Verso clásico Verso libre Prosa poética Relato
Perfil Mis poemas Mis comentarios Mis favoritos
Cerrar sesión

Amistad

Para comprender cómo no mentirme,

tuve de enemigo a otro como antagónico,
o quizá,

seguía siendo el mismo.

Acaso importaba los bandos:
él, cada vez que me ve,
me saluda sin decir mi nombre;
yo, muchas veces,
cuando no lo veo
aprendo un poco de su nombre
en mi recuerdo.

En mi talón,
Aquiles ha muerto de tristeza.

Nadie supo de sus hazañas,
ni el féretro donde murió suavemente,
y cómo era en verdad;

hubo tanta pena en mí,
que dónde descansará mi esqueleto
le dejé 3 metros bajo tierra,


y más abajo, un poco de celebridad.


Y como decía versos atrás,
tengo un enemigo que sabe
quién soy,

y me saluda sin decir mi nombre,
pero a veces,
sí, a veces,
toca la puerta de mi casa
por las mañanas.
13
4comentarios 69 lecturas versolibre karma: 132
#1   Wow que bien poema Martín Renán.
votos: 2    karma: 60
#3   #1 Muchas gracias Cleme por siempre estar, un abrazo .

saludos
votos: 1    karma: 40
#2   Saludos y felicitaciones por su agradable e interesante obra. Buena realización en sus aspectos simbólicos, de profundidad reflexiva y estilo personal y original que permite comprender y disfrutar su arte. Paz y salud haya en su vida.
votos: 1    karma: 40
#4   #2 Gracias Joel por tu comentario.

saludos
votos: 0    karma: 20