Verso clásico Verso libre Prosa poética Relato
Perfil Mis poemas Mis comentarios Mis favoritos
Cerrar sesión

Pensamientos Crepusculares

Me gusta quedarme inmóvil, sin pestañear ni rebobinar una lágrima mientras observo un atardecer. Es como si una parte de mí, muriese en las ondas crepusculares que emite el horizonte y, volviese a vivir en la penumbra reluciente que existe entre la miseria de los transeúntes y la mía.
Y es que en los ocasos muere el alba, agonizan mis ganas de seguir en este camino tan áspero y lleno de altibajos.
Escucho a los árboles abrazándose entre sí, escucho a los búhos despertando del sueño profundo, escucho el quejido de mi alma y aún así, sonrío postrada en mi ventana.
Escucho mi prosa pavonearse en mi mente, escucho mi silencio gritar y lo veo confabularse con la tranquilidad que me acompaña siempre.

Mi tarde se pinto de noche y mis pensamientos persisten.
9
2comentarios 72 lecturas prosapoetica karma: 107

Cruce de Miradas

Un cruce de miradas
Ahogándose en el mar
Del deseo.


Quiero calmar esta sed,
Pero en mi camino
solo hay agua salada,
El viento sopla en contra
Y aún puedo sentir
Tus ojos perdiéndose
Entre los míos.

Todo es una confusión
Una desolación
Una tormenta fugaz,
Que se alimenta
De mis anhelos.

Te miro, sonrío
Se han ido mis estribos
Hacia tus pies
Me miras, sonríes
Se ha ido tu norte
Buscando el confín
Vertido en mí.
9
2comentarios 60 lecturas versolibre karma: 88

Desasosiego y sin ella

Tal vez mi desasosiego esté bailando en la orilla del río
allí, donde es torpe y fugaz,
allí, en la desembocadura de mis miserias.
Él sigue bailando
al lado del cuerpo desnudo y lleno de cicatrices.

Tal vez ella descubrió la verdad
ella, mi amante empedernida
se fue y de su rostro solo hay recuerdos inexactos
de su voz, solo queda el viento
que reposa en mis oídos.

No consigo mirarme al espejo
soy incapaz de abrasar el tiempo,
mis miedos están petrificados en mi espalda
y hay una sonrisa en el balcón
invitándome a la locura.

Ya pasará la tormenta,
Ya no habrá miedo en mi ventana
tal vez ella regrese
ella, mi amante empedernida…
4
sin comentarios 56 lecturas versolibre karma: 53

Micropoema

La inmensidad de los pensamientos
alcoholiza a los quejumbrosos,
bañándolos suavemente
en un trago amargo.
11
2comentarios 88 lecturas versolibre karma: 89

Ultraviolencia

Mi mecanismo de defensa pierde su órbita
se auto-anula, se escabulla entre los estímulos
señalados por la grieta de su boca.
Exceso de saliva, adormece mis papilas gustativas
pupilas dilatadas, manos sudorosas
el rechinar de sus dientes
ahoga poco a poco mi tranquilidad.
–No existe la calma en una mente reluciente
Añade él con cautela.
–Hay vértigo en tus caderas y tus piernas
se desvanecen en mis ojos…
El rostro yacente no miente
no juzga, no interroga
y mi voz se quiebra
al intentar lanzar una súplica.
He sido victima,
soy victimaria de mis deseos
culposos deseos que andan vagando
en el preámbulo de mi cabeza.
4
2comentarios 36 lecturas versolibre karma: 76

Desde mi desdén

Escribo desde mi desdén;
vacío inexplicable acumulándose
en mi supervivencia

Escribo agotada
escribo sin reservas,
sin justificar las horas
ni vivir sin cuestas.

