Verso clásico Verso libre Prosa poética Relato
Perfil Mis poemas Mis comentarios Mis favoritos
Cerrar sesión

En tus zapatos

¿Qué te parece si cambiamos los papeles,
y eres tú la que me quiere
y yo el que te rechaza?

Pasaría lo siguiente:

Tú vendrías hacia mí,
por esa cuesta interminable,
coronada por la pregunta de siempre.

Vendrías hacia mí,
pensando cualquier cosa
que tuviera que ver conmigo,
con tal de hacerla realidad.

Vendrías hacia mí,
congelada, pero valiente y decidida,
dispuesta a encontrarme tras la puerta.

Y yo, canalla sin razón,
asesino desde que me conociste,
te atacaría con mis disculpas
y mi sinceridad más tajante,
resumidas en un "no".

Caerías como una noche de verano,
y la oscuridad acabaría con tu ciudad llena de luces,
que se apagan lentamente
al darse cuenta
de que tu esperanza
era igual de condicional que los verbos de esta historia.

Tu tristeza moriría con el tiempo,
pero la herida seguiría ahí,
como un trofeo de consuelo
que nunca quisiste,
y te lo recuerda constantemente,
para que no pierdas otra vez.

Pero yo, siendo el verdugo de tu alma,
viviría sin remordimientos,
y amaría a una persona tarde o temprano.

Y yo, acusado de homicidio involuntario,
seguiría mi camino lleno de conquistas,
al menos ante tus ojos.

Y yo, culpable de tu herida,
me acordaría de vez en cuando
de alguien que dio de comer a mi orgullo,
cuando nadie más lo hizo.

Y te daría las gracias.
3
sin comentarios 17 lecturas prosapoetica karma: 22