Verso clásico Verso libre Prosa poética Relato
Perfil Mis poemas Mis comentarios Mis favoritos
Cerrar sesión

Siempre deja una luz encendida

Mamaaaá! el grito aterrador de su hija llegó hasta la habitación de Eva
despertando de golpe y con el corazón latiendo tan fuerte que pareciera se le salía del pecho
el miedo se apoderó de ella, gritó desde la misma cama mientras apresurada se levantaba
poniéndose sus pantuflas y bata
_ ¿Que tienes hija? ¡ya voy! ¿Que pasa?
gritaba mientras se encaminaba a toda prisa a la habitación de Marie quién la compartía
con su hermana más pequeña, Fanny de tres años cinco años más pequeña que ella.

Al llegar encendió la luz y enseguida, abrazó a su hija preguntando al mismo tiempo
que había sucedido porque había gritado de tal manera.
La niña le señalaba hacia la pared de enfrente donde había colgados unos cuadros
y la luz débil apenas si iluminaba una parte
con fotografías de ellas y el de su abuela Mine.

- ¡Allí mami! ¡allí! allí se metió!
- Que se metió hija?
- La sombra que quería ahogarme
- De que sombra de que me hablas?
- Mamá, estaba dormida, de pronto me desperté sentí que algo me miraba
desperté y el techo se empezó a abrir y esa sombra salió de allí, bajó y quería ahogarme,
cuando te grité se fue hacia la pared y se metió atrás de la foto de mi abuela.

Eva escuchó asustada, pero aparentando una tranquilidad inexistente
ella siempre había sido miedosa, desde niña sentía temor a la oscuridad,
a esas historias de terror que contaba la gente.

Recordó que siempre su madre le decía que nunca debía dormir a oscuras totalmente
que las sombras de la noche aprovechan la oscuridad para hacer de las suyas y curiosamente
ese espectro fantasmal se había metido justo en la parte de atrás de la foto de su madre
donde la luz del pasillo no daba.

Marie continuaba diciendo
- Es la primera vez que algo así me quiere hacer daño
nadie lo hace.
¿Nadie lo hace? en su mente se preguntaba que estaba pasando, desde cuando estaba sucediendo
y ella no se enteraba, Marie continuaba diciendo; ayer que retirabas la ropa seca del tendero,
atrás de las sábanas estaba un muchacho; ¿no lo viste mami?

Eva tratando de ser fuerte y con una tranquilidad fingida le contesta.

- No hija, y dime ¿tiene mucho que los ves?
- Mami, uno se esconde atrás de la cortina, lo he visto
pero esta mojado escurre agua por su cara y cuerpo,.
.¿Es joven? ¿no le has preguntado que quiere? ¿porque te busca?

- Si es un muchacho quiere que haga una oración por él.

Recordó que hacía unos días las lluvias abundantes de la región desbordó dos ríos
e inundó poblados y hubo desaparecidos que la corriente se llevó,
ese muchacho que su hija veía podría ser el fantasma de alguno de ellos.
No, no que tontería, que cosas tan inverosímil estaba pensando.
Salió de sus pensamientos y le siguió preguntando

-¿Y la hiciste?
- Si mami ¿tu no los ves?
- No hija yo no.

Señalando Marie con su dedo el tocador que se encontraba justo frente a su cama
mientras le decía a su mamá; ayer por la noche antes de dormir por la orilla del tocador
pasaron como flotando muchos angelitos y al llegar al final de la orilla se elevaban desaparecían
el último angelito era Danny iba muy sonriente y me decía con su mano adiós y desapareció igual que los otros.
- ¿Danny?
- si el sobrino de tu amiga Ethel, no recuerdas ayer que estaban en el jardín te estaba platicando
que se murió Danny ; luego yo le pregunté ¿lo vistieron con un saco azul y su pantalón claro?
y la señora Ethel me preguntó que como sabía?
Tú continuaste platicando con ella y me fui a jugar, pero sabes mamá yo lo sabía porque lo ví vestido
con esa ropa cuando se despidió junto con los demás angelitos.
Eva la abrazó
- ¡Calla hija calla! en eso se percató que en la cama de a lado estaba durmiendo la pequeña Fanny
dime Mía ¿ Fanny ha visto o se da cuenta de lo que ves?
- No mami, ella duerme
- vamos hija descansa
¿quieres dormir en mi cama? no tienes miedo?
ella seguía temblando por dentro.
- No mami no me dan miedo, solo ese el que se escondió detrás del cuadro de mi abuela.