La tinta se ha llevado
mi arrepentimiento,
no hay rastros benevolentes
en esta suplica
y, la ventura de escribir
me hace esclava
de mis sentimientos.
14
9comentarios 80 lecturas versolibre karma: 99

Vuelvo a escribir

Solo soy un alma en pena
Navegando entre la miseria,
No quiero tu compasión
Ni mucho menos tu amor.
He pensado en morir
Huir del desasosiego que es vivir
Pero me detengo
Y vuelvo a escribir.
16
10comentarios 108 lecturas versolibre karma: 91

Respiro

Respiro, mis pulmones se llenan de aire…(suspiro)
A veces pierdo la noción del tiempo
entre cada bocanada;
suspiros van
suspiros vienen…
Mi intención no es otra más que recitar
banalidades entumecidas
en mi boca.
El silencio incómodo se desvanece
al escuchar la lluvia retumbar
en las calles,
y en mi cabeza suenan
las canciones del ayer,
canciones que las hice mías
mientras la vida me follaba
por el culo.
(Suspiro)

Respiro, sigo sobre la marcha…
Siento los pies cansados,
el alma blanda
y las esperanzas rotas.
Mis pasos se han perdido
buscando los tuyos,
la sombra de tu rostro
sigue impregnada en mi camino…(Suspiro)
Cierro los ojos y respiro.
5
4comentarios 80 lecturas versolibre karma: 81

La petite mort

Diminuto estampido
se ha colado entre mi espalda
y tu torso.
Mis ojos huyen de la realidad,
cerrándose/ entreabriéndose
adentrándose en tu mirada…

El tiempo esfumándose
por la ventana
y mi sudor escurriéndose
sobre las sábanas.

Un temblor recorriendo las piernas
un suspiro, mi jadeo arrullando
el deseo de tu boca,
Unas pulsaciones fragmentándome
en dos…

Siendo placer, perdiendo la razón
olvidando el ayer
renaciendo en un pedazo de carne…

C’est la petite mort !
viviendo entre mis piernas
comiéndome las entrañas
acariciándome las desgracias
siendo la artífice de mi final.

9 Poema de la serie: Diablo de los Poemas.
1
sin comentarios 45 lecturas versolibre karma: 14

He perdido la cabeza

Tengo la certeza que he perdido la cabeza,
mi cuello quedó solitario
y sin ninguna sombra que soportar.

He perdido la cabeza,
mis hombros bailan solos
no hay tempos que acompañen su agonía.

Mi cabeza no está
se ha ido,
ha transmutado en un vacío inexistente
y mi cuerpo es libre por fin.
16
6comentarios 93 lecturas versolibre karma: 98

Ojalá

Ojalá las mañanas no brillarán más,
y el sol naciente muriera al despertar

Ojalá el tiempo rozara mi nariz,
mis ojos no ocultaran lo que siento

Ojalá mi noche extrañara tu aroma,
mis besos fuesen de luna
y el olvido… respirara sin miedo.

Tristeza, bella tristeza,
he soñado con tu rostro,
has estado en la cúspide
de mis días,
mis últimos alientos
son tuyos.


Ojalá mis versos trascendieran
y, me leyeras hasta agotar mi existencia.
11
3comentarios 139 lecturas versolibre karma: 83

Oscuridad, mi realidad

No me asusta mi sombra
ni la soledad que hay detrás de ella,
no le temo a mi angustia
ni al aire que me ha de faltar,
mas la mentira de vez en cuando
se disfraza de verdad.
El dolor es un pasajero
que viaja de vagón en vagón
hacia tierras adormecidas,
en el fondo de mi alma.
Él no tiene compasión,
él no sabe de perdón…
Es mi fiel compañero,
me oye en la oscuridad
y me muestra la realidad.


8 poema de la serie: Diablo de los Poemas
10
5comentarios 119 lecturas versolibre karma: 107

Y no miento

Y no miento
al desear tu boca carmín
mientras sonríes
bañado en lujuria.

Deseo aferrarme
a tu mandíbula
y perder el rumbo
besándote en silencio.

Y no miento,
pues mis ojos no saben callar
cuando siento el fuego
en mis venas.

Deseo ser la tempestad
que moja tus rincones,
la brisa etérea
que adormece tus ganas.

Y no miento,
al escribir esto.
He aquí, mi poesía
siendo la base
de todas mis fantasías.
10
6comentarios 123 lecturas versolibre karma: 93

Viernes de blues

Le escribo al viento que recita tu nombre,
al suelo que ha recogido los recuerdos
de mi camino.
Sueño contigo, mi cama hiede a olvido

Viernes de blues, tabaco y whisky
me he olvidado de mí,
es mi poesía
el salvavidas que trata de encontrarme,
entre los besos te que di
y los versos que recité
cuando la música dejó de sonar.

