Verso clásico Verso libre Prosa poética Relato
Perfil Mis poemas Mis comentarios Mis favoritos
Cerrar sesión

A la espera

Cuando la noche se oculta
en su ramo de colores
y hacia un mundo nuevo
debo mis ojos volver
yo sólo veo una estrella
que se oculta entre las flores
y con mi ímpetu de hombre
la trato te coger

pero todo siempre es en vano
a otro ella esperaba
pero no no importa nada
cuando llevas en lo mismo
incontables años.
leer más   
9
1comentarios 89 lecturas versoclasico karma: 83

Tu compañía

Tu cuerpo
es la mar que canta con trémulas aguas,
la mar que vibra serena
como es tu alma.

Tus ojos
son una confusión eterna,
una mezcla de sentimientos;
estrellas que queman.

Tus cabellos
son finas gotas de lluvia negra
que bailan en el aire
y por sí mismos piensan.

Eres la mar que canta.
Llevas en ti misterio y vida.
No existe palabra que valga
para comparar lo que puede ser
tu compañía.
leer más   
11
4comentarios 54 lecturas versoclasico karma: 77

Viajera

Viajera de mis sueños
por qué no vienes hoy entre la eterna sombra
para alumbrar mi soledad con tu lámpara de amor
de esperanza y de ojos no sé de qué color

ven
con tus manos suaves y dulces como un pie de limón
ven
con tu inconsciencia de uva morada
ven a mi lado y no te vayas
como las otras noches que te has ido

puedes ser siempre la viajera
pero déjame ser quien rema tu bote
déjame estar a tu lado todas las noches
cuando en los sueños te presentas

déjame ir contigo

esta carta te la escribo
porque cuando vienes no puedo hablarte como quisiera
por favor llévame contigo

viajera entre las sombras
de los hombres dormidos.
leer más   
5
sin comentarios 36 lecturas versolibre karma: 60

Donde estés, yo espero...

Donde estés, amor mío, yo espero...
Yo espero que estés bien donde estés,
porque si no lo estuvieses, yo creo
que, tampoco lo estaría yo también.

Y me frustra no tenerte, y me frustra
no saber dónde ni cómo estás.
Porque sin ti cada paso me asusta.
Porque quisiera saber por donde vas.

Donde estés, amor mío, yo espero...
Yo espero que donde estés te encuentres bien.
Gritaría de alegría si supiera
que tú quieres que yo también.
leer más   
3
2comentarios 42 lecturas versoclasico karma: 35

Carta a la que está por ahí

En la noche te pienso sin tregua alguna,
en el día te espero con mi tibia confianza,
en las tardes te escribo cuando ya se hace nula,
de estar contigo, mi esperanza.

Te busco en el final de la última estatua,
que se borra cuando pasa la tarde, y engalana la sombra,
porque sé que estás ahí en alguna parte,
sintiendo una pequeña parte de mi zozobra.

Navegué en tu corazón, navegué en tus besos, amor mío.
Y fui yo quien te obligó a tirarte por la borda.
Cada vez mi esperanza se vuelve más corta.
Cada vez crece más este implacable frío.
leer más   
6
3comentarios 53 lecturas versoclasico karma: 58

Tus palabras

En qué lugar del mundo andan
haciendo brillar infinidad de ojos
haciendo querer y llorar infinitud de almas
en qué lugar del mundo
en qué lugar del mundo manando vida van
tus palabras
leer más   
17
3comentarios 83 lecturas versoclasico karma: 93

Un camino

Ven hacia mí
que yo te he pintado un sendero
no de azabache con líneas blancas
sino de dolores y grandes sueños

pero lo he pintado para ti
del color que creemos bueno
el que se ocultaba en nuestros labios
y resplandeció en nuestro beso

ven hacia mí que por ti
he aprendido a ocultar el semillero
de la tristeza que me carcome
de mi dolor tan traicionero

ven hacia mí que estoy muriendo
ya no soy aquel guerrero
que un día estabas conociendo

ven hacia mí que sin ti cada día más me muero.
leer más   
9
7comentarios 73 lecturas versoclasico karma: 92

Mientras los días ríen, mis ojos lloran

Mientras los días ríen, mis ojos lloran.
Hay rejas en la ventana, hoy nada es seguro.
Miro las nubes y sus figuras extrañas,
encerrado tras las tristezas del muro.
Hay conversaciones de familias en redor mío,
aun en mi casa hay un amor puro,
que florece en palabras y trepa las paredes
sin penetrar en mis ojos obscuros.
Los días ríen mientras mis ojos lloran,
estoy cansado de la tristeza y sus yugos.
Camino en el silencio del día,
no busco destino al caminar, yo sólo deambulo,
quizás espero, vanamente, y sin pensarlo,
la alegría de esos ojos tuyos.
Todo puede pasar, todo puede cambiar,
y adormece las risas, nuevamente, aquel velo nocturno,
cargado de pesadillas, vigilias y recuerdos,
tristezas que como enredaderas trepan los muros.
leer más   
3
sin comentarios 35 lecturas versoclasico karma: 22

¿Qué será de mí?

Recuerdo de árboles, de parques,
de tardes en que perdimos la noción del tiempo
en ese mar de besos, en ese extraño mundo
que te veneraba a tus pies por tu infatigable belleza.

Por tus ojos el día se inclina. El crepúsculo
nace nada más que para ti,
para dar coba a tu hermosura
como yo lo he tratado de hacer con mis palabras
que nunca se fatigan si de ti se trata.

El mundo despierta cuando tú despiertas.
Amada mía, cuando mueras, ¿qué será del universo?
Cuando tus ojos no alumbren con su luz este mundo,
amada mía, ¿qué será de mis versos?
leer más   
7
4comentarios 66 lecturas versolibre karma: 73