Al día siguiente cuando ya las niñas se encontraban en su colegio, Eva recordó que años atrás
le habían regalado un libro de metafísica donde en alguna parte había leído como ahuyentar almas,
espíritus, fantasmas o cosas así.

Fue a buscar el libro y al abrirlo no tardo en encontrar lo que buscaba, no supo como dominó el miedo
y dirigió al cuarto de las niñas y de pronto se escuchó así misma con voz imperativa, enojada y en voz alta leer al mismo tiempo
que caminaba por ella ...
¡Fuera, fuera de esta casa!
¡Fuera de aquí !
¡Como osan perturbar la paz de una pequeña!
¡Fuera en nombre del todo poderoso!
¡dejen en paz a mi hija!
¡Fuera ! Fuera!
y siguió leyendo con firmeza, y caminando por la habitación hasta que terminó la lectura.

Dos días después tomaba café con su madre mientras le platicaba lo sucedido.
- Y allí lo leí mamá en el libro que me regaló hace más de 15 años la tía lo hice y lo dije tal y como dice allí
deja te traigo el libro.
Ya de regreso empezó a buscar la lectura, y no la encontró buscó hoja por hoja y nunca aparecieron esas páginas
que leyó en voz alta en la recámara de las niñas

Aún después de varios años vuelve a tomar el libro para seguir buscando línea por línea
y nunca jamás han vuelto a encontrarlas, nunca más.
Mía no volvió a ver a ese espectro,
ni ningún ser de esos volvió a asustar a la niña.
Mía siguió viendo gente que ya no estaba en este plano a veces no puede distinguir
si estaban vivos o muertos pues parecieran como cualquier gente.
Eva sigue sintiendo miedo, que se esfuma cuando los que ama requieren ayuda
y tratando de encontrar una explicación a una lectura que no existía.

Nunca duermen a oscuras siempre dejan alguna luz tenue encendida.

MMM
Malu Mora

Imagen tomada de internet

etiquetas: relato, fantasmas, espíritus, miedo, noche
15
16comentarios 109 lecturas relato karma: 109
#1   Que relato tan interesante y tan bien escrito! !!
Felicidades!!
votos: 1    karma: 40
#7   #1 Gracias Marta preciosa! aquí si que le animan a una. :hug: :-*
votos: 0    karma: 20
#2   Bien logrado relato Malulita.
votos: 1    karma: 39
#8   #2 Cleme, lo intentamos, gracias amiga!{hug} :hug: :-*
votos: 1    karma: 39
#3   bellisímo
votos: 1    karma: 40
#9   #3 Gracias chiquilla intentaré no más de miedo . :hug: :-*
votos: 0    karma: 20
#4   Me encantó, Malulita. Ingenioso y bien elaborado, vi que era largo y me tomé el tiempo para leerlo atentamente, pero valió la pena. Enhorabuena!
votos: 1    karma: 40
#10   #4 Gracias Victor lo bueno que Lety se duerme primero jejeje hay que dejar una luz tenue , nunca a oscuras total :-> :hug: para ambos. ya escribiré otra no se me da pero lo intentaremos.
votos: 1    karma: 40
 *   Malulita_ Malulita_
#5   Excelente
votos: 1    karma: 38
#11   #5 Bienvenido de ti amigo poeta! tu escribes increíble,, hay un concurso que ví por allí creo en twitter y en otra parte otro y pensé en tu novela esa del trío deberías concursar.
votos: 1    karma: 38
#6   Hermosooooooo relato
votos: 1    karma: 40
#12   #6 Gracias Miriam me halaga tu comentario , Mucho gusto no tenía el gusto de conocerte, he tenido que ir a ver tu perfil y he conocido más de ti poetisa y maestra , y muchas gracias !!{hug} :-* Bienvenida!
votos: 0    karma: 20
#13   Excelente relato Malulita, me ha encantado!!
votos: 1    karma: 37
#14   #13 Gracias Mary! Abrazos!!
votos: 0    karma: 17
#15   Malulita Hola como estás, espero muy bien y cuando nos deleitaras con tus poemas. Un abrazo.
votos: 1    karma: 36
#16   #15 Espero pronto Cleme ando tras una historia y tiempo me hace falta, abrazos amiga!
votos: 1    karma: 36