El cielo estrellado repliega mi ineptitud
de no saber nada,
de saberlo todo y callar.
Una vez más, mi entrañable amiga, Soledad
está arrodillada ante mí
quiere chuparme la pija,
y yo estoy a un tiro
de acabar con el suplicio de estar vivo.
11
1comentarios 112 lecturas versolibre karma: 84

Poema Pink III

¿A dónde han ido los sentimientos
atragantados entre mi pecho y mi espalda?
De mi cuerpo se han esfumado,
siento el vacío en mi interior
y de mi boca se escapan
sonrisas falsas.

No soy hipócrita y tampoco quiero ocultar
mi verdadero rostro,
pero se ha apagado mi sentir.
Un océano se ha tragado
mi alma,
ha devorado las ilusiones
que habitaban en mí
y mi niego a bañar otros ríos,
me niego a ver las constelaciones
desde otra luna.
Sé que estoy aquí escribiendo esto…
pero, ¿A dónde voy cuando la pluma
me deja a mi suerte?
No consigo recordarme si no es escribiendo,
tal vez, hallarme se ha convertido
en todo un desafío.
7
1comentarios 81 lecturas versolibre karma: 79

Me dejo caer

Me dejo caer;
sé que voy a morir
esta noche
pero mi mente parlotea
y no me deja
matar mi promesa.
La noche cabalga
en mi espalda
y jadea como una
ramera en celo,
me relata sus amenazas
en mi contra,
se burla de mi fe.
Tiene la rienda suelta
y la oscuridad está a su favor.
Otras veces habría dicho
que no tengo miedo
pero hoy sí.

Pude haber muerto,
haber enterrado
lo que no me gusta de mí.
Sin embargo,
me levanté y no hubo peros,
la mañana está a mis pies
y no me vencí.

Cuarto poema de la serie: El diablo de los poemas.
7
6comentarios 89 lecturas versolibre karma: 91

Rojo

El abismo rojo
está aquí,
se ha rebelado ante el Olimpo.
Luz reluciente,
estrella inalcanzable
ha resurgido del vacío

Mente sublevada
buscando la verdad entre los desdichados,

hay tanta sed en su camino
y poca agua en el libre albedrío.

Horizonte rojo
va naufragando hacia lo desconocido,
aunque en su cuello
ronda la muerte
su sonrisa es interestelar
y su alma es el placer de Dios.



7 poema de la serie: Diablo de los Poemas
10
5comentarios 78 lecturas versolibre karma: 79

La noche bohemia

Busqué consuelo en una copa de vino,
En una manta de lana,
En los tangos de Gardel
Y en el brillo de la luna

Mi poesía está hecha triza
Desazonada,
No tiene alma ni una espalda que esculpir,
Es una colmena de aforismos
Deslizándose, hasta el fondo
De mis entrañas.

Busqué consuelo en la noche bohemia
En los vientos vagos
Que se colaron en mis orejas,

El sueño se ha ido
Y mis ojos están llenos de violencia…
Solo encuentran consuelo
En este poema.
13
3comentarios 119 lecturas versolibre karma: 86

Pretendo

Pretendo ser optimista
aun,
teniendo la soga
en el cuello.
No quiero agonizar
mientras (me) recitas
palabras lastimeras;
Per se
todas están muertas.

Pretendo seguir respirando,
así un alud de arena
me sepulte.
Sin más, la mente
consigue demoler
muros invisibles,
cadenas inestables
obstáculos fantasiosos…

La razón es injusta a veces,
ni todo lo que se ve
es real,
ni todo lo que se imagina
es verdad.
Solo pretendo ser
consecuente
ante la quimera
de tus intentos.
11
2comentarios 100 lecturas versolibre karma: 89

El gato y yo

En un sonoro grito
el gato osciló,
pobre de él
pobre de mí
no sabremos jamás
la razón del amor.

Ahí estaba el gato
mirándose al espejo,
ahí estaba yo
perdiéndome en el silencio,
pobre de él
pobre de mí
la pesadumbre arruinó
el momento.

Cesó la lluvia afuera,
y sigue inundado
dentro de mí.
Algún día veré:
el río correr,
las cuencas de mis ojos
justas
y a mis pies, la primavera.
16
3comentarios 87 lecturas versolibre karma: 87