Verso clásico Verso libre Prosa poética Relato
Perfil Mis poemas Mis comentarios Mis favoritos
Cerrar sesión

Flores

Gracias a ti,
aprendí a amar las flores.
Con cada una de sus espinas,
con su tallo desaliñado.
Con sus pétalos marchitos,
con sus hojas secas.

Aprendí a amar las flores muertas,
esas que hoy te regalo,
por más que me haga daño,
en representación de lo que hemos realizado.
Matamos cada esperanza,
cada pétalo vivo,
cada hoja llena de agua.

Hoy, quisiera que me regalaras flores.
¿No te gustaban también?
Recuerdo que solías decirme,
que las amabas con desdén.

Vida mía, regálame flores muertas,
para intentar acabar con mi tristeza.
Porque por culpa de ella,
soy esta extraña impureza.

Los tulipanes eran tus favoritos,
a veces recuerdo el jaspeado con anhelo.
“Tus ojos son preciosos” es mi mejor recuerdo.
Esta flor está agonizando,
y muere cada día más con tu silencio.
Ese que yo misma he creado,
para acabar con todo tu sufrimiento.

—aleluya roto. (@freedomofsuffer)

etiquetas: amor, desamor, flores, tristeza, versos, romántico, romance
14
4comentarios 87 lecturas versolibre karma: 86
registro de eventos del poema
no hay registros
registro de cálculos de karma