña gota casi imperceptible de sudor recorre mi frente, un poco por el calor, un mucho por la emoción de verte... 14:35:30... veo tu nariz fina y afilada... 14:35:35... por fin llego a tus ojos castaños...


...y es ahí donde pienso tomarme mi tiempo.
14
2comentarios 112 lecturas relato karma: 111

Hilo rojo

Me hablas en manantial de signos
me cuentas sobre destinos estelares
ante tu voz florece el agua
y todo en mí se descubre virgen.

Invadiéndome como designio solar,
despiertas el incendio
erradicando el daño,
entrando por la herida.

El corazón desbocado
y en mi boca muerdo tu nombre
como divinidad insondable,
permanezco fiel a más de tres de tus mundos.

Viene a decirme el pájaro
que me sembrarás entera
entre marjales,
hasta el final de tu oquedad
espejo y reflejo de la luna
donde todo vuelve a nacer
una y otra vez.

Allí donde se paró el tiempo
y emergió nuestra isla.
20
12comentarios 120 lecturas versolibre karma: 120

Tiempos guardados

Quizás venga del más allá, o estuve siempre acá
y nunca supe, ni saben si vengo o si voy
si estoy de regreso, de paso
cuantos días seré a partir de hoy
cuando me despediré como siempre
sin adiós…

Porque no tengo tiempos guardados
porque todos los caminos me parecen indicados
aunque luego vuelva sobre mis huellas
con los pasos congelados siguiéndome a mi…

Y nunca sabré, si me voy a quedar
si es mi lugar, aunque reconozca los rostros
ya no se visten igual…

No importa
a veces olvido mi edad
y siento la fuerza de seguir viaje
por siempre, o hasta que mi corazón me diga
mirando otros ojos, aquí está el amor, éste es el hogar
y el tiempo se quiera quedar…

soundcloud.com/lola-bracco/tiempos-guardados (Lola)
.
20
10comentarios 170 lecturas versolibre karma: 139

• efímero setenta y tres •

Me hallo ahora mismo sentada en un autobús y no dejo de pensar que esta semana he estado la mayor parte del tiempo sobre una carretera:
pasando por mil sitios, conocidos y desconocidos, y a la vez sin estar en ninguno.
Es extraño, ¿no es cierto? Cómo puedes estar en todos esos sitios pero solo por un segundo, de paso, sin permanecer. Conforme estás pisándolo ya estás en otro lado. Pasas, por ejemplo, por un puente, y pestañeas y ya lo has dejado atrás. ¿Has estado entonces en ese lugar? Si han sido apenas unos segundos, si has pasado simplemente por encima subida en una máquina.

Al menos, es mi sensación cuando estoy en la carretera. Siento que estoy en todos sitios y a la vez en ninguno.
Y es comparable a como me siento últimamente...
Siento que no sintonizo con nadie lo suficiente como para conectar. Que estoy en otra onda y simplemente no logro ser capaz de crear o de seguir desarrollando cualquier tipo de vínculo.

Es como estar subida en el autobús todo el tiempo. Yo sola. Y todo lo de mi alrededor está abajo: yo solo estoy de paso, en bucle... subida en una máquina que, al menos por ahora, no sé parar. Tampoco sé si quiero bajarme. Tampoco sé si la máquina es la excusa. Se acabarían los pretextos una vez estuviera de nuevo abajo, ¿no?

Siento que estoy totalmente aislada de la realidad, y no es problema de nadie, ni siquiera ha cambiado nada fuera demasiado... el cambio ha sido interno. He sido yo.
Siento cómo algo muy profundo e indescriptible comienza a llenarme el cuerpo y a calarme los huesos y a envenenar mi mente de sentimientos que aún soy capaz de saber que son temporales.
Es impresionante cómo puede una persona cambiar cuando le ocurren cosas traumatizantes. Y yo lo he hecho a fuego lento, para afianzar cada cambio que se daba, para fortalecer cada modificación.
Con paciencia y como quien sabe que no puede luchar contra el terremoto porque ya lo tiene bajo los pies, cierro los ojos y me limito a dejar salir todo lo que tenga que hacerlo.
Y cuando llegue a la última parada, si cuando baje de este viaje hacia mi nueva yo soy otra persona, no pienso reprochármelo. Y no va a doler. Ya no.
11
2comentarios 95 lecturas relato karma: 119

Para Tloque Nahuaque

PARA TLOQUE NAHUAQUE

Se ha abierto mi silencio, pétalo de tiempo.
Flor de viento, flor de polvo.
Se ha abierto la eternidad por un instante.
Burbuja sólo, solo un momento.

Ha nacido esta flor
De pétalos del silencio
Esta flor ha nacido
Del silencio, de pétalos, del silencio.

Hoy a tí, entrego esta flor.
Hoy a tí, elevo este canto.

Y que no me amedrente
el que nada necesites
Y el que estés más allá del más allá
Y el que la nada y el todo iguales te sean.

Hoy a tí, elevo este canto
Hoy a tí, entrego esta flor.

Aunque carezcas de forma o la seas de todas
Aunque seas invisible o visible en todo
Aunque seas impalpable o palpable en la nada
Aunque seas más de todo lo que pueda saber...

A tí... ¡ Oh ! Innombrable solo
Por los mil nombres que nadie conoce
Por la eternidad que nada te es...
¡ Qué todo lo haces y en nada decreces !

Hoy a tí, elevo este canto.
Hoy a tí, entrego esta flor.

A tí... ¡ Oh, esta flor de silencio !
A tí, mi polvo, mi viento, mi tiempo...

Para Tloque Nahuaque
Dueño del cerca y el junto
Dueño del más lejos absoluto
De toda substancia del espacio infinito
Del movimiento constante y toda medida
Del antes de todo principio
Del después de todo final...

Hoy a tí, entrego mi silencio, mi tiempo
Esta flor de viento
Esta flor de polvo
Se ha abierto en la eternidad
¡ De un instante solo burbuja, burbuja solo !

Hoy a tí elevo este canto
Desde Ollican
Desde Tlalticpac
¡ Antes qué me vaya al Mictlán !
Hoy a tí entrego esta flor...

Recíbela si así lo deseas
Yo solo te pido que tú seas felíz
Aunque tu estés más allá de cualquier cosa
Y la felicidad crees o destruyas o nada te sea.

Estoy en el Omeyocan
Y en estas palabras...

A tí entrego mi flor, mi silencio,
En estas palabras que no necesitas
En este silencio que nada es.
¡ Sólo recibe esta flor, sí así lo deseas !

Autor : Joel Fortunato Reyes Pérez.
(Tanto del texto como de la imagen)

Lea más: www.latino-poemas.net/modules/publisher/article.php?storyid=16273 © Latino-Poemas
Referencia útil es...
dictionnaire.sensagent.leparisien.fr/Tloque Nahuaque/es-es/
leer más   
20
16comentarios 153 lecturas versolibre karma: 132

Eternidad

Ante ti me volví liviano,
sin temor me uní
a la holgura de tu blusa,
y le entregué
la maledicencia de los sables
al confín y sanación
de tus mañanas.

Por ti
dejé el dolor de mi equipaje
suspendido en un abedul,
en la orilla del río
y de los años
de nuestras camisas blancas

Desde entonces
se convirtió en un lago sereno
nuestro destino,
ruta abierta a territorios
de nubes sin complejos
y de puertas de luz insospechada ....
... y en aquel segundo inesperado
nació la eternidad.
leer más   
14
4comentarios 116 lecturas versolibre karma: 131

Lejos del desquiciado infierno...

Lejos, allá en el desquiciado infierno,
Albergo fantasías en extremos,
De dragones azules con yermos,
Liando con el suelo gris del Averno.

El humo del bosque en abandono,
Asusta y amilana el silencio en barzas,
Amenazo con bayonetas las garzas
Grises, rojas y blancas sin trono.

El mar dorado tuesta los anacardos,
Dispersos en la cumbre de los insomnios,
Mis manos aprietan los cintos gallardos. 

Los veleros cruzan la playa a destiempo,
Con cargamentos cubiertos de tesoros,
La gaviota perdió la brújula y el tiempo.


Soneto polimétrico
leer más   
18
10comentarios 107 lecturas versoclasico karma: 133
« anterior1